Estructura del Estado y Forma de Gobierno. Un Reordenamiento para Acomodar las Instituciones Político-Administrativas a las Necesidades Sociales

Doctrina Política Reflexiva


Elaboración, 2018
916 Páginas, Calificación: 10

Leer texto completo

2
CONTENIDO...PÁGINA
EXORDIO ­CRÍTICA AL SISTEMA...7
1)- RENACER SOCIAL...22
LAICISMO...28
LÓGICA DE LA ESTRUCTURA DEL ESTADO...32
2)-ESTRUCTURA DEL ESTADO...35
3)-PRINCIPIOS DOCTRINALES...53
EL ÁRBOL DEL PODER NATURAL...61
CICLO IRREFLEXIVO...
...
.69
4)-ANACRONISMO HISTÓRICO...72
5)-FAMILIA...80
DOTE ESTATAL...83
MATRIMONIO...84
ABORTO...87
6)-EDUCACIÓN Y CULTURA...88
EXÁMENES...110
7)-LIBERTAD DE EXPRESIÓN...121
LOS MEDIOS COMO ÓRGANO DE CONTROL...138
MOTIVACIÓN SOCIAL...142
VENTAJAS SOCIALES Y ÉTICO-EDUCATIVAS...145
8)-RENOVACIÓN SINDICAL...150
9)-CONTRATACIÓN PÚBLICA...159
CORRUPCIÓN...160
10)-ILUSIÓN DEMOCRÁTICA...169
DESVENTAJAS DE LA "DEMOCRACIA" POR REPRESENTACIÓN...176
11)-AUTOCRATISMO...179
RECURRENCIA-ENDÉMICA...196
PAZ...198
12)-GOBIERNO Y RÉGIMEN...214
EL ESTADO...222
13)-PARTIDOS POLÍTICOS...228
PARTIDOS CÁRTEL. VENTAJAS SOCIALES...252
14)-PONDERACIÓN ECONÓMICA Y NEOLIBERALISMO...257
INFLACIÓN...269
MERCANTILISMO...274
CONSECUENCIAS DE LA GLOBALIZACIÓN...280
15)-COMERCIO INTERNACIONAL...285
CÁMARAS DE COMERCIO...,290
16)- MERCADO BURSÁTIL...295
EL CAOS BURSÁTIL...305
17)-RENOVACIÓN FINANCIERA...312
REGULACIÓN UNIFICADA... 320
18)-DIRECCIÓN MONETARIA...325
BANCO CENTRAL...332
RENDIMIENTOS FINANCIEROS...340
OPCIONES PARA EL COBRO DE INTERÉS...341
PARIDAD CAMBIARIA (EXCHANGE PARITY)...343
CONVENIENCIAS DE LA PARIDAD CAMBIARIA...345
VENTAJAS COMPARATIVAS...352
EN DÓNDE ESTÁ EL DINERO QUE GENERA LA ECONOMÍA MUNDIAL...354
19)-MONEDA ÚNICA LATINOAMERICANA...359
20)-DEUDA PÚBLICA Y DÉFICIT...363
INTERESES A LA DEUDA...365
CONDONACIÓN DE LA DEUDA EXTERNA...376
21)-REFORMA TRIBUTARIA...378

3
LEYES TRIBUTARIAS...383
PARAFISCALES...385
FUNDACIONES...387
PARAÍSOS FISCALES...391
FONDOS Y FEDERACIONES...393
PREDIALES...397
CÓMO SE FINANCIA LA ORGANIZACIÓN ESTATAL...400
22)-EMPRESAS PÚBLICAS...405
ENERGÍA NUCLEAR...416
23)-INFRAESTRUCTURA LATINOAMERICANA...421
DESARROLLO INDUSTRIAL Y TECNOLÓGICO...429
VIVIENDA Y REFORMA URBANA...431
24)-LA CONSTITUCIÓN...437
LOS TRES (3) PODERES...448
PLURALISMO MODERNO...454
25)-NUEVAS RAMAS PÚBLICO ADMINISTRATIVAS...456
26)-SISTEMA ELECTORAL...470
VENTAJAS SOCIALES...476
CRITERIO ELECTORAL...482
OPCIONES CONCEPTUALES...484
MAYORÍA DE EDAD Y SUPUESTAS VENTAJAS...487
SISTEMA DE SORTEO...489
REELECCIONES...493
EL VOTO...497
27)-ORGANIZACIÓN DE LA ESTRUCTURA DEL ESTADO...501
A)--JUNTAS DE ACCIÓN COMUNAL-JAC...505
DIGNATARIOS DE LAS JUNTAS DE ACCIÓN COMUNAL...507
B)--JUNTAS ADMINISTRADORAS LOCALES: EDILES...509
FUNCIONES:...514
C)--ASAMBLEAS DEPARTAMENTALES- DIPUTADOS...514
LEYES DE ORIGEN DEPARTAMENTAL...516
D)--CÁMARA DE REPRESENTANTES -CONGRESO-... .......520
E) --GOBERNADORES... ..........532
F) --DEPARTAMENTOS... ........534
G)--
ÓRGANOS DE CONTROL COMO MINISTERIO PÚBLICO,
Y LAS RAMAS PÚBLICO ADMINISTRATIVAS
. ...542
H)--EL ADMINISTRADOR MUNICIPAL. VENTAJAS ADMINISTRATIVAS...542
I)--LOS ADMINISTRADORES LOCALES...554
J)--SECRETARIOS ADMINISTRADORES LOCALES...555
OTRAS ENTIDADES COADYUVANTES:
a.- EL INSPECTOR DE POLICÍA,...556
b.- EL CONSEJO DE JUSTICIA MUNICIPAL...557
K)--MINISTERIOS...557
L) ­MINISTROS DEPARTAMENTALES...569
CÓMO SE ELIGEN LOS MINISTROS...571
28)-DEPARTAMENTOS ADMINISTRATIVOS...576
ENTIDADES DESCENTRALIZADAS...579
REESTRUCTURACIONES ADMINISTRATIVAS...582
UNIDADES ADMINISTRATIVAS ESPECIALES...584
29)-ÓRGANOS DE CONTROL PÚBLICO-ADMINISTRATIVOS...585
FUNCIONES BÁSICAS DE LOS ÓRGANOS DE CONTROL...589
VACÍOS DE REPRESENTACIÓN...593
QUIÉN CONTROLA LOS ÓRGANOS DE CONTROL... ..594
CÓMO SE ELIGEN...595
PROCURADURÍA GENERAL DE LA NACIÓN...598

4
DEFENSORÍA DEL PUEBLO...600
PERSONERÍA DEPARTAMENTAL Y MUNICIPAL...600
ÓRGANOS DE CONTROL...602
ÓRGANO DE CONTROL PÚBLICO-ADMINISTRATIVO...605
ÓRGANO DE CONTROL ÉTICO Y MORAL...606
ÓRGANO DE CONTROL COGNITIVO...614
ÓRGANO DE CONTROL ÉTICO-CIENTÍFICO-TECNOLÓGICO...617
ÓRGANO DE CONTROL ARQUITECTÓNICO, SEGURIDAD HABITACIONAL,
Y MEDIO AMBIENTAL...617
ÓRGANO DE CONTROL SINDICAL Y DESARROLLO SOCIAL... .......620
ÓRGANO DE CONTROL JURISPRUDENCIAL...627
ÓRGANO DE CONTROL FISCAL: DIAN...631
ÓRGANO DE CONTROL AÉREO Y DEL ESPACIO EXTERIOR...632
ÓRGANO DE CONTROL ELECTORAL...633
ÓRGANO DE CONTROL AGRARIO...633
ÓRGANO DE CONTROL DEL MEDIO AMBIENTE Y SANITARIO...633
ÓRGANO DE CONTROL PENITENCIARIO...635
SUPERINTENDENCIAS...635
SUPERINTENDENCIA DE LA ECONOMÍA SOLIDARIA, INDUSTRIA Y COMERCIO... 636
SÚPER-INTENDENCIA BANCARIA Y FINANCIERA...636
SÚPER-INTENDENCIA DE NOTARIADO Y REGISTRO...637
SÚPER-INTENDENCIA DE PUERTOS Y TRANSPORTE... ...........637
SÚPER-INTENDENCIA NACIONAL DE SALUD...637
SÚPER-INTENDENCIA DE SERVICIOS PÚBLICOS DOMICILIARIOS...637
SUPERINTENDENCIA DE SOCIEDADES... ...........................................638
SUPERINTENDENCIA DE SUBSIDIO FAMILIAR...638
SUPERINTENDENCIA DE VIGILANCIA Y SEGURIDAD PRIVADA...638
CONTRALORÍA GENERAL DE LA NACIÓN...638
AUDITOR GENERAL DE LA NACIÓN...640
CONTADOR GENERAL DE LA NACIÓN...640
VEEDOR GENERAL DE LA NACIÓN... .......641
FISCALÍA GENERAL DE LA NACIÓN...641
ÓRGANO DE CONTROL DE LA JURISDICCIÓN ESPECIAL
INTERNACIONAL AMERICANA O LATINOAMERICANA...646
30)-LEYES Y JUSTICIA...647
JURISDICCIONES ESPECIALES...665
DELITO POLÍTICO...667
POSTULADOS CONCEPTUALES...670
31)-CORTES Y TRIBUNALES EN LA ESTRUCTURA DEL ESTADO...672
JURISDICCIÓN CONSTITUCIONAL: RAMA JUDICIAL ...675
CORTE CONSTITUCIONAL
JURISDICCIÓN ORDINARIA...676
CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA CIVIL Y FAMILIA
CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA PENAL
CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA COMERCIAL
CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA LABORAL
CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA AGRARIA
CONSEJO O CORTE MINISTERIAL LATINOAMERICANA
JURISDICCIÓN CONTENCIOSO ADMINISTRATIVA...678
CONSEJO DE ESTADO
JURISDICCIÓN MILITAR...678
LA CORTE PENAL MILITAR Y DE POLICÍA
JURISDICCIÓN AGRARIA...678
CORTE SUPERIOR AGRARIA
32)-MAGISTRATURAS Y JUECES...678
TRIBUNALES...681

5
JUECES...684
QUIÉN ELIGE LOS JUECES Y MAGISTRADOS...687
33)-FINALIDAD CARCELARIA...688
34)-TRATADOS INTERNACIONALES...692
35)-ASUNTOS EXTERIORES...706
36)-POLÍTICA MIGRATORIA...709
37)-OBJETIVOS MARINOS...715
38)-ORGANIZACIÓN DE ESTADOS IBEROAMERICANOS-OEI-...718
39)-CONSEJO LATINOAMERICANO...719
40)-ONU Y OTAN...721
41)-CELAC...724
PROCESO Y DESEMPEÑO A LARGO PLAZO...727
ACTUACIÓN FINANCIERA CONTINENTAL...729
INTERROGANTES...730
VARIABLES CONCEPTUALES...732
VIGENCIA, FALENCIAS Y UNIFICACIÓN...733
42)-DE LA FUNCIÓN PÚBLICA...739
43)-SISTEMA LABORAL...741
CONTRATISTAS Y EMPLEADOS PÚBLICOS...747
NEPOTISMO...749
PRIMAS DE SERVICIO...751
CAPACIDAD LABORAL...753
ABOLICIÓN DE FIESTAS NACIONALES Y RELIGIOSAS... ...........755
TRABAJO INFANTIL...756
RELACIÓN LABORAL...757
EQUIDAD DE GÉNERO EN TODO EL CONTINENTE AMERICANO... 761
GESTIÓN SALARIAL...762
INCENTIVOS LABORALES...765
44)-FONDOS DE PENSIONES...766
45)-SISTEMA PENSIONAL...770
CRITERIOS PARA DIVIDIR LOS FONDOS DE PENSIONES...777
46)-INSTITUTO DE LOS SEGUROS SOCIALES...779
47)-SALUD Y REFORMA SANITARIA...780
48)-DROGAS...784
COMERCIO DE ALUCINÓGENOS...792
PREVENCIÓN Y REHABILITACIÓN...794
49)-DERECHOS HUMANOS... 796
50)-FANÁTICOS Y EXTREMISTAS...808
51)-FUERZAS MILITARES Y DE POLICÍA...810
APORTE SOCIAL...813
POLICÍA...814
FUERO PENAL MILITAR...817
DELIBERANCIA DE LAS FUERZAS MILITARES Y DE POLICÍA:
¿QUÉ ES DELIBERANCIA?...820
CONTENIDO SOCIO-MILITAR...823
NECESIDAD MILITAR...825
VOTO MILITAR...826
VENTAJAS COMPARATIVAS...827
REESTRUCTURACIÓN CASTRENSE...828
52)-OBJECIÓN DE CONCIENCIA...830
SERVICIO MILITAR...831
53)-SEGURIDAD MILITAR Y DEFENSA...834
VOCACIÓN PACIFISTA...837
54)-CARRERA ARMAMENTISTA...842
55)-POSIBLES CONFLICTOS MUNDIALES...845
56)-OBLIGACIONES CONTRACTUALES DE GUERRA...850

6
57)-MOVIMIENTO SINDICAL DE LAS FF.MM. Y DE POLICÍA...851
PROHIBICIÓN EXPRESA... .. 854
VENTAJAS COMPARATIVAS...855
58)- RÉGIMEN AGRARIO Y TENENCIA DE LA TIERRA...857
BANCO AGRARIO...861
PROTECCIÓN JURÍDICA...861
ZONAS AGRÍCOLAS Y PRODUCCIÓN ALIMENTARIA...864
ZONAS DE RESERVA CAMPESINA... .......................867
PARCELACIÓN Y REFORMA AGRARIA...868
VENTAJAS COMPARATIVAS...871
COLONIZACIÓN...871
59)-TIERRAS AGRÍCOLAS Y RESERVAS MINERO FORESTALES...873
FUENTES NATURALES MINERALES...874
LA TIERRA COMO FACTOR DE SOBERANÍA SOCIAL...874
REGULACIÓN EXTENSIVA...876
60)-RECURSOS NATURALES Y CAMBIO CLIMÁTICO...
...
...878
AGUA-LÍQUIDO DE VIDA...
...
...879
CONTAMINACIÓN...880
ECOSISTEMA...881
MEDIO AMBIENTE... ...882
61)-MINERÍA...887
62)-UNIFICACIÓN JURÍDICO-ECONÓMICA DEL CONTINENTE...891
POSIBLES VARIABLES...893
PRERROGATIVAS DE INTEGRACIÓN CONTINENTAL...895
FUNCIONALIDAD ESTRUCTURAL...897
INQUIETUDES CONCEPTUALES...898
63)-VENTAJAS DE LA ESTRUCTURA DEL ESTADO...899
INTEGRALIDAD EN LOS DEPARTAMENTOS...901
LA ESTRUCTURA DEL ESTADO, PERMITE:...902
SISTEMA LEGAL...904
ESTABILIDAD JURÍDICA...912
64)-COMPARATIVO SCHENGEN...922

7
EXORDIO: CRÍTICA AL SISTEMA
Estudio político-integral para una nueva Doctrina Política Reflexiva, que plasme los verdaderos
postulados de participación socio-gubernativa, en los aspectos político-sociológicos y lo atinente a
la inclusión constitucional del Derecho Moderno, que simplifique en grado sumo la tramitomanía y
los engorrosos requerimientos del Estado Autocrático, sin que se extinga la heterogeneidad de
nación y la cohesión como territorio continental, en aras de lograr una verdadera integración
americana, -o universal- que nos impulse hacia el futuro de forma más comunitaria y fraternal, bajo
la premisa que, como un mandato supremo de pertenencia, el ciudadano americano o
latinoamericano honrará el hecho de serlo, ya fuere por adopción o por nacimiento, y hará brillar en
alto el buen nombre de sus tradiciones continentales, siendo su primer sentimiento de gratitud hacia
nuestro gran territorio, con toda la lealtad y grandeza que pueda surgir de su corazón, bajo la
premisa que, debe sobreponer el bienestar y las necesidades sociales, a los apetitos materiales o
económicos personales.
La fuerza del pensamiento contestatario es semejante al empuje del agua prisionera, que busca
brotar a torrentes por cualquier fisura, fragmentando a su paso las moles de la indiferencia social y
cognitiva, porque no sólo es primordial saber la historia del origen homínido, sino también, avizorar
el destino futuro y el progreso de la especie pensante, anhelando de forma vehemente con la
presente propuesta, la realización de un verdadero sincretismo cultural y económico-administrativo,
que involucre su concreción real en una metamorfosis conductual desde los más profundos
cimientos de la sociedad culturizada, que se aleja cada vez más de las complicadas concepciones
etéreas, y recupera conceptos simples propios de la naturaleza del ente pensante, imbricado dentro
de la transmutación pedagógica en las sociedades modernas, con algunas excepciones para las
comunidades o etnias de acentuado corte tribal.
El reto para el hombre civilizado y racional de la actual era nanotecnológica, es fragmentar hasta
hacer desaparecer todo vestigio de dominación irracional que impida el libre desarrollo de las
naciones, -tomando como punto génesis la liberación cultural y cognitiva- puesto que, desde la
creencia vernácula, la población que no se ha liberado de atavismos posee un discernimiento débil y
maniqueo: si se critican los partidos políticos y se propone su desmonte, inmediatamente surge
oposición de parte de todos aquellos que lactan del sistema; si se habla bien o mal de la Divinidad,
ésta no puede defenderse y ratificar o refutar tales aseveraciones, pero, sí despierta la imprecación
hacia el criterio independiente de parte de todos aquellos que manipulan la especulación etérea; lo
mismo podría decirse si se opina bien o mal de la Malignidad, entretanto que, la crítica al sistema
también produce diferentes epítetos, dependiendo de conceptos antagónicos y defensivos del
conflicto de intereses, situación inestable, confusa e indefinible, para una nación que se debate entre
la angustia y la duda, entre la manipulación y la corrupción al interior del sistema, y de la sociedad
misma.
Ya hemos escuchado bastante historia patria, crítica satírica y burlesque mediático que nos
mantiene anclados al pasado, sin permitir la formulación de propuestas para un cambio verdadero;
es hora de buscar un nuevo resorgimento moral, socio-político y cultural-educativo para nuestras
naciones, que se anquilosaron en la fantasía y el apólogo divino, en razón que siempre se ha
deseado por todos aquellos pensadores sociales, la separación de la actuación terrenal y las etéreas
elucubraciones celestiales, a través de un estado verdaderamente integral, en tanto que la nación y el
continente muestra un marcado anticlericalismo y el deseo por un estado verdaderamente laicista,
enmarcado en la realidad del presente que nos proyecte de forma racional hacia el desarrollo
superando las fantasmagóricas creencias cavernícolas.

8
El mundo moderno necesita con vehemencia sociedades verdaderamente integracionistas y plurales
con un alto grado de sensibilidad, que incluyan la totalidad del esfuerzo colectivo, -representado
por sus multiformes variantes científicas y cognitivas- que aunadas al deseo de superación y
solidaridad, avancen en el difícil camino de la existencia de forma más fraternal con la especie en
desgracia.
La riqueza sociológico-humanística de la presente Doctrina Política Reflexiva, es una guía crítico-
referente para el análisis comparativo del sistema público-administrativo, que facilita la corrección
de anacronismos constitucionales, o legales internos, o de origen exógeno para nuestras sociedades,
en el entendido que, para su conceptualización utilizaré como modelo el actual sistema de
"gobierno democrático" que rige los destinos de la República de Colombia*, sistema obsoleto, por
demás, y afín a casi todos las naciones del mundo, así éstos se denominen centralistas, o
federalistas.
¿De dónde nace la idea de elaborar un nuevo orden público-administrativo, qué se espera, tendrá
éxito, será viable, se propagará cómo una oferta ansiosa de transmutación social, o cómo una
convicción filosófica deseosa de renovación; terminará archivada y en el olvido, como muchas
propuestas que han sido formuladas desinteresadamente para el adelanto cultural y económico de
nuestras naciones; están preparadas nuestras sociedades para alejarse del feudalismo autocrático-
teológico y dar el salto hacia la modernización sociológica de nuestras comunidades; se dispone del
material cultural y profesional suficiente para que las naciones marchen al unísono de la mano de la
ciencia y la tecnología, del sentido común y de la lógica fraternal?
El desafío latinoamericano -(continental o universal)- será romper el mito, que no se puede
rebobinar el enmarañado capullo de la parodia público-administrativa, y que es imposible mejorar
de forma armónica, el atávico cordón umbilical político para transmutar hacia un sistema de
avanzada en lo atinente al manejo sociológico de nuestras naciones, para no continuar anquilosados
a las hereditarias constituciones feudo-monárquicas producto del pos-colonialismo tripartito
europeo, -(España-Francia-Inglaterra*)- en el continente americano. Como una injustificable auto-
lamentación: ¿Podríamos continuar buscando, o culpando, -de forma enfermiza, mezquina e
incoherente- la causa del escaso avance social, en el mestizaje indefinido de 800 años de
dominación morisca* en la península ibérica, que nos fue transmitida por conquistadores y
colonizadores, conducta subyacente que se proyecta indeclinable hacia la recuperación del instinto
cavernario como producto del poco avance sociológico de nuestras naciones? Por supuesto que no,
aun la situación sea muy parecida al adormecimiento que se vive en la mayoría de los países del
oriente medio, y en algunos países asiáticos enclaustrados en temas tribales y fanatismos religiosos,
que los impulsa de forma incisiva hacia el terrorismo genocida, muy similar a la eliminación de los
contrarios cuando disienten de los sistemas público-administrativos, lo mismo que el sentimiento
"democrático" que interviene abusivamente en todas las actividades particulares entorpeciendo la
libre empresa y el desarrollo de las naciones.
Lo anterior, sin olvidar, que sólo se pueden reconstruir los cimientos morales de una nación, desde
una verdadera re-modernización estatal y descentralización público-administrativa, pero no, con el
traslado de los escritorios y las viejas prácticas politiqueras hacia otros Departamentos y
Municipios, si no, con la inclusión de ideales y razonamientos de avanzada, verdaderamente
comprometidos con el rejuvenecimiento y reajuste social de los valores ético-morales, para lograr la
tan anhelada transparencia en el manejo de la Organización Estatal.
El consenso para el tan anhelado cambio social-público-administrativo, tiene que emanar de la
Academia, de las actuales juventudes como futuros dirigentes, en un amplio y desapasionado

9
análisis del porqué de su educación, para fragmentar el yugo dominante de los más brutales y
codiciosos, y, de las personas que ya han roto el oscurantismo cognitivo, y no, por la voluntad de
unas minorías rapaces constituidas como élite que viven cómodamente a expensas del esfuerzo
ajeno y obstaculizan la transformación y futuro socio-económico de la nación, a través de una
fuerza multinacional cognitiva y cultural, que pueda desarrollar una especie de Regeneración
Ético-Moral y Socio-Cultural, que sea capaz de extinguir la corrupción, el clientelismo y el
nepotismo, que emana del Estado Central manejado por el tradicional sistema público-
administrativo, en tanto que exige cualificación cognitiva y profesional, para obviar a los Partidos
Políticos y demás grupos de iluminados que se auto-proclaman como los poseedores de la fórmula
esotérica para el gran cambio social.
Debe comprenderse, que hago mención de la Academia Libre, Filantrópica y Humanista, y no, al
otro tipo de Academia comercial y elitista, que con intereses particulares pretende educar a los
integrantes del sistema para que continúen apoderados del Estado y sus instituciones, en el
entendido, que todas, absolutamente todas, están llamadas -como un deber de contrición y
retribución social- a rediseñar el derrotero de nuestras naciones, bajo la premisa de la auto-némesis
epistemológica que no ha logrado superar la veleidad material, a través de una profunda catarsis
fraternal alejada de las pasiones emanadas del adelanto tecnológico, para que las sociedades
modernas puedan alcanzar la ataraxia social sobreponiendo la moralidad a los excesivos y morbosos
apetitos mundanos.
La Academia en su conjunto debe generar, no solo espacios para la paz, sino también diálogos
constructivos como regenerador ético-moral, y apersonarse en el manejo directo de la nación para
tratar de extirpar este anómalo y corrupto proceder, que se ha enquistado de forma patológica en
todas las instituciones -privadas y públicas- y en la conciencia homínida.
Una Academia verdaderamente comprometida con sus ciudadanos y su nación, es aquella que:
se encuentra involucrada profundamente en el renacimiento de la cultura, del respeto, y la
devoción por las buenas costumbres,
que ha alcanzado el paraíso dantesco, excelso por naturaleza y virtuoso por pedagogía, a
través de la creación y transmisión del conocimiento,
no carece de incapacidad intelectual manifiesta ni se ha involucrado en sobornos, o en el
maquillaje de cifras y resultados para obtener prebendas burocráticas, u otorgar títulos ad-
honorem para sus socios políticos,
aun así pertenezca al sistema privado educativo, tiene la capacidad moral suficiente para
elevar o revaluar la cualificación cognitiva de sus educandos, de sancionar ejemplarmente a
sus incorregibles, a través de la crítica y corrección permanente de las falencias sociales,
ha logrado romper los grilletes que la atan a los avales, auxilios, desvío de fondos, las dietas
parlamentarias, subsidios gubernamentales y demás gabelas que corrompen la
institucionalidad, y ha invertido sus recursos económicos en mejorar la calidad de la
educación, y no en embellecer y ensanchar su planta física o infraestructura,
no pervierte, manipula, o practica con sus educandos las conveniencias de su grupo político,
ni influye autoritariamente su difusión o práctica,
que no evade impuestos y contribuye con el fisco nacional en beneficio de los más
desprotegidos de la sociedad, mientras que su existencia debe ser la esencia y razón en
torno a la cual gire el desarrollo social y el crecimiento cultural y moral de los pueblos.

10
Así mismo, los gremios de la producción, los medios de la comunicación, y la sociedad en su
conjunto, deben recuperar la dirección de la nación, y anular el concubinato de casi todos los
espacios de divulgación con la politiquería tradicional, creando sus propios canales y fuentes de
expresión que fraccionen el monopolio público-administrativo, bajo concepciones integrales para
evitar la continuidad y la polarización mediática a través de encuestas y sondeos de opinión; es
decir, las personas, las universidades y los gremios, solos/as o en asociación, podrán crear
periódicos, canales radiales, o televisivos -(locales, zonales, regionales o nacionales)- sin trabas
burocráticas para la extensión de sus ideas, programas, y la difusión transparente del desarrollo
nacional, a la par con el desarrollo de las investigaciones criminales que se cometan al interior de la
Estructura del Estado propuesta en la presente tesis, anulando radicalmente los sondeos de opinión
de voto.
De igual manera, es realmente frustrante escuchar los debates que se montan para medir las
capacidades y debilidades de los candidatos, con ausencia total de temas para el desarrollo socio-
económico, charlas que dejan incólume el sistema mientras que se concentran en sus respectivas
imágenes, y no en las deficiencias del sistema o entidad que pretenden dirigir. Estas controversias
son más propicias para personas alejadas del manejo público-administrativo, que para aquellas que
deben demostrar capacidades para la conducción de la nación, desde las diferentes posiciones
gubernamentales, entrevistas que engañan a la población al obviar temas programáticos y proyectos
públicos de gobierno, que marcan la diferencia y el valor cognitivo de los distintos aspirantes.
Con esta medida, se eliminan los manipuladores ratings de opinión o popularidad, mientras que se
exige eficiencia a todos aquellos que ostentan los cargos público-administrativos: ministerios,
gobernaciones, administraciones municipales o locales, y no gobiernos cimentados en la imagen o
ratings de popularidad mediática, sin perder de vista, que las generaciones que descienden de los
mismos darán continuidad a prácticas iguales, sin lugar a dudas, como podemos comprobarlo
permanentemente, en tanto no se oxigene de forma profunda el sistema público-administrativo de
nuestras naciones.
También esbozará superficialmente algunas soluciones de manera genérica, -desde mi óptica
particular de analizar la caótica situación nacional y continental- y tratará los temas especializados
someramente desde la crítica por comparación, pues la profundidad de su manejo no pertenece al
propósito de estas cavilaciones, dejando profundas inquietudes a los diferentes ámbitos técnico-
científicos poseedores de mentes esclarecidas, como:
Por qué la necesidad de un cambio, por qué el desarrollo de la presente Estructura Político-
Administrativa del Estado, situación geográfica del continente americano, reseña histórica y bélica
del vasallaje hacia Latinoamérica, gobiernos y política actual en el continente y sus fracasos,
corrupción en los partidos políticos, en las coaliciones de gobierno, corrupción en todas las
corporaciones públicas, sistema económico injusto, reformas tributarias desproporcionadas,
comparación del porcentaje del costo del crédito europeo o norteamericano con las tasas
bancarias en Colombia; economía y dirección monetaria, mercado bursátil, sistema financiero con
una de las tasas más altas de usura a nivel mundial, deuda pública externa y déficit creciente; la
mala calidad en las obras, inversiones que nunca se terminarán de pagar en detrimento de la
deuda pública, improvisación fiscal constante para tratar de recaudar lo que no recibirá el aparato
burocrático por la firma de los TLCs; Ecopetrol y las demás empresas petroleras, cuánto producen
diariamente, cuáles son las verdaderas reservas probadas, la baja en la producción y los precios
del petróleo, por qué la gasolina tan costosa para un país productor; tratados internacionales, la
CELAC; desastre social en el país y el continente para no hablar de la situación mundial;
hecatombe ético-moral, economía y neoliberalismo desbordado, fracaso educativo, falencias

11
estratégico-militares, anacronismo y anquilosamiento público-administrativo; la libertad de
expresión desbordada, el degeneramiento moral en todas las ramas económicas, sociales,
militares, judiciales, educativas, sanitarias y políticas; la corrupción bursátil, financiera y
administrativa, el fracaso e incoherencia de una ley mal concebida como la ley 100/1993 de salud;
por qué colapsaron los sistemas quasi-democráticos, por qué desear la transmutación político-
administrativa a nivel mundial, nacional o continental- y otras..., situaciones generalizadas que
finalmente terminan por aniquilar la etología del compendio humano, asuntos todos importantes
para entender la caída fraterno-espiritual de las sociedades modernas, que son inagotables e infinitos
para ser compendiados en un sencillo escrito, en tanto que se tornaría en un relato inacabable por la
complejidad y profundidad temática, y las limitaciones intelectuales del autor.
Lo anterior bajo la premisa que, todos los conceptos ideológicos, filosóficos, o sociológicos, tienen
que estar encaminados al beneficio general y al bien común por virtud que el hombre racional, se
debe al contexto universal y no a colectividades o grupos de ninguna índole; por esta razón, no es
esencia de la presente Estructura, profundizar en las diferentes ramificaciones filosóficas, o en
variantes de la ideología moderna y sus diferentes elementos conceptuales, en comparación con las
costumbres clásicas o tradicionales, por razonamientos divergentes, entre otros:
por la maraña conceptual de la composición estatal, la intromisión teológica y el fanatismo
religioso, el débil laicismo público-administrativo, la decadencia y continuación de las
crisis económico-culturales,
el decaimiento y renacer generacional, nacionalismo y demás corrientes distractivas como
producto del desencanto con la sociedad moderna,
las inquietudes geopolíticas y sociológicas continente-universo, el crecimiento económico,
sus variadas corrientes y su relación con el resto del mundo, la injerencia en los asuntos
internos, lo real, lo ficticio, y lo ideal en el trato inter-generacional con las sociedades
universales,
los valores ético-sociales de épocas pretéritas en comparación con las manipuladas
costumbres de la modernidad, que por su atavismo no permiten desgarrar el anquilosado
embrión teológico-conceptual y analizar las estructuras modernas sobre las cuales se
afianza el pensamiento del hombre nano-tecnológico y universal, para poder reclasificar
desventajas y fortalezas.
La Estructura del Estado le asegura a las generaciones futuras un mejor estatus socio-económico y
público-administrativo que conjura por su misma esencia, los conflictos que puedan retrasar el
progreso de la nación, -o el continente- al construir nuevas fases de manejo integral y redistributivo
en la vida nacional.
La presente organización, también sienta las bases para el desarrollo de una Reforma Constitucional
totalmente confiable, desapasionada, integral y viable, que emane del consenso total de la
población, e influida profundamente por todos aquellos profesionales humanistas de las diferentes
áreas del conocimiento, coadyuvados por la totalidad del magisterio, la academia, los integrantes de
las Fuerzas Militares y de Policía, la comunidad científica, y los gremios de la producción, y no por
la imposición de los grupos económicos, los apetitos políticos, o los grupos violentos por la vía de
las armas.
Una Constituyente desarrollada bajo estos postulados, tiene que permanecer incólume en el tiempo
por cuanto que aleja totalmente las costumbres absolutistas, autocrático-autoritaristas, elitistas,
excluyentes y totalitarias de nuestras naciones, que han sido engañadas con una permanente retórica
conceptual a través de preceptos legales o constitucionales, que nunca han sido integrales para la

12
gran mayoría de la población, escritos que son matizados sagazmente desde los medios
informativos, con tintes "democráticos" o proactivos para tratar de aliviar el trauma social,
situación que induce a muchos connacionales a tomar la violencia para tratar de lograr su inclusión.
Todas las variantes racionales del pensamiento homínido tienen como origen el entorno familiar y
natural, independientemente que estas concepciones y de acuerdo al agregado genético-psicológico,
reciban clasificaciones o motivaciones diferentes. Por supuesto, que la presente propuesta tendrá
defensores y contradictores, especialmente por quienes niegan histéricamente que no se puede
cambiar el sistema público administrativo que rige nuestras sociedades, en tanto que la presente
doctrina es congruente y lógica con el sistema que se pretende mejorar, y obedece a las
irregularidades palmarias que se dan al interior del actual "sistema democrático", por lo que la
Estructura del Estado no ofrece duda alguna, mientras que el apareamiento ideológico entre los
eternos integrantes del sistema tradicional, dará como resultado un híbrido más rapaz y abusivo sin
que logren imprimir mayor vigor ético-moral o cognitivo al accionar público administrativo que
logre superar la malignidad.
La necesidad de subsistencia material y social, no tiene por qué ser clasificada desde métodos
científicos, posiciones políticas, o deducciones semánticas, puesto que emanan del requisito mínimo
por la supervivencia, cuando los dictados del instinto reclaman el alimento que mantiene la
motivación de vida en los individuos; tampoco la estabilidad económica-emocional debe provenir
de gobiernos abusivos o totalitarios, que escudados en falsas premisas democráticas hacen parte de
ineficientes estados burocráticos, que pretenden por el abuso legal o la fuerza bruta y coercitiva,
repartir el esfuerzo particular a través de confiscaciones, expropiaciones o desbordadas tarifas
fiscales tan solo realizables bajo postulados dictatoriales y totalitarios. Como corolario, la
preocupación constante de cualquier sistema de manejo público-administrativo civilizado, debe ser
el reparto equitativo de la riqueza y el bienestar colectivo, emanado libre y espontáneamente de los
forjadores de progreso individual bajo un sentimiento de fraternidad y solidaridad con los
desvalidos, -(para la sociedad en la cual se desarrollen estos postulados)- premisa que no debe
reñir con su aplicación en el orden universal, ni mucho menos de forma discriminatoria por las
diferencias cognitivas o discapacidades corporales.
El dinero y las cosas materiales hacen parte indispensable para sobrellevar los designios de la
existencia, pero la conciencia libre de pesos accesorios, adquiere mayor valor para poder otear con
autoridad moral y juzgar con propiedad las actuaciones anómalas del sistema público-
administrativo, porque podríamos inquirir si se puede considerar superior una persona que no es
justa e imparcial, y simultáneamente, reflexionar, si la racionalidad como diferencia cognitiva
otorga de por sí el criterio de justicia y equidad, o, si tenemos los individuos la misma convicción
sobre lo que es económicamente razonable y lo que no lo es, o, si nuestras preocupaciones
trascienden realmente más allá de la capacidad material de consumo, sin olvidar que la lógica de la
propiedad privada y el concepto de riqueza es diferente para cada cultura.
El apogeo clásico, la decadencia escolástica, el protagonismo publicitario, la pureza de los valores y
la realización del ser a través del pensamiento místico o selectivo, son todos conceptos en crisis en
las múltiples variantes antropológicas o filosóficas, que impulsan irremediablemente a todos
aquellos de espíritu contestatario a desear un nuevo orden, basado en la decadencia moral del
individuo, y la estrepitosa caída de los cimientos morales, -(en el evento que estos alguna vez
hubiesen tenido algo de valor)- que, como producto de los avances tecnológicos abandona el
análisis de su esencia original, dando paso a nebulosas conceptuales imaginarias, que se debaten
entre fantasmagóricas elucubraciones de pseudo-profetas y calenturientos iluminados, dueños de su
deletérea verdad que trastorna el de antemano, domesticado pensamiento.

13
La relatividad de lo genuino como esencia del accionar humano en las diferentes fases del
comportamiento, -ya sea que se desarrollen en lo político-administrativo, o en lo socio-cultural- es
una ficción de la filantropía moderna como pretensión alienante para las masas poblacionales,
porque existen realizaciones concretas y afirmaciones abstractas, simplemente ilusas y
apreciativas; la veracidad, que no sea aislada de atávicos conceptos religiosos, metafísicos o
políticos, está más distante a la realidad, que aquella que se emite con razonamiento, partiendo de
dar el mismo y correcto significado al lenguaje, unificando las definiciones, desviadas por las
múltiples variables semánticas de ricos entramados conceptuales, con asociaciones verbales de
incoherentes y absurdas contradicciones.
Intentarás manipular tu sinceridad y maquillar tu versión, pero no podrás hacerlo con la
certidumbre natural, ni mucho menos pretenderás evaluar los dictados de tu conciencia racional
como de procedencia metafísica e intangible; probablemente puedas engañar lo exterior pero no a
tu alter ego, que permanece como encerrado, en una habitación octogonal rodeada de cristales
distorsionadores, y ubicada en el centro de una laguna de aguas transparentes, reflejando verdades
ilusorias; en cada cara, una apariencia emitiendo múltiples proyecciones de tus figuras y sus
espacios, mostrando complexiones vaporosas alejadas de la autenticidad, cada vez que se forman
ondas concéntricas en el movimiento del agua, que se alejan sin responsabilidad y correspondencia
con su forma original, extinguiéndose en el impalpable y diluido espacio, alterando el criterio de
veracidad y mistificando tu presencia.
Versión irrefutable, que en cada superficie se desarrolla una actividad pura y diferente, ligada
estrechamente a su gaseoso comportamiento, emanado de la refracción del pensamiento: la
rectitud, la hipocresía, el vigor y la pureza; mentira palpable la supuesta certeza, que, en un acto
de prestidigitación desaparece al abandonar el sujeto, la superficial faceta reflectante.
Los mismos espejos, idénticas palabras, iguales significados emanados de disímiles posturas
cognitivas, en la mente cambiante y progresiva del sujeto, con definición de criterios atados al
cambio de los símbolos, sin apartarse de la raíz original de la voracidad por la materia; por la
misma razón encontrarás inalterables coincidencias entre el pensamiento ajeno y tus ideas, -que no
pertenecen- pues provienen del archivo milenario y los anales del criterio universal, concluyendo,
que lo único nuevo en la gnosis del hombre, son los adelantos de la ciencias exactas y aplicadas,
conceptos todos, que fácilmente aplican para el hombre alejado del epicentro de la necesidad
social, así se camufle en la actividad cultural o política con el burdo ropaje de la preocupación
social.
Las presentes reflexiones también mencionarán de forma sucinta, algunas de las situaciones que se
presentan actualmente, y otras que pueden tornarse catastróficas para el futuro de nuestras naciones,
como producto de la globalización, el cambio climático, y, por el oportunismo de aquellos países
que han sabido ocupar las incoherencias socio-administrativas y los vacíos jurídicos de nuestras
naciones; casi siempre y de forma soterrada, se dejan estas falencias legislativas y tributarias, para
que los futuros inversionistas aprovechen la falta de cohesión de nuestras naciones
latinoamericanas, con el desdén de la primera potencia mundial -(Los Estados Unidos)- hacia el
subcontinente americano, nación que debe imperiosamente retomar, no sólo la Doctrina Monroe* y
la implementación de un Plan Marshall* Latinoamericano,
si no también, los postulados
americanos sobre la Alianza para el Progreso Continental.*
También pretendo enviar un mensaje directo a los integrantes de los sistemas políticos
latinoamericanos, que no alcanzan a imaginar las mutaciones sociales producto de la
desproporcionada explosión poblacional, las migraciones masivas por el espacio vital, y las

14
diferencias estructurales en el plano sociológico con el resto del mundo, especialmente con los
continentes africano y asiático dentro de los próximos 20 o 30 años, descontento que sin lugar a
dudas nos llevará a vivir los acontecimientos que hoy observamos en Corea del Norte, Egipto -(la
llamada "Primavera Árabe"*)- Irán, Iraq, Libia, Siria, Túnez, Yemen, y otros países con
regímenes similares que se apropiaron indebidamente del control de sus pueblos, en cuanto que no
pudieron vislumbrar la indetenible y vertiginosa metamorfosis del comportamiento social que busca
inclusión e igualdad, mientras que pretende sacudirse del ancestral lastre teológico.
¿Es realmente importante hacer el intercambio comercial con regímenes totalitarios, aun a costa
de sacrificar o ignorar los postulados ideológicos y sociológicos, o el debido respeto por los
Derechos Humanos y las garantías civiles?
Las naciones, que de forma ilusa e irresponsable se congracian con estos regímenes totalitarios,
ignoran el grado de fanatismo religioso y las prácticas políticas que tienen estas sociedades, -
tribales en su mayoría- y que no les importará acabar con sus aliados ocasionales con tal de lograr
sus fines de dominación, pues intensifican la discriminación étnica, la negación cultural y la
tradición lingüística de sus repentinos simpatizantes de infortunio.
Estos dirigentes despóticos pretenden crear una absurda solidaridad ideológica, -(tal vez preparando
el terreno para practicar medidas similares en sus respectivos países)- ignorando, que en la
sumatoria conceptual no existe un sistema perfecto de gobierno, y que la única forma de erradicar el
descontento e irradiar progreso, es con la inclusión pluralista de sus componentes sociales en el
manejo de sus respectivas naciones, libre de coacciones físicas, psicológicas o teológicas.
Tenemos que sacudirnos de la irracional y cacofónica matraca que: "esto no lo cambia nadie",
porque el continente rejuveneció su pensamiento sociológico al recibir el aporte de criterios
disímiles emanados de la actividad cognitiva universal, que ha impulsado una transformación en las
naciones americanas al enriquecer sus sistemas público-administrativos, brindando mayor
estabilidad socio-económica, haciendo énfasis que, la población no debe dejarse manipular por
todos aquellos que constantemente esgrimen anacronismos pretéritos, frases célebres, o
sentimientos anecdóticos de los clásicos políticos de antaño, que si bien fueron válidos para sus
respectivas épocas, o representaron su idiosincrasia, carecen de fundamento dentro de las actuales
sociedades tecnológicas, que pugnan por lograr profundas reformas sociales, y sacudirse de la
coyunda etérea.
Dentro de estos razonamientos, arcaísmos como: "el poder para qué..., que la desaparición del
autocratismo haría desaparecer la estructura de poder..., o que el poder sin el poder no tiene
sentido..., o la paridad por convención política para el reparto burocrático....., en tanto que
desanima y restringe la capacidad cognitiva individual, que a su vez retrasa la transformación y
adelanto de la filosofía, o la sociología público-administrativa, al pretender que el mundo intelectual
y tecnológico debe marchar al ritmo del paquidermo más inepto, glotón, y abultado.
Considero, que la responsabilidad moral por los desvalidos debe ser mayor, en aquellos seres
dotados de una profunda filantropía y sensibilidad social, por la naturaleza intrínseca de su atributo
como seres pensantes con calidades intelectuales y naturales superiores, que les debe compeler de
forma imperativa a acudir en auxilio de los olvidados de la sociedad, y que en consecuencia, es una
obligación de todos aquellos que han tenido la suerte de sacudirse del yugo de la ignorancia, asumir
el mando y el manejo de la sociedad desde los ámbitos de la estructura académica y público-
administrativa, en sincretismo perfecto con las diferentes corrientes del pensamiento, y en armonía
con las necesidades nacionales, y no, eludir la responsabilidad de entregarle a la sociedad una parte

15
de sus conocimientos, desinteresadamente, en pos del bienestar social y el progreso económico-
jurídico de nuestras naciones, que a su vez será irradiado y heredado a las posteridades.
¿Por qué se levantan las poblaciones o el país entero para festejar un partido de fútbol y entonar un
gol, o celebrar un reinado a la vez que demuestran la más profunda indiferencia por los destinos
nacionales, y por la corrupción que emana del sistema político; sucede igualmente cuando la fuerza
pública está siendo atacada, sin el más mínimo asomo de fraternidad solidaria con aquellos que
defienden nuestra tranquilidad y soberanía; por qué vemos las iglesias atiborradas de "fervor
religioso", con meas máximas culpas y golpes de pecho que paralizan la nación celebrando días
santos y semanas de pasión, pero no se hace la caridad a nadie exhibiendo una desidia e indiferencia
total hacia los problemas nacionales; por qué no hay la misma actitud para mejorar nuestras
costumbres público-administrativas y las falencias culturales?
Nada avanza o gana la sociedad bajo las premisas de la crítica constructiva, que pretende explicar
los fenómenos psicológicos de la apatía por el acontecer nacional, pero que a su vez tampoco
propone cambios radicales; narra la ausencia de forma conceptual, pero no remedia las falencias
económico-culturales y materiales de un sistema que no logra convocar a través de programas o
nuevos planes de inclusión; el mundo moderno clama con urgencia el despertar de conglomerados
contestatarios deseosos de cambio, y no rebeldes sin causa e inconformes con todo lo establecido;
de humanistas deseosos de transmutación colectiva y no reaccionarios conformes y amangualados
con sistemas esclavistas y opresores de las libertades individuales y la exclusión social.
Latinoamérica debe funcionar al unísono, como una sola y verdadera máquina de progreso y
fraternidad, debe dejar de ser una veleta suelta al viento del oportunismo, porque los problemas, las
necesidades y las inquietudes son una sola para la mayoría nuestras poblaciones, sumidas en la
borrascosa miseria y la imperiosa necesidad de supervivencia.
Latinoamérica necesita hacer un vehemente llamado hacia la sociedad de la opulencia y el desgano,
para que voltee su mirada hacia los más necesitados de luz y de esperanza en este corto trayecto del
camino, y debe sacudirse del estigma lastimero, en virtud que es una vergüenza que poseyendo el
continente más rico del planeta, exista un permanente quejido como producto de la apatía y la
pereza, del excesivo paternalismo y el despilfarro gubernamental en obras faraónicas con
infraestructuras que intentan imitar la irracionalidad regia.
Necesitamos hombres prácticos que saquen los contratos sociales, las revoluciones humanistas y los
cambios del progreso de los cajones empolvados, que hagan revivir los postulados culturales, que
dejen los sofismas religiosos de la teoría del sigilo, y, que olvidados del deletéreo misticismo
derramen sobre la gente el verdadero sentido de ayuda solidaria, otorgando un empuje vigoroso
sobre los métodos de producción industrial y adelanto científico-cultural para nuestras naciones.
Latinoamérica tiene la imperiosa necesidad de oxigenarse, de purificarse, de entrar en una época de
renovación, extirpando de su seno público-administrativo a todas aquellas personas y a sus
descendientes deshonestos, -(tanto consanguíneos como copartidarios políticos y demás áulicos,
que son los grandes culpables de nuestros males y atrasos)- del manejo de nuestras sociedades,
que han llevado a Latinoamérica a la ruina y la desesperación; políticos que han favorecido el
crecimiento y enriquecimiento fraudulento de los países más ricos del mundo, cuya prosperidad
económica ha sido fundamentada en el saqueo y la destrucción de nuestros recursos naturales;
naciones encumbradas con nuestra escasa salud e ignorancia, que aprovechan la actitud
fragmentada por la cizaña informativa hacia las comunidades, casi siempre por medios que
defienden intereses creados, olvidando que la forma más amable para erradicar la desproporción

16
económica, es con la aplicación de medidas más justas e irrigando de una manera más fraternal los
recursos del planeta, en educación, salud, infraestructura y bienestar social.
Hasta cuándo habremos de clasificar nuestras sociedades en estratos socio-económicos; por qué no
pensar, que Latinoamérica es una sola nación, que no se deja fragmentar por la insidia o el apetito
internacional, entendiendo la denominación de nación, no, como un término antropológico, o
sociológico, que agrupa determinadas características fenotípicas o idiosincráticas, "si no como el
conglomerado de la totalidad de sus habitantes, independientemente de sus connotaciones
culturales, físicas o raciales".
Debemos desdeñar a los áulicos panegiristas de cada país, y conjugar los pensamientos de afinidad
comunes a nuestros pueblos, rememorando a los grandes pensadores de nuestras respectivas
naciones y pugnar por conseguir una verdadera unificación continental, teniendo como referente
único el desarrollo tecnológico y cultural, que nos permita, no sólo suplir el mercado continental si
no también fabricar excedentes para la exportación, porque es un atropello para nuestra fuerza
laboral permitir por física inercia gubernamental, que se continúe saqueando al continente en todas
sus formas económicas mientras crece la miseria y el atraso social.
Así como nuestros pueblos se unieron al unísono para arrojar el tiránico sistema colonial, de igual
manera debe suceder en los tiempos modernos, para evitar que nuestras naciones se conviertan en
los parias y desheredados de sus territorios ancestrales, por física ineptitud e incapacidad intelectual
de sus dirigentes anquilosados al sistema medieval, y prever los daños futuros que impiden a pasos
acelerados la superación de nuestras deficiencias socio-económicas, por virtud que las poblaciones
ya superaron el oscurantismo cognitivo y han vislumbrado la nefasta manipulación de los sistemas
políticos establecidos.
Existe un poderoso clamor en la conciencia de los pueblos, por la transformación del sistema
político, por cuanto que los vivarachos no pueden seguir alegremente repartiendo el esfuerzo
colectivo; es precisamente el deseo de renovación sociológica por el desmesurado oprobio a los
pueblos, lo que debe compelernos a buscar una transmutación -(con todas las imperfecciones, vicios
de armonización y demás vacíos que ésta delicada labor exige, que debe ser completada y
corregida por todos aquellos especialistas con mayores conocimientos profesionales y socio-
económicos)- del sistema de manejo público-administrativo, para tratar de erradicar el anacrónico y
anquilosado sistema "democrático", usurpado por un sector de la población desenfrenado con
ansias de poder y de riqueza desmedida, a costa del sacrificio de sus habitantes, teniendo en mente,
que al diversificar el manejo público-administrativo y erradicar las prácticas corruptas, la academia,
los diferentes profesionales, los gremios, y la ciudadanía en general, impulsarán a sus regiones con
mayor transparencia, al tener una participación más amplia y activa dándole mayor agregado
institucional a sus conocimientos, en cuanto que es incuantificable el costo invertido en su
educación para el beneficio de nuestros pueblos, que de forma imperiosa debe revertir en beneficio
de su entorno.
La población latinoamericana, o americana, para no mencionar al resto del mundo, debe despertar
de su letargo; no es posible seguir pensando, que los mismos gobiernos cobijados con obsoletos
raigambres constitucionales de origen monárquico-absolutista, puedan realizar el gran cambio
humanístico de la especie, o mejorar sus falencias sociales.
Urge de forma imperativa la transformación y recuperación de los valores morales para beneficio de
las generaciones venideras; las sociedades modernas no deben transar la búsqueda de sus principios

17
éticos, cimentados desde antaño en la legalidad, en tanto se canjean por la degeneración moderna
que trastorna el cimiento moral de las naciones.
¡La sub-estructura público-administrativa tiene que ser re-cimentada, para que pueda emerger una
súper-armazón sociológica exuberante de entramados éticos, y cubierta con la exquisitez de los
valores púdicos, como fórmula primaria para el resurgimiento de la sociedad civilizada moderna.
El libertinaje anarquizado se ha cubierto con el sutil y delicado ropaje de la libertad y ha falseado
su esencia verdadera, ha permeado las buenas costumbres y corrompido el ambiente social que
pugna por elevar el vuelo de la decencia perdida; desenfreno que se ha convertido en quejoso
compulsivo, pues cada vez que la verdad le desgarra su veleidoso tul, deja al descubierto sus
verdaderas inclinaciones y sus deseos putrefactos de retorno hacia el pasado cavernario, que se
pretende superar!
Es un error conceptual que demuestra la escasa superación cognitiva, el tomar los instrumentos
bélicos para cambiar la Organización Público-Administrativa, teniendo las armas del pensamiento
para combatir en el plano de la confrontación ideológica, la incertidumbre y el compromiso social;
no hay excusa válida con la modernidad de los foros de participación y la amplia difusión de las
comunicaciones, para no tomar parte activa en el manejo del Estado y la superación cultural, y
debatir proyectos y soluciones en todas las áreas del transcurrir nacional.
Latinoamérica saqueada y expoliada que tan sólo es vista como la despensa y la reserva del orbe,
por su gran importancia estratégica en el espectro geopolítico internacional, pero que no recibe la
suficiente atención para que pueda lograr un desarrollo acorde con el resto del mundo tecnológico,
porque sus dirigentes aprovechando el desorden nacional, no tienen la visión requerida para
proyectar al futuro la grandeza latinoamericana, sin contar, que la mayoría de sus habitantes carecen
de amor patrio para enaltecer sus territorios.
El continente está unido por dos grandes lenguas: el español y el portugués, lenguas romances y
afines que no presentan el grado de dificultad que se encuentra en otras latitudes para la unificación
del criterio y el pensamiento, ya sea cultural, económico o científico; aparte de esta bondadosa
coincidencia, nos une y apelmaza como un todo casi que homogéneo, el sentimiento de libertad y
fraternidad que llevan implícitas nuestras costumbres y pasados ancestrales, unidos por los mismos
sufrimientos y compartidos con vibrantes ideales libertarios.
Latinoamérica tendrá que protegerse contra las invasiones provenientes de otros continentes,
motivado por el trastorno climático, -(en el caso que no sea la propia América Latina la más
afectada con el cambio)- y el exceso de población, pues el planeta está saturado y difícilmente
podrá con la carga de las futuras generaciones si no se toman drásticas medidas al respecto.
El subcontinente, o el continente en su conjunto, en el caso de que se logre una integración
verdadera, tendrá que cerrar filas para preservar su soberanía, impulsando la creación de sociedades
más comprometidas y decididas, aprovechando la multifacética pluriculturidad de sus etnias, para
que mediante el esfuerzo colectivo cambie las costumbres políticas y se modernice su
infraestructura, que a su vez será generadora de empleo y riqueza para los pueblos, en el entendido,
que éste anhelo tan solo será posible bajo la unificación y endurecimiento de la jurisprudencia
continental en todas sus variantes, para contrarrestar la delincuencia que se perfecciona cada vez
más allende las fronteras, independientemente que exista o no la integración continental.
Los astrónomos han demostrado la existencia de un vasto y aparentemente inhabitado espacio, para
la forma de vida humana que conocemos; también han enseñado la magnitud de las distancias en el

18
vacío, y que estas se encuentran a magnitudes casi que insondables de años luz de nuestro planeta;
han deducido también, que el mejor lugar habitable para nuestra especie será este planeta, al menos
durante los próximos milenios.
¿Por qué no desarrollar una institución de crecimiento terrenal para toda la raza humana sin
apetitos desmedidos, con una filosofía más fraternal y humanitaria hacia los más desprotegidos de
nuestra sociedad?
¿Por qué hombres virtuosos dedicados a la ciencia, y preocupados por abrir las ignotas fronteras
siderales, no tienen la fuerza suficiente para ser escuchados cuando predicen después de
meticulosos estudios, las grandes catástrofes producto del cambio climático, el exceso de población
y la acelerada degradación del medio ambiente?
Iniciemos el despeje de la incógnita social en lo referente a los sistemas políticos, desde una
alteración universal: el ciudadano del común ha sido relegado al plano de simple "eslabón
primario", como un recurso para dirimir el conflicto de intereses particulares, así se le condicione a
pensar, que con su actuación se trata de salvaguardar el bienestar nacional. El cimiento de la norma
máxima de normas llamada Constitución Política*, es el pueblo -("clasificado bajo el sofisma de
libre y soberano")-, y es desde allí de donde debe emanar la aceptación o desacuerdo de todo tipo
de regulación legal o acto de reforma legislativa, pero no desde la intrincada y tergiversada
delegación en la representación parlamentaria.
¿En dónde se encuentra el "dilema democrático" del respeto por el otro, cuando el sistema en su
más pura esencia no contempla la inclusión de los contrarios, o de los que no son adeptos a sus
respectivas organizaciones políticas, o grupos dominantes, situación que choca profundamente con
los postulados que se esgrimen como cimiento para la educación cívica de nuestras juventudes?
Un sistema de gobierno "democrático": que ha sido criticado y fragmentado en múltiples y
connotados estudios jurídicos, que desgarran visceralmente la constitucionalidad de los sistemas
imperantes en el mundo moderno, pretendiendo clarificar los postulados de inclusión social con
juiciosos análisis sobre la malformación política, pero desde los cuales, -lamentablemente- no han
brotado propuestas coherentes y de fondo para la ansiada transformación institucional en nuestras
naciones..., un sistema político elitizado y excluyente, que tan sólo reafirma la domesticada
vocación de las costumbres y la anquilosada práctica directiva en los conglomerados humanos, -en
todos los países sin excepción- y que no contempla en profundidad mayor inclusión social por
virtud que, se encuentra plagado de flatulentos conceptos demagógicos para el desarrollo de
nuestras naciones: ¡no tiene razón de existir!
Estos raquitismos de feudalismo tercermundista enquistados imperialmente en las entrañas de
nuestras naciones, coexisten precisamente por la ausencia de un control eficaz, que desaparece en el
difuso accionar institucional en manos de los más voraces prestidigitadores del sistema. Es por ésta
razón, que los Órganos de Control deben ser, por la esencia misma plural de los pesos y
contrapesos institucionales, más fuertes e incisivos para impulsar verdaderamente las naciones hacia
el futuro, con poder fiscalizador integral y obligante tanto para gobernantes como para los
representados.
Dentro del perímetro interno de la geografía de los países y del entramado de normas, decretos,
disposiciones, leyes, resoluciones, y demás que emanan de su voluntad y muy por encima de su
propia Constitución Política, se encuentran los Tratados Internacionales, que deben ser honrados
aparte de toda consideración, obligación que destruye la cuasi-majestad constitucional de las

19
naciones. También tenemos, como verdad inmutable, que todos los avances y la transmutación
institucional o legal en materia: administrativa, científica, comercial, constitucional, económica,
judicial, jurisprudencial, militar, y demás, son propiedad inalienable e imprescriptible de la nación.
Nos ha costado a todos los ciudadanos: pagar, mantener y sufrir con el sistema en el cual se han
desarrollado tales ordenamientos y postulados, por lo tanto, no son propiedad de nadie en particular,
ni aun de los congresos, o de los partidos políticos, pues pertenecen a la nación universal, hacen
parte del desarrollo, de la historia sociológica y de la tradición cultural de los pueblos por derecho
propio, independientemente de los adelantos científicos o los inventos individuales.
Las leyes no han brotado por generación espontánea, ni han nacido ex-nihilo invisibilium* en tanto
que las instituciones público-administrativas son el fruto de innumerables y sangrientos conflictos
económicos, que han servido para cimentar un enclenque sistema social, del cual se apropiaron
abusivamente los integrantes de los partidos políticos.
El reto será tratar de unificar las leyes y los organismos que rigen en todo el continente -americano
o latinoamericano- sin tanta retórica legislativa, bajo un nuevo esquema de gobierno-administrativo
más incluyente en los diferentes sistemas: educativo, judicial, laboral, militar, sanitario, y,
armonizar y reforzar las nuevas Ramas Público Administrativas y Órganos de Control, la seguridad
militar y policial, la vivienda, el cuidado de los recursos naturales, el control a la explotación
minera; velar por las tierras agrícolas, las reservas forestales y un trato preferencial para la
amazonia, la orinoquia, nuestros mares con sus fondos marinos y los casquetes polares, como partes
imprescindibles para el cuidado del medio ambiente y la supervivencia de la especie.
Uno de los grandes problemas -(sino el mayúsculo)- de Colombia y de casi todas las naciones,
estriba en su sistema público-administrativo, que permite que determinadas personas se hayan
adueñado de las instituciones públicas y "hereden por derecho propio" estas posiciones a sus
descendientes y copartidarios, y a la postre se crean los propietarios a perpetuidad de la disposición
y manejo del país. Tenemos personajes enquistados ocupando curules en Magistraturas y en el
Parlamento de forma consecutiva por prolongados períodos, de igual forma en las Asambleas
Departamentales y Concejos Municipales, sin que el ideario se renueve y el delito campee,
cohonestado por la aplicación de medidas débiles en contra de la represión del crimen desde estas
instituciones.
Sucede que también existen diferentes Para-Estados o republiquetas dentro del Estado, que
contribuyen a exasperar la conducta social: el credo católico exige amparado en leyes canónico-
civiles, certificados de matrimonio, actas de bautizo y demás; la conformación civil exige cédulas,
licencias, registros mercantiles, permisos para poder trabajar, y múltiples requisitos para crear
industria y generar empleo; de igual forma el ordenamiento militar, libretas o tarjetas militares...,
y así sucesivamente con el sistema educativo, de salud y todos los demás. ¿Por qué el sistema tiene
que asfixiar al ciudadano con todas estas imposiciones?
Urge un cambio de sistema, tanto político como administrativo, financiero y cultural, que involucre
a la totalidad de la población; es tiempo de cambiar el obsoleto modelo democrático que no ha
servido sino para endiosar a los opulentos y perpetuarlos en el manejo de las naciones, abonando la
cuasi-indestructible semilla de la corrupción. ¿En dónde se encuentra la sapiencia del país y para
qué nos vanagloriamos de tener miles de profesionales, mientras que la gran mayoría son
marginados del manejo público-nacional en su relación económica-cultural, o política-
administrativa, siendo excluidos a través de componendas políticas?

20
No se va a corregir el rumbo del país si no cambiamos radicalmente el sistema socio-político, que
margina a los demás connacionales de su participación en el manejo de la res pública, y en el
reparto equitativo de la riqueza nacional, que muy posiblemente podría transmutar el sistema
autocrático a colectivo con ideas frescas y rejuvenecidas; tampoco vamos a superar el conflicto
socio-económico, si no existe un verdadero deseo de cambio y de reparación por los delitos
cometidos, pero no sólo los perpetrados por las personas en oposición que integran las guerrillas, o
los grupos paramilitares, sino también por los delitos de cuello blanco, judiciales, militares y
políticos, premisa que debe obligar a devolver los dineros robados al erario y a la sociedad, con la
correspondiente reparación de perjuicios a los ciudadanos afectados en las diferentes instancias
judiciales. Cuántas veces nos hemos encontrado con decisiones unipersonales de tipo político, que
han llevado a grandes catástrofes por su corrupción, incompetencia, o ineficiencia, o por el simple
celo partidista que ha afectado a comunidades enteras por sentimientos políticos recalcitrantes,
muchas veces por malograr de forma aviesa el desempeño positivo de otras corrientes partidistas o
desacreditar sus logros sociales, magnificadas a través de algunos medios con intereses creados.
Estos nefastos personajes públicos que se han apoderado del manejo de sus respectivas naciones, no
son nada sin su parafernalia de tipo militar; su existencia al mejor estilo del Padrino* no tiene razón
de ser sin sus caravanas de carros blindados, escoltas, armamento, "fuerza pública", -que en última
instancia es el brazo armado privado y ejecutor de su sistema- olvidando que dicha institución
pública está para proteger a su población, no para lacerarla y humillarla mediante el atropello y la
represión.
¿En qué posiciones laborales o de dirección político-administrativa se encuentran el común de
nuestros jóvenes profesionales?
Es la preocupación que algún día no lejano, podamos tener una sociedad colmada de valores,
rescatados de la profunda decadencia moral que degrada a nuestros pueblos, y que la totalidad de
los recursos de la nación sean celosamente invertidos, sin que se pierda el norte en la rectificación
de la conducta, ya sea que se considere ética o correctiva, y se logre finalmente una auténtica
descentralización político-administrativa transparente en nuestras naciones.
La definición y el ejercicio clásico de la "política" tiene que ser replanteado, en virtud que ya no se
hace política en el sentido altruista, filantrópico y humanista, esencia verdadera de aquellos
hombres excepcionales que se entregaban con todo entusiasmo a sus comunidades, en tanto que el
deseo de servicio social libre, espontáneo y desinteresado en pro del desarrollo socio-económico y
cultural de los pueblos, perdió su norte fundamental para transformarse en el sofisticado arte de
engañar y mentir a la comunidad, buscando prebendas y el saqueo de la nación, a través de mañas
inveteradas con falsas promesas electoreras de cambio, lo mismo que la flatulenta y pomposa
enseñanza de la ÉTICA*: "Estudio Tramposo e Inmoral del Cinismo Asociado", que tan solo
doblega la cerviz psicológica de los más cándidos de la sociedad, aunque sus áulicos promocionen
que el ejercicio de la politiquería también posee valores éticos, que no son otra cosa que la
complicidad con los delitos cometidos.
Son estas reflexiones, coaligadas a un profundo deseo de cambio en las instituciones y en el avance
del país y el continente, -en pro de un clima de fraternidad y de progreso- las que exigen la
indeclinable tarea de buscar un nuevo orden económico-social, y político-electoral para nuestras
sociedades.
Ésta es una labor ardua pero no imposible, y que por obvias razones dejará vacíos de tipo jurídico-
administrativo, o de manejo electoral, o de tratamiento jurídico-militar, o socio-económico, que

21
deberán ser complementados ya sea por analogía con leyes pre-establecidas, o ya creando las
disposiciones necesarias; se pretende que se lleven a cabo foros y se discutan otros temas y
opciones por la ciudadanía en general, dejando de lado los sofismas clásicos sobre los que fueron
desarrolladas las constituciones políticas, muy distantes de sus conniventes entramados para el
manejo de la Organización Estatal, o de razones filosóficas o teológicas; por los profesionales de
todas las ramas, estudiantes, miembros de la sociedad, medios de comunicación, fuerzas armadas y
de policía, -(que han sido marginadas del manejo del país con el distractivo argumento que no
pueden ser deliberantes porque son portadores de las armas)- en el que se abogue por un sistema
realmente integral y pluralista.
Bien llegado el disenso sano y constructivo como máxima expresión de libertad, con sus
correspondientes aportes, que con toda certeza pulirán desaciertos y flaquezas, para beneficio de la
nación; es bien sabido que muchos criticarán positivamente enriqueciendo este contenido; otros,
con intereses creados, rechazarán estas reflexiones calificándolas de utopías inaplicables y demás
términos peyorativos, sin tener en cuenta que, ya la nación y el continente han superado la era del
oscurantismo intelectual y tecnológico, y que poseen innumerables personas calificadas
profesionalmente en todas las ramas del saber, que seguramente, podrán llevar adelante y superar
este noble cometido, así se pontifique que, bajo la presente propuesta, quedarían rotas las
"estructuras de poder" cimentadas bajo la convención clásica, -(que permite manipular
constantemente a la población)- en tanto que sus detentadores tendrán que participar por el manejo
de las naciones desde la confrontación cognitiva e intelectual de forma individual, y no bajo la
tergiversación mediática, o el nepotismo político.
En otros, brillará la ausencia y el egoísmo intelectual por estas reflexiones, apreciándolas como
algo insustancial; independientemente de donde emanen calificativos y entramados constructivos o
destructivos, estos serán más recalcitrantes en aquellos que perderán protagonismo político y poder
de manipulación, o que verán afectados sus clanes e intereses familiares, ya que no tendrán más
acceso a lucrar con los bienes y contratos del Estado, lo mismo que las diferentes corrientes
teológicas, que no desearán perder protagonismo socio-económico o político.
Los más altruistas y comprometidos -(que es lo deseable)- con la causa social, aprovecharán estas
sencillas propuestas y las enriquecerán con sus conocimientos intelectuales y profesionales
desinteresadamente, haciéndolas más viables para la sociedad colombiana, latinoamericana o de
otras latitudes del mundo; por la causa que fuere y emanaren de donde provinieren las
contradicciones y desaciertos, las poblaciones no deben dejarse manipular, si realmente desean un
cambio a profundidad de las corruptas prácticas políticas, buscando un rumbo cierto y decoroso
para nuestras naciones.
Por las razones anteriormente expuestas, la América Latina -o el continente americano en su
conjunto- debe vibrar al unísono aglutinada como una mole granítica, ya que nuestra unificación
causa un profundo temor al resto del mundo, para lograr vencer la brecha tecnológica y cultural que
nos separa del progreso, toda vez que un pueblo en discordia es víctima fácil de los depredadores y
rapaces económicos de todas las latitudes, que no vacilarán un instante en invadir y saquear, -(como
ya lo han hecho en otras oportunidades a través de la historia de nuestros pueblos)- aprovechando
la escasa consistencia social y lo inerme de nuestros sistemas defensivos.
En las presentes consideraciones, iré incluyendo en la medida en que se van desarrollando los
temas, las correspondientes propuestas para tratar de solucionar, desde mi manera particular de ver
la situación público-administrativa y la degradación social, las incoherencias y vacíos del actual
sistema "democrático", práctica anacrónica e incongruente con el desarrollo de la universalidad

22
moderna, en virtud que no solo el sistema político colombiano, sino continental y universal,
necesitan urgentemente una catarsis profunda para eliminar del seno de nuestras sociedades, la
desproporción y la inequidad que permiten que eclosione el malestar y la violencia social.
Para evitar malentendidos por la influencia degenerativa del "lenguaje incluyente", posibles
clasificaciones discriminatorias involuntarias, o sentimientos encontrados por la exclusión de
género en el uso de mi escritura, se entenderá, que todas las reflexiones van dirigidas a la especie
humana en su conjunto, independientemente que en algunas circunstancias se mencione o no, la
propiedad de género.
Cualquier similitud de conceptos es tan sólo coincidencia; las presentes reflexiones hacen parte de
la propiedad meditativa del autor y no cobijan opiniones de particulares, -(aunque es posible que
puedan presentarse algunas afinidades o puntos congruentes por lo trascendente de los temas)-
más que las citas reflejadas en el artículo correspondiente.
De igual manera, las citas que se hagan sobre tal o cual artículo, o información pública, no
pretenden reflejar ninguna posición, o tendencia ideológica, partidista, o teológica,
independientemente de su procedencia, en virtud que la filosofía de la Estructura del Estado, está
basada en la pluralidad universal y el respeto conceptual ajeno, -(y no en la crítica o diatriba
personal)- de forma integral y coherente en beneficio de nuestras sociedades.
Desde otra visión, en el presente ensayo continuaré con el uso del lenguaje tradicional
latinoamericano de forma irreverente, con sus elementos fonéticos como unidades esenciales e
indisolubles para los vocablos culturales de nuestras razas, como expresión coloquial sin la
influencia de imposiciones gramaticales foráneas, que cada vez pretenden castrar más la capacidad
auditiva y vocalizadora de los diferentes idiomas, por el facilismo lingüístico moderno.
Los contenidos de los posts* son una recopilación de fuentes diversas, interpolados, o citados cada
uno al final del párrafo, o al pie de página con su fuente respectiva, y el autor, no es responsable por
la información fidedigna o desactualizada de los mismos, que deberá ser cotejada y actualizada por
el respectivo lector.
El asterisco (*) significa que es una cita de carácter individual, o del compendio universal, que no
es de la autoría personal, y que el lector deberá complementar y averiguar su significado o
contenido por su cuenta.
1)- RENACER SOCIAL
¡En qué momento se esfumó la vergüenza, en pos de cuál laberinto de la veleidad humana se
extravió, y en dónde yace el pudor de la madre lactante, que recatadamente cubre con el chal sus
pechos henchidos para no despertar el instinto mamario, que lujurioso tiñe de rubor el rostro del
atorrante social! ¡Nuestra nacionalidad, no solo colombiana sino continental es única en el
universo, exuberante en génesis y esencia, en carácter y espíritu, en color y forma, en inventiva y
estoicismo, como una raza multifacética y pluricultural que ha sido y continúa siendo esclavizada
por un sistema corpocrático violento y deshumanizado, que se aleja de forma veleidosa de su
responsabilidad social, y, que en consecuencia, tiene que ser imperativamente reformado!
Tal vez nunca ha existido y como dirán los más avispados o vivarachos: la vergüenza es para los
más...; como quiera argumentarse, es un imperativo moral recuperar los valores perdidos y sacar

23
del anquilosamiento cívico y cultural a nuestros pueblos, en razón que necesitamos de hombres
extraordinarios que fragmenten los corrales-presidio que no permiten la liberación del
discernimiento, por el constreñimiento permanente de las llamadas izquierdas, o derechas, que
subyugan la humildad mental, en tanto que nos encontramos en un punto de inflexión bastante
frágil, y sobre el cual nuestras naciones deben tomar determinaciones radicales para el futuro de
nuestras generaciones, acordes con el desarrollo del mundo moderno.
Las sociedades actuales llegaron a la sima de la descomposición social, y esta realidad nos debe
forzar a corregir el rumbo de nuestras naciones, que imperativamente deben extinguir el secreto
contubernio del gobierno de los felones y apátridas sociales. No más tímidas explicaciones de
fantasía antropológica o genética para justificar la corrupción y la voracidad política de nuestros
pueblos, inclinación que no debe clasificarse dentro del instinto natural, por cuanto que contradice
profundamente el instinto racional de legalidad, que se fragmenta ante la abundancia, el despilfarro,
la connivencia social y la benignidad legal.
No está dentro del propósito de estas reflexiones, el enumerar datos estadístico-numéricos, o
pretender que sea un tratado de economía política, o de politología patológica, o una disertación
histórica de carácter universal referente a hechos concretos, que muy fácilmente pueden ser
consultados en la WEB*, Wikipedia*, Departamentos Nacionales de Estadística*, Diccionarios
Especializados*, o en las informaciones periodísticas*, -(sin que se tenga la plena certeza de, si
ésta interpretación matemática y su información sea fidedigna, ya que para efectos de mostrar
resultados, los números y las estadísticas se acomodan para que reflejen una realidad aparente de
la situación económica-social de las respectivas empresas o naciones)- o en cualquier Enciclopedia
Universal, si no, el de enumerar unos antecedentes fácticos y coyunturales de la relación que
involucra a los países Latinoamericanos entre sí, y cuál podría ser, -(desde la perspectiva
sociológica)- su futuro cultural, económico, militar o tecnológico, y lo atinente a su contacto
específico con los Estados Unidos y el Canadá, como integrantes y actores naturales, inalienables e
imprescindibles del continente americano.
Tenemos sociedades que evolucionan en la cúspide de una era tecnológica jamás conocida por la
humanidad; entes que pretenden viajar a través del espacio sideral, buscando agigantar su ciclo
evolutivo en los confines exteriores, infectando las constelaciones con indiferencia y vanidad,
olvidando que no se han erradicado las necesidades mínimas de subsistencia en el planeta tierra, que
debe ser contemplado como el hogar natural para nuestra especie.
Es indudable que antropológicamente algunas razas melanodermas son provenientes del continente
africano, lo mismo que nuestro componente mestizo ligado profundamente a diferentes grupos
raciales, pero más allá de estos referentes, no debe haber mayor preocupación, más que la unidad
nacional y continental, por razón que el paso del tiempo condujo a la pérdida de identidad cultural y
tribal, y que en consecuencia, todos los habitantes continentales deben aglutinarse y sentirse como
una sola etnia pluri-racial continental para el beneficio de nuestras sociedades, alejadas del
complejo y la melancolía del origen, en tanto que la unificación del continente debe ser un
imperativo de primer orden.
El mundo creció, -afortunadamente- y no sólo en población sino también en conocimiento y cultura,
en comunicaciones y desarrollo tecnológico, a la par con la extinción de sus recursos naturales y su
bio-diversidad, por el apetito desmedido de un crecimiento, entre paréntesis económico, que no se
podrá disfrutar por el deterioro del planeta...un ecosistema que difícilmente podrá alimentar física
o aeróbicamente a las especies por exceso de una población que todo lo arrasa y contamina.

24
Desde que el hombre nace a la vida, se ve compelido en una interminable y sofocante lucha por
mejorar su nivel de vida, su estabilidad emocional y alcanzar se realización como ente cognitivo,
ser, que finalmente despierta toda su magnitud racional y flexibiliza la rodilla con profunda
reverencia, por lo magnificente de la creación que le rodea, sin alcanzar a comprender, que este
anhelo será coartado por la fuerza de los más brutos y despiadados a través de "sistemas legales"
para la dominación social.
¡La vida es miserablemente corta para los seres humanos, e inmensamente eterna para la gnosis de
los pueblos! No quiero significar con esta apreciación, que sea infinitamente extensa para el resto de
los seres vivientes que habitan el planeta, pues la constante cognitiva marca la diferencia de la
noción de tiempo y eternidad, o entre racionalidad y brutalidad.
Es inconcebible, que en plena era atómica, con nano tecnología, ingeniería molecular, desarrollo del
genoma humano, implantes biónicos, organismos cibernéticos (Cyborgs*), comunicación satelital y
otros adelantos científicos, todavía exista hambre, ignorancia, enfermedades elementales,
frustración y desesperanza en el trajinar por la subsistencia terrenal; es irracional que el ser humano
no haya evolucionado a través del progreso y del alma sensitiva, de la fraternidad y la ayuda mutua,
mientras crea situaciones egoístas alrededor del mundo sopesadas con indiferencia e irradiadas con
apatía hacia el resto del conjunto social, sin olvidar que, es un deber para las mentes esclarecidas y
con sensibilidad social, -(antes que se pretenda abandonar nuestra atmósfera hacia el ignoto
espacio llevando sus luchas ideológicas o teológicas, y la eterna pugna entre dios y el diablo)-
erradicar la miseria y la ignorancia, derramando la riqueza de nuestro mundo sobre los más débiles
e ignorados, que imploran abatidos la asistencia de los más fuertes y bendecidos por la mano de la
Creación.
Con esta abstracción, podríamos especular que el transcurrir para la mayoría de la población, se va
en pos de las pequeñeces que nos hacen más agradable la existencia material, pero que más allá de
estos objetivos, la vida no tiene mayores aprensiones, en razón que, muchos de los seres humanos
carecen de un proyecto de vida que no sólo justifique su propia existencia, si no que pueda
proyectarse positivamente en beneficio colectivo, y que en consecuencia, no es equitativo obligar a
algunas sociedades, a que avancen al ritmo acelerado de otras culturas, o que consuman su estadía
terrenal tratando de nivelar costumbres o imposiciones de otras latitudes.
En la búsqueda de un mejor y más equilibrado sistema de administración pública, surgen infinidad
de críticas como simples enunciados y análisis psicológicos a los fracasos en su aplicación; se
formulan preguntas e inquietudes, se conocen sus orígenes, causas y consecuencias, y se esbozan
alternativas y fórmulas de cambio, sin pronunciamientos definitivos y radicales para eliminar la
avaricia y la corrupción, que son comportamientos que impiden una verdadera transformación
público-administrativa en las naciones.
En un momento dado, algunos denigran y critican acremente el sistema al cual pertenecen y del cual
lactan, pero tampoco renuncian a su ejercicio o pertenencia, y fingen creer que son los únicos
portadores de la verdad y del cambio absoluto, y que son los demás, quienes encarnan el problema
y simplemente ellos son los portadores de la solución, y por lo tanto, se ubican por conveniencia en
la pasajera y oportunista oposición.
Se formulan principios doctrinales condensados del pensamiento universal, se critican los excesos
de los sistemas financieros y bursátiles del capitalismo en boga, se estigmatizan las políticas
económicas neoliberales y se glorifica sobre cuáles deberían ser los cambios sustanciales en los
diferentes etéreos económicos o filosóficos, pero no hay propuestas viables de cambio, porque la

25
raíz del problema no se encuentra en los análisis idealistas, racionalistas o existencialistas mismos,
sino en la forma y metodología política con sus falencias psicológicas y sociológicas: quién las
ejecuta, cómo, con quién y a quién se aplican los sistemas, a quiénes incluye o excluye, y, a cuáles
grupos priorizan en el desarrollo y manejo de sus respectivas naciones, creando caos y frustración
hacia los sistemas de gobierno establecidos.
Cómo armonizar el orden del manejo social sin que con ello se atropelle la dignidad humana y se
desconozcan los avances cognitivos, culturales, económicos, educativos, jurídicos o tecnológicos
del conglomerado social. La dignidad social se extinguió...desapareció entre los utópicos anales de
la mojigatería, y, la vergüenza no se compra, no se vende, no pertenece a ninguna persona, gremio o
grupo partidista, y mucho menos a movimiento alguno del pensamiento de forma individual, en
virtud que los sistemas público-administrativos que dirigen el manejo de las situaciones sociales,
están dirigidas desde el absolutismo-autocrático, por todos aquellos que imponen desde el solaz de
sus recintos burocráticos, medidas arbitrarias que no tienen en cuenta la verdaderas necesidades
sociales.
Los regímenes políticos del mundo moderno, en su mayoría, están llamados a recoger; ya no
funcionan sistemas autocráticos, bicamerales, dictatoriales, monárquicos, presidencialistas,
parlamentarios, unicamerales y demás formas de gobierno; mientras no se abra el abanico de las
oportunidades y se involucre al grueso de las poblaciones ningún cambio será exitoso, por razón
que, hay que incluir la necesidad social para re-moldearla en una masa compacta y homogénea, con
el único fin de mejorar el abandono cultural y material de nuestros pueblos.
La marcha del mundo actual, -(en mi concepto)- se dirige a pasos agigantados hacia la
conformación de clanes y grupos violentos de dominación, regionales o citadinos, al margen de la
llamada "legalidad", en virtud de la corrupción que emana de las altas esferas de manejo nacional,
que no es capaz de irradiar fuerza moral a sus actuaciones siendo respaldadas por el accionar de
algunos estamentos de la fuerza militar, en tanto que se retorna a épocas feudales para la
conformación de pandillas delincuenciales como protección contra el sistema represivo-policial, en
un profundo deseo de pertenencia por la exclusión que produce el actual sistema oficinesco, que no
permite a la mayoría social integrar la nacionalidad en el manejo del país.
El sistema político, ya no ofrece garantías sustanciales de cambio, o de renovación social para
nuestras naciones por la incoherencia, la rapacidad, y la baja cualificación de la mayoría de sus
integrantes. Es indudable que hay que hacerle una reingeniería al sistema socio-público-
administrativo que rige a nuestras naciones, aunque no hay sistema perdurable en el tiempo, pues
cada época trae sus propias exigencias; por otra parte se debe tener en cuenta, que ni el sistema
pluralista más perfecto, ni organización alguna es capaz de ofrecer igualdad cognitiva o física, si no
igualdad económico-administrativa y libertad de gestión en condiciones similares, y que sería un
despropósito ofrecer el igualitarismo humano por tanto que, lo más deseable es alcanzar el término
medio de la proporción participativa social.
Desde otra óptica, se equivocan todos aquellos que defienden la indefensible democracia, como el
derecho a crear franquicias políticas para su representación, manipular o repartir los bienes y
recursos nacionales, desde la conformación de partidos políticos, o clubes de élite plutocrática,
apoyados en la fuerza de las armas que brindan las instituciones militares y de policía, o en
empresas de vigilancia privada para la continuidad del sistema, so pretexto de garantizar y
reconocer derechos fundamentales en un supuesto Estado Social Integral de Derecho. Esta
concepción es anticuada y está fuera de contexto en los avances sociológicos de un mundo futurista
y tecnológico, y pertenece más bien a los escuálidos inicios de los conglomerados humanos, y no al

26
desarrollo plurinacional del conocimiento postmoderno, que debe regir sus destinos a través de la
inclusión mayoritaria, de todos aquellos que han estudiado para que el engranaje social funcione
desde opciones diversas de la mecánica cognitiva, sin discriminaciones o exclusiones de tipo
totalitario o apetitos grupales, independientemente que participen para el desarrollo de la nación por
intermedio de movimientos partidistas.
Uno de los impedimentos para lograr la aceptación y unificación de criterios, es el contrasentido
existente entre el obrar y el pensar, entre la aplicación de los principios y la efectividad en la
práctica real de los mismos, por quienes en un momento dado tienen la representación ética de la
sociedad, independientemente de quién ejerza el control estatal.
Otro de los grandes obstáculos para la nominación de un nuevo Sistema Público-Administrativo, es
la confusión amañada de las definiciones de orden semántico, o la falta de técnica comprensiva que
se da en el manejo de la terminología política, que si bien es cierto, es un componente básico para el
entendimiento causal de los problemas y soluciones de orden jurídico, es incuestionable, que
también es la parte más intrincada de comprender por el común de los ciudadanos, ya que a duras
penas logran vislumbrar estos trabalenguas en el libre y sencillo entendimiento popular, que torna
elitista y excluyente la comprensión del lenguaje.
No se puede pretender crear un nuevo sistema para el manejo público con abstracciones irreales
carentes de toda lógica funcional, en donde todos y cada uno aprovechando el desconcierto reinante
desconoce deliberadamente sus deberes y derechos sociales; no puede haber una participación
abierta, si no hay una verdadera inter-relación y apropiación de los bienes y funciones del Estado, o
si los métodos de producción y riqueza cultural y sociológica no están al alcance de los ciudadanos,
pues permanecen prisioneros en estrechos círculos egoístas que no permiten el acceso a tales bienes
o conocimientos; es decir, que se debe erradicar la apatía y el egoísmo personal e institucional y
fomentar el sentido de mutua fraternidad y pertenencia, para que la sociedad se involucre de forma
verdadera en el manejo de la cosa pública, a la par que se desprende racionalmente de los abalorios
mundanos que no son de primera necesidad.
La mayor problemática estriba en la errónea formación educativa, que no prevé las consecuencias
de la voracidad por las cosas materiales, abundancia que se concentra en muy pocas manos, con
ausencia total de conmiseración por los desvalidos o arropada con falsos preceptos sociales e
inexistentes valores ético-humanistas: ¿Cuánto costaría erradicar el analfabetismo y la miseria en
el mundo y cuál es el valor de la suntuosa parafernalia consumista: carros de gama alta, yates,
aviones jet, licores finos, cosméticos, bisutería, joyería y demás abalorios?
¿Cuánto dinero gastan los adictos en todo tipo de drogas, o los alcohólicos y fumadores a nivel
mundial? El consumismo desmedido ha tergiversado la verdadera necesidad de las comodidades
básicas, cayendo en la alocada desproporción y en la alucinante ruleta de la concentración de
riqueza. Muchos han planteado la necesidad de abolir algunos sistemas económicos o de gobierno y
la implementación de otros, entre ellos el sistema capitalista, pero no enumeran de forma taxativa
cuales serían las fórmulas para erradicarlo o atenuar sus formas de influencia económica, sistema
que continúa siendo aceptado porque en el fondo permite que las personas colmen sus apetitos y
ambiciones, -(inherentes a la conducta humana)- sin restricciones de ninguna naturaleza, más que
la estipulada en algunas leyes anti-monopolio, pero que no incide en la conciencia social; tampoco
se establecen límites al crecimiento o acumulación de la riqueza individual o corporativa, razón de
peso para que no se permita la fusión de los bancos pequeños con las multinacionales o grandes
Trusts financieros, que engullen la riqueza nacional, mientras que destruyen el pequeño servicio
bancario doméstico.

27
Sobra citar nombres y ejemplos de estos pulpos financieros que acaparan la riqueza monetaria y
manipulan a su acomodo el devenir económico, con el beneplácito del sistema de gobierno
establecido por la veleidosa democracia, en tanto que, la reforma moral y social, comienza cuando
las corporaciones y empresas privadas que recaudan por bienes y servicios, -(incluyendo la
educación y la salud)- pagan su contribución fiscal proporcionadamente, y no se escudan en leyes
permisivas que les permite evadir el fisco a través de Fundaciones y demás organizaciones con
tratamiento similares.
¡La presente Estructura del Estado no desconoce los derechos universales del hombre, y resalta los
valores intrínsecos de las personas como delegatarias del bien común!
Es sustentable administrativa y económicamente, porque utiliza los mismos recursos que se
destinan para el funcionamiento del actual sistema, optimizando el gasto público a la vez que exige
preparación y cualificación público-administrativa para sus integrantes, que tendrán que invertir los
recursos nacionales, buscando resultados sin excusa de egoísmo o apatía inter-institucional, y es
viable, pues involucra a todos los estamentos intelectuales, productivos y sociales de la nación en
beneficio de sus regiones y de la totalidad nacional o continental.
No es excluyente pues no adjudica de manera estatal, monopolística, o particular, los medios de
producción, o de prestación de servicios públicos, para que de esta manera, quién más trabaja y
ofrezca calidad y servicio, también obtenga mayores beneficios a la vez que aporta fiscalmente en
mayor escala a la seguridad social de la nación, conservando un sistema laboral abierto para que
cualquier persona pueda emplearse, o, si dispone de capacidad económica y empresarial genere
empleo.
¿Por qué el deseo vehemente de un cambio profundo, cuando cada vez más se aleja la naturaleza
política del compromiso social, acentuando la inexistencia del desarrollo moderno en la mayoría de
nuestras comunidades o poblaciones alejadas del epicentro del progreso?
Los postulados sobre los que están basadas las sociedades "democráticas" modernas colapsaron, al
igual que el resto de las sociedades políticas de casi todo el planeta, que se corrompieron
deslumbradas por el exceso de ciencia, riqueza material y tecnología, olvidando el verdadero
compromiso de su existencia social, lo que debe inducir a desarrollar un verdadero control sobre la
acumulación y el exceso de riqueza, para que haya una mayor irrigación de los recursos
económicos, previniendo el acaparamiento y la especulación.
Todos los sistemas sociales del mundo se tornaron salvajemente desbordados en pos de codiciosas y
desmedidas riquezas materiales, -(incentivados por el sueño americano, chino, francés, ruso, etc.,
que para el caso todas las comparaciones materiales son iguales)- aspiraciones que deben tener un
tope como un deber moral, para que la conmoción material no colisione con el espíritu, olvidando la
esencia misma de la coexistencia pacífica y ordenada, por cuanto que los sistemas burocrático-
administrativos imperantes permiten que se practique una rapiña cruel e inhumana en contra de los
más débiles y oprimidos.
Igualmente creció el comportamiento despótico y altanero, carente de todo sentimiento
conmiserativo por los que sufren y en silencio lloran su desgracia. Mientras se festejan con
esplendor y soberbia los juegos olímpicos (2012), los habitantes de Siria*, Somalia*, Sudán*,
Eritrea*, Etiopía*, Haití* y otras desoladas regiones del mundo se mueren desnutridos y
abandonados de la opulenta sociedad, que pretende disfrazar con el ruido ensordecedor de un épico
gol el llanto de la orfandad.

28
Así mismo el despilfarro económico en el mundial de fútbol 2014*, y los próximos juegos
olímpicos, -(2016 en Brasil*)- en donde se gastarán sumas astronómicas que bien podrían recuperar
la miseria de sus favelas y tratar de edificar una identidad de solidaridad con los más necesitados; la
única forma de acabar con el inconformismo, es con la aplicación de políticas justas e irrigar de una
manera más fraternal los recursos del planeta en la asistencia social, antes que llevar a cabo estos
magnificentes y desproporcionados espectáculos para el beneficio de unos pocos.
Se ha escuchado recientemente en Colombia, el deseo que el país realice el próximo mundial de
fútbol, en una nación que se debate ante la miseria, el desplazamiento y la necesidad de una gran
parte de su población, sin pensar razonadamente de dónde saldrán los recursos económicos para tal
evento, que no debe realizarse mientras que no se haya erradicado el malestar y la necesidad social,
mientras que el único grito épico que debe emanar de la garganta de los ciudadanos comprometidos
con la causa social, es el de: ¡Si se puede y se debe transformar! el amañado y corrupto accionar
público-administrativo en beneficio de nuestras naciones.
Hay que insistir en la permutación de las corruptas costumbres, enquistadas en los poderes públicos
y en el sistema de contratación, en perjuicio de los más necesitados que dependen para su
subsistencia de las decisiones que toman sus gobernantes con tímidas políticas de cambio.
Y surge entonces la perturbadora incógnita: ¿Deseamos los habitantes latinoamericanos, o
americanos, o universales, continuar explotados en medio del caos burocrático-jurídico, la
perfidia, la corrupción, los descalabros económicos, el saqueo continuado de los recursos
naturales, la entrega total de nuestras empresas institucionales o estatales, mediante la explotación
del recuerdo bélico, el complejo de conmiseración y el saqueo administrativo y financiero?
LAICISMO
A través de la educación razonable, se debe llevar a su mínima expresión el esquema de dominación
de los magos teológicos y la oligarquía plutocrática, que se unen para subyugar a las masas
poblacionales con etéreas premisas demagógicas, sistema que con la coadyuvancia permanente de
la mayoría de los medios de la comunicación manipulan a la población, creando temor y
desconcierto por lo etéreo e intangible a la vez que controla el libre albedrío sin permitir que, el
hombre moderno y lógico, acepte su lugar dentro de la creación como un ente más, que debe
proyectarse a las posteridades bajo su propia responsabilidad, y no esperando prosélitos celestiales
que a través de una metamorfosis divina, le excluya de su esencia animal y su corresponsabilidad
con la especie sapiente.
Los fenómenos físicos pertenecen al mundo de la física y deben ser medidos bajo parámetros y
leyes afines, siendo todos explicables desde su formación y relación causa-efecto, pero, las
manifestaciones inmateriales representadas como vivencias netamente sensoriales del ente pensante,
-(intangibles para las leyes físicas)- deben ser respetadas desde su concepción individual, siendo
todas diferentes en intensidad y origen, y no, como una inducción de neurosis colectivas para dar
mayor fuerza, a apreciaciones teológicas o especulativas sólo en tanto que el hombre racional
admite exclusivamente los postulados de las leyes físicas, ya sean de naturaleza cósmica o biológica
-(exactas y difícilmente modificables)- por causa que creencia y ciencia no tienen puntos comunes,
es decir, no pueden coexistir mancomunadas como especulación etérea en tanto que existencia
física.
Al extraer la iconología se excluye el factor de reflexión divina, lo mismo que la venta de
indulgencias, la lucha tribal que genera el fanatismo religioso, la esclavitud teologal y los conflictos

29
religiosos, mientras que se pugna por la liberación del criterio individual de la manipulación
vaporosa e insustancial, por razón que la tecnología fragmenta la burda historia de la Torre de
Babel*, porque el hombre moderno ha conseguido llegar a las alturas sin pretender encontrarse con
la divinidad. ¿Qué similitud podría existir entre el terrorismo y los llamados crímenes de Estado -en
una minuciosa analogía con los ataques terroristas de los grupos fanático-religiosos- con las
prácticas de algunas naciones oscuras para desestabilizar al mundo?
Si el comportamiento racional logra extraer el componente fanático­religioso de las culturas del
Medio Oriente, el mundo vería el florecimiento de culturas magnificentes y un grado de desarrollo
tecnológico jamás contemplado por la humanidad, debido a la inteligencia, dedicación y pujanza de
sus componentes étnicos, -(tanto judíos como árabes, iraníes, iraquíes, sirios y demás)- que
vibrarían al unísono bajo un solo lábaro de fraternidad y progreso. Lo mismo podríamos colegir de
los habitantes hindúes, pakistaníes, y de todas las sociedades asiáticas o africanas que viven
manipuladas por los iluminados divinos, en tanto en cuanto estos intermediarios no tienen razón de
existir sin pueblos dóciles a sus caprichos.
¿Podría el creciente fanatismo religioso a través de los grupos extremistas, interferir y financiar la
liberación geográfica y teológica de las zonas más abandonadas del país, al exacerbar el
inconformismo, especialmente en zonas marginadas como el litoral pacífico colombiano, o, servirán
para este propósito las Zonas de Reserva Campesina*?
La Estructura del Estado, pretende alcanzar una gran reforma ética-plural que abarque la totalidad
de los movimientos sociales: sindicalismo, ecologismo, pacifismo, feminismo, comunidad
LGBTI+*, los movimientos de anti-globalización económica-cultural y demás, y que asuman la
posición liberalizadora del yugo atávico fanático-teológico, en virtud que las sociedades modernas
deben regirse por la solidaridad a través de un sistema de manejo público-administrativo netamente
civil, impregnado de un profundo laicismo integral con un claro contenido de institucionalidad, que
separe los intereses económico-religiosos que impiden la evolución social, sin distingos de
condición material o de élite, que distorsionan y atrasan la necesidad de transformación nacional.
Desde esta premisa, se debe separar el llamado "derecho canónigo" de las leyes que rigen para la
generalidad social, -(muy parecido a los juicios políticos)- puesto que éste debe operar
exclusivamente al interior de sus respectivas comunidades religiosas -(que se han constituido como
republiquetas o para-estados)- para el desarrollo de sus intereses, y no, para su actuación al interior
de la Organización Estatal que debe ser cobijada por las leyes civiles, proceder que desconoce la
Constitución y la legislación nacional -que supuestamente rige los destinos sociales- lo que les
otorga un carácter de aforados divinos y los sitúa lejos del alcance de la justicia civil; esta situación
es comparable con los publicitados códigos de ética, o juicios políticos, que pretende clasificar a sus
integrantes como seres especiales que se auto-juzgan por leyes clasistas emanadas de su
elucubración partidista.
Las iglesias y toda suerte de credos confesionales, practican un doble discurso dentro del entramado
de manipulación social: apaciguan el espíritu a través del castigo celestial, y doblegan la voluntad
hacia la sumisión de las necesidades terrenales que serán recompensadas en la vida celestial, lo que
no permite una verdadera liberación del llamado hombre racional de la modernidad, y su transición
hacia nuevas formas sociológicas para el desarrollo de la humanidad, en tanto que colaboran con la
subyugación del sistema político.
El cansancio por las prácticas clericales, y el resurgimiento de fanatismos prehistóricos y atavismos
tribales, no pueden seguir siendo enmascarados por los medios culturales, informativos u oficiales,

30
en tanto que la mayoría de las comunidades religiosas se han convertido en multinacionales
financieras, con los dineros extraídos a las naciones como producto de la alienación de sus
conciencias, mientras que el hombre sometido a una presión teológica constante, se siente vacío y
falto de esperanza ante la realidad de su existencia corpórea y el atropello del régimen.
Deliberadamente, la manipulación teológica causa mayores estragos entre las sociedades tribales y
en aquellas sumidas en la ignorancia, -(porque entre aquellos empoderados a través de la
educación y con estándares de vida aceptables estos fanatismos son inexistentes, por causa que
racionalmente no encuentran argumentos para confrontar lo intangible)- dejando la carga violenta
a los más pobres que se aniquilan entre sí por el lastre religioso, ignorando el avance del
racionalismo tecnológico de las culturas modernas.
Es de una imperiosa necesidad eliminar todo tipo de franquicias religiosas que son obsoletas en el
mundo moderno, a la vez que impiden una verdadera separación de facultades público-
administrativas, especialmente en un Estado cuasi-laico como el colombiano; hay que derogar esta
clase de acuerdos o convenios pues ya perdieron su vigencia, en virtud que se han tornado en
dictaduras disfrazadas e intromisivas en el manejo e independencia nacional, sin que haya asidero
jurídico o pretexto válido en la vieja premisa del pacta sunt servanda, o del rebús sic stantibus*,
para actualizarlos, pues ya hemos visto, que los tratados si pueden ser desconocidos, rejuzgados,
reformados, renegociados o revisados -(como es el caso reciente en el diferendo limítrofe* con
Nicaragua, o las demandas internacionales de Bolivia* para recuperar su salida al mar)- aunque
se puede concluir desde la óptica racional, que no es posible firmar tratados que confieran prelación
y exclusividad para las relaciones celestiales.
En este horizonte de ideas, la "Ley 20 de 1974
1
, sobre el Concordato y Protocolos Finales con la
iglesia de Roma*, debe ser desmontada en su totalidad, pues tales congregaciones se convirtieron
con el paso del tiempo, en verdaderas multinacionales financieras con sus propios bancos de
negocios, y ya no necesitan del apoyo de la nación, o de la sociedad, pues se enriquecieron con la
extracción de sus recursos económicos, en tanto que la nación debe recuperar la potestad para
procesar y juzgar a las personas cobijadas bajo este Concordato -derecho canónico- en el territorio
nacional o continental.
Se podría inquirir: ¿Qué porcentaje del Producto Interno Bruto PIB*, o del Producto Interior Neto
PIN* sale de las naciones americanas por concepto de franquicias religiosas, y cuál es la
proporción dentro de los respectivos PIBs* y balanzas comerciales en las naciones receptoras; en
otras palabras: cuál es el monto de la extracción económica para nuestras naciones; cuánto dinero
le aporta el mundo religioso al PIB* del Vaticano, o a otras naciones a través de donaciones, o por
servicios educativos y de salud, diezmos, limosnas y demás rubros de la economía nacional?..., para
citar un ejemplo sencillo.
Desde otra vista, al desconocer este anacrónico acuerdo para los tiempos modernos, se obliga a sus
componentes a actuar dentro de los mandatos legales, en especial en cuanto al encubrimiento de los
delitos que les son revelados a través de la confesión, haciendo partícipes y cómplices a sus
depositarios, aun se esgriman argumentos de conciencia, o de sigilo profesional, o sacramental.
¿Por qué la nación con dineros del presupuesto tiene que reconstruir o restaurar iglesias y demás
sitios de congregación, así hayan sido declarados como patrimonio cultural, cuando son inmuebles
comerciales de propiedad privada que no tributan debidamente al fisco, o que si lo hacen, es con
una contribución irrisoria? Bajo este argumento, los gobiernos no podrán imponer cuotas de
mantenimiento ni obligaciones pecuniarias so pretexto de ayudar con los cultos religiosos, o reparar
con dineros del presupuesto los bienes religiosos, así estén contemplados como patrimonio

31
arquitectónico, dineros que perfectamente se podrían emplear en la construcción de escuelas y
hospitales públicos para los más necesitados.
La industria religiosa, lo que algunos economistas denominan como "actividades útiles pero no
productivas*", que pretende domesticar el cuerpo y subyugar la libertad del espíritu, no ha sido ni
será capaz, de ofrecer verdaderas posibilidades de cambio social mientras que manipula la libertad
del pensamiento. Quizás el derecho fundamental más importante del ente pensante, es precisamente
el derecho inalienable e imprescriptible de ver y escuchar el mundo y su realidad tangible, de la
forma que más se acomode a su sensibilidad natural, de la cual no se le debe despojar o manipular
con pretextos o argumentaciones etéreas e impalpables a la razón, para domesticar su libre
albedrío y esclavizar su cuerpo.
De continuar anquilosados al feudalismo moderno, los pueblos latinoamericanos -(en un futuro no
muy lejano)- serán subyugados por la creciente invasión, ya no tecnológica sino místico-teológica,
motivada por la creciente inmigración de otras culturas, que arrastran sus costumbres en tanto que
fructificarán más fácilmente en pueblos dispersos y egoístas, y que han sido fragmentados por la
escasa visión de sus gobernantes. ¿Cómo pretender que las naciones en desarrollo, no oteen
apesadumbrados hacia las naciones más prósperas que viven en permanente despilfarro, ausentes
y egoístas de la necesidad de sus vecinos; qué parte de culpa le corresponde a sus propios
habitantes que no logran romper la coyunda metafísica que domestica cuerpo y alma, en tanto que
los sistemas establecidos no permiten un salto tecnológico y la liberación de las costumbres, pues
saben de antemano que inmediatamente perderán sus argumentos de dominación?
La consigna universal para el hombre de la modernidad -(que ha logrado fracturar el oscurantismo
cognitivo alejado de concepciones teológicas divinizadas)- debe estar más acorde con el
pensamiento socio-cultural o público-administrativo integral, con plena independencia del criterio
mental, dejando la alienación celestial para la órbita individual, y por fuera de las normas legales
dictadas para la generalidad social, mientras que el reto más grande para lograr el tan anhelado
cambio social en América Latina, o en la totalidad del continente americano, estriba en aislar las
determinaciones público-administrativas de la interferencia fanático-religiosa, "[... o la exclusión de
la acción divina entre las causas materiales y sus consecuencias. Polibio-Tucídides*] a través de
un profundo y verdadero laicismo social, que recupere la esencia fundamental de la civilización
moderna, con criterio e independencia, tratando de fortificar las disposiciones legales alejadas de la
interferencia teológica, y con la preponderancia y cumplimiento de las leyes civiles para la totalidad
social, política actual que se traduce, en la existencia de Para-Estados que no están supeditados a la
autoridad del Estado y continúan como focos de zozobra social, e incitan al caos y subvierten el
orden fraterno-natural de las naciones.
Si extraemos del pensamiento la simbología y la reverencia por lo invisible y lo abstracto, para
permitir a la conciencia liberada del bombardeo permanente -(que subyuga la mente a través de los
íconos clásicos de la manipulación)- que discierna coherentemente, entonces, se podrá recuperar la
capacidad de juzgar la racionalidad de nuestros actos y nivelar la posición controversial en igualdad
de condiciones para analizar desde la misma perspectiva, cuál es la finalidad de la especie humana
sin la manipulación de los más vivarachos, que llevan su paradisíaca existencia basados en la
sugestión y la alienación psicológica del hombre cuasi-libre, en una clara tergiversación divino-
celestial y averno-terrenal. Al extraer del componente etéreo, toda la ideología simbólica montada
para la manipulación socio-teocrática, sus argumentaciones pierden automáticamente -por
sustracción de argumentos simbológicos- toda o casi toda la influencia psicológica sobre la mayoría
poblacional, y permite que aparezca la libertad conceptual en todo su esplendor, facilitando el
desarrollo sociológico sin ataduras ni convencionalismos que alienen el libre albedrío; desde la

32
óptica económica, todas las personas vinculadas a estas actividades no productivas de origen divino,
podrán integrarse a actividades realmente productivas, en tanto que la economía de las naciones
involucradas mejoraría sustancialmente, alejada de la extracción monetaria a la que han sido
sometidas a través del desarrollo de neurosis teológicas colectivas.
El análisis a este simple racionamiento, debería motivar un rechazo profundo de todos aquellos
sometidos a la dominación, y una pugna permanente por todos los medios, para la extracción de
aquellos atavismos que los amarran al feudalismo esclavista y al absolutismo autocrático-
monárquico, con una consecuencia positiva: que la eliminación de la argamasa político-teológica,
sería similar a extraer la lascivia y los deseos sibaríticos -dolce vita- del ente pensante, que traería
como beneficio la desocupación de los casinos, la disminución de la prostitución, el vicio, y el
aumento del control de natalidad, para que la especie pensante pudiese intentar su recuperación
moral y su verdadera dimensión como protagonista principal de su destino cósmico, bajo la
perspectiva de su propia razón suficiente y de proyección filantrópico-humanista para las
posteridades.
Es bien sabido que la alienación del espíritu es más fácil de llevar a cabo en las sociedades
famélicas e ignorantes, al igual que el desarrollo de las epidemias que afectan en mayor escala a
todos aquellos en desventaja nutricional, mientras que es mayor la influencia sobre los analfabetos o
escasamente letrados, teniendo en cuenta la segregación a la que están sometidos, especialmente las
mujeres en la mayoría de los países pobres.
Bibliografía
Ley 20 de 1974
1
LÓGICA DE LA ESTRUCTURA DEL ESTADO
Los Derechos Humanos deben estar situados en el cimiento constitutivo como requisito indisoluble
para el desarrollo de la dignidad humana, sobre el cual se construirán todas las demás escalas
legales para su realización como seres independientes que se desarrollan dentro de una sociedad
más integral y armónica, en el entendido que, bajo ningún tipo de consideración o argumento, estos
puedan ser desconocidos, vulnerados o transados por apatía o debilidad manifiesta de quienes deban
aplicar todo el peso legal, y de acuerdo a las convenciones y tratados internacionales.
La Constitución socio-política de las naciones debe estar en la base, y no en la cúspide jerárquica de
las leyes, porque es el sustento y apoyo de todo lo que emane de ella; su solo abatimiento significa
el derrumbe de todo el sistema legal y sociológico, y ésta debilidad es tan manifiesta que es
fácilmente susceptible de innumerables reformas. Podríamos afirmar, de mejor forma, que la
"norma superior" adquiere fuerza de legalidad, por la solidez que le confiere la conformación basal
del mandato popular, máximo clasificador legal que obliga a escalar hacia menores jerarquías del
ordenamiento jurídico, ya que pierde fuerza en la medida en que se aleja de su cimentación; en un
momento dado, esta raíz o componente fundamental podría desear la revocatoria de las leyes, o una
auto-reforma a la norma de normas, ocasionando el derrumbe legal, pero dejando intacto su
cimiento natural como regenerador de la misma, denominado demagógicamente por la
manipulación política como constituyente primario, sin olvidar que, según la perspectiva cultural y
cognitiva, este constituyente elemental bajo el actual sistema político-administrativo -(aparte de su
existencia física)-, es una masa amorfa e incoherente que no aglutina el pensamiento ni la necesidad
social por virtud de disímiles posturas e intereses económicos, y la disparidad conceptual en las
políticas públicas o de manejo del Estado que son fácilmente manipulables por los más despiertos
del sistema.

33
Desde otro tren conceptual, éste constituyente primario es inexistente por razón que, es tan sólo es
el peón de brega que le dirime al sistema de partidos su conflicto de intereses a través de la votación
electoral, pero que en ningún momento está capacitado, o tiene potestad para convocar, o para
legislar, o para Constituir o cambiar la Constitución a través de Actos Legislativos, puesto que ha
delegado en el "constituyente secundario" la confección de la Constitución y del Sistema Legal por
medio de su Rama Legislativa, lo que hace inferir la existencia de constituyentes: terciarios,
cuaternarios y demás, en la medida en que el clamor popular se aleja de su base, situación que tiene
que ser corregida con la inclusión de los ciudadanos en todas las decisiones nacionales, para que lo
"Constituido" pueda obtener su aval, y de esta forma legitimar la base de las decisiones en materia
constitucional, por virtud que, solo mediante el deseo popular -como legítimo poder constituyente-
se pueden refrendar con total validez las actuaciones constitucionales, lo demás es retórica pura y
demagogia distractiva.
La Estructura del Estado estará compuesta por tantos círculos corporativos o mesas directivas
cuantas sean necesarias, congregaciones de donde saldrán los dignatarios que a su vez podrán elegir
a un representante/delegatario en cada mesa especializada de su respectivo Municipio,
Departamento, Ente Administrativo, Órgano de Control, o Rama Público Administrativa, para la
representación nacional, o internacional.
Por la esencia misma de su conformación, -(pues la aprobación o las decisiones se tomarán por la
votación de las mayorías en derecho y equidad sino en conciencia)- se busca eliminar las
coaliciones y el amañado proceder de las bancadas y sus impedimentos, o la incongruente disciplina
de los integrantes de listas cerradas -(en cualquier instancia)- incluidas en el Acto Legislativo 01 de
2003
1
*, que tan sólo presiona para obtener los beneficios burocráticos o el reparto de la
gobernabilidad del grupo en cuestión, sin que exista una verdadera tesitura institucional, olvidando
que el espíritu de su responsabilidad legislativa con el grupo social, debe ser la emanada de ideas
conceptuales coherentes que beneficien a la generalidad, sin atropellar la divergencia de las
minorías que debe ser protegida de la tiranía de las mayorías parlamentarias, que ha sido restringida
a través de la disímil coalición de bancadas.
Para la toma de decisiones tanto en lo cultural y educativo, como en lo administrativo, científico,
económico o militar, cada participación dentro del epicentro de la necesidad social es
correspondiente con un arco y un radio de acción para cada integrante, con un centro común: el
bienestar de la comunidad, proviniere de donde emanare el criterio independiente, aprobado o
improbado, es decir, sin tener en cuenta filiaciones políticas, corrientes partidistas, intereses
filosóficos, dogmáticos o teológicos, o la cantidad de votos obtenidos en la contienda electoral; la
representación será igual -primus inter pares- sin tener en cuenta el número de sufragios adquiridos
para ocupar su correspondiente lugar dentro de la nueva Estructura del Estado.
A nivel continental se aplicará lo dispuesto en el presente sistema de representación en mesa
circular corporativa, por delegado y por especialidad, con las facultades otorgadas por su respectiva
mesa integral, y sin que por esta delegación pierdan o eleven su calidad, o independencia como
primus inter pares.
Se propone la creación de un Consejo Latinoamericano, con salas especializadas, una por cada
Rama Público-Administrativa, que integre a todos los asesores en su respectiva especialidad
latinoamericana, esto es, un Ente Supra Estatal Continental que maneje los destinos económicos del
continente como una sola nación pluriétnica y pluri-racial a través de sus respectivos delegatarios,
que tomarán decisiones con el voto de la mayoría calificada del 70% del total de los miembros.

34
El sistema está enmarcado por decisiones integrales dentro de las exigencias de la globalización
moderna, unidos radialmente y de forma indisoluble a sus centros sociales, de donde emana de
forma coherente y permanente el afán de la necesidad colectiva, por razón que, la unión de todos los
sectores sociales dentro de un conjunto definido por segmentos de necesidad, cohesionan la unidad
continental. También se clasifica dentro de concepciones de integración interracial supra-
continentales, sin posiciones dominantes y basada en el consenso cognitivo, que a su vez determina
la jerarquía que fluye desde su base sociológica fuerte e indisoluble, arraigada en lo más profundo
de la conciencia social como elemento y factor determinante para el desarrollo de la Constitución
Nacional, o Continental, a la vez que clasifica algunas de las inquietudes cognitivas en lo referente
al desarrollo de las leyes y su inter-relación con el entorno, no sólo municipal o regional, sino
departamental e internacional.
Coronando el ápice o cúspide de estos círculos deben figurar los tratados internacionales terráqueos,
y en un futuro no muy lejano las disposiciones y leyes para el manejo del espacio planetario, como
máxima aspiración de las relaciones humanas y del intercambio comercial y cultural entre los
pueblos del universo.
La actuación determinada por su respectivo círculo judicial, es la base que soporta el pedestal de la
solidez jurídica y cognitiva, en tanto que la transparencia es la cohesión que une
perpendicularmente los círculos de manejo público-administrativo irradiando majestad y
entendimiento fraternal, con las necesidades de sus bases, esto es: la necesidad social irradiada
desde cualquier posición público-administrativa hacia el centro de la satisfacción colectiva. Como
columna estructural, actúa la fuerza cohesiva de la nacionalidad continental que une sectores
congruentes de las bases sociales, indicando la unión indisoluble e indivisible de la nación,
inseparable por la esencia misma de la conformación humana y abrigada por el deseo de bienestar
común.
Ésta estructura carece de orden jerárquico unipersonal: constitutivo, administrativo, electoral,
judicial, legislativo, militar o burocrático, pudiendo entremezclarse entre sí todos los respectivos
círculos de la administración pública de forma corporativa, buscando eliminar el clientelismo y la
burocratización de las Ramas Público Administrativas, para llegar a la unificación de criterios
decisorios plurales y racionales. En lo referente al ordenamiento militar, respeta bajo medidas de
vigilancia extrema el accionar de las Fuerzas Militares y de Policía, pudiendo impugnar o vetar los
ascensos y representaciones militares que vayan en contravía de los intereses nacionales, o por
violaciones flagrantes a los Derechos Humanos, o al Derecho Internacional Humanitario.
Como corolario a este razonamiento, permanecen en la base con proyección hacia todos los
segmentos que la conforman como piedra angular e inamovible: los derechos humanos y naturales
de la especie humana, innegable esencia del desarrollo socio-jurídico de las sociedades sapientes.
Sobre la cima del último peldaño, siempre estará el espacio disponible como máxima expresión
lógica para el discernimiento coherente: filosófico, intelectual, sociológico, o esotérico del libre
albedrío del ente pensante, que no permitirá, que grupo, movimiento, o persona alguna, se apodere
bajo doctrinas o apetitos extremos o totalitarios, de la voluntad colectiva.
Por su esencia misma, desvirtúa la conformación piramidal que envía un pseudo mensaje de
conclusión cognitiva, que fenece en su ápice, más allá de lo cual todo está dicho y consumado, es
decir, que la sociedad moderna bajo el dogmatismo del actual Estado Público-Administrativo, ha
llegado al clímax de su desarrollo cultural, estructural y psicológico como ente organizativo,

35
quedando encerrado bajo éste inequitativo y obtuso modelo, y sin posibilidades de avance
sociológico.
Bibliografía
Acto Legislativo 01 de 2003
1
2)-ESTRUCTURA DEL ESTADO
La esencia de esta propuesta se fundamenta en la inclusión de las mayorías sociales, para que se
apersonen en forma directa de todas las relaciones socio-administrativas para la conducción de la
Organización Estatal, sin que existan decisiones, controversias, o acuerdos amañados o velados para
la totalidad nacional, o llegado el caso, continental, como una de las formas más seguras de
promover, no solo cambios estructurales en el sistema público-administrativo, sino también en
cuanto a las libertades económicas, base de toda sociedad que fragmenta sus desigualdades.
La presente Estructura del Estado, propone la transmutación de una actitud pasiva hacia un clímax
beligerante y contestatario, a través del desarrollo de un Sincretismo Público Administrativo, dentro
del campo de las concepciones ideológicas y las realidades burocráticas, y un rechazo a los modelos
político-administrativos que no han demostrado mayor efectividad para el desarrollo y la superación
colectiva, ya no de la nación colombiana, sino de la totalidad del continente americano, anhelando,
que estos postulados trasciendan rápidamente en las sociedades modernas conforme al desarrollo
psico-cognitivo y tecnológico, a la liberación de las oprobiosas prácticas políticas de dominación
por los más incapaces de las naciones, alejados de la manipulación de premisas arcaicas:
comunistas, socialismos-democráticos, nacionalismos-teológicos, que mantienen las naciones
ancladas al pasado, en aras de lograr una sociedad más justa e igualitaria, para beneficio de las
posteridades con la recuperación del valor moral educativo, alejado de la brutalidad ejercida por la
pseudo-élite investida por el voto popular.
El presente planteamiento, dista mucho de ser una utopía vivificante, o un apólogo fantástico, en
razón de las múltiples necesidades sociales y los vacíos gubernamentales, que dejan en efecto
suspensivo el accionar público-administrativo, que no avanza, y que permanece lastrado a
perpetuidad en la ineptitud y la molicie, razonamientos basados en que, el único poder válido para
las sociedades actuales, deber ser la capacidad cognitiva y el grado de desarrollo profesional de sus
integrantes, adelanto racional que les enviste con la autoridad moral suficiente para dirigir los
destinos de sus respectivas naciones, con valor agregado de las más altas motivaciones.
De igual manera, la presente proposición no debe ni puede catalogarse irresponsablemente de
alucinación celestial o de sistema fantasmagórico, puesto que todas las concepciones del
razonamiento ponderado, emergen de una síntesis compleja por su intensidad y origen, ya sean
como frustración delirante y fantástica del ensueño colectivo que observa impotente como se
desgaja el continente, o, de la necesidad cognitiva, económica y moral de nuestras naciones que se
debaten entre la frustración y la miseria, por falta de un sistema público-administrativo coherente,
eficiente, integral y transparente.
La Estructura del Estado anhela encontrar el término medio, entre los que no producen nada pero,
que se han adueñado del reparto y esfuerzo ajeno a través de legislaciones arbitrarias, y aquellos
que tienen la carga crediticia, económica, emocional y moral para sacar avante los métodos
productivos, que son gravados desproporcionadamente por quienes que no producen nada, tratando
de nivelar las cargas sociales bajo una sinergia sincrónica desarrollada por todos los factores de
producción nacional, en una sociedad desbordada, en donde existe una verdadera tergiversación de

36
valores tanto productivos como culturales, situación irracional que la presente moción pretende
corregir mediante un verdadero Sincretismo Público Administrativo, dentro de sinergias
mancomunadas que decanten limitaciones y eleven calidades cognitivas para los integrantes del
sistema.
Los deseos de cambio hacen parte de la coexistencia que incluye el sufrimiento y la imaginación
por tener un mundo mejor, teniendo en cuenta que dentro de los razonamientos, hay estadios de
locura y ciclos de lucidez, pedazos de verdad y retazos de mentira, que engañan no solo a la razón
sino también a la conciencia colectiva con despistes ideológicos, que pueden emanar de sociopatías
congénitas, o de enfermizos trastornos megalómanos.
Las presentes consideraciones son realizables con todas las herramientas jurídicas y cognitivas
disponibles, con la participación activa de sus mejores componentes sociales, y parten de la realidad
de nación y del consenso generalizado, que ordena que, los desajustes sociales deben ser
transformados en el futuro inmediato, y no bajo el supuesto de crear nuevas estructuras o
mutaciones radicales que retrocedan el accionar social hasta su período primigenio, es decir, se debe
contar con lo que se posee actualmente para el cambio, para corregirlo y perfeccionarlo a través de
la práctica y no desde la posición imaginaria o subjetiva, realizable tan solo bajo una hipótesis de
ciencia ficción.
La presente Estructura, tampoco contempla la creación de movimientos anarquistas, rebeldes, o
autárquicos que pretendan desconocer la institucionalidad, el derecho a la propiedad privada, o el
esfuerzo individual, que en un momento dado puedan trastocar el orden legal e impulsar las
naciones hacia la bancarrota, con el desarrollo de guerras civiles y conflictos internacionales, por
virtud que el desarrollo tecnológico hará posible la relación entre Estados con un mayor grado de
inter-dependencia, tendientes a la conformación de Bloques Continentales Económicos Unificados
para el comercio y las relaciones internacionales del futuro.
También acepta el desafío de propiciar un cambio institucional en los sistemas público-
administrativos, para enfrentar las transmutaciones sociales, y cuál es la clase de nación, sociedad o
continente que realmente deseamos para enfrentar los retos globales del futuro, ya no terrenal sino
cósmico e interplanetario.
La presente propuesta busca la universalidad conceptual, cultural y legal del accionar económico-
político, para que las naciones puedan romper el atávico yugo que las ata al feudalismo moderno,
que impide la unidad fraternal y humanitaria en aras de lograr un mejor reparto del bienestar que
emana de los adelantos tecnológicos, y de la riqueza natural de nuestros territorios. Igualmente
anhela, que debido a lo complejo del gigantismo del Estado, las responsabilidades sean
fraccionadas para que no haya una sola persona o entidad encargada de la totalidad del manejo
público-administrativo tomando decisiones celestiales.
Al reducir la monstruosidad del Estado, se puede bajar equitativamente el recaudo fiscal para aliviar
a la población, y destinar mayor cantidad monetaria para desarrollar obras e infraestructura para el
bienestar social, por razón que: se logra reducir el exceso decisorio concentrado en una sola
persona, brinda mejores resultados de la gestión estatal, irriga los recursos de forma más racional, y
disminuye el impacto del gasto estatal sobre la inflación.
La Estructura del Estado rompe de forma profunda y consistente, la amañada práctica de repartir el
llamado ponqué burocrático, entre los partidos políticos tradicionales que excluyen al conjunto
social, y pretende:

37
Que las sociedades modernas tienen que ser imperativamente amplias, integrales y
participativas para evitar cambios sociales bruscos inter-generacionales, y que otorguen
cabida por derecho propio a las diferentes corrientes del pensamiento de nuestras
juventudes, enriquecidas cada vez más por el contacto conceptual, filosófico y sociológico
del mundo moderno, doctrina que debe ser plasmada no solamente en los linotipos, si no
como la práctica de una función de Estado.
Controlar el desenfrenado apetito político-económico, que desborda toda racionalidad y
descuaderna la institucionalidad, no sólo legal al pisotear de forma soterrada los
compendios de conducta social, sino, que nos protege de los cambios arrogantes y
dictatoriales que en un momento dado puedan conducirnos a una etapa tiránica, o al
sometimiento de Estados Fundamentalistas basados en creencias esotéricas o religiosas, o a
la creación de Estados Xenófobo-Nacionalistas, a la vez que tiende un anillo perimetral-
defensivo alrededor de la persona y sus Derechos Humanos, que serán soportados
sólidamente por unas instituciones plurales y respetuosas.
Corregir la improvisación y la confrontación permanente, que se genera al interior del
sistema público-administrativo que rige actualmente los destinos nacionales, en virtud que
permite que haya una verdadera separación de competencias y una finalidad de continuidad
en el manejo de la cosa pública, impidiendo que se sigan construyendo cotos de caza o
corrales burocráticos que no permiten un desarrollo armonioso acorde con las necesidades
nacionales.
Eliminar el cacofónico recurso de "lucha armada o confrontación bélica" de su léxico
sociológico, pues bajo sus postulados programáticos, no habrá lugar para acudir al uso de
las armas materiales, si no a la confrontación de las capacidades cognitivas y culturales para
sacar adelante la nación y el continente.
Evitar la colisión de competencias, y la interferencia entre los diferentes Órganos de
Control y Ramas Público Administrativas en beneficio, no sólo de la nación, sino también
de la credibilidad y transparencia de los fines sociales del Estado en los ámbitos nacionales
e internacionales.
Preservar de los atropellos cometidos por todos aquellos que se creen dueños del país a
perpetuidad, por el hecho de comprar votación electoral lo que les permite manipular los
estamentos nacionales desde sus cargos públicos, y que en un momento dado puedan
atentar en contra de las instituciones para mantenerse en el cargo, a través de personas
infiltradas al interior del aparato de justicia que impiden la independencia y eficacia
judicial.
Homologar el ciclo de gobierno a seis (6) años, buscando un término de mandato efectivo,
con la posibilidad de continuación en los cargos públicos y técnicos, por considerar que
cuatro (4) años son muy pocos para desarrollar a cabalidad los planes de gobierno a largo
plazo, y ocho (8), son excesivos para evaluar y sopesar los éxitos o los fracasos en todos los
cargos público-administrativos, -que se armoniza con algunos periodos internacionales- a
la vez que se busca optimizar la racionalidad del gasto, por los elevados costos del
reiterativo proceso electoral.
La reelección para las Corporaciones Públicas bajo el actual esquema constitucional es altamente
inconveniente, pues fomenta la corrupción al elevar los apetitos de todos aquellos que ostentan los
cargos de representación y las altas dignidades de la nación, pues en su afán desesperado por
conservar las prebendas burocráticas, hacen todo lo inimaginable con tal de lograr la continuidad de
su representación, como lo podemos observar permanentemente.

38
Bajo el modelo que propone la Estructura del Estado, es posible la continuación para todos los
integrantes de los cargos públicos y las altas dignidades de la nación, en tanto que todos los
aspirantes participen en igualdad de condiciones, ya no por la manipulación política a través de los
avales, sino con la reafirmación de sus calidades naturales y cognitivas por medio del examen de
conocimientos, para que la nación se beneficie de los servicios de todos aquellos altamente
especializados en sus respectivas áreas del saber humano. También se anhela, que la presente
Estructura, sea perdurable en el tiempo independientemente de la cantidad de habitantes o del
crecimiento económico de las naciones, y que se dé cumplimiento al ordenamiento constitucional
en su artículo 1° * en lo referente a la descentralización público-administrativa:
"(...) Forma y caracteres del Estado. Colombia es un Estado social de derecho, organizado en
forma de República unitaria, "descentralizada", con autonomía de sus entidades territoriales,
democrática, participativa y "pluralista", fundada en el respeto de la dignidad humana, en el
trabajo y la solidaridad de las personas que la integran y en la prevalencia del interés
general."(...) * Constitución Nacional
1
* (Subrayado y comillas propio)
La presente propuesta anula la desventaja que tienen los demás aspirantes a las altas dignidades y
cargos de elección popular, frente a quienes ostentan el mando, en virtud que no se les permite
participar en igualdad de condiciones, máxime que el sistema político ha corrompido la conciencia
del electorado a través de beneficios y proselitismo económico-social, o con la creación de leyes
durante su mandato que favorecen ampliamente su reelección al repartir los dineros del erario a su
acomodo, o mediante la inauguración de obras premeditadas para lograr al favor popular. Esto
significa, que la renovación no tiene por qué ser generacional bajo el mando y dirección de sus
delfines herederos, o desde sus amañados cotos de caza políticos, sino, que tiene que partir de un
cambio radical en las posiciones ideológicas y sociológicas al interior de nuestras naciones, basada
en sus verdaderas capacidades cognitivas y el mecanismo del sorteo, y no en el corruptor poder del
dinero, la cuota burocrática, o el aval político.
Igualmente nos previene de los gastos innecesarios causados por las excesivas elecciones, o
revocatorias de mandato, la manipulación de los diferentes índices estadísticos, o las encuestas que
no corresponden con la realidad, y que tan sólo busca disfrazar el déficit fiscal, o favorecer las
ambiciones de continuidad en los puestos públicos.
Una de las razones, si no la principal para la creación del presente sistema de gobierno público-
administrativo pluralista, es anular de raíz la imposición que emana del corrupto esquema
autocrático que impera en el continente, que no permite un verdadero cambio sociológico al
interior de nuestras sociedades, y que llena de frustración el fervor de permuta en las costumbres,
pues quien se instale en el gobierno seguirá imponiendo su voluntad y pisoteando la insatisfacción
social.
Quienes resulten favorecidos para llevar la representación de su respectiva especialidad o sector
público, deberán ser refrendados por anualidades -para analizar su rendimiento y
comportamiento- con la votación de todos los miembros de la mesa respectiva, con la
coadyuvancia y fiscalización de los Órganos de Control y las Ramas Público Administrativas, bajo
la premisa de: un hombre un voto para la toma de decisiones.
Los cargos de elección popular se realizarán al unísono para todas las corporaciones públicas, y
serán desempeñados por un lapso de 6 años ininterrumpidos, no reelegibles para el periodo
inmediato en la forma acostumbrada para de esta manera lograr un ahorro sustancial en los gastos

39
que requiere cada elección, que afectan de forma grave el presupuesto nacional, a la vez que se
brinda alivio y tiempo de raciocinio a la población por lo repetitivo de las elecciones.
El Gobierno Nacional estará conformado por los Gobernadores, los Ministros, los Administradores
Municipales, y de Localidad, los Directores de Departamentos Administrativos, coadyuvado por las
Superintendencias, y por los Consejos Superiores para la Administración Pública. Estos Consejos
estarán integrados por miembros destacados de la Academia, los Gremios de la Producción y del
Sector Financiero, y serán seleccionados bajo el sistema de sorteo aquí propuesto.
Siendo el instinto de origen divino cuando actúa de forma racional, y brutal y sensitivo cuando
despierta en su animalidad, los grandes pensadores de tendencia filantrópico-sociológica, siempre
han tratado de organizar un orden más justo, para afianzar firmemente y de manera coherente el
desarrollo de las necesidades humanas.
Por lo oprobioso y hermético del actual modelo "democrático", ésta nueva Estructura del Estado,
por obvias razones, despertará la maledicencia y el rechazo imprecatorio bajo diferentes
calificativos, de parte de aquellas personas que perderán el facilismo de su hegemonía directora, o
de los delfines en todas las esferas de la vida social que esperan ansiosos su oportunidad, -(sin
someter sus calidades naturales, jurídicas o cognitivas al escrutinio académico y a la confrontación
social, que justifique el mérito de sus logros)- para manejar sin ningún esfuerzo los destinos del
país.
También, las proposiciones contenidas en el presente sistema de transmutación pluralista, tendrán la
férrea oposición de parte de aquellos que heredan los cargos públicos, o que acceden a ellos por
recomendación política, y que en un momento dado tendrán que demostrar a través de los exámenes
de conocimiento, que se encuentran mejor preparados que los demás aspirantes, que no pertenecen
al excluyente sistema político-autocrático establecido.
La "loba democrática" que lacta el actual sistema administrativo-estatal, adolece de taras en su
conformación pues tan sólo posee tres tetas, y en consecuencia, necesita una hibridación genético-
cultural a través de un sistema público-administrativo multíparo y pluri-lactante, que pueda nutrir
vigorosamente las famélicas sociedades modernas, puesto que cualquier sistema de gobierno que no
sea integral y pluri-contestatario, siempre adolecerá de independencia de criterios, ligando el
accionar comunitario al capricho del gobernante de turno.
El sistema público-administrativo necesita una profunda renovación desde sus bases conceptuales.
O cambiamos, o...cambiamos, por razón que todos los habitantes de la nación colombiana -y del
continente latinoamericano en general- unos por acción otros por omisión, -en sus justas
proporciones- somos culpables del atraso socio-económico que corroe nuestras sociedades, por la
profunda apatía que produce la melindrosa y apocada representación político-administrativa, que no
logra sacar avante los postulados sociales, y por el hipócrita comportamiento de mostrarnos bien
cuando se nos observa, y que nos impiden dar rienda suelta a nuestras antisociales y perversas
inclinaciones.
Quienes deseen coadyuvar para dirigir los destinos de la nación, deben tener forzosamente, un
altísimo grado de compromiso y superación personal, a la par con calidades naturales y jurídicas
admirables en grado sumo, como proto-ejemplo de templanza moral y social, para tratar de
erradicar a todos los personajes que desfilan en pos de lucrar, o de saquear el esfuerzo personal y el
tesoro nacional, que irradia con su accionar el mal ejemplo social. No es posible en plena era
nanotecnológica, seguir manteniendo en los cargos públicos, o de elección popular, a individuos

40
que no han cultivado o evolucionado el accionar de su pensamiento social, y que todavía pretenden
ocupar las altas dignidades del Estado usando la incoherencia y la fuerza bruta para subyugar al
oponente, como lo apreciamos constantemente con los grupos alzados en armas, o las frecuentes
contiendas físicas entre quienes ostentan estas posiciones.
El dominio de cuerpo y materia, de hombre y espíritu, siempre ha existido latente en los objetivos
de subyugación para las grandes masas; desde estas cavilaciones, la mitología teológica griega se
apoya sobre un cúmulo de dioses súper poderosos; la mitología latina toma prestados las mismas
deidades, les cambia el nombre y transmuta sus funciones; así mismo los diferentes credos y
fantasías religiosas se basan sobre vínculos familiares de origen celestial, que a su vez son
coadyuvadas por seres humanos divinizados poseedores de la conexión para-sensorial, sin romper el
esquema de gobierno seráfico, que tanto pavor causa en la oscura mente del hombre.
De forma idéntica lo practican los diferentes sistemas políticos que de forma reiterativa, alaban y
mitifican a sus integrantes, en un esfuerzo desesperado por mantener el esquema de dominación
social, pero sin que haya cambios realmente sustanciales para el manejo de las naciones
.
En la
medida en que crece el gigantismo del Estado Burocrático, se despilfarra en gastos suntuarios, las
obras son de mala calidad, las nóminas son exorbitantes, no guardan las debidas proporciones y la
población se empobrece en beneficio de los más rapaces, que se han adueñado del sistema.
Se necesita un nuevo sistema de inter-relación social y de gobierno público-administrativo, con
mayor integración y pluralismo para el mundo moderno, especialmente para el continente
latinoamericano, o americano, porque la llamada democracia del modelo griego está mandada a
recoger, por la esencia clasista y excluyente de su conformación, con premisas que permiten que
bajo este esquema de gobierno, se desarrollen y perpetúen toda clase de regímenes de corte
democrático, como: dictaduras, monarquías, principados, sistemas semi, o presidencialistas, de
gabinete o ministeriales, y todas las demás formas que puedan emanar de la parafernalia
politológica moderna, inherentes al decrépito sistema democrático, razones por las cuales, ninguna
nación -(centralista o federalista)- debe continuar bajo la manipulación del sistema autocrático, ya
sea monárquico, presidencialista, o de primer ministro.
Este sistema viola el principio de identidad y realización individual, en razón que excluye
contradictoriamente la inclusión plural que preconiza defender, situación que desencaja en el
mundo moderno, si bien siempre será imperfecto en tanto que no es integral y plural, porque
desarrollar su esencia está en manos de personas con los mismos apetitos y debilidades de las
sociedades antiguas; el actual manejo del mundo debe dar un giro de 180°, pero no para
estacionarse contemplativamente al otro extremo, sino para darle un revolcón profundo al manejo
del sistema socio-político, ya que se han tornado en monarquías disfrazadas bajo lemas partidistas,
que se traspasan el manejo nacional en forma hereditaria, o en líneas sucesorias para los diferentes
cargos públicos, administrativos, militares, policiales o diplomáticos, en los cuales -(con algunas
excepciones)- se obligan a tapar los desaciertos, fracasos y actos de corrupción de sus antecesores.
Debemos partir de unas bases coherentes y lógicas, para explicar el por qué es deseable extirpar las
costumbres políticas, clientelistas y corruptas, y buscar la unificación de criterios y significados
lingüísticos que aúnen esfuerzos por el entendimiento fraternal entre las naciones; el tener
conjugado y unificado el significado de las palabras y sistemas bajo idénticos contextos, cerrará la
puerta a la malintencionada y errónea interpretación semántica de los mismos: el despilfarro, la
toma de responsabilidad, la repetición sobre los patrimonios de los malos administradores, su
responsabilidad penal, civil y administrativa, debe ser un imperativo de primer orden para todos
aquellos que deseen participar en el manejo de sus respectivas sociedades.

41
En el sistema autocrático-plutocrático y maliciosamente llamado "democrático", que rige la
mayoría de las naciones americanas, -(para no mencionar al resto del mundo)- no es la voluntad de
la población la que impone el modelo de desarrollo, o las formas y métodos educativos, o la
ciudadanía quien tiene incidencia en el desarrollo legislativo, pues con el vaporoso argumento que
la democracia ha sido delegada en la representación parlamentaria y en un sistema
presidencialista, estos delegatarios manejan a su acomodo los destinos de la nación, legislando casi
siempre en causa propia para la protección de sus intereses personales o grupales.
Ésta delegación permite que se usurpe la verdadera propiedad nacional que pertenece por derecho
propio a sus habitantes, bajo el argumento que los recursos naturales y del subsuelo pertenecen a la
"nación", pero sin explicar, que su producto económico es para sustentar los escandalosos sueldos y
dietas parlamentarias para sus integrantes, y que las regiones continúan en la miseria ante el saqueo
continuado de sus riquezas.
Pregunto desconcertadamente: ¿No estamos después de más de 200 años de vida republicana -
(tomando como punto de partida la revolución francesa*, o 185 años tomando como hito de
comparación el año de 1830*, o 115 años partiendo de la Guerra de los Mil Días
2
*) preparados
para asumir con altura y dignidad los destinos nacionales, o del continente latinoamericano en su
conjunto, y de erradicar el inveterado modelo "democrático" por uno más integral y corporativo que
pueda enfrentar sólidamente los retos del futuro?
Academia Colombiana de Historia.
2
Ediciones Lerner, 1965-1986*
¿Qué necesitamos para alcanzar acuerdos o tratados sanos y coherentes para el beneficio colectivo
de nuestras naciones? ¿Cómo romper con el lastre del paternalismo colonialista que todavía
persiste, apoyado en las potencias económicas y militares para que nos arreglen los problemas,
desconociendo que el continente latinoamericano unido en su conjunto, en una sola esencia, es una
potencia natural única e indisoluble, sino una de las más grandes potencias del planeta?
El fraccionamiento irresponsable del continente es una realidad: primero, a través de la formación
de bloques de países en este caso, los denominados del cono sur y su alianza denominada
MERCOSUR*, o UNASUR, o la CELAC*, y otros, naciones que por su incoherencia conceptual y
profundas diferencias económicas, terminarán finiquitando dichos acuerdos, para tratar de
reincorporarse a la totalidad de las naciones americanas, cuando recapaciten que, la totalidad del
continente es una sola y gran nación, y que por obvias razones ningún país debería marchar al
garete y alejado de la consonancia americana.
La reciente visita de la delegación rusa a los países integrantes del Mercosur*, reafirma una vez
más las intenciones de fraccionar e interferir en el continente americano, a través de su satélite
cubano y sus naciones aliadas, actuación que pretende imponer una vez más el comunismo y el
totalitarismo, a la vez que busca recursos naturales y un suministro de alimentos permanente
anticipando las profundas repercusiones del cambio climático.
La práctica de la Estructura del Estado, blinda a las Naciones Latinoamericanas y del Caribe, de
posibles intromisiones de potencias foráneas al continente, en virtud que los países pequeños al
verse avasallados por sus vecinos con mayor potencial bélico o económico, indudablemente se
cobijarán bajo la ayuda que les puedan brindar estas naciones, propiciando, no sólo la invasión sino
también la intromisión en los asuntos internos y el desmembramiento continental.

42
Para citar el caso reciente del diferendo limítrofe de Colombia con Nicaragua*, o el de Chile y
Perú, o entre Chile, Perú y Bolivia, -(este último con más de 100 años de aspiración legítima sobre
su salida al mar Pacífico)- o el conflicto entre Argentina e Inglaterra; es una vergüenza no poder
zanjar nuestras diferencias con delicadeza y sensatez fraternal, sin inmiscuir a terceros oportunistas
que buscarán a todas luces, fraccionar el deleznable continente en pos de sus apetitos particulares.
¿Qué impedirá que Bolivia, Nicaragua, o Venezuela al verse fuertemente agredidos, o coaccionados
sus derechos, o al no lograr imponer sus apetitos expansionistas, busquen apoyo en naciones como
Rusia, China, India, o en algunos países del Oriente Medio con los cuales ya han establecido
acuerdos y tratados de cooperación, para lograr su planes de fraccionamiento continental,
incendiando con su resentimiento las naciones y llevando a sus connacionales a perder identidad
cultural y propiedad nacional, sin sopesar que todos los mercenarios que intervengan en la
conflagración, no abandonarán fácilmente sus países después del posconflicto?
No podemos seguir con los mismos regímenes que no pudieron irradiar seguridad social,
alimentaria, educacional, laboral, o emocional, al tratar de imitar sistemas de otras latitudes muy
diferentes a nuestro pensar como integrantes pluriétnicos y mestizados latinoamericanos. ¿Quién, o
cuáles integrantes de la organización Estatal, le va a responder a la nación colombiana por la
pérdida del Mar de San Andrés, una extensión casi igual al departamento del Chocó; será que con
pusilánimes debates de control político vamos a recuperar esta vasta porción del territorio, en dónde
está la sanción moral, penal y económica por incapacidad y negligencia manifiesta, o la
estigmatización cívico-moral que debe imponer la ciudadanía a través de las urnas en contra de
estos ineptos gobernantes?
Existe cansancio hacia el Estado centralista y manipulador, que contiene una profunda degeneración
socio-económica en fase gangrenosa en el sector institucional, puesto que la población en general se
encuentra en confrontación permanente con los "poderes" establecidos, porque no tiene alternativas
para cambiar su proceder, o romper con el totalitarismo bipartidista y hegemónico ejercido por los
partidos tradicionales, ni siquiera mediante el sufragio, pues una vez se posesionan los elegidos, el
tiovivo de la corrupción sigue haciendo fiestas, ya que las instituciones continúan siendo ineficaces
y sordas ante el clamor ciudadano, situación que contribuye a la conformación de grupos en
discordia alzados en armas en contra de una parte de los integrantes del Estado, como corruptores y
violadores de la dignidad social, que a su vez arrastra por consonancia a la totalidad nacional.
Del descontento que emana de la impotencia para gobernar, de la ausencia de fines sociales para
enfrentar el incierto futuro de los pueblos, y de su desconexión con la necesidad social, nace el
deseo de profundas reformas a los sistemas de dominación económica, psicológica o sociológica,
porque ante la dominación dictatorial y tiránica, tan solo resta a las poblaciones oprimidas el
recurso del levantamiento armado.
La Estructura del Estado tiene como propósito fundamental:
a) Lograr un equilibrio sincrónico público-administrativo a través de decisiones circulares e
incluyentes, y de una descentralización verdadera de los entes administrativos y de los Órganos de
Control establecidos, buscando coherencia armónica en la representación nacional e internacional
de las necesidades nacionales, a la vez que se le otorga a los departamentos mayor autonomía y
libertad para su crecimiento,
b) Su conformación permite dirigir y ejecutar los fines sociales del Estado lo que obligatoriamente
tiende a fortalecer la toma de decisiones, en una nación conformada por regiones claramente

43
definidas, en el entendido, que la creación de las macro-regiones, no autoriza ni permite la
formación de nuevos departamentos, o variar sus límites territoriales, en razón que su pretendida
creación obedece a lograr programas de desarrollo de infraestructura conjuntos; también permite a
los Departamentos mayor autonomía de acuerdo a sus verdaderas exigencias o falencias en todos
los órdenes, permitiendo que las Altas Cortes, en su especialidad, tengan la potestad de dirimir los
grandes conflictos nacionales en todos los órdenes, desde el concepto, que todos los departamentos
son igualmente viables dentro del contexto socio-económico nacional,
c) Establecer un sistema de manejo público, con un alto contenido de inclusión democrática en aras
de la libertad individual y el respeto por los derechos humanos, debido a las características
especiales de nuestras étnicas latinoamericanas, y tratar de mantener la interferencia extranjera al
margen de las decisiones continentales, a la vez que, si llegado el caso, la nación perdiera las
comunicaciones domésticas o internacionales, cada región pudiese continuar con sus planes
público-administrativos sin mayores sobresaltos o manipulaciones indebidas.
La médula central de la Estructura del Estado, está basada en la pluralidad obligatoria de criterios y
razonamientos, y en la armonía consensuada y votada por las mayorías para la toma de decisiones,
por causa que, una resolución tomada de forma integral será mucho más difícil de influir o
manipular, que una disposición dejada al libre arbitrio individual, en todas las materias, por la
influencia o compromisos a los que están expuestos los integrantes del sistema presidencialista.
En esta estructura de razonamiento plural, ninguna persona, independientemente de su pertenecía a
uno u otro estamento cívico-militar, socio-cultural o económico-administrativo, podrá tomar
determinaciones de forma unipersonal o aislada del sentimiento colectivo, y sus pronunciamientos y
representación, obedecerán a las directrices tomadas en su respectiva mesa u organismo
administrativo.
Cualquier actuación por fuera de este contexto, debe ser tomada como nula o inexistente, por la
mesa respectiva que ha delegado esta representación, ya sea que se desarrolle en el plano nacional
o internacional.
Cada organismo o entidad en su conjunto, será establecido como el Órgano de Consulta respectivo
para su delegado o representante en funciones, y las personas que sean elegidas para llevar la
representación de sus respectivas entidades u organismos, no tendrán mayores atribuciones que las
delegadas por la mayoría de sus miembros, decisiones que podrán ser coadyuvadas, o vetadas por
inconvenientes, por los respectivos entes de control, o por las Ramas Público Administrativas.
En ningún momento la "nación" cederá o renunciará a la potestad que tiene para regirse por su
propia jurisprudencia, frente a organismos internacionales de ninguna índole, pero sin que sus
doctrinas sean disonantes con la armonía legal que debe imperar en el continente latinoamericano, o
en el contexto universal.
Para que la presente propuesta tenga viabilidad y duración en el tiempo, lo más deseable es que es
instaure no sólo en el país, sino en todo el continente americano. Al mismo tiempo, se hace
necesaria una amplia reforma constitucional más moderna y participativa, que proyecte hacia el
futuro los presentes cambios sociológicos, para de esta manera, darle estabilidad económica y
jurídica a las naciones que adopten estos postulados.
Para los efectos prácticos de aplicación de la presente Estructura, todas las leyes, disposiciones,
reglamentaciones, atribuciones constitucionales y demás, que se encuentren vigentes, y que forman

44
parte de la jurisprudencia y del repertorio legislativo nacional, deben ser observadas y armonizadas
con lo dispuesto en esta propuesta, por razón que las iniciativas deben nacer del seno del conjunto
social y no del capricho de unos cuantos individuos, o de una sola persona de forma autocrática,
observando fielmente lo ordenado en el Capítulo 5: De la función administrativa, artículo 209 de
la Constitución Nacional
1
*.
El mandamiento mayor y premisa rectora de la presente propuesta, está cimentado en la pluralidad
para la toma de decisiones, y en consecuencia:
Ningún Órgano de Control o Rama Público Administrativa, podrá darse su propio
reglamento interno de funcionamiento, sin que éste sea promulgado a través de ley de la
república,
Ninguna Institución Nacional o sus instalaciones físicas, sus archivos y actuaciones, serán
privadas, vedadas o prohibidas para la intervención de los Órganos de Control,
Tampoco, nadie de forma individual, tendrá la representación, o podrá tomar decisiones de
índole alguna sin la votación y aprobación de los integrantes de sus administraciones, mesas
de trabajo, instituciones, Órganos de Control o Ramas Público Administrativas,
Quien sea elegido dentro de su respectiva mesa circular, tendrá la representación de su
institución por el tiempo estipulado en la ley y en los reglamentos de normen dichas
actuaciones, y deberá acatar y expresar lo dispuesto por la votación de las mayorías
respectivas.
"(...) Principios rectores de la administración pública. La función administrativa está al servicio de
los intereses generales y se desarrolla con fundamento en los principios de igualdad, moralidad,
eficacia, economía, celeridad, imparcialidad y publicidad, mediante la descentralización, la
delegación y la desconcentración de funciones.
Las autoridades administrativas deben coordinar sus actuaciones para el adecuado cumplimiento
de los fines del Estado. La administración pública, en todos sus órdenes, tendrá un control interno
que se ejercerá en los términos que señale la ley. (...)" * Constitución Nacional*
Debemos transformar nuestras sociedades en inquisidoras permanentes, y desarrollar un sentimiento
anti-jerárquico y contestatario para la fatuidad del culto a la personalidad y al disfraz, que nos libere
de la opresión de todos aquellos que de una forma u otra manejan los bienes de la nación, y
desangran de forma aleve el presupuesto público, pero que a la vez nos obligue al más profundo
respeto hacia todos los benefactores sociales, que desarrollan de forma ética su accionar público-
administrativo, a la par que se acaba la falsa premisa del desgaste político, que impide la entrega
total de los elegidos en beneficio de la nación.
La Estructura del Estado aglutina la nación de forma coherente y compacta, impidiendo la
atomización o la fragmentación regional bajo pretexto alguno, en virtud que las necesidades y
requerimientos sociales serán solucionados de forma breve y oportuna, a la vez que aleja deseos y
amenazas independentistas ante la ausencia de asistencia social.
Se pretende con la presente propuesta, desarrollar un sistema aplicable, coherente y válido para
todas las naciones que practican el excluyente sistema presidencialista, en tanto que anhela, que el
sistema federal en el continente sea revaluado, como consecuencia de sus falencias y demás actos
escandalosos de corrupción al interior de las naciones, aun de aquellas que se han clasificado como
grandes economías mundiales, pero que no han logrado superar sus desbordados apetitos tribales,

45
mientras que los sistemas democráticos puestos en práctica a través de la política tradicional, -(ya
sean estos centralistas o federalistas)- no representan el verdadero sentir social, y continúan
manipulados por pseudo-élites autocrático-plutocráticas que excluyen las mayorías ciudadanas con
el beneplácito de las Altas Cortes, instituidas como máximo control constitucional.
Esta posición intermedia entre el presidencialismo centralista, -(que evoluciona indetenible desde
una oligarquía autocrática, plutocrática y pseudo-elitista hacia un permanente absolutismo)- y el
federalismo republicano, que también practica la segregación racial y la exclusión social, pretende
ser modificada en los términos de la presente iniciativa, por un sistema más integral y alejado de los
obsoletos modelos socialistas, o comunistas, y que acabe con el totalitarismo-democrático que
ejercen los partidos políticos tradicionales que se han repartido el manejo del Estado con una
posesión permanente de las funciones institucionales, para que exista una participación amplia y sin
coacción hacia los sectores en contradicción, situación que se reafirma cada vez que las Altas
Cortes -(sistema jurídico que también es producto de élite política)- a través de su jurisprudencia
apoya estas directrices.
También se fragmenta la tesis de los "principios democráticos y federalistas del liberalismo
norteamericano"*, por virtud que en el sistema federalista, existe una permanente colisión de
competencias entre los 3 poderes tradicionales establecidos, y la autonomía legislativa
constitucional de los Estados, base de su federalismo, -que a menudo riñe con las políticas
centralistas de manejo económico, de expansión social, o cultural- según que la decisión descansa
en la Corte Suprema de la Nación*, organización autocrática que continúa siendo la instancia final,
con facultades para declarar la inconstitucionalidad de las leyes, en tanto que las candidaturas
cifradas en la recolección de dinero, son simplemente una forma más de hacer lobby prematuro y
compra de conciencias -cuando no de votos- lo que relaja el significado de la publicitada libertad
dentro de la "democracia federativa".
Este sistema aprueba o imprueba la conveniencia autonómica de dichos mandatos constitucionales
estatales, desdibujando la supuesta libertad del sistema federal, situación que causa un profundo
malestar social, con frecuente rechazo popular -(como es el caso de la aprobación de las leyes
migratorias, o lo referente a la iniciación de los conflictos internacionales, o la diferencia legal
entre los Estados)- que paulatinamente a llevado a los Estados Unidos a practicar políticas
segregacionistas y excluyentes, aun para la institucionalidad interna, en tanto el poder decisorio
descansa de forma omnímoda en la autocrática figura presidencial.
También las cortes legislan a través de interpretaciones con motivaciones plutocráticas, para la
defensa de los más altos intereses económicos, negando o reafirmando dichas actuaciones, sin
tener en cuenta la libre autonomía estatal -(plasmada también en el sistema federalista)- lo que nos
conduce a colegir, que no existe la publicitada emancipación ni la separación de poderes, en virtud
que la motivación político-económica se impone de forma plutocrática, sobre todo desde la rama
judicial que se ve constreñida por la injerencia política, que le impide ejercer justicia con rigor,
recortando los derechos de la sociedad constituida sin que pueda variar a profundidad el sistema de
aplicación judicial.
Tampoco se respetan las decisiones legislativas estatales so pretexto de proteger garantías
individuales, como producto del manejo político, en virtud que sus miembros son producto de la
escogencia política.
En el actual sistema autocrático-centralista, la Comisión de Acusaciones de la Cámara de
Representantes* -como ente acusador- recepciona las denuncias para los altos dignatarios y para

46
los miembros de las cortes, pero la "Comisión de Connivencia" en la sombra, perdona sus
actuaciones en un eterno carrusel que tan sólo mide pulso y fuerza económica, y que no es
conducente a resultados plenos para la aplicación de justicia, porque se aprovechan los vacíos
jurídicos, la prepotencia y la coacción política, bajo la innegable premisa, que cualquier clase de
organismo que se pretenda crear para reemplazar la mencionada Comisión, que sea integrada por
los participantes políticos y elegida por políticos, será completamente inoperante y cometerá
exactamente las mismas omisiones con solidaridad de cuerpo.
La Estructura del Estado establece que, para que haya una acusación sustentada en contra de los
altos dignatarios de la nación, esta deba ser aprobada por los Órganos de Control respectivos, antes
que se recepcione dicha acusación, por la justicia ordinaria.
Lo mismo sucede en el sistema federal que permite que cada Estado legisle individualmente, para
que sea la Suprema Corte de Justicia* la que unifique criterios, obligando a que unas leyes se
aprueben en un Estado, y en otros no se acepten disposiciones similares; como producto: la
separación social pues las personas afectadas por razones lógicas, emigrarán hacia los Estados que
les protegen sus garantías individuales o constitucionales, creando Estados socialmente más
homogéneos para su idiosincrasia o comportamiento, arrastrando algo de racismo, xenofobia y
demás componentes de segregación social. Lo más deseable es que haya una sola Constitución
Política para toda la nación, o para todo el continente -(centralista o federalista)- y que ningún
Estado posea constituciones aisladas; la idea es acabar el centralismo administrativo público-
jurídico, y que los Estados Federados cuasi-independientes que se han convertido en republiquetas
aisladas para algunos asuntos sociales, y sin mayor peso decisorio dentro de los intereses
plutocrático-centralistas, se acojan a la decisión de las mayorías nacionales o continentales.
De igual manera busca transparencia y continuidad total, en el manejo del Estado y del Tesoro
Público en todas sus manifestaciones, a la vez que limita la excesiva concentración en la dirección
público administrativa; todos los diferentes Órganos de Control y la sociedad en general, podrán
verificar las actuaciones público-administrativas al interior del sistema, en donde no habrá lugar
para cohonestar el delito, ni permiso para cubrir o desviar la información o las investigaciones
judiciales, liberando la responsabilidad o manipulación individual, hacia la generalidad del conjunto
social de manera compartida.
El sistema por su simplicidad y transparencia, puede ser aplicado en cualquier nación del mundo,
para que sus sociedades recuperen no sólo el manejo público-administrativo, sino también una
verdadera comunidad de ideas y de lustre cognitivo, a la par que termina el odioso y repugnante
fraccionamiento social por la actividad burocrática, cada vez más corrupta y desgastada.
También se anhela a través de la presente propuesta, que las naciones como Bolivia*, Ecuador*,
Nicaragua* y Venezuela* que afanosamente desean revivir sistemas anacrónicos de gobiernos
dictatoriales de corte comunista, o socialista, hagan un alto en el camino y recapaciten dando un
giro sustancial, para el beneficio social y el desarrollo de sus pueblos dentro del contexto
latinoamericano, en virtud que no es posible bajo el actual modelo globalizado, abstraerse al
progreso sin el aporte de todos los sectores de la población, que de una u otra forma son
discriminados con obsoletos postulados sociales, pero que en el trasfondo necesitan de toda la
colaboración de aquellos, que con el transcurrir del tiempo han construido con tesón y esfuerzo los
intereses nacionales, para romper la brecha del nuevo colonialismo que se impone a través del
desarrollo tecnológico.

47
Es deseable, que la OEA*, la ONU*, y la OTAN
3
y otras organizaciones plurinacionales, funcionen
bajo las premisas enumeradas en la Estructura del Estado para la toma de decisiones en el
continente Americano o Latinoamericano, cada mesa según su especialidad, y no por votos
generales emanados de cada uno de los embajadores con derecho a veto ante el organismo, siendo
imperioso reformar estos organismos en virtud, que no se puede permitir el veto de ningún país, en
detrimento de los más débiles y desprotegidos, sobre todo en materia económico-cultural, o en
materia alimentaria ni siquiera bajo el argumento del impago o default de su deuda pública.
Cuánto tiempo y dinero se gasta permanentemente en discusiones bizantinas, sobre especulaciones
de lo que pudo haber sido y no fue, en tanto que llevamos más de 180 años disertando sobre la
misma cantaleta -(para el caso colombiano tomando como referente el año de 1830)- y el grado de
avance social de los países es mínimo, pues no existen derroteros armoniosos y definidos para la
integración total del continente, marchando cada quien por sendas diferentes.
El mundo vive una permanente y profunda metamorfosis social, especialmente en los denominados
países del tercer mundo, aquellos que no han superado las condiciones mínimas de desarrollo y la
erradicación de la pobreza extrema, porque son estas naciones, las que soportan los más altos
índices de miseria y abandono social, conformando un caldo de cultivo propenso al crimen y la
violencia, como producto de la necesidad cultural y económica. El verdadero enemigo de la
humanidad es la ignorancia y la pobreza, pero, qué, o quién causa este estado calamitoso para
nuestras sociedades, a quién se podría culpar, puesto que los gobiernos no pueden eludir su
responsabilidad y opinar en abstracto mientras que tratan de absorber todos los métodos de
producción económica, al convertirse en gobiernos avariciosos y fiscalizadores que esclavizan a sus
pueblos sin que haya correspondencia con su gestión social.
No querer ver la realidad sociológica en la necesidad social y en la trasmutación política de un
mundo ansioso de renovación en sus costumbres, es asumir una posición abyecta y sin visión de
futuro; los pueblos cuando quieren el cambio, lo consiguen al precio que sea, aún si para ello tienen
que sacrificar su existencia; con el achicamiento del mundo como producto de la tecnología de las
comunicaciones, que al instante conecta las realidades socio-económicas globales, es imposible
manipular con sofismas distractivos a las sociedades; estas comunicaciones avivan el deseo
libertario e inducen con ello, el descontento por comparación y la ansiedad por necesidad, formando
movimientos deseosos de cambios radicales con la inclusión de nuevos actores y renovados
postulados sociales.
Desconocer esta transformación, es pretender jugar irresponsablemente a la gallina ciega o imitar la
táctica del avestruz, dejando que la frustración se desborde aceleradamente en situaciones de orden
público impredecibles, que arrastrarán por simpatía a las naciones vecinas ocasionando la ruina de
los países.
El actual sistema "democrático" tiene un manejo improvisador e incoherente, desde sus objetivos
políticos hasta los desarrollos culturales y educativos del país, que marcha en cámara lenta y no al
ritmo de la era nano-tecnológica moderna, sin que existan diferencias ideológicas o filosóficas que
lo hagan sobresalir de las demás máquinas políticas, que viven colmadas de apetitos burocráticos y
de desmedidas ansias de riqueza material.
Debemos abolir del lenguaje moderno el mito discursivo y el "sofisma democrático", y mutar hacia
una Estructura del Estado más evolucionada acorde con el mundo globalizado, que exige extraer el
máximo valor cognitivo y tecnológico de sus sociedades, ya que la discusión no debe basarse sobre
las preferencias personales, o los estilos publicitarios del manejo de imagen, o las fotografías con la

48
contraparte, o las entrevistas plagadas por frases populistas de los aspirantes o gobernantes de turno,
o las concepciones metafóricas, sino, desde posiciones emancipadas del oscurantismo cognitivo
bajo la responsabilidad de todos aquellos que han roto la barrera de la ignorancia intelectual, y que
pueden ejercer la defensa sociológica de un verdadero sistema pluralista desde las diferentes
posiciones del manejo estatal.
En el mes de julio de 1990 -(mediante proyecto constitucional)- expuse la figura del transfuguismo
político y contemplé, que sí, se podría cambiar de partido:
"Cualquier persona podrá afiliarse al partido político que desee, pero en ningún momento podrá
estar afiliado a más de un partido. También podrá cambiar de partido si lo desea."
Lo contemplé básicamente por tres (3) razones: 1:.- porque no se debería perder la experiencia
parlamentaria, de todos aquellos que reñían con sus respectivos caciques políticos y en
consecuencia se retiraban de la actividad política; 2:.- porque ahora, como entonces, continuo
sosteniendo que, las personas que tienen la vocación del servicio político-social, obligatoriamente
tienen que mudar hacia un grado de mayor lucidez, y madurar sus concepciones filosóficas o
sociológicas de forma coherente y comprometida a profundidad con el cambio social, y 3:.- porque
casi todos son portadores de un apetito insaciable por el manejo de la cosa pública y de los
beneficios burocráticos que les reporta su proselitismo político, alejados de todo deseo de
transmutación político-administrativa que les recorte sus logros.
En la práctica, podemos confirmar esta aseveración 20 años después, en el batido resultante de
partidos con supuestos conceptuales o doctrinales diferentes, o a título personal, en donde la
extrema y ortodoxa derecha se confunde en un exótico contubernio con la errática y heterodoxa
izquierda, con tal de no perder sus beneficios y poder continuar con el negocio, o, en donde
liberales y conservadores se fusionan para formar un núcleo más pesado con gran desprendimiento
de indolencia burocrática, sin perder de vista que, se encuentran personas más abiertas y de
avanzada para el gran cambio social en aquellos que se denominan como ultra-conservadores
recalcitrantes, que en aquellos que se auto-proclaman como liberales de avanzada, como lo
podemos palpar diariamente en todos los actos de corrupción -(los que conviene destapar para
frustrar o acabar la trayectoria política de los opositores)- que destapan los entes de control y
vigilancia del Estado, o los medios de información.
La Estructura del Estado, estipula de forma tajante que:
No es un sistema utópico o imaginario, sino, que emana de la urgente necesidad de
cohesión real, y de los valores cognitivos y culturales existentes en este momento como
riqueza nacional, -sin substraer la realidad de país- anulando el sistema autocrático-
burocrático que debe ser sustituido por uno más integral y proporcionado, por razón que sus
componentes, son reales y no idealizados como producto de una expectativa a futuro, y
porque se ha alcanzado de forma plural un estado cognitivo-profesional más avanzado
dentro de las sociedades modernas, en tanto que se opone la realidad social con la ficción
burocrático-teológica,
Tampoco es un anhelo exclusivamente conceptual, filosófico, militarista o teológico, en
virtud que alberga múltiples y disímiles posturas cognitivas, que son en primera y última
instancia las motivaciones del progreso social, pues todas pretenden tener la verdad
verdadera, creando paradojas contradictorias que se excluyen entre sí bajo el dictado de
premisas incoherentes,

49
No pretende sentar cátedra, o alterar el contenido de los diferentes sistemas filosóficos
clásicos, -indelebles, exuberantes, e irremplazables guías para las actuales y futuras
generaciones- sino, que trata de recuperar e integrar los valores ético-morales que sirvieron
de soporte para el desarrollo de la civilización occidental, y lograr una formación cultural
más virtuosa, preceptos, por demás, en vía de extinción para el hombre de la modernidad,
De ninguna manera es un sistema comunista o socialista, puesto que la propiedad y los
medios de producción continúan bajo la dirección privada, pero con la vigilancia y control
de los entes público-administrativos nacionales para lograr una mayor irrigación social
evitando la excesiva concentración y los monopolios,
De la misma forma no es un sistema fascista, a la par que se torna en integral y pluralista al
admitir la inclusión de las mayorías sociales, y la transformación del accionar sindical y de
otros integrantes sociales como Órganos de Control,
Igualmente, no es un sistema netamente cerrado, en virtud que los entes público-
administrativos pueden regular el mercado y aplicar medidas más racionales, a través del
control monetario y de precios para contener tendencias alcistas o monopolísticas,
Que no se debe clasificar irresponsablemente de sistema o proyecto futurista, en tanto que
la Estructura del Estado pretende replantear en profundidad el descuadernamiento de la
institucionalidad actual, ya que bajo esta forma, el Estado es inviable y conduce a todas
luces hacia la bancarrota de la nación, que continúa saqueada a través de la deficiente y
corrupta Organización Estatal,
Desde la óptica de manejo público-administrativo, no es tampoco un sistema ministerial o
parlamentario, en virtud de la flexibilidad de manejo público-administrativo emanado de la
pluralidad decisoria de los diferentes gabinetes, ya sean de nivel departamental, ministerial
municipal, o nacional, siempre coadyuvados por los Gobernadores, los Administradores
Municipales y los Órganos de Control, como producto de la cualificación personal a través
de los exámenes de conocimiento; de igual manera, sus integrantes no estarán sujetos a la
manipulación politiquera, facilitando el empalme institucional sin mayores traumatismos al
final de su mandato,
Que finalmente ratifica, que es un estructura de gobierno pluralista exuberante de
componentes socio-culturales, y colmado de participación público-cognitiva para beneficio
de nuestros pueblos, por la amplia participación de sus miembros y la diversidad de sus
formas decisorias, mientras que se sustrae a las llamadas formas puras o impuras de
administración pública o de gobierno, que puedan ocasionar su derrumbe.
La presente Estructura, elimina los partidos políticos y no contempla la creación de los mismos bajo
denominación de ninguna naturaleza, a la par que extingue la falsa premisa, que las sociedades no
pueden funcionar sin la manipulación de los partidos o grupos políticos, quedando la dirección de
los destinos nacionales bajo la égida de los ordenamientos constitucionales y jurídicos, y tutelados
por las mentes pensantes que han sido preparadas por el andamiaje intelectual a través de la
Academia, sin que pueda desprenderse de estos razonamientos, que las sociedades actuales puedan
en un momento dado, llegar a ser autárquicas o a gobernarse por sí mismas, o que puedan prescindir
del esfuerzo colectivo plasmado en la jurisprudencia legal del compendio universal, y además por
las siguientes razones:
Tiende a proteger el bienestar económico-laboral, a través de gestiones más equitativas e
integrales para el continente latinoamericano en su totalidad, ante el embate comercial
proveniente de los otros continentes, pero respetando la equidad y usufructo del
intercambio económico y tecnológico, que aunado a la paridad cambiaria permite la auto-
regulación de los precios del mercado y establece un tope al apetito desmedido por los
bienes materiales, desarrollando la verdadera política del fair-trade*,

50
Preserva proporcionadamente el enriquecimiento individual, con la gratificación que
produce la libre empresa dentro de un sistema económico más justo y fraternal,
Respeta la plusvalía, no como un medio de enriquecimiento personal o estatal, sino como
un ahorro mancomunado que formará parte del torrente económico bruto o nacional,
traducido en mayor recaudo fiscal, en obras de infraestructura y mejores servicios públicos
para el beneficio social,
Aleja las dictaduras personales o de partido, a la vez que ejerce un control más estricto para
la contratación pública, ya sea laboral o de desarrollo e infraestructura,
Dentro de una gestión de austeridad, pretende conservar al máximo los ecosistemas y los
recursos naturales de forma más racional,
Condena la nacionalización de la banca privada y su rescate con fondos públicos ante su
eminente fracaso, a la par que se controla el desbordado mercado financiero estableciendo
tasas de interés unificadas de forma continental, siguiendo las directrices de fomento fijadas
por el Banco Mundial y la economía global, y liberando el precio de su colocación para el
crédito, en el entendido, que éstas no deben sobrepasar el 1% anual para que haya mayor
competitividad bancaria y financiera,
Anhela que haya continuidad comercial y tecnológica en los acuerdos y tratados
internacionales, y que en todas las decisiones se consoliden programas de bienestar
colectivo y de protección a la industria nacional o intra-continental, sin otorgar privilegios
discriminatorios o en contravía de los intereses continentales,
Pretende extinguir las arcaicas posturas de contenido conceptual de la caduca ideología
política, -(sin pretender desconocer su gran aporte socio-cognitivo como estadio primario
para el desarrollo político-administrativo de nuestras naciones)- como ultraderechas,
ultraizquierdas, o cacofónicas e irresponsables posturas de centro, a la par que se disminuye
considerablemente la controversia retórica de los opositores, que tan sólo buscan conservar
los cargos y prebendas burocráticas, obligándoles a refutar cognitivamente con acervo
ideológico y probatorio la transmutación social, y no enfocados en la defensa de sus
prebendas o puestos públicos, o argumentando a través de sus áulicos, que la izquierda mala
no debe gobernar para que no resalte su ineficacia o su verdadera vocación de extrema
derecha buena, y que su labor tan solo estriba en la crítica y la oposición al accionar de los
contrarios, teniendo en cuenta que las izquierdas asumen una posición irracional y se
apoderan del hambre y la necesidad social como lábaro de combate, sin tener en cuenta que
esta situación se sucede al interior de todas las sociedades, sin matices o distinciones de
ninguna naturaleza.
Desde otra perspectiva, todos aquellos que critican los sistemas público-administrativos
establecidos, desde su placentera postura como intelectuales recalcitrantes de las inconformes
izquierdas o derechas, no contemplan las contradicciones sociológicas que conllevan todas las
variables de sistemas excluyentes, -(comunismo, socialismo, centro, izquierda, ultraderechas,
ultraizquierdas y demás)- y el ocaso de pseudo corrientes de liberación, en tanto que su tramoya por
la inequidad social se derrumba con el desarrollo de la tecnología y el avance de las
comunicaciones, que tienden a garantizar la universalidad entre concepto racional y práctica
nominal como factor positivo de inclusión social, desproporción que es aprovechada por los
vivarachos de todas las épocas mediante campañas mediáticas, o mesiánicas, para desestabilizar el
mundo, despertando la ira y el resentimiento de los abandonados del sistema, sin analizar en
profundidad que será inevitable la explosión de la frustración social, así se cobije bajo lábaros o
motivaciones ideológicas foráneas.
Por supuesto que el ejercicio de unos opositores atomizados y sin rumbo fijo coherente, y que pasan
desapercibidos del accionar sociológico universal, es lo más favorable a los continuistas del sistema

51
que muy seguramente no cambiarán de táctica gubernativa, para acorralar al ciudadano libre y
contestatario, mientras la pugna el interior de la llamada oposición se diluye jocosamente en
discursos y anatemas inoficiosos.
Bajo estas premisas y como ordenamiento primario, tenemos que subvertir moralmente el orden de
los conceptos sociales, y recuperar el valor intrínseco del poder cognitivo y cultural que debe
resurgir majestuoso sobre la concupiscencia del apetito venéreo, las inexistentes calidades ético-
morales del poder económico, y la enfermiza ostentación material.
Establece un NO rotundo a la toma de decisiones de forma unipersonal y aislada, o para las
determinaciones tomadas por grupúsculos de la sociedad; en este orden de ideas, las circunstancias
de conmoción interior y de guerra, sólo podrán ser decretados por la votación de las mayorías que
integran el sistema público-administrativo con la coadyuvancia de todas las Ramas Público
Administrativas y los Órganos de Control, para buscar un mayor consenso en pro de la nación.
Todos los movimientos mercantiles producen grandes transformaciones -(como ejemplo: el
descubrimiento de América* buscando nuevas rutas para el intercambio comercial)- y cada
globalización emana de las respectivas necesidades para el desarrollo industrial o tecnológico;
pronto estaremos hablando de globalización espacial o sideral, lo que traslada la inquietud sobre
quienes serán los máximos exponentes de esta nueva forma de libre comercio, o universalización
mercantil.
Desde otro ángulo y sin pretender que el cambio provenga desde celestiales posiciones teológicas,
las sociedades modernas no deben perder de vista que, toda consideración de tipo socio-económico
o público-administrativo que no sea correspondiente entre forma y contenido, entre esencia y
espíritu, está condenada al fracaso porque genera profundas contradicciones en el ente social, que se
debate no solo por la subsistencia material sino también por el crecimiento espiritual y cognitivo,
del que tan solo puede liberalizarse a través de la fuerza bruta y la violencia, tratando de encontrar
el equilibrio de su esencia humana sin subterfugios de ninguna naturaleza.
Anhela que la posición laboral, o la importancia intelectual y económica de las personas dentro de
la organización social o estatal, sea mediante el logro del adelanto cognitivo individual y no, la
continuación de las pseudo-jerarquías sociales establecidas a través de la manipulación y la argucia
política.
Así mismo, que se recupere el verdadero valor del veleidoso significado de: la "conquista o
detentación del poder" en virtud que, éste debe ser un poder ético-moral, cultural y cognitivo para
beneficio de toda la sociedad sin exclusiones de ninguna naturaleza, y no la ostentación de las
riquezas materiales, o la manipulación y el manejo del aparato militar de la nación, como un brazo
armado de la "democracia política establecida".
Fracciona la autocrática forma de ejercer la dirección política y la administración pública, bajo un
modelo social flexible que prevé facilitar la inclusión de todos aquellos marginados del progreso de
las naciones; también permite que en un momento dado se puedan tomar decisiones acertadas y
plurales, para enfrentar las necesidades sociales, la formación de grupos subversivos o
delincuenciales, y asimilar los retos tecnológicos del futuro.
Previene que se desborde el descontento social, en virtud que será la sociedad en su conjunto -(que
ha sido aislada del gobierno central)- quien tarde o temprano tome las decisiones necesarias por la
vía de la fuerza, para lograr el gran cambio social en el continente latinoamericano.

52
Busca blindar a la gran nación latinoamericana de la implantación de dictaduras, Estados terroristas
de corte racista-nacionalista, o de teocracias fanático-religiosas, a la vez que impide la infiltración
de redes criminales en el manejo de las naciones.
El accionar del terrorismo con daños a los oleoductos y a la infraestructura nacional, a falta de ideas
sociológicas o propuestas coherentes para cambiar el inicuo sistema burocrático, -(tratando de
esquivar la confrontación ideológica, conceptual y argumentativa contra el Estado que pretenden
combatir)- demuestra debilidad por la ausencia de posiciones críticas y razonamientos
concluyentes, que sean realmente benéficos para la totalidad de la nación, vacío que los obliga a
ejecutar actos terroristas para buscar notoriedad y reconocimiento internacional, aun a costa de la
vida de seres inocentes y el atraso de las naciones.
La Estructura del Estado pretende:
a) Que las modificaciones legales, administrativas o laborales que deban efectuarse en los diferentes
entes de control y Ramas Público Administrativas, sean llevadas a cabo con la coadyuvancia y
participación de organismos altamente especializados, y con la colaboración de las universidades,
los gremios y demás asociaciones de profesionales, evitando el manejo politiquero que no atiende el
bien general, y tergiversa su accionar en beneficio propio,
b) Coordinación y armonía en el cruce de información, y toma de decisiones plurales y corporativas
por las mayorías, que serán debatidas con mayor criterio y transparencia institucional, para que no
haya ruedas sueltas o manejos caprichosos e improvisados en el manejo de la nación,
c) Que la gran empresa nacional no puede seguir siendo manipulada de forma decrépita y
delincuencial, bajo un sistema que permite el saqueo continuado y la prolongación del historicismo
conceptual, plasmado en la continuación de métodos administrativos, extremadamente
individualistas y excluyentes de las grandes decisiones sociales, que deben mutar imperiosamente
hacia preceptos nuevos, capaces de afrontar las exigencias del futuro,
d) Exige la excelencia en todas sus manifestaciones, como criterio único para la selección y
escogencia de quienes deban dirigir los destinos de la nación; también establece la gratuidad de la
educación pública en todos sus niveles, y en especial para aquellos estudiantes sobresalientes que
ostenten mayores calidades cognitivas, a la vez que extingue la censura a los medios de
comunicación, y establece que solo bajo circunstancias especiales y de forma plural se puedan
someter a control estatal, ampliando los derechos y las garantías civiles y la participación
democrática,
e) Busca impedir que el manejo de la nación, continúe en manos de cofradías, confraternidades,
hermandades, logias, sectas y demás sociedades secretas, que mediante pactos de confabulación se
reparten el Estado para perpetuarse, en detrimento de los más humildes, y de todas aquellas
personas que podrían prestar un servicio invaluable en nuestras naciones, ya que el acceso a los
cargos y nominaciones será de forma abierta y democrática, a través de los mecanismos expuestos
en la presente iniciativa,
f) Que tampoco pretende perpetuar dirigentes tecnocráticos, sino recuperar el valor cultural y
educativo que posee la sociedad, en su justiprecio real con valor agregado, cual es el conocimiento
profesionalizado que debe imperiosamente revertir hacia la sociedad en beneficio de los más
necesitados, en la búsqueda de la equidad y progreso social de sus respectivos países,

53
g) Igualmente, pretende erradicar la excesiva y desmesurada concentración del manejo público
administrativo en unas cuantas personas, que en un momento dado puedan conducir a la
implantación de sistemas de gobiernos abiertamente comunistas, extremistas o totalitarios sobre el
frágil tinglado latinoamericano, por motivo que no poseen un aglutinante verdadero en lo referente
a sus lazos fraternales, o acuerdos, o tratados de mutua colaboración, debido a la secular
atomización de sus valores ancestrales.
Bibliografía:
Constitución Nacional
1
Academia Colombiana de Historia.
2
Ediciones Lerner, 1965-1986
OEA, ONU, OTAN
3
3)-PRINCIPIOS DOCTRINALES
La Estructura del Estado y Forma de Gobierno, considera de importancia vital su aplicación, para
una sociedad que ha logrado avanzar por el difícil camino de la superación, desde el punto de vista
del pensamiento educado de forma humanista e integral, y motivado por la concepción ético-moral
del individuo, como una de las formas más equitativas y provechosas para el progreso de nuestras
naciones, por virtud que la tradicional supremacía del actual sistema "democrático" exige su
transformación, por el empuje de las nuevas generaciones cultas y educadas, que desean un cambio
en profundidad y mayor inclusión al interior del sistema.
La estructura planteada, se ubica sobre un plano superior al gobierno de las plutocracias, y muy
distante de la manipulación demagógica de los igualitarismos sociales, buscando el punto
intermedio para las mayorías inconformes, que son incapaces de auto-gobernarse bajo principios
sociológicos verdaderamente integrales y respetuosos de las calidades ajenas.
Cómo pueden pretender los miembros de una plutocracia cuasi-monárquica manipular a sus
ciudadanos, con tesis socialistas, o comunistas, para alcanzar equidad social y económica, por razón
que sus postulados públicos están construidos con retazos históricos plagados de esterilidad
conceptual, que no permiten la inclusión de nuevos actores en la vida nacional, en tanto que al
abolir las llamadas "clases políticas", los ciudadanos independientes quedan situados al mismo
nivel de igualdad y condiciones para acceder a los cargos del Estado, con un compromiso definido
para crear gobiernos fuertes, incluyentes y plurales en beneficio de la nación.
Bajo esta concepción se pretende, que el manejo directo del Estado sea ejercido por el
conglomerado social profesionalmente especializado, mientras que la voluntad popular se reserva
para que sea ejercida en las urnas de forma transparente en la escogencia de los miembros de los
cuerpos legislativos, que se llevará a cabo, reconociendo las verdaderas capacidades y valores
personales, lo que fragmenta el método oligárquico-plutocrático de selección enquistado en las
sociedades continentales de forma permanente.
Se transforma la representación unigénita por un sistema plural y equitativo, en tanto que los cargos
de dirección y representación son rotativos y transitorios entre sus miembros, que serán elegidos de
entre la totalidad de sus integrantes institucionales para periodos de un año, no reelegibles ni aun
por la coincidencia del sorteo, y sin que pierdan su calidad jurídica de primus inter pares, o, que
con su nominación pretendan adquirir facultades o poderes superiores a sus respectivos colegas,
debiendo permanecer integrados a su respectivo cargo hasta la culminación de sus periodos.

54
Funda sus postulados, en la erradicación de la corrupción y la pobreza ­mental y material- de
nuestros pueblos, como casi que la única fórmula sociológica para eliminar la enquistada y
tradicional corrupción al interior de nuestras naciones, que, bajo el método de selección por examen
y sorteo, -como el más completo y equitativo- a la par que exige una alta cualificación cognitiva y
no manipulación o sofisticación administrativa; también depura la inentendible e indescifrable
tramitomanía para las mayorías sociales por el amañado entramado de requisitos burocráticos,
mientras que con una nueva reestructuración financiera y monetaria se podrá alcanzar mayor valor
adquisitivo y equidad social.
La presente Estructura pretende ser integral no matemática, con fuerza cognitiva y moral, no crítico-
destructiva o correccionalista-nihilista, o afianzada en erráticos datos estadísticos que en la mayoría
de sus análisis no corresponden con la vivencia social, por cuanto que el comportamiento maniqueo
y falaz se ha enseñoreado en la sociedad moderna, según que muestra la faz diurna para exhibir
solidaridad, y el lado oscuro para delinquir, anhelando que su comportamiento transgresor no sea
descubierto para continuar con la farsa, a la par que aboga por un sistema alcahuete, benigno y
permisivo que entienda la motivación delictiva de su conducta; también anula la facultad
nominadora para todas las Ramas Público Administrativas, para evitar la politización y corrupción
al interior del sistema de gobierno, mientras que pretende ser una doctrina anti-codiciosa que
encuentre un punto de equilibrio entre la satisfacción aceptable y decorosa, y los excesivos
abalorios de la fatuidad mundana.
Se debe imitar a los hombres extraordinarios, aquellos que tan solo nacen con el cambio de cada
diez generaciones, seres que vienen con la misión de transmutar el pensamiento y liberar del
oprobio y la modorra, al fatuo y decadente habitante moderno, para que a través de movimientos
analíticos y contestatarios, puedan recuperar la cordura y liberarse de los oprobiosos gobiernos
totalitarios que se han apoderado de la conducta individual, que solo las mentes abiertas y la
academia, saben apreciar y deben promover.
Las ideologías del hombre son las mismas, son consustanciales y coyunturales a todas las épocas,
grupales y repetitivas sin propietario absoluto en particular, sin que esto signifique, que sean falsas
o verdaderas, o irremplazables del pensamiento dinámico e idealista del hombre deseoso de
permutación social.
Una sociedad con principios morales débiles y sin un rumbo fijo dentro de las exigentes premisas
modernas de transmutación sociológica y público-administrativa, -(absorta en concepciones
religiosas o teológicas, o en obsoletas ideologías comunistas, o socialistas manipuladas por el
sesgo partidista, que pretende etiquetar como verdaderas sus fórmulas para la transformación)- no
tiene razón de coexistir y necesita una profunda transformación, puesto que es primordial para
cualquier conglomerado humando satisfacer las necesidades más elementales, para que una vez que
el cuerpo quede liberado de la fatiga existencial, pueda avanzar en el progreso de la conducta y de
las calidades socio-cognitivas y morales.
Casi todos los sistemas de gobierno del mundo han fracasado, están en crisis por el apetito
desmedido y la ineficacia para desarrollar políticas sociales: riesgo de autoridad moral, ruina de
legitimidad, abuso de autoridad, corrupción, nepotismo, malversación de los bienes nacionales,
obras de mala calidad e inconclusas, deficiente educación, mala prestación del servicio sanitario,
etc., etc., y todo lo que pueda emanar de un estado putrefacto que se derrumba al vaivén de los
apetitos personales o grupales.

55
El libre criterio no puede ser anatemizado desde la anacrónica visión dogmática, ya que no es
consecuente con la evolución cognitiva universal que avanza inexorable sin dejarse aprisionar, en
tanto que aquellos "que han alcanzado el conocimiento y la verdad absoluta", se han apoderado
subrepticiamente de la fe y la esperanza, que bajo diferentes formas se hayan somnolientas y
subyugadas por la alienación del espíritu, pues poseen la capacidad de moldear neurosis colectivas e
irrigar recursos económicos a través de sus áulicos, que se han enriquecido con el sistema sin
permitir mayor inclusión social.
Esta posición dogmática e intransigente, querría significar, que quienes gobiernan tienen la
infabilidad absoluta y no son controvertibles, -debido a que sus políticas o hábitos particulares son
absolutamente puros y que cualquier contradicción estaría necesariamente condenada a ser
perseguida y reprimida- mientras que el gobernado o sometido al sistema, no tendría la más mínima
oportunidad de subvertir, cambiar, o lograr una mayor inclusión socio-cognitiva o administrativa
dentro del orden establecido de forma irregular, en tanto que los detentadores de la dirección
pública no se podrían remover pues clasificarían cualquier deseo de cambio, como asonada o
rebelión.
Una nación pusilánime, que no es capaz de aplicar con todo el rigor el esquema de justicia bajo el
cual se desarrolla para corregir el rumbo social, debe mandar a recoger todos los postulados
culturales, doctrinales económicos, filosóficos, judiciales, militares, y demás parafernalia discursiva
que distrae a sus habitantes, en razón que estos comportamientos no contribuyen en nada para sacar
adelante el país ante el fracaso de su aplicación hacia los fines sociales, teniendo en cuenta el
ejemplo irregular de quienes deben ostentar con majestad el imperio moral, lo que induce a la
anarquía generalizada en franco retroceso hacia la época de las cavernas.
El reto es re-estructurar todos los esquemas público-administrativos tradicionales sin tener
aprensión al cambio, porque de otra forma esta aceptación indicaría, que toda la ciencia, el
conocimiento y el desarrollo de las ideas, ya han alcanzado su punto culminante y que en
consecuencia ya no queda nada nuevo por descubrir o innovar, por razón que ésta obsoleta posición
limita la capacidad conceptual de todos los modelos cognitivos y sociales, sin permitir nuevas
posturas ideológicas o sociológicas, lo que significa, además, que tampoco es viable y positivo
introducir nuevas enseñanzas porque estas serían clasificadas como retrogradas, o demasiado
futuristas para la sociedad en la cual se desarrollan, por virtud que supuestamente ya se ha logrado
la máxima sublimación socio-cognitiva, y las actuales sociedades no están capacitadas para
entenderlas.
Bajo las actuales circunstancias globales, el reto será superar los esquemas establecidos y tratar de
decantar los inconsecuentes dogmatismos en donde no se acepta el avance real del pensamiento
social, -(porque supuestamente todo lo conceptuado es absoluto y todo es verdadero)-, actitud
catalogada como profanación por todos aquellos que alienan el espíritu contestatario, mientras que,
todos aquellos que tímidamente se cohesionan con los regímenes establecidos, no tienen la
capacidad suficiente para enfrentar los retos de libertad y transmutación que exige la liberalización
del pensamiento sociológico moderno, que aunado a la prohibición de toda clase de libertades y
garantías civiles, aliena brutalmente la voluntad e impide que las sociedades fluyan racionalmente.
Al fraccionar el centralismo, desaparece el excesivo trámite burocrático que entorpece la toma de
decisiones para tornar el sistema más ágil y sincronizado, en tanto que se rompe el tabú y el
dogmatismo, que no permite reformar los esquemas establecidos, ya sean de orden cultural,
económico, educativo, legal, o social. Permanentemente se culpa al Estado, -sin especificar
sobriamente y en profundidad- que el sistema estatal no marcha de la mano del tiempo, sino de la

56
capacidad o incapacidad de las personas que lo conforman, a las cuales hay que inculpar
directamente por los éxitos o los fracasos sociales, y no, lanzando especulaciones esotéricas de
forma vaporosa hacia un ente administrativo institucional abstracto, que no tiene espíritu ni
contextura que lacerar, a sabiendas, que la malignidad emana del ineficiente componente político
que se ha enquistado en la nación, con el beneplácito de todos aquellos que malévolamente
cuestionan su eficiencia.
Las naciones son libres para conformar su sistema administrativo como mejor les convenga,
siguiendo el respeto por las libertades individuales en la toma de decisiones de forma integral, pero,
se debe transformar de forma imperiosa el anquilosado sistema colonialista y feudal, que engulle de
forma inmisericorde a la gran nación latinoamericana, incrustada desde tiempos inmemoriales en
las entrañas mismas de la madre tierra continental, para impulsarla hacia los embates del futuro
dotada con las motivaciones y herramientas necesarias.
La única forma de sacar a Colombia y al continente de su atraso creciente, es reestructurar en
profundidad todos los sistemas público-administrativos y económico-culturales que rigen nuestras
naciones, empezando por el amañado régimen burocrático como el factor primordial que ha hecho
colapsar todo el andamiaje sociológico, y que irradia hacia todos los sectores, caos, corrupción,
frustración e ineficiencia, -en tanto que del mismo emana absolutamente todo el desmoronamiento
social- como una medida para erradicar los factores malignos incrustados en la institucionalidad,
que a su vez permite la intromisión de terceros en los asuntos internos nacionales o continentales.
Una vez corregidas estas malformaciones de la armazón social, al unísono se debe replantear todo
el sistema educativo con miras al avance tecnológico; desarrollar un programa de seguridad social
que incluya servicios integrales sanitarios, pensionales y laborales con énfasis en la recuperación
para la nación de las Empresas de Servicios Públicos esenciales, para que el Estado pueda ofrecer
tarifas de fomento social; seguidamente, se debe ejercer un control exhaustivo sobre la
representación exterior, y la dirección monetaria, crediticia, y bursátil, puesto que un manejo
monetario errático simplemente desestabiliza la incipiente economía de nuestras naciones, que no
encuentran un apoyo defensible para el tan anhelado impulso industrial que logre sacar avante al
continente, a la par con una reforma tributaria estable en el tiempo, y de esta manera dar un
poderoso impulso a la economía, la agroindustria y a los sectores industrial y tecnológico,
aprovechando las ventajas de la paridad cambiaria y la inclusión de las Fuerzas Militares y de
Policía como coadyuvantes para el desarrollo.
También la exigencia normativa para la explotación y exportación de las materia primas y su
obligada transformación en el territorio nacional, aunado a un continente con un mercado interno
económico común, -(lo que anula la organización de naciones que segregan la unidad continental
como UNASUR, la CELAC* o Mercosur*)- para salir avantes de forma mancomunada, mientras
que la distribución equitativa de la tierra, la protección del medio ambiente y los recursos naturales,
serán en definitiva, un derrotero defensible para lograr una mejoría sustancial al interior de nuestras
sociedades.
La Doctrina Política Reflexiva a través de su Estructura del Estado, exige y respeta el derecho a la
conformación de asambleas deliberatorias, y la libertad de expresión para las decisiones nacionales,
mediante mesa circular corporativa con la totalidad de los participantes; también estipula que
ninguna nación o Estado tomará determinaciones o medidas coercitivas de forma unilateral, y sin
contar con la aprobación de la mayoría de las naciones continentales, siguiendo los lineamientos
propuestos en éste sistema de manejo público-administrativo.

57
Uno de los principales objetivos de la presente propuesta, es ubicar en su justa medida deberes y
derechos, competencias y jurisdicciones, respeto y aceptación de los contrarios, a través de una
nueva regulación legal, que fije posiciones coherentes para que las diferentes Ramas Público
Administrativas, o los Órganos de Control, no alteren el normal funcionamiento del Estado y el
avance social de nuestras naciones.
Otra de las razones podría ser, el negligente accionar de muchos contratistas estatales y empleados
públicos en casi todas las instituciones que conforman el Estado, y que entorpecen la gestión del
ciudadano con enfermizas tramitomanías, deslindando competencias entre las organizaciones
institucionales, que no tienen corresponsabilidad y uniformidad de criterios en la prestación de
servicios, lo que genera malestar en razón que la población raras veces sabe a cuál institución u
organismo del Estado debe acudir para la prestación de los servicios fundamentales.
También como propósito esencial de esta proposición, está buscar la unificación del continente
americano, o en su defecto, de no poder llevarla a cabo por la diversidad de riqueza conceptual, o
por la relativa e inestable prioridad de los intereses económico-políticos o burocrático-grupales:
lograr la unificación en un bloque sólido y coherente del subcontinente latinoamericano, en virtud
que los actuales sistemas público-administrativos carentes en gran medida de principios éticos,
permiten por su misma esencia autocrático-absolutista que se practique el clientelismo y la
corrupción del electorado a través de la figura del reparto burocrático, aprovechando la necesidad
social, que fracciona cada vez más la unidad de cuerpo y alma continentales.
Surge también, del inconformismo ciudadano, del cansancio que se repite de boca en boca, pero del
cual no surgen ideas nuevas de cambio; de la ineficiencia, del despilfarro, del saqueo continuado, de
la improvisación, del fastidio de ver siempre a los mismos adueñados de la cosa pública
cohonestados y mimetizados por muchos de los medios de la información, que entre otras cosas
están íntimamente ligados al accionar burocrático, y que emana también, del fastidio de ver
endiosados a estos "guías espurios" y pseudo-líderes que se sienten divinizados al ser exaltados o
fabricados desde sus periódicos y noticieros para manipular a la opinión pública.
La epidemia del hombre moderno se llama "voracidad" que no solo es permitida por la legislación,
sino por el sistema y la sociedad misma. Permanentemente observamos los diferentes juicios por
corrupción y fraude electoral, situaciones que se dan al interior de todas las sociedades del mundo
por la desmedida voracidad de la mayoría de sus participantes grupales, generando ira y frustración
para el conglomerado social; todo este tipo de irregularidades empujan hacia la formación de grupos
opositores y rebeldes que desestabilizan el país y el continente, destruyendo la relación intra-
familiar, inter-personal o inter-institucional. ¿Por qué un gobernante, o unos dirigentes
burocráticos llegan a creerse dueños de las naciones, de sus ciudadanos, instituciones, riquezas
naturales, representaciones diplomáticas, es decir, propietarios por derecho propio o hereditario
de la nación a través de la veleidosa figura jurídica del Estado, o de los partidos políticos?
Cuando la equidad jurídica-social permite la inclusión del valor cognitivo real de una nación, es
posible enderezar el rumbo público de forma integral para evitar que las posteridades caigan en la
anarquía y la violencia, en virtud que el actual sistema público-administrativo está arrastrando la
institucionalidad hacia el abismo moral y al deterioro de la riqueza, no solo económica sino social.
No se debe confundir ni engañar a la población con sofismas distractivos o argumentaciones
contrarias a la razón, tratando de fundamentar el fracaso social bajo premisas posicionales de
terceras, cuartas, o quintas vías, para contrarrestar la ineficiente y corrupta democracia, que tan
solo pretenden despistar la problemática nacional o internacional, en tanto que, para el anhelo

58
sociológico existen otras formas posibles de gobierno para los sectores poblacionales excluidos,
sobre los cuales se puede medir la necesidad social; tampoco se puede esgrimir la irresponsable
tesis de la intervención mínima estatal, en una nación colmada de necesidades, la estrecha cohesión
de las instituciones, y la escasa dinámica que emana de la administración pública.
De igual forma, la pretendida educación política para nuestras naciones lo mismo que la limitación
del libre mercado, no pasa de ser una coyuntura otoñal, analizando, que se necesitarían otros 2.000
años para que la población rompiera la enquistada tradición política helénica, en razón a la dinámica
conceptual y al desproporcionado apetito material como producto de la tecnología moderna, que no
ha podido ser erradicado de la compleja maquinación humana, sin perder de vista, que toda la
supuesta confrontación ideológica, emana, no de posiciones económicas, filosóficas o sociológicas,
si no, de apetitos encontrados y conflicto de intereses por el manejo y saqueo a los bienes
nacionales, en eterno contubernio con los causantes del caos social. Con la presente Estructura se
acaba la sublevación conceptual e ideológica, que permanentemente contradice los vacíos
constitucionales y legales cuando no encajan con la realidad sociológica, trastornando el sistema
legal en caóticos lenguajes disonantes que no unifican el pensamiento jurídico de la nación.
Se debe eliminar del contexto social la reafirmación de la mal llamada fuerza política, -que es la
voluntad de los grupos apoderados del manejo nacional- por la expresión: fuerza moral racional,
que es el contexto en el cual se deben desarrollar las sociedades liberadas del atavismo político.
Igualmente abolir del léxico social el denominado "lobby" -ante cualquier corporación o ente
administrativo- porque la fuerza de la razón no debe claudicar ante la corrupción político-
administrativa que emana de algunos componentes de los Órganos de Control y Ramas Público
Administrativas de la nación, según qué no deben existir disposiciones, o leyes que pretendan
reglamentar la forma de influir o interferir para lograr determinadas disposiciones.
Las ideas cuando son por sí mismas lógicas, coherentes, y exuberantes en razones humanistas y
sociales, no necesitan hacer lobby de ninguna naturaleza, o ejercer presiones indebidas para
alcanzar sus fines dentro de un verdadero Estado Social Integral de Derecho, lo mismo que el
cumplimiento de las funciones constitucionales y legales, que no tienen por qué desviarse o
magnificarse a través de "fundaciones" emanadas del ejecutivo central, o para justificar el mandato
constitucional, que tan solo sirven para usurpar las responsabilidades de los respectivos Ministerios
y demás Entes Administrativos, desviar el presupuesto y crear más burocracia para copar los
espacios institucionales.
La recuperación de los valores morales debe ser la consigna para todas las naciones, y ésta sólo
puede lograrse a través de la inclusión de todas las prácticas sociales que propugnen un Estado
verdaderamente integral y riguroso, legal y respetuoso con los dictados constitucionales en
permanente sincretismo con las teorías económicas y cognitivas modernas, independientemente de
su extracción u origen, pues de otra forma no sería justificable hacer alarde del avance académico o
cultural de nuestros pueblos, si no se incluyen sus propuestas para romper el lastre del retroceso
social; lo anterior bajo la premisa que, en tanto todas las teorías -(especialmente las teorías
políticas)- exigen demostración y viabilidad, la práctica diaria nos enseña que estas especulaciones
no ofrecen mayores alternativas o fórmulas para alcanzar un cambio verdadero del manejo público-
administrativo de nuestras sociedades, de forma más equitativa, lo que las sitúa en la retórica
conceptual puesto que por obvias razones no fuerza o propone cambio alguno, y sin que estas
puedan clasificarse como de propiedad sectorial o partidista por su inmanente e innegable origen
social, común a todas las culturas.

59
Esta proposición no altera o interfiere con ninguna clase de filosofía, ideología, o corriente
teológica, -que pertenecen al compendio universal del pensamiento humano- por razón que la
Estructura del Estado no incursiona en las posiciones más sublimes de la creación estética, que son
respetadas como referentes para formar el criterio personal o colectivo, sino, que propone una
profunda transformación de la práctica político-administrativa para la consecución de resultados en
la gestión pública, y no se inmiscuye, o pretende transformar el criterio conceptual o ideológico
como inherente necesario, para lograr los fines de un verdadero Estado Laico Social Integral de
Derecho.
Los postulados de las presentes reflexiones, también respetan profundamente el derecho natural a
practicar la libertad de creencia y conciencia, -como un estadio superior del hombre pensante, que
motiva crecimiento individual o colectivo- pero que no acepta el manejo terrenal público-
administrativo con base en la especulación y la incertidumbre, o bajo la premisa dogmática, o desde
ninguna variable de pensamiento celestial, etéreo, o teológico, ni mucho menos bajo conceptos
provenientes de la supuesta certeza fundamentalista que pretende tener la verdad absoluta, -o que
proyecte avasallar y convertir por la fuerza y la represión, el pensamiento y la libertad de credo-
en tanto que proclama: ¡qué ningún tipo de dogma o sistema teológico tiene el derecho natural ni
mucho menos el monopolio para gobernar el mundo bajo creencias etéreo-celestiales!
De igual manera, abstrae la enseñanza religiosa obligatoria de los programas educativos estatales,
o privados, por la manipulación manifiesta de lo intangible, sobre los nacientes adolescentes que no
tienen todavía desarrollado el criterio, muy similar a la enseñanza de temas sexuales cuando aún no
han alcanzado la pubertad y el desarrollo endocrino, estipulando un severo control para la
recuperación de las buenas costumbres y alejarlos de la pornografía, la corrupción de menores,
enseñarles el control de la natalidad, y la prevención del aborto, y advertirles sobre el
homosexualismo, la drogadicción y las enfermedades venéreas o de trasmisión sexual.
La atomización de los múltiples credos religiosos es una clara indicación de lo vaporoso de las
corrientes celestiales, por virtud que cada uno de ellos aporta elucubraciones místicas que
enriquecen el entramado etéreo y fantasmagórico de la mitología teológica, en tanto que ninguna
posee la verdad verdadera de su especulación, tan solo minúsculas divagaciones acaloradas de la
imaginación humana, creencias que hacen tránsito a un plano irrelevante para los sistemas políticos
de avanzada sociológica, y dejan al hombre un espacio de auto reflexión para el desarrollo de sus
sociedades sin la manipulación de los iluminados divinos.
Un sistema de gobierno verdaderamente integral y laicista, extingue de la legislación el lastre
teológico que aliena el espíritu y domestica el sentimiento libertario que causa neurosis colectivas,
puesto que no permite el aporte cognitivo individual al marginar a la mayoría poblacional, realidad
que puede ser fácilmente corroborada por las políticas implantadas en otros países, que se han
convertido, -(debido a la liberalidad religiosa)- en grandes potencias económico-industriales, por
razón que no le han dado mayor trascendencia al tema divino al permitir la libertad de cultos, -como
en los Estados Unidos*- en donde proliferan 350.000 cultos y sectas religiosas, sin que interfieran
con el desarrollo de la nación o la aplicación de la justicia terrenal.
"(Hartford Institute estima que hay 350.000 congregaciones religiosas en los Estados Unidos. Este
estimado está basado sobre el RCMS 2010 censo de las congregaciones religiosas. De estas, cerca
de 314.000 son protestantes y de otras iglesias cristianas, y 24.000 son católicas y ortodoxas. Las
congragaciones de la religión no cristianas están estimadas en cerca de 12.000.)"* Hartford
Institute for Religion Research
1
*

60
La Estructura del Estado, refuerza la conformación e independencia de un Estado verdaderamente
laico, que propicie una sociedad más equitativa y estable emocionalmente, alejado de la
manipulación de los partidos políticos, o los grupos de carácter fanático-religioso, que han sido el
foco de la discordia contribuyendo a la fragmentación de la unidad nacional o continental, al
constituirse como Para-Estados dentro del Estado a través de acuerdos o tratados, que desangran el
débil presupuesto nacional y acentúan los privilegios clasistas, pensamiento que nos induce a
replantear: que se debe emitir un juicio de valor hacia los sistemas teológicos que han conducido a
la mansedumbre, a doblegar la cerviz y a exponer la otra mejilla de nuestros ciudadanos, -con el
miedo al castigo celestial- retórica que ha permitido manipular el desarrollo libertario de nuestros
pueblos y alienar su espíritu para que no pudiesen repeler con arrojo las interferencias extranjeras, o
el abuso de la pseudo clase dirigente, o en un futuro, los posibles ataques de extremistas y alienados
religiosos.
Desde esta concepción, todos los ciudadanos participan en igualdad de condiciones,
independientemente de regulaciones elitistas, extracción social, capacidad económica, credo o
convicción ideológica, en tanto que los participantes estarán respaldados por su verdadera
capacidad intelectual y sociológica para beneficio de las mayorías sociales en una confrontación
cognitiva totalmente transparente e integral.
Tampoco contempla la potestad para las mayorías, de conformar gobiernos o administraciones
alejadas de las necesidades minoritarias de la población, que en un momento dado puedan ser
atropelladas por las llamadas bancadas parlamentarias; de igual manera rechaza el manejo de las
decisiones público-administrativas o militares, en la delegación de una, o de pocas personas, -para
ningún Órgano de Control o Rama Público Administrativa para evitar actitudes tiránicas y
absolutistas al interior de la estructura estatal, en tanto que riñe con un sistema verdaderamente
integral que anhela eliminar el constreñimiento social que le resta legalidad y soberanía a las
actividades del estado.
Así mismo, puede ser desarrollada de forma idéntica en cualquier sistema o régimen establecido, -
(aun para el federalismo puesto que éste también se apoya en el autocratismo centralista, en tanto
que el monopolio público-administrativo continúa de la misma forma establecida por el
bipartidismo)- lo que tampoco es óbice para la continuidad de los planes y programas de gobierno,
pues las personas nombradas para ello, deberán continuar con la totalidad de los esquemas trazados
para el desarrollo de la nación, por virtud que cualquier acto de gobierno corresponde al Sistema
Ejecutivo-Administrativo, y no, a los Órganos de Control, o a los integrantes de otras Ramas
Público Administrativas de forma aislada.
¡La actual campaña por la presidencia de los Estados Unidos (2016)*, el fastidio con los partidos
políticos tradicionales, y la no necesidad del apoyo del partido republicano para el candidato
Donald Trump, y su violenta polarización, nos da la razón a estos planteamientos!
Se podría preguntar, qué tan legítimo es un gobierno que no es elegido por mayorías calificadas de
la nación, vacío que da origen a movimientos en discordia que tratan de lograr su inclusión y
reconocimiento dentro del sistema, lo que produce caos, frustración y confrontación social, lo
mismo que en los sistemas socialistas, que se disfrazan con el pueril argumento de un mejor reparto
e inclusión social.
Un sistema socio-político y público-administrativo verdaderamente integral y equitativo, no
discrimina bajo ningún pretexto a su población y juzga con el mismo rasero, es decir, no clasifica el
género humano por la actividad que desarrolla, o por su grado de inclusión al interior del Estado,

61
con la creación de fueros, inmunidades o inviolabilidades, que son factores coadyuvantes para la
generación de violencia e insatisfacción social, en tanto que facilita la impunidad del delito;
tampoco esgrime o se escuda en razones de Estado, o disquisiciones filosóficas, o doctrinas
positivistas, racionalistas, naturalistas, existencialistas y demás entramados conceptuales para
colocar lejos del alcance de la justicia a sus infractores, en tanto que vela por un verdadero Estado
Social Integral de Derecho que respeta los Derechos Humanos* y el Derecho Internacional
Humanitario, bajo preceptos de mutuo respeto y deferencia por el disentimiento ajeno, sin permitir
excesos arrogantes para conservar el manejo estatal.
También brinda las herramientas y recursos necesarios para renovar la forma constitucional, por la
vía de la controversia y la confrontación ideológica, a la vez que extingue categorías y privilegios
para los infractores sin importar su procedencia, mientras que es un lapsus de razonamiento
público-administrativo, el culpar a la organización Estatal por los éxitos o los fracasos de sus planes
o políticas sociales, puesto que la responsabilidad debe recaer de forma individual en sus
ejecutantes.
Igualmente estipula, que no es la intención desmejorar en ningún momento la capacidad
acumulativa de bienes individuales, o buscar su confiscación, o expropiación, simplemente, se
pretende una distribución más racional de la riqueza nacional, -(continental o universal)-
estableciendo límites justos a la desmedida y envidiosa avaricia, y un reparto más equitativo del
Producto Interno Bruto* (PIB) o del Producto Interior Neto * (PIN) dentro del contexto nacional o
continental, evitando que dichos bienes sean acaparados por unos pocos individuos, o instituciones,
o llegado el caso de la unificación continental, por unas pocas naciones.
El preámbulo de la Constitución Política Colombiana de 1991* plasma el siguiente precepto: "(...)
[impulsar la integración de la comunidad latinoamericana...] (...)" CN*
EL ÁRBOL DEL PODER NATURAL
¡Expresemos como concepto génesis, que ninguna potestad o facultad humana por convención es
soberana, única e irrepetible, o, que norma, o sistema alguno, puede considerarse como
imprescindible, inmodificable o inviolable!
¡Del árbol milenario del raciocinio brotan de forma ramificada sus apéndices, a través de los
cuales se oxigena con fuerza y movimiento, mudando con el devenir del tiempo y de forma natural
su corteza muerta, sus brazos estériles, sus frutos secos, permitiendo que afloren nuevas ramas y
revitalizados cogollos, nutriendo sus raíces con el humus descompuesto de su hojarasca y con los
detritus de otros cuerpos, de otros arbustos que también decantan la infecunda pesadez del tiempo,
al caer sobre el suelo de la indiferencia colectiva, permitiendo que haya una permanente
metamorfosis sociológica en el pensamiento del hombre comprometido con las causas sociales,
ramificación que permite el nacimiento de nuevas corrientes cognitivas y movimientos
contestatarios coherentes!
Y entones alguien podría afirmar: ¡Pero hay muchas clases de árboles, no sólo del árbol del
raciocinio vive el hombre, o, no sólo alimentadas de sí mismas se desarrollan las sociedades!
Y, por supuesto, la afirmación es real, tan sólo que no contempla, que éste es el árbol principal que
nutre el razonamiento de nuestro ordenamiento público-administrativo, ya que también existen
árboles antagónicos y espurios, y como en la simbiosis parasitaria satisfacen sus caprichos a costa
de perjudicar el progreso de las naciones, nutriéndose del esfuerzo colectivo sin aportar nada, o muy

62
poco para su crecimiento, ejemplo patético que podríamos comparar con la invasión masiva de
economías extra-continentales, especialmente las provenientes del Asia, o el accionar de todos
aquellos enquistados dentro del sistema sin mayores aportes para el progreso de nuestros pueblos.
Pensamientos e hipótesis que desean cuantificar las situaciones sociales, entre el valor del contenido
emocional y las pequeñeces o magnitudes que lo conforman, buscando siempre afinidad y calidad
cognitiva en las manifestaciones de claro sesgo psicológico, que finalmente esbozan una
preocupación por mejorar la organización social, pero que no son mandatorios ni vinculantes para la
mayoría de los grupos sociales, a no ser que se utilice la fuerza bruta y la violencia.
Quiero significar, que el manejo tradicional al cual han doblegado a la población, no emana de la
raíz esencial de este tronco, si no, que es una secreción ramificada y oportunista de un sector del
conglomerado social, que por ley natural inmanente a su esencia misma, tiene que decantar sus
ramas muertas o inservibles, anquilosadas o estériles, cuando ya no tienen nada nuevo que aportar a
su crecimiento convirtiéndose en lastre muerto, estadio que no permite el afloramiento de nuevos
brotes cargados de fecundidad y gnosis para el desarrollo de los pueblos.
Desde otra mirada, es un adefesio contra-natura para la sabiduría de los pueblos, que éstos hubiesen
permitido la existencia de un tronco estéril con tan sólo tres brazos e ignorado sus múltiples
ramificaciones, en donde se desarrollan los diferentes gametos cognitivos, que permiten el
florecimiento y la reproducción sociológica de la especie humana, sin olvidar que el mundo actual
posee más de 7.300* millones de personas, lo que obliga de forma imperiosa a buscar mayor
inclusión y diversificación organizativa.
En la Estructura del Estado habrá una exfoliación permanente en los Órganos de Control y Ramas
Público Administrativas, para que constantemente haya nuevos rebrotes que mantengan
rejuvenecido el sistema, sin permitir floraciones o vástagos adventicios, anhelo que será logrado a
través de un veto permanente para las reelecciones tradicionales, con el filtro del conocimiento, y la
selección al azar de quienes califiquen los exámenes, para que puedan postular sus nombres de
nuevo para el periodo inmediato en igualdad de condiciones para todos los participantes.
Se tiene que terminar el descarado y frívolo desfile de las vedettes políticas, que juegan con los
destinos del país en las pasarelas de la indiferencia por las causas sociales, en virtud que, el llamado
control político no es más que un sainete que puede conducir al implicado a la pérdida del empleo,
sin mayores repercusiones jurídicas, o la ausencia de una ficha más del grupo político en el manejo
público-administrativo, pero que más allá de estas consideraciones, tampoco se indemniza a la
nación por los atropellos cometidos, ya sea con el patrimonio del respectivo partido político, o con
el propio del infractor.
El control público-administrativo será ejercido bajo la premisa que: todos vigilan a todos y todos se
vigilan entre sí, para que todos no se amangualen entre sí"; como todas las decisiones serán
aprobadas mediante votación de las mayorías, no habrá nada oculto al escrutinio público nacional o
internacional, teniendo en cuenta la libre auto-determinación de los pueblos en sus respectivos
resguardos y territorios, sin políticas racistas o excluyentes, con la debida protección de los
Derechos Humanos.
La felicidad económica como concepto de la satisfacción humana, no alcanza a traspasar el
intrascendente umbral de lo material, ya que sería inentendible y en abstracto para todos aquellos
seres que no han superado la ausencia total de las comodidades tecnológicas, en oposición con
aquellas personas que desbordan la proporción de su posesión. Con otra perspectiva, el hombre

63
racional se debe al mundo cognitivo y social, y todas sus manifestaciones tienen que tener
ubiquidad legal y moral, en tanto que el accionar público-administrativo debe ser único en beneficio
de la sociedad universal; las preocupaciones de orden social, no hacen parte de la propiedad
imaginativa individual ni nacen con la impronta partidista, significando con esto, que todas las
concepciones conmiserativas o filantrópicas, sociológicas o tecnológicas, emanan del inagotable
imaginario de la estética natural para bienestar del género humano.
Es imposible aislar la preocupación física de la fogosa inquietud volitiva, que permanentemente
impulsa al sujeto hacia la búsqueda de valores más exquisitos, motivado por la apremiante
necesidad de inclusión y subsistencia, desvelos, que mediante actos desesperados e irracionales son
anulados por la fuerza del más bruto, cuando se pretende alcanzar el clímax de estabilidad social;
estas inquietudes generan un impulso inalterable por lograr los avances necesarios, que involucran
toda la retrospectiva del acontecer humano, ente despreocupado, que en su proceso natural no
discrimina ni clasifica la procedencia o la razón de sus impulsos, ni se confunde con términos o
lenguajes artificiales casi siempre inentendibles para el resto del conjunto, en tanto satisface sus
necesidades primarias de subsistencia.
La conceptualización de la presente sugerencia para el nuevo renacer público-administrativo, parte
de unas bases muy sólidas en lo referente al verdadero deseo de permutación, pero no sólo de una
transmutación en la actitud del manejo público, sino también en el empoderamiento de la sociedad y
el enriquecimiento moral de sus naciones, porque el objetivo esencial es fortalecer el
comportamiento legal y evitar la hegemonía y el yugo opresor de unas pocas personas, en pos de la
equidad político-administrativa y la auto-realización como sociedad, sin olvidar que es de una
urgente necesidad hacer un alto en el camino, y re-editar un nuevo código de ética socio-
administrativa y de comportamiento público, de obligatorio cumplimiento y sujetado a fuertes
medidas restrictivas legales para el ejercicio de la actividad gubernativa, en beneficio de la
transparencia social.
¿Por qué nos preocupamos por el patrimonio material del mundo a través de la UNESCO*,
representado en lugares arquitectónicos desarrollados por los desvelos artísticos y creativos, o por
bosques, playas, ríos y ecosistemas de la exuberante belleza natural? ¿Por qué la máxima
expresión de la belleza, representada en la esencia misma de la especie erecta como fuente
inagotable de la expresión estética, poco importa y no tiene las connotaciones publicitarias o el
apoyo económico necesario, para paliar su profundo grado de descomposición? ¿Por qué este
comportamiento sensitivo y goce contemplativo, se torna irracional y no aflora cuando se trata de
la desgracia humana?
Siempre se haya presente el deseo de cambio y la mejora en las costumbres, al igual que la apatía
hacia el trabajo y el amor a la molicie; con el correr del tiempo y el crecimiento de los medios de
información, la humanidad aprendió a ser desconfiada y a comprender que la manipulación
coexiste, ignorando la realidad sociológica de los pueblos; por esta razón, las sociedades modernas
deben mutar hacia formas verdaderamente integrales para el manejo económico-administrativo,
enriqueciendo su accionar con la inclusión de nuevos Órganos de Control y Ramas Público
Administrativas, para fraccionar el aristocrático y semi-monárquico sistema plutocrático, que
alejado de la razón cognitiva, cifra sus esperanzas en la riqueza material de sus integrantes, y no en
la mejoría sociológica del conjunto.
La renovación en lo atinente a las funciones administrativas, culturales, económicas, educativas,
filosóficas, laborales o políticas debe estar integrada por personas que verdaderamente deseen una
profunda transformación social, que puedan ofrecer mayor bienestar para sus respectivas naciones,

64
entendiendo que la única forma de salir avantes en la consecución del progreso material y moral de
nuestros pueblos, es erradicando el amiguismo, el clientelismo, el compadrazgo, la corrupción, la
modorra, y oxigenando el anquilosado sistema lleno de falsas expectativas y amañados procederes.
Alianzas de cambio con integrantes volátiles y sin definición, que esgrimen programas ya
fracasados de izquierdas liberales o de corrientes imperialistas, de conservadurismos con tendencias
fascistas, o de obsoletas extremas izquierdas; de ultra derechas con alas disidentes de corrientes
putrefactas, plagados de filósofos y pseudo-analistas divino-espirituales, con despistes ideológicos
que clasifican el pensamiento, siempre en pos del errático e inestable ideal libertario; corrientes
pasajeras que no explican, que se cambia la forma más no la esencia, pues en el fondo el deseo de
dominación es el mismo, tal vez más brutal y despiadado, alineándose con ejes imaginarios pro-
soviéticos, pro-Habana, pro-americanos o pro-chinos, que nunca tendrán un derrotero fijo y
defensible ya que carecen de soluciones, pues tienen el carácter errático e inestable de la
incoherencia social.
El continente latinoamericano debe sacudirse de este tipo de discursos que en vez de aglutinar el
libre disenso, lo aprisiona con falsas argumentaciones que impiden liberar el espíritu de contiendas
ancestrales, y sin permitir que madure el criterio y cicatricen las heridas sociales. ¡Qué tal estos
argumentos en la mente del pueblo japonés después de perder la guerra contra los Estados Unidos,
sabedores, que es de seres aguerridos y valerosos reconocer con gallardía al vencedor!
¿Sería la potencia que es el Japón actualmente si estuviesen viviendo traumatizados con las
derrotas del pasado, y con la mente abotagada por la sed de venganza y revanchismo?
Otro tanto podríamos decir de la pujante y siempre victoriosa Alemania, que después de ser
fraccionada y humillada, hoy ondea con luz propia pues se ha sacudido del yugo impuesto por los
acomplejados de todas las épocas, que son el lastre verdadero para el progreso de los pueblos, lo
anterior, sin citar los atropellos a la admirable nación judía.
La Estructura del Estado busca renovar estos tipos de gobierno, postulando que sean las mayorías
instruidas e inspiradas en el beneficio y la necesidad social, las que tomen las decisiones mediante
la participación y el voto calificado de sus miembros. Esta deseada transformación social tiene que
ser de regeneración y transformación absoluta, de las enquistadas costumbres políticas y sociales,
en un mundo cada vez más famélico y atrasado por los apetitos de los más rapaces del sistema,
proponiendo variantes factibles como alternativa para el anhelado salto al progreso de nuestros
pueblos, por razón que, las propuestas sociales nacen de la necesidad, de la incertidumbre sobre el
anhelado futuro, y el deseo de estabilidad económica y emocional; toda reunión o movimiento
científico, social, intelectual, literario, económico o militar en su trasfondo tiene motivaciones
sociales, porque todo el pensamiento de aquellos seres preocupados por el bienestar de la progenie
humana, converge imperiosamente hacia la necesidad social, y la forma más amable de llegar a
conclusiones benéficas, es mediante el consenso y la aprobación de postulados coherentes por las
mayorías.
¿Por qué el hombre de la modernidad no ha podido superar el oscurantismo y el temor a la
némesis "divina"; retornarán puritanos, fundamentalistas, católicos, ortodoxos, y demás corrientes
de fanáticos religiosos, a revivir el delito de herejía y la cacería de brujas detrás de conseguir el
poder político y expropiar a sus legítimos dueños, como la forma más antigua de arrebatar la
propiedad privada, que con un profundo contrasentido moral genera asesinatos y genocidio al
mejor estilo de las Cruzadas y la Inquisición para obligar la sumisión de las masas poblacionales?
¿Se habrán dado cuenta quienes practican el fanatismo religioso, que son un producto heredado de

65
programadores colectivos que fomentan la neurosis colectiva y la alienación del espíritu de sus
pueblos, para cobrar aliento propio y reverdecer ante la indiferencia que produce la tecnología y el
despertar de sus naciones?
La Estructura del Estado no es, en ningún momento, un sentimiento de falsa o extrema histeria
nacionalista, o xenofobia ortodoxa que se desvanece fácilmente ante la arremetida de anacrónicas
extremas derechas, o de lábaros ultraconservadores, o de fosilizadas izquierdas, o de ultraliberales,
o de corrientes de centro socialista, o de excéntricas alas disidentes, o de extremistas y fanáticos
religiosos, corrientes todas, camufladas en el tormentoso vórtice social y arrogadas en abstracto, de
la ilusoria igualdad y de las fórmulas que mejorarán las deterioradas condiciones humanas, puesto
que es precisamente en la práctica de la política pura, en donde el hombre altruista tiene su mayor
campo de acción, para proyectar hacia el futuro su grandeza, o para desaparecer absorbido por los
anaqueles de la infame y polvorienta recordación.
Entonces: ¿Es posible para los pensadores y demás contestatarios, ya sean procedentes de las
llamadas derechas, o izquierdas, ubicar el accionar del pensamiento sociológico por encima de los
corrales partidistas, como luz independiente de la manipulación politiquera?, o, ¿Sin este apoyo
grupal sus ideas son frágiles y carecen de esencia conceptual con fuerza suficiente, para
impregnarlas de forma natural por la luz de la razón al grueso de la sociedad..., serán capaces de
subsistir y cobrar aliento propio sin el apoyo amangualado de los partidos políticos?
Si bien es cierto que nuestras sociedades no poseen un elevado nivel educacional, también es una
verdad incuestionable que, existen miles, o millones de profesionales en todas las áreas del
conocimiento, habilitados para dirigir los destinos de nuestras naciones sin que se tenga que llegar a
la conformación de grupos clasistas y autocráticos. Sólo el tiempo nos confirmará si estos
movimientos tienen la racionalidad suficiente para renunciar a sus respectivas cuotas burocráticas, y
dar el verdadero realce que merece la valoración socio-cognitiva por el bien nacional y universal,
sin olvidar que, no importará cuáles métodos desarrollen para conservar su esquema piramidal
tradicional de gobierno, la sociedad, una vez desbocada, hará todos los intentos posibles para su
derrumbe.
Latinoamérica tiene que sacudirse del yugo opresivo y degradante de los falsos patrioteros, que son
esgrimidos para fraccionar el alma americana, por los atorrantes políticos de todas las épocas; la
devoción por la patria tiene que transformarse en universalismo social: tiene que crecer desde
adentro hacia afuera del continente americano, irradiando sentimientos fraternales para el resto del
mundo; de otra forma, tratar de llevarlo a cabo en un determinado país o región sería incentivar
movimientos xenófobo-racistas, totalmente anacrónicos y discriminadores.
El anterior razonamiento está basado en que no se debe olvidar, que no existe dentro del alto
componente del mestizaje americano o latinoamericano, -o universal- una nación, etnia o grupo
social que pretenda auto-clasificarse como libre, o inmune a la perversión, o a sus múltiples
variantes delictivas, que son inherentes a la condición humana, y que pretenda izar lábaros
inmaculados y sublimes del comportamiento social discriminando otras naciones, situación que no
permite la fusión de las sociedades latinoamericanas -o americanas- con inconsecuentes postulados
de moralidad.
Es, específicamente, en los temas políticos, en donde el significado de fervor patrio se trastoca en
un sinfín de razonamientos absurdos, y alejados de todo el sentimiento fraternal que debe abrigar el
corazón del ser humano. El pundonor cívico compendia a ser entendido como el amor a las sanas
tradiciones, a la estirpe regional, al apego hacia el terruño que nos vio nacer y por encima de todas

66
estas consideraciones, al cuidado del medio ambiente natural universal, porque el hombre
cosmopolita moderno pertenece al universo. Es un imperativo, no permitir que se permeen las
costumbres bien habidas de antaño por otras foráneas más perversas y atrevidas, que trastocan la
moral y dislocan los sentidos.
¿Podríamos catalogar como peligrosas a aquellas personas que tratan de conservar las tradiciones
y las buenas costumbres, o de proteger a sus nacionales de la contaminación de perversas
modalidades conductuales foráneas?
¿Serían aceptables todos los epítetos y las nomenclaturas posibles de la artimaña política para
descalificar a quienes piensan diferente, al encasillar sus pensamientos con terminologías
obsoletas en rimbombantes extremas izquierdas, o anacrónicas extremas derechas, por el solo
hecho del disenso diferente, independientemente de su ubicación geográfica o conceptual en el seno
de la controversia?
La clasificación de la génesis ideológica en izquierdas o derechas, -como filosofía social- es a todas
luces -(desde la óptica controversial)- de un simplismo rampante y sin mayor profundidad
transmutativa, en la cual se han dejado encajonar casi todos los pensadores sociales, en virtud que,
los críticos ocasionales de la politología patológica, tan sólo conceptúan desde su perspectiva
antagónica e inamovible sobre el interés burocrático, en tanto que su estatismo crítico no les permite
ubicarse en el polo contrario de la polémica cognitiva, o girar en torno a un centro de necesidad
común para argumentar diametralmente la posición sociológica, de quienes ahora se encuentran en
lados antagónicos, en donde la mayoría social no evoluciona porque lo tradicional no permite un
avance significativo para superar el estado de calamidad nacional.
Esto equivale para el crítico: que al observar desde el norte de una posición rectangular, analice,
que los impulsores de renovación social e ideológica quedan situados hacia el levante conceptual,
de donde emana con toda fuerza y certeza la energía natural y vital del movimiento, mientras que
los opositores permanecen hacia el poniente, en donde, no solo duerme y se revitaliza la actividad
cognitiva, sino que, se enriquece la experiencia existencial, se renueva la progenie y se clarifica el
adelanto de los pueblos.
Caso contrario si quien arbitra la sesión cambia su análisis crítico, al ubicarse desde el otro polo
de la controversia, en donde por obvias razones, se ve compelido a rectificar la clasificación de la
conducta y el razonamiento del cambio sociológico, lo que le obliga de manera irrefutable, a
reconocer que no existen mayores diferencias cognitivas en el ciclo de regeneración natural, tan
sólo el apetito material aparejado a la coyuntura humana con el cambio de los tiempos
económicos, porque de otra forma, esta deducción de indiferencia y pasividad querría significar,
desde su nueva panorámica, que el poniente -(ahora situado a su izquierda)- continúa en la
modorra de la metamorfosis social y que nunca se podría despertar la inquietud del pensamiento, y
que del levante, -(ahora localizado a su derecha)- nunca brotarían cambios sociales, en un
adefesio cognitivo por subvertir el orden de evolución universal que inexorablemente nos compele
a seguir el ritmo impuesto por la naturaleza, y a separar conceptualmente el afán por la materia,
del ideal social.
En qué lugar podríamos ubicar el sentimiento de responsabilidad colectiva, o el choque dialéctico
que fomenta la contradicción y propugna el cambio, cuando se cruzan las diagonales de la
racionalidad por el núcleo de la necesidad social; o en una mesa redonda sin posiciones laterales o
cabeceras dominantes, o, si en un momento dado propiciáramos rotación a la mesa rectangular
para buscar el centro del círculo ideológico, rotaciones que centrifugan y desdibujan la fragilidad

67
de los conceptos, desvaneciendo las formas antagónicas del verbo al fusionarlas de forma
homogénea con la energía universal de la transmutación social, sin olvidar que, desde el centro
mismo del conjunto social, emana el dinamismo del pensamiento que por confrontación
transformante, decanta los desaciertos, pule las imperfecciones, y enriquece el contenido de las
cavilaciones sociales.
Por supuesto que se podría refutar, que la necesidad social no es igual para todos los sectores
poblacionales o culturales, por virtud que quienes se han constituido como élites excluyentes
carecen de prioridades esenciales, ya que viven en la abundancia desde la cómoda satisfacción
estatal, por razón que, una vez que han abandonado el epicentro de la necesidad social, flotan de
forma vaporosa en la periferia del egoísmo en comparación con aquellos que no han logrado romper
la fuerza de atracción de la pobreza, que los mantiene anclados al abandono social; con otro
panorama analítico, algunos otros que se han apoderado de la controversia social, están más
interesados -(a falta de propuestas coherentes de cambio)- en que el centro de la estabilidad social
continúe dando tumbos, para que no se encuentre jamás el punto de apoyo del equilibrio social.
¿Son tan sólo las llamadas izquierdas, o las denominadas derechas, quienes tienen la potestad para
irradiar el bienestar colectivo, o, la fórmula magistral es propiedad única y exclusiva del socialismo,
o del comunismo, o de los talentos intelectuales, o, las necesidades humanas tan sólo brotan desde
el lado izquierdo de la insatisfacción y la marginalidad social...,desde cuándo le pertenece de
forma omnímoda al hemisferio cerebral derecho, o al izquierdo, la capacidad de raciocinio, para que
de forma aislada puedan emitir juicios de valor y análisis conceptuales antagónicos con la necesidad
social?
¿Cuántos seres valiosos ha perdido la humanidad que han sido torturados, vejados, asesinados y
desaparecidos en su afán de lograr algo de equidad e inclusión social, bajo el giro eterno de la
controversia social, todos en pos del quimérico ideal de libertad y realización plena, que día a día
se convierte en pesadilla inmarcesible emanada de los sistemas políticos imperantes, así se auto-
denominen de derecha, de izquierda o de posiciones astronómicas?
El historicismo es una herramienta usada para manipular los sentimientos y los complejos, y no
permite la cicatrización de las heridas pues de forma permanente se traslada al presente, sin permitir
la imbricación del sentimiento y la superación de las diferencias sociales, mientras que polariza a
gran parte de la población, que fija como punto referente y da como un hecho cierto esta narrativa,
muchas veces inconsecuente con la realidad acaecida debido a los intereses regionales, políticos,
económicos, culturales, o las motivaciones personales.
Se acaba la manipulación populista de estas agrupaciones que distorsionan la realidad de país, con
rebuscados nombres altisonantes de ultra-nacionalismos, conservadurismos o liberalismos, que se
desbocan en xenofobias y segregacionismos demagógicos, puesto que la xenofobia beligerante a
través de micrófonos deportivos y medios tecnológicos -especialmente por el Internet- las opiniones
o escritos de desadaptados que escudados en el anonimato, despotrican e incitan al odio extremo
hacia los extranjeros que visitan o comercian con sus respectivos países; naturalmente que se
despierta una aversión o repulsión muchas veces incontrolable, hacia las personas que
determinamos como las culpables de nuestra desgracia, más aún, cuando sabemos que se disfrazan
de filántropos y apóstoles de bondad, para espiar nuestra conducta e infiltrar las sociedades en
beneficio de sus naciones.
Estos fanáticos extremos que tratan de culpar al resto del mundo por sus respectivos fracasos, con
nacionalismos plagados de racismo y segregación que no dejan madurar el pensamiento -(que

68
constantemente están recordando hechos delictuosos acaecidos en pasado, con denominaciones
excluyentes para perseguir a los extranjeros que visitan o se emplean en sus respectivos países)-
son el principal obstáculo para el desarrollo internacional. Del miedo a la oscuridad y al más allá,
nacieron los dogmas etéreos que también manipulan el espíritu del hombre, ofreciendo becas,
prosélitos celestiales, salvaciones redentoras y la gloria en el gaseoso espacial, lo mismo que los
diferentes sistemas de dominación social que predican la igualdad comunitaria. Los analistas
sociales aunados a la necesidad reinante, y al descontento por el acaparamiento de las riquezas y
bienes de producción, -(incluyendo la posesión de la tierra por unos pocos individuos o grupos
sociales, privilegiados por los descompuestos e inoperantes sistemas económico-administrativos)-
siempre han impulsado cambios, independientemente de la época en la cual se desarrolle
determinado conglomerado humano.
Expresemos que: es muy difícil que una persona luche desinteresada y físicamente por el desarrollo
humano, o de cualquier índole filosófica o psicológica en particular, -(aunque tampoco nadie sabe
las verdaderas intenciones de tales maquinaciones, que casi siempre giran en torno a la situación
material del conglomerado social)- ni mucho menos se dan contiendas con un alto contenido moral,
pues si estas se producen, llevan implícitas el interés particular o grupal; en consecuencia la lucha
misericordiosa a este nivel, se vuelve demagógica, retórica y etérea por defender unos principios
económicos e intereses creados de clase, sin que prime el interés general.
Agreguemos, que estas ideas y refutaciones son tan convincentes, que en un momento dado se ven
respaldadas por la fuerza de los más brutos, -(con apoyo y arengas foráneas por supuesto)- que
intuyen en ellas la tabla de su salvación, y sintiéndose compelidos psicológicamente a ratificarlas al
costo que fuere, forman grupos violentos en pro del cambio y la preeminencia de tales postulados.
De aquí nace preocupadamente el siguiente proceso, que he denominado Ciclo Irreflexivo, por las
consecuencias de la corrupción, la justicia con mano propia, la creación de grupos delincuenciales
cerrados, bandas armadas y autodefensas para la protección personal y empresarial, y el retorno a la
época del señor feudal y el salteador de caminos:
CICLO IRREFLEXIVO
"De la riqueza desproporcionada entre el poseedor y el desposeído, nace el descontento por
causa del enriquecimiento de unos cuantos y el generalizado esclavismo, que empobrece a
los emergentes culturizados y a los necesitados del sector agrario y obrero de la población,
Estos descontentos -(apoyados en elucubraciones filosóficas y sociológicas, propias y
extrañas)- se convierten en soldados o guerreros sociales, o en delincuentes comunes que
engruesan las filas criminales, y haciendo causa común, deciden invertir el orden de
"propiedad material" -(porque nadie puede despojar la intangible propiedad cognitiva)-
confiscando sus riquezas a los propietarios legales, e instaurando su propia dictadura de
pobres o de unión de necesitados; obviamente encuentran resistencia y se forman conflictos
y guerras civiles, que por simpatía e intereses creados pueden tornarse en internacionales o
mundiales,
El ciudadano emergente se ve involucrado y carga con todo el peso económico y moral del
conflicto; los trabajadores ya no encuentran empleo fácilmente y los "guerreros sociales"
tampoco están en capacidad de ofrecerlo, retornando el pillaje y la criminal actividad
clandestina, sentando las bases para el retorno del señor y bandolero feudal,
La población desplazada -por obvias razones- se convierte en indigente, a la que hay que
mantener con una pequeña porción de los recursos despojados a los emergentes más ricos,
pues gran parte del pillaje se queda en los bolsillos de los guerreros sociales, -(mercenarios

69
enquistados del viejo sistema, o bandoleros nuevos)- que se enriquecen con el despojo a sus
víctimas,
El sistema prestamista nacional -(en el caso que todavía cuente con algunos recursos y
haya logrado transar perversamente su existencia)- o internacional para la reconstrucción
del país, terminará de aniquilar el naciente sistema con sus altas y usureras tasas de interés
que desangrarán la incipiente economía, haciendo las deudas impagables e hipotecando los
haberes nacionales, y sentando las bases para la explosión de las "burbujas económicas y
los cracks financieros*",
Los gestores o mediadores de paz de países extranjeros, aparecen en escena y pactan
treguas, desarmes y la humanización del "conflicto", pisoteando el compendio legislativo, y
logrando jugosos dividendos por sus "buenos oficios"; pretenden imponer soluciones
jurídicas a conflictos ajenos, enredando a la nación o naciones en discordia con
imposiciones económicas, políticas monetarias, o migratorias, mientras que exigen la
adjudicación para la explotación de parte de sus territorios, -(que a la postre son cedidos de
forma connivente)- esclavizando aún más a la población con la deuda pública y retornando
al antiguo sistema que se quiso abolir o cambiar,
La delincuencia nacional o internacional -(que para el caso da lo mismo)- escudada en la
globalización y el neoliberalismo, esclaviza y saquea gran parte de la población con
cigarrillos, licores, loterías, pirámides monetarias o bursátiles, pornografía, prostitución y
demás drogas psicoactivas, mientras que se adueña de los medios informativos y de las
empresas productivas de la nación, a través del mercado bursátil y financiero, es decir,
compra los haberes nacionales con papeles inflados de altísimo riesgo, con acciones, o con
bonos de deudas impagables o irredimibles de algunas naciones,
Surge la intermediación de las iglesias y demás credos religiosos, que ofrecen la salvación
del alma y la concientización para la recuperación de la cordura, a cambio de beneficios y
venta de indulgencias celestiales para que puedan continuar con el negocio saqueando la
economía nacional a través de la tergiversación individual y social,
Inmediatamente se canalizan las riquezas despojadas a los oprimidos, nacen las empresas
de economía mixta, para lavar sus activos a través del mercado bursátil, financiero, sistema
tributario, inversores, compañías de seguros y demás, surgiendo como los reactivadores de
la economía y salvadores de la libertad de los pueblos, so pretexto que logren el ansiado
desarrollo cultural y tecnológico,
Se vuelve a caer en la monotonía del sistema antiguo y: la corrupción, el feudalismo, la
usura, el pillaje, la violación, el secuestro, el asesinato y demás, -(conducta natural e
inherente ligada profundamente a la idiosincrasia de los pueblos)- retoman otra vez el
control de la población y del sistema, y el ciclo del descontento social reinicia su trayectoria
rebautizado, mientras la población continúa creciendo por la procreación desenfrenada,
Cómo ningún ordenamiento filosófico o sociológico para el orden político y administrativo
es totalmente completo, resurgen todas las corrientes del pensamiento en contradicción,
enumerando variables para el reparto y manejo de los bienes privados y públicos:
confiscaciones, privatizaciones, renuncia a la propiedad pública de los medios de
producción, -(sin que se involucren los patrimonios económicos de aquellos que
promovieron las masacres)- y rechazo a la violencia en la búsqueda de un sistema más
justo e integral,
Retornan los grupos disidentes o de pensamientos disconformes llenos de acertijos
interpretativos: la derecha de la derecha, la izquierda más allá de la misma izquierda, el
centro corrido un poco hacia el centro izquierdo, o hacia la derecha más alejada de la
derecha del izquierdo, los grupos de apoyo académico, literario, sociológico, sindicatos,
gremios de todas layas y otros aturdidos embaucadores, que convierten la necesidad en
trabalenguas místicos e inentendibles ni siquiera para ellos mismos, que ya no saben en qué

70
posición del espectro conceptual o de la posición social se encuentran, despistados por la
falta de un ideario coherente en el cronograma de nación,
Vuelve a desfilar el carro de la retórica social anunciando la misma verborrea del pasado,
reforzada por los medios de la información con intereses creados; se destaca el anuncio
publicitario del llamado socialismo o paternalismo, que reparte a manos llenas los bienes
particulares y nacionales; pugna para que todos participen de los bienes y beneficios que
brinda el Estado moderno, pero repartiendo siempre lo de los demás, sin incluir las riquezas
de los socialistas ­o comunistas- que promueven tales movimientos o repartos,
En un momento dado casi todos son socialistas, esperando que el reparto del erario les
premie su poco gusto por el trabajo, o por el progreso, a la vez que les colma su apetito de
venganza hacia los triunfadores y poderosos del sistema económico, pues podrán verlos al
igual que ellos: arruinados y en la miseria."
Lo anterior, sin olvidar que las naciones a través de los tiempos han transitado todas las formas de
dominación, y, que absolutamente todas, recurren a medidas extremas de fuerza y violencia cuando
sus respectivas sociedades sucumben en la molicie y el abandono por los principios morales y las
convenciones sociales, llámense regímenes totalitarios, comunistas, dictatoriales, fascistas, de
sátrapas, o tiranos, siendo apoyados por quienes son abusados y se encuentran en desventaja, sin el
menor remordimiento por los sociópatas que son extirpados del seno de sus sociedades.
--------------------------------------------------------
La "no intromisión en los asuntos internos de los países*", es un postulado político obsoleto e
inaplicable para las actuales sociedades, lo mismo que la "Doctrina de la Libre Auto-determinación
de los Pueblos"*, que necesita ser revaluado, pues perdió toda validez con la globalización
tecnológica y el encogimiento del mundo moderno. No es posible observar bajo este arcaico
argumento, que poblaciones enteras seas masacradas y sometidas bajo el yugo de la esclavitud por
los dictadores y esclavistas de turno, independientemente, que estos sean fanáticos teocráticos o
rapaces aberrantes, y permanecer impasibles ante la desgracia en estas naciones que subestiman el
respeto por los Derechos Humanos, para continuar bajo el interés material de los nexos comerciales,
lo que convierte este tipo de relación en algo carnicero y despiadado.
Es un imposible separar los acontecimientos de cualquier país por remoto o inentendible que sea, de
la influencia comercial, cultural, sociológica o tecnológica que necesariamente involucra el
desarrollo e intercambio humanístico, y que lleva implícita la aceptación de un cruzamiento, o
hibridación cultural y educativa; sería un contrasentido absurdo y anti-diluviano, desear el adelanto
material de los pueblos y soslayar el atraso cultural o social, que viola su libre albedrío y el derecho
natural a la búsqueda de progreso, o pretender que, su cultura se mantenga impermeable a
influencias exógenas en el desarrollo universal, aunque se debe hacer un profundo replanteamiento
en el tema migratorio, por la desventaja en que se encuentran los países bajamente poblados y que
todavía cuentan con vastos recursos naturales, para tratar de preservar sus costumbres ancestrales.
¡La controversia es conceptual e ideológica no bélica, es humanista y social no fascista ni tiránica,
según que es originada por las desigualdades absorbentes y palmarias, con seres irascibles e
incompatibles, que nos han sometido abusivamente por no saber interactuar fraternal y
solidariamente, porque, el enfrentamiento no es contra el yugo de la forma física sino con la
frivolidad de la existencia misma, con el imperativo moral, de retomar el gran pacto social y crear
una nueva reingeniería humanista y familiar, un nuevo resorgimento económico y fraternal para
refrendar las sanas costumbres, y erradicar el grado de malignidad que se ha apoderado de la
sociedad en general en pos de los bienes materiales; un pacto que blinde la permuta de la sana

71
tradición y rechace la adquisición de conductas perniciosas por parte de todos los estamentos
sociales, gremios de la producción, sindicatos, universidades, colegios, y por todos aquellos
comprometidos por la dignidad de la estirpe humana en su conjunto, al enseñarles con plena
certeza, que no lograrán evadirse arrastrando consigo mismo, su avaricioso apetito material, o su
propia corteza descompuesta!
El nuevo sistema anula por sustracción de materia, la fobia natural del hombre moderno hacia los
sistemas oligárquicos, ya que habrá igualdad de oportunidades para la postulación de las personas,
mientras que se pretende acabar la "cleptocracia"* y el saqueo continuado a los bienes nacionales,
pugnando por transformar el sistema electoral y desmontar la forma de gobierno que rige, no sólo a
Colombia sino al resto del continente que se ha permeado y contagiado de la misma corruptela
político-administrativa.
El llamado "Estado" está integrado por las mismas personas, o por sus familiares, o recomendados,
que se han adueñado de las instituciones y del aparato productivo de sus respectivas naciones, para
su lucro personal o "afiliados políticos", ya sean como socios directos o indirectos a través de
terceros, de acciones bursátiles, o como coadministradores, que desangran de manera permanente el
erario con extravagantes sueldos y desproporcionadas pensiones; es por ésta razón, que los
presupuestos no alcanzarán para irrigar sobre los más necesitados de asistencia social, incluyendo
las regalías de la producción, entre comillas "nacional" que van a parar a los bolsillos de los
avivatos. La fragmentación de las necesidades sociales, manipuladas por el afán de captar simpatías
y votos electorales, fomenta la segregación al no permitir la inclusión de los grupos minoritarios, a
la par que incentiva la formación de conglomerados anti-discriminación, en tanto que atomizan
irresponsablemente la frágil coherencia social.
El mundo cambió por diferentes causas todas disímiles por su origen: el Internet, nuevas
modalidades en la alimentación, comidas ricas en hormonas, anabólicos, esteroides, frustración
psicológica, cambio en las costumbres, revaluacionismo social, el consumo de alcohol,
estupefacientes, tabaco, fármacos, excesivo uso de medicamentos, deficiente nutrición en el periodo
gestante, son todas situaciones coadyuvantes que permutan las costumbres sociales a la par con las
tendencias sexuales, que necesariamente producen una anarquía generalizada con nuevos espíritus
contestatarios deseosos de mayor libertad de expresión; la homofobia, el fastidio a la hipocresía
social, y por sobre todo lo que se quiera argumentar,... el mundo ya no es el mismo, en virtud que
en la proporción poblacional, las cifras estadísticas reflejan altos índices de insatisfacción, ya sean
heterogéneos u homogéneos en género, debiendo aceptar esta realidad social inherente a la
condición de la especie humana.
A este paso, tendremos grupos humanos con sociedades fraccionadas, ya no por su condición
sexual, si no por su transformación física, el llamado tabú social por sus tatuajes o piercings, y en
un futuro no muy lejano lo geno-modificados, los biónicos o Cyborgs*, los transhumanistas (H+*) o
especies técnicamente mejoradas con micro chips implantados en alguna parte del cuerpo, la
evolución artificial excluyendo a todos aquellos que no encajen en sus modos de vida, o que no
están de acuerdo con su modificación, seres que deben ser aceptados y armonizados con el debido
respeto cultural de los pueblos.
Bibliografía
Hartford Institute for Religion Research
1
4)-ANACRONISMO HISTÓRICO

72
No es la intención de estas reflexiones, el redactar un tratado de historia bélica latinoamericana, o
norteamericana, ni mucho menos universal, simplemente, he considerado enumerar someramente
algunos de los acontecimientos más relevantes -(siendo todos importantes)- del acontecer violento
en el continente latinoamericano, que ha tenido como principales actores a los Estados Unidos, y a
las políticas intervencionistas soviéticas a través de su satélite cubano.
El lector interesado podrá estudiar e investigar las diferentes formas de gobierno y los conflictos,
intervenciones, agresiones, guerras, invasiones y demás actuaciones en el continente
latinoamericano, o los originados por otras naciones en Latinoamérica en los últimos 100 años, o
profundizar aún más y armonizar las consecuencias bélicas de la realidad actual con el resto del
mundo; enumerar su ocurrencia y resultados, su impacto económico o cultural, lo que significaría
dar un enorme salto al pasado, y resultaría en un mamotreto histórico de manejo incalculable que no
está en el propósito de estas consideraciones, y que puede fácilmente ser consultado a través del
Internet* o de medios especializados.
¿Por qué se tiene que participar en conflagraciones opresoras, cuando son invadidas y saqueadas
otras naciones por las abusivas potencias extranjeras? ¿Es la consecución de la riqueza material el
fin supremo de la breve e inestable existencia humana, o es una aberración de la conducta racional
que en un momento de psicosis colectiva, desvirtúa de forma esquizofrénica el objetivo de vida que
nos impone la creación, alejándose del imperativo social de ayuda fraternal?
El expansionismo* hacia otras latitudes del mundo como: Alaska, Filipinas, Hawái, Guam, Islas
Vírgenes, Puerto Rico, Laos, Iraq, Afganistán y otros, y todas las anexaciones conferidas mediante
los diferentes tratados de paz, los territorios adquiridos con dólares, su expansión comercial,
mercados comprados y otros tomados por la fuerza, especialmente a los productores petroleros
cuyos despojos son dejados en manos de terceros, son causales más que suficientes para tomar todo
tipo de prevenciones hacia estos comportamientos belicosos.
Acciones que han sido llevadas a otras latitudes como Grenada, Panamá, Indochina, Vietnam, y la
pretendida invasión a Irán*, escapando a esta rapiña las naciones pequeñas, tal vez porque no
poseían a la fecha el preciado líquido petrolero o demasiados recursos naturales.
Los países intervencionistas nunca han dejado que sus ciudadanos vivan una verdadera libertad,
pues el sistema siempre fiscaliza todas las actividades de la vida privada tratando de restringir las
libertades individuales.
Las potencias extranjeras actúan con total libertad en el continente latinoamericano, debido a la
ausencia de un bloque coherente de naciones que puedan repeler los apetitos de otras naciones
extranjeras, que en el fondo albergan la ilusión de imitar en un futuro no lejano la misma conducta
norteamericana en América Latina, motivada por sus vastos recursos naturales.
Todas las naciones tienen un pasado oscuro, y sin pretender quitarles la grandeza que se merecen, es
necesario recordar, que igualmente hay hechos censurables en el desarrollo de sus pueblos, como
por ejemplo, la guerra de los Bóxeres entre la China e Inglaterra* por el control y tráfico del opio,
y el zarpazo inglés al arrebatar la isla de Hong Kong* por la fuerza, con la complacencia de sus
eternos aliados.
La misma práctica invasora ha sido llevada a cabo por Rusia -(invasiones a la Europa del Este)-
China, Japón, y por otros países europeos sobre sus respectivos vecinos.

73
También debemos incluir la intromisión a través de La Habana y de la revolución sandinista en la
América Latina, que todavía hace grandes estragos económicos y socio-culturales en el continente -
(sin que al momento haya habido reparación por los daños cometidos)- causando una profunda
desestabilización económica y social, al imitar políticas invasoras a través de armar y fomentar el
inconformismo regional.
Podríamos divagar: ¿Posee la isla cubana fábricas de armas con asistencia o tecnología china, o
soviética, o de otras latitudes, para continuar creando el caos y la desestabilización continental, en
ausencia de otros componentes industriales que induzcan a crecer su economía?
¿Cuál sería el comportamiento de un ave que nació en cautiverio y ha estado encerrada toda su
vida, es posible, que una vez liberada pueda reconocer su entorno natural para alimentarse, habrá
perdido la capacidad de volar, o de trinar; cómo podrán los habitantes de una nación
intervencionista y exportadora de violencia, cambiar su modelo socio-económico repentinamente
cuando lleva más de 50 años bajo unos planes claramente preconcebidos de subversión e
intervención armada, que tan solo irradian resentimiento y atraso socio-económico, se habrá
alienado su espíritu de libertad?
Las páginas de la historia bélica están llenas de recuerdos dolorosos y de constantes violaciones de
los Derechos Humanos, plagadas de invasiones llevadas a cabo por naciones belicosas que se han
apoderado de vastos territorios por la fuerza, y fomentado movimientos separatistas, para que no se
le olvide a la conciencia latinoamericana, que puede repetirse en el futuro.
No podemos llamarnos a engaño: los "bullies"* de nuestras naciones son las potencias aliadas
extranjeras con la complacencia de algunos gobernantes de estos inestables países; tampoco nos
digamos mentiras: los aparatos burocráticos, científicos, legislativos, económicos e industriales de
las potencias y sus aliados están al servicio de la invasión y la guerra, pues su economía es de
guerra; con ella crecen materialmente mientras aniquilan y dejan en la miseria a las naciones
vencidas con imposiciones para todas las áreas económicas, que se desarrollan al interior de sus
respectivas sociedades.
Por estos hechos, las naciones latinoamericanas deben exigir a las potencias desarrolladas, una
reparación integral total por los daños cometidos, como un desagravio y deuda moral por su
vasallaje, deuda que puede ser resarcida a través de planes de ayuda y condonación de deuda
pública, para el ansiado desarrollo latinoamericano; también cabría pedir la reparación directa y el
resarcimiento de los daños ecológicos, y demás medidas para mitigar el cambio climático, causado
por las potencias extranjeras con la desmedida extracción de nuestros recursos naturales.
Hemos coexistido deambulando entre una especie de modorra soporífera y una intensa calma
mestizada, con un deficiente sistema público-administrativo mientras el resto del mundo se
encuentra en permanente evolución, entre conflicto y avance, éxito, pugna y desacierto, en
constante metamorfosis con sus sistemas sociales.
Ya no deseamos ni siquiera escuchar el repugnante calificativo de guerras frías, guerras sucias, de
intervenciones militares o de saqueos continuados, estamos asqueados con la misma parafernalia
cacofónica informativa, no hay permutación en las costumbres ni cambio en el ideario, tan sólo la
misma verborrea que aniquila la autoestima y corroe el sentimiento.
Invasiones disfrazadas de ayudas humanitarias o de protección de los más débiles, de las garras de
dictadores ficticios o reales, so pretexto de proteger las "instituciones democráticas", olvidando

74
que cada región del mundo posee ancestralmente diferentes valores culturales y morales con
significados lógicos diferentes. ¿Cuántos de sus émulos desearían para sí mismos sus fastuosos y
ensangrentados mausoleos?
Naciones que se apoyan en organismos multinacionales como la ONU* o la OTAN*, que bloquean
cualquier actitud defensiva y apoyan su desarme para debilitarlos, o para que sean víctimas fáciles
de sus depredadores; gobiernos que permiten la venta ilegal de armas deliberadamente, para crear el
caos y el desangre de las naciones caídas en desgracia, sin perder de vista, que siempre habrá países
europeos aliados para saquear a las naciones latinoamericanas o de otras latitudes. Conflagraciones
que son atizadas por apologistas retrógrados con su cacofónico discurso, de corrientes izquierdistas
o confluencias derechistas, de cambios hacia el centro o de giros invertidos, que no consideran que
se pueda otear hacia el interior de la verdadera necesidad, pues su paranoia u odio recalcitrante,
(que les permite mediante la manipulación cobrar vida propia) no les concede la opción de ver
otras posibilidades de cambio social.
No necesitamos personas que despierten odios y frustraciones dormidas, u olvidadas a propósito,
función que corresponde a quienes deben reafirmar la majestad de la justicia con la aplicación de la
ley, para que los crímenes cometidos no permanezcan en la oscuridad; lo que requerimos con
urgencia son personas proactivas en beneficio de la nación, que no desborden la endeble fraternidad
nacional con remembranzas o especulaciones basadas en suposiciones que impiden la maduración
de la armonía nacional o continental.
¡Que se crean escuelas de entrenamiento para el exterminio, que hay escuelas contra el crimen
organizado y cursos anti-terrorismo! ¡Que la ayuda contra la insurgencia aumenta en la región,
que resurge el viejo paramilitarismo y amenaza la paz y la democracia en Latinoamérica! ¡Qué
renacen nuevos escuadrones de la muerte y notorios grupos de contra-insurgencia! ¡Que se
renuevan los casos de corrupción y que la nación adolece de moral! ¡Que Washington prepara,
auspicia, monitorea y promueve las actividades en todos los órdenes de la economía para lograr
sus fines de dominación! ¡Que en los países productores, el tráfico de droga está protegido!...y
toda la demás retórica demagógica.
De dónde sacan estos críticos sus descerebradas e irresponsables conclusiones, cuando nuestras
cárceles y campos están llenos de seres vivos y de cadáveres, por la encarnizada lucha para la
represión al narcotráfico y al crimen organizado, obviando mencionar, que son otras naciones las
que siempre ha querido invadir la órbita occidental, -(especialmente el continente latinoamericano)-
situación que se reafirma con las recientes visitas soviéticas al continente y el estrechamiento de sus
nexos comerciales y militares con algunos países continentales.
¿Hasta cuándo tendremos que escuchar a estos disparatados sabios de relleno que no aportan nada
nuevo a la gnosis de los pueblos, diferente al desencanto con la vida y a la adornada apología del
delito, y que en consecuencia, han soslayado la corrupción sin dejar translucir la esencia de la
clásica democracia griega, práctica que estaba basada en la esclavitud y la subyugación teológica
1
*
y que no permitía mayores cambios sociales. La Ciudad Antigua, Fustel de Coulanges*
Toda esta parafernalia discursiva que tan sólo produce hernias demagógicas y linfomas
sociológicos, con el fin de pretender contrarrestar la hegemonía de los Estados Unidos en el mundo,
-(especialmente en la América Latina)- olvidando que el gigante del norte nos lleva años luz, y que
en todas partes vemos irradiados sus adelantos científicos y tecnológicos, aunque en los últimos
años se ha disminuido considerablemente su influencia en el continente americano, en detrimento
del adelanto de nuestras naciones. El peso de acontecimientos recientes y políticas presidenciales

75
laxas, ha ocasionado, en gran medida, la pérdida de liderazgo de los EE.UU., por razón al
abandono, y la creciente influencia de Rusia, China, la India y otros países asiáticos, con sus nuevos
satélites en el continente latinoamericano como Bolivia, Nicaragua, Venezuela y algunos países del
cono sur, que paulatinamente abren paso renovado y vigoroso al comunismo.
¡No a la manipulación por los resentidos políticos y pseudo-humanistas que no dejan que
cicatricen las heridas de la infamia, personajes que aportan odio y desesperanza para las futuras
generaciones, y que mediante la constante relatora de la historia sanguinaria, impiden la
reconciliación entre los pueblos para lograr más fácilmente su planes de dominación sobre las
masas embrutecidas!
Este tipo de apologéticos simbiontes, -(muchas veces en la nómina de los grandes dictadores de los
países detractores)- elaboran escritos de alabanza a su régimen respectivo, buscando desestabilizar
a las naciones para lograr sus fines de sometimiento sin que tengan mayor oposición, pues las
pequeñas naciones dejadas solas a su albedrío sucumbirán fácilmente a sus pretensiones; todas
estas aseveraciones están escritas por sus apologistas de forma extensa a través de todos los medios
impresos en el mundo, con el firme propósito de afectar la imagen o el accionar gubernativo que
sea contrario a sus intereses, llámense estos capitalistas, socialistas, comunistas o como quisieren
populistamente auto-denominarlos.
Si no revertimos y perfeccionamos el sistema público-administrativo que rige nuestras naciones, en
uno más justo, pluralista y verdaderamente integral, muy probablemente en un futuro no muy
lejano estaremos en una conflagración de magnitudes inimaginables, que prenda al instante el
descontento en la América Latina, o por qué no expresarlo: al continente entero; no debemos
olvidar que si los revolucionarios franceses hubieran tenido Internet y telefonía satelital, el grito de
independencia se hubiese dado al unísono en todo el continente americano.
Es totalmente cierto que antes de la conquista europea sobre el continente americano, los habitantes
y propietarios originales de estas tierras eran los naturales o razas amerindias; antes que a estos
pobladores naturales los avasallaran y conquistaran los europeos, hubo otros pueblos, que a su vez
fueron sus sojuzgados y sometidos, y así sucesivamente; es posible que se hubieran respetado
algunas costumbres y derechos para los vencidos, cosa que tampoco desconocieron otros pueblos
invasores de la antigüedad; este hito se pierde con la Inquisición, las prácticas nazis sobre el pueblo
judío, la subyugación de los pueblos eslavos, y recientemente, se revive por el fanatismo de los
extremistas religiosos musulmanes.
Las guerras religiosas y el instinto cavernícola-tribal retroceden el avance social, pretendiendo
desconocer el despertar racional del mundo civilizado que pugna por superar el oscurantismo
retrógrado, que ha mantenido maniatado el libre discernimiento y el derecho libertario del hombre,
a la vez que fraccionan la unidad de cuerpo y alma, como podemos apreciar en las guerras que se
avecinan en contra de los grupos fanático-religiosos, que han logrado romper la unidad de los países
árabes, según que se preparan para combatir a sus propios nacionales a través de una coalición
internacional.
De esto inferimos: que todas las confrontaciones bélicas tienen dos únicos resultados: atraso, dolor
y pérdida para los vencidos, y áureas preseas para él, o los vencedores; a renglón seguido
sobreviene el decaimiento para los primeros y el resurgimiento de los triunfadores; como resultado
final el crecimiento de sus economías de guerra.

76
Para nadie es un secreto, que un país en estadio de beligerancia -(dependiendo del tamaño de la
confrontación)-, debe producir las 24 horas del día para el abastecimiento de sus tropas en los
diferentes escenarios, que a su vez incrementa la actividad mercantil y activa su respectiva
economía, o la de sus aliados en todos los órdenes.
¿Podríamos catalogar esta forma de crecimiento económico como altruista o noble con la raza
humana y de un profundo respeto con los derechos naturales, base del conglomerado social?
¿Vale la pena crecer geográficamente con esta forma de rapiña bélica, descarnada y abusiva, qué
clase de moral o de principios impele a estas sociedades a la consecución de su bienestar o riqueza
a través de este tipo de acciones?
¿Es meritorio tener crecimiento económico, acumular dinero o posesiones a costa del dolor y el
sacrificio de vidas humanas, o con el deterioro del medio ambiente?
¿Es ético para el discernir del hombre altruista que por motivaciones materiales se llegue al
genocidio, la mutilación, la violación y a la segregación?
Obviamente que toda respuesta o análisis hacia este accionar merece el más nauseabundo
calificativo, porque todas las comunidades y países del mundo reflejan una profunda repulsión a
cualquier intento de dominación, llámese cultural, económico, educativo, militar, o teológico.
Los Estados Unidos* deben adoptar radicalmente una política verdaderamente panamericanista e
integral, deseosa de un profundo cambio social, para irradiar a los avasallados países
latinoamericanos un futuro promisorio de paz y desarrollo económico, sin exclusiones de ninguna
naturaleza.
¿Será su tenue objeción hacia los regímenes de Cuba, o Venezuela, una estrategia para que siga
creciendo el descontento y se prenda el polvorín de la confrontación en Latinoamérica?
Porque también podríamos preguntarnos:
¿Son culpables los Estados Unidos* por el despilfarro, la mala calidad de las obras de
infraestructura, el robo continuado, la baja formación educativa, el abusivo costo por la prestación
de los servicios públicos, los exorbitantes precios de los combustibles, emanados de la ineficiencia
y la corrupción del sistema político?
Si su temor es, que otras potencias traten de influir o de tomar por la fuerza territorios en
Latinoamérica invadiendo a estas naciones, haciendo que peligre la estabilidad regional, lo más
lógico sería que, tomaran cartas en el asunto de una forma más abierta y expedita, y mediante
referéndum, tratados o votación directa de sus habitantes, se decidiera la suerte del continente
americano, para acabar radicalmente las odiosas prácticas de los gobernantes de turno, que
aprovechan el desorden latinoamericano dentro del contexto mundial en beneficio personal; esto
equivaldría a desarrollar a cabalidad y sin tapujos, los postulados de la política exterior
norteamericana enumerados en la Doctrina Monroe
2
*, y por todos los demás clamores incluidos en:
"el Destino Manifiesto
3
* de una gran república continental cuyos límites deben extenderse hasta el
borde de los océanos Atlántico y Pacífico"*, pero no sólo en lo atinente a sus intereses nacionales o
su expansión territorial, sino también incluyente con los intereses del grupo continental en todos los

77
órdenes: culturales, económicos, industriales y tecnológicos. Manifest Destiny,
www.ushistory.org/us/29.asp
3
*
Esta política debería de reafirmar la defensa del hemisferio, contemplada en el Acta de Chapultepec
(1945),
4
* y ratificada en el Tratado de Río de Janeiro (1947),
5
* e incluir, que parte del presupuesto
federal de los Estados Unidos debe destinarse, no a fomentar los conflictos, si no a desarrollar un
verdadero Plan de Reparación para la reconstrucción y desarrollo de la totalidad del continente, al
igual que se hizo para la reconstrucción de Europa después de la segunda guerra mundial, o las
ayudas para la recuperación del Japón, resaltando, que los Estados Unidos como un imperativo
moral, deben entrelazar el continente americano con la anuencia y apoyo de todas las naciones que
lo integran.
¿Qué posición adoptarían los Estados Unidos u otros países americanos, cuando de manera
arbitraria se llegasen a disparar cohetes desde sus fronteras en contra de otra nación, por las
divergencias conceptuales, políticas o teológicas, o por la invasión de sus territorios,
especialmente en la demarcación mexicana en las actuales circunstancias, al estilo de lo que
ocurre entre Israel y Palestina por la Franja de Gaza, o entre Colombia y Venezuela, o Costa Rica
y Nicaragua, o entre otras naciones limítrofes?
¿Por qué tienen que existir fuerzas militares, y de dónde emana el temor y el deseo de armarse, o
de prepararse para la guerra?
¿De la premisa latina: si vis pacem para bellum*; del miedo a perder el status o el nivel en la
calidad de vida adquirida; a una invasión extranjera detrás de sus recursos; a deseos xenofóbicos y
racistas para evitar la mezcla de razas; a perder el control doctrinario, político, religioso, o
cultural; por el deseo de avasallar a los vecinos o las naciones más débiles poseedoras de grandes
recursos energéticos o naturales; detrás de un plan de mejoramiento genético; para distraer a la
opinión nacional, o por los descalabros financieros, o administrativos?
¿Cuál es la motivación para el armamentismo, y por qué se involucra en la guerra a las naciones
pacíficas por naturaleza, o con escaso desarrollo tecnológico, a las cuales se les da el
acomodaticio calificativo de aliados?
El salvaje oeste continúa: "Las armas el súper negocio más rentable para los EE.UU.; las
exportaciones bélicas alcanzaron casi el 75% del mercado global"
6
*
Bureau of Alcohol, Tobacco, Firearms and Explosives*
(ATF) * The Annual Firearms Manufacturing and Exportation Report
6
*
Las guerras se han tornado cíclicas por la profunda correlación que existe entre las necesidades y
los apetitos de las naciones; las potencias más desarrolladas militarmente son las que deciden si una
guerra continúa o se acaba, o si trasladan el conflicto hacia otras latitudes, haciendo caso omiso de
las resoluciones de la ONU y demás organismos que velan por la protección de los Derechos
Humanos en el mundo, pues no se respetan estas decisiones escudados en el veto, o en el apoyo de
su fuerza bruta, que es finalmente la que decide.
Por estas razones, América Latina -(o el continente americano en su defecto, en caso de unificarse
con los EE.UU.)- debe tomar distancia de estos titanes de la guerra; uno de los casos más recientes
es el conflicto civil en Siria, que cuenta con el apoyo de su aliado -(Rusia)- que no sólo busca
protagonismo si no ampliar la órbita de su influencia internacional, y que por obvias razones, no

78
permite que naciones de otras latitudes opinen, censuren o intervengan en éste país, que está dentro
de su órbita geopolítica: lo mismo ocurre a los países que están muy próximos a la influencia
asiática, que pueden afectar con su desestabilización a China, India, Corea o Japón, países que no
permitirán que circunstancias por factores exógenos o regionales les afecte, lo cual no significa que
entre ellos mismos no puedan surgir agresiones.
Podríamos agregar de la interminable lista, otras de las asquerosas conflagraciones mundiales,
como, los genocidios turcos sobre los pueblos armenios, las del exterminio nazi, China, Corea,
Serbia, Chechenia; la violencia en Colombia: sus tierras defoliadas por el glifosato, el daño al
medio ambiente, la bio-diversidad y la destrucción de grandes reservas agrícolas.
Argentina acaba de nacionalizar su petróleo y ya España ha obtenido el apoyo de los EE.UU*, y
México*, y muy seguramente del resto de Europa y sus aliados bélico-económicos. Idénticas
medidas han sido tomadas por Bolivia. ¿Se resquebrajará aún más el continente latinoamericano
por falta de fraternidad y cooperación mutua entre sus países? ¿Quedarán la Argentina o Bolivia
solas en su aspiración por la recuperación de sus recursos y territorios? No olvidemos que
EE.UU., es socio y aliado de Inglaterra y que muy posiblemente en un caso dado, no dudarán en
usar las instalaciones británicas.
¿Por qué en la agresión contra la república Argentina por las islas Malvinas, e Islas Georgias del
Sur y Sándwich del Sur, no funcionó la Doctrina Monroe* ni fueron válidos los tratados firmados
mediante el Acta de Chapultepec* (1945), y el Tratado de Río de Janeiro* (1947)?
¿Qué podría suceder en el caso de una agresión por parte de Nicaragua y sus países aliados, en
contra de Colombia por las Islas de San Andrés, Santa Catalina, Providencia y los islotes de
Serranilla, Roncador, Quitasueño, zanjarán amistosamente sus diferencias Perú, Chile y Bolivia?
¿Cuáles países se alinearían, y con quién? ¿Cuál sería la reacción internacional que muy
seguramente sería aprovechada para dividir a Latino América? ¿Cuáles países extranjeros de
otros continentes sacarían provecho u obtendrían beneficios por su mediación, aprovechando la
obcecación de los gobernantes latinoamericanos?
Las técnicas de dominación actuales son mucho más sofisticadas, y han variado perversamente
desde la conquista europea sobre el continente latinoamericano; van desde la intriga hasta el
asesinato de sus dirigentes y opositores; así como en su época se utilizó el sable, el arcabuz, los
perros y la cruz para doblegar física y psicológicamente a nuestros pueblos, en la actualidad se
utiliza el envenenamiento con productos radioactivos, bacteriológicos y químicos, la extorsión y el
asesinato; las presiones económicas y bursátiles, con estrategias monetarias a través del Banco
Mundial*, el Fondo Monetario Internacional (FMI)*, el Banco Interamericano para el Desarrollo
(BID)*, la Organización Mundial de Comercio (OMC)*, financiación a movimientos
independentistas o separatistas, con el siempre válido argumento sobre la violación de los Derechos
Humanos, para lograr los fines colonizadores de las potencias bélicas y económicas y fragmentar a
las naciones en desventaja.
Para el caso particular de Colombia, el país ha sido asolado por la intromisión permisiva de
naciones avariciosas en pos de sus riquezas, a las cuales les ha sido fácil fragmentar la nación
políticamente, o quedarse con sus ricos territorios a través de concesiones mineras aprovechando la
apatía y el contubernio gubernamental; tal vez el extemporáneo dictador cubano no hubiera durado
mucho si hubiese confrontado a los ejércitos latinoamericanos en tierra continental, razones por las

79
cuales su principal ideólogo y mentor sucumbió rápidamente; no es lo mismo enfrentarse a
ejércitos aguerridos y preparados, que derrocar gobiernos sibaríticos y apocados.
Colombia merece un tratamiento económico y mediático diferente, a la par con una profunda
reforma al sistema político, pero no sólo para crear espacios de participación política a los actores
armados, sino para el desarrollo de programas sociales verdaderamente integrales, porque tan sólo
los colombianos que hemos vivido el flagelo del asesinato, el robo y el secuestro, podemos
pronunciarnos con pleno derecho sobre el mismo, en el cual las guerrillas con el pretexto de la
exclusión socio-política, perdieron su norte ideológico y socio-político por actividades más
lucrativas al margen de la ley.
Conocedoras de las políticas y modos de intervención extranjera, para la desestabilización de la
América Latina y de los países del tercer mundo, las naciones continentales y el mundo libre no
debe permitir la veleidosa actuación de entidades que, no solo protegen sus sistema de partidos
políticos, sino, que no cumplen los fines para los que fueron creados, como la ONU*, la OEA* o la
OTAN*, ni de personajes cuestionados, que han sido y son investigados en sus respectivos países
por sus abusos, y que ahora pretenden ser los poseedores de la inmaculada verdad, con licencia para
opinar, juzgar y exonerar al bien y al mal; es muy fácil criticar las actuaciones de los gobernantes,
especialmente cuando un país se encuentra asediado por la delincuencia nacional e internacional,
que emana desde las instituciones y las altas esferas de gobiernos nacionales o extranjeros, y
soportadas desde posiciones económicas solventes; en el momento apropiado, veremos que son
estos juzgadores quienes auspician atropellada y deliberadamente, la proliferación de la
delincuencia organizada so pretexto de defender violaciones a los derechos humanos y a las
libertades civiles.
El caso más reciente, es la pronunciación por parte de Inglaterra de pretender invadir por la fuerza
la embajada ecuatoriana en Londres, so pretexto de capturar al fundador de Wikileaks*, que en caso
de llevarse a cabo, no sólo sería el final de la extraterritorialidad, sino también el ocaso por el
respeto al Derecho Internacional y los tratados diplomáticos por parte de una nación que se auto
denomina civilizada; no hay que olvidar que parte de la economía europea, está basada en dineros
por narcotráfico ­(caso del comercio de opio, que ocasiono la guerra de los Bóxers en la China)- y
en tiempos anteriores, al atraco perpetrado por sus bucaneros sobre el comercio marítimo,
modalidad delictiva auspiciada y practicada también por otras naciones de la época con la patente
de corso*.
Este caso de intento de agresión hacia la república del Ecuador, como todas las actuaciones
arbitrarias cometidas en contra de las naciones más débiles del mundo, merecen nuestro más
completo repudio, y nos debe impulsar hacia la concordia y unión fraternal, total e incondicional en
todo el continente latinoamericano, en razón que, así se entablen demandas y controversias de tipo
jurídico o diplomático ante los Tribunales Internacionales en contra de estos agresores o "bullies
universales", estos países acostumbrados a violar flagrantemente todas las normas habidas y por
haber, -(demostrando comportamientos arrogantes e irrespetuosos)- siempre saldrán victoriosos en
este tipo de contiendas, pues manejan a su acomodo a este tipo de instituciones.
Ésta es una razón más que suficiente para desear la desarticulación de la ONU y otros organismos
afines, y crear nuevos entes de control continental con verdadera independencia de la manipulación
por estas potencias beligerantes y altaneras.
Por la misma razón es abusivo opinar sobre los
problemas internos de los demás países, debido a la desinformación, que se ha polarizado y
transformado en un show mediático, para disfrazar la verdadera situación de los conflictos.

80
Bibliografía
La Ciudad Antigua, Fustel de Coulanges
1
Doctrina Monroe
2
Manifest Destiny,
www.ushistory.org/us/29.asp
3
Acta de Chapultepec (1945),
4
Tratado de Río de Janeiro (1947),
5
Bureau of Alcohol, Tobacco, Firearms and Explosives, (ATF)
The Annual Firearms Manufacturing and Exportation Report
6
5)-FAMILIA
La legislación debe ser muy prudente y no penetrar la intimidad del hogar para restringir la crianza
o la forma de levantar los hijos de forma tradicional, bajo las normas de un Estado de corte policivo,
ni mucho menos imitar al estado comunista, por razón que en Colombia se permite, -de forma
parcializada pues excluye los territorios indígenas de la aplicación legal- la educación ancestral
para determinadas culturas de etnias naturales, que practican la tortura -manifestada en el cepo o los
azotes, o en los ritos de iniciación como la ablación del clítoris, o la circuncisión-, pero que
reprime legalmente con penas bastantes severas a los no indígenas, doctrina incoherente que se
presta para el desorden nacional en tanto que invade la patria potestad familiar.
Se respetará la libertad sexual, pero en ningún momento debe permitirse la promoción o exhibición
en actos públicos de homosexualismo, lesbianismo o prostitución.
El reconocimiento de la familia conformada entre hombre y mujer con pleno desarrollo físico y
psicológico para procrear y sostener adecuadamente a su descendencia con responsabilidad, debe
ser la constante.
Se han ido extinguiendo las costumbres familiares tradicionales, y es muy común ver en el
ordenamiento legal, matrimonios y uniones entre parejas del mismo sexo, con igualdad de derechos
civiles, como corresponde a una sociedad en evolución permanente, que respeta el libre albedrío y
las garantías individuales, en tanto que se pierde el respeto por los dictados de la naturaleza.
Hasta dónde llega la conducta humana que se confunde con los valores culturales o tradicionales,
disímiles a tiempo, modo y lugar, es una situación muy difícil de juzgar, debido a lo intrincado y
complejo de la particularidad sensible, y a la permuta en las costumbres ocasionada por la
globalización y la información universal a través del Internet.
¿Qué pasará cuando la ciencia revierta el proceso de género en los gestantes ha pedido de sus
padres, o cuando el ciudadano en cuestión desee cambiarse la anatomía sexual, quién le prohibirá
adoptar o procrear para conformar una familia y tener hijos como descendientes,
independientemente de consideraciones de tipo religioso o de evolución biológica natural?
Se podría imaginar cómo se desarrollará la legislación para las futuras generaciones, cuando la
ciencia se encuentre en su clímax y se pueda producir en serie, personas: mitad hombre mitad
máquina robotizada, (Cyborgs*) de los cuales a su vez emanarán clones mecánicos, que también
reclamarán su inclusión en la tabla de derechos humanos, con mejores prerrogativas sobre los seres
humanos comunes y corrientes, en el evento de que todavía conserven algo de racionalidad y
respeto por la existencia biológica primigenia.

81
Los miembros de los países latinoamericanos emitirán leyes tendientes a la planificación masiva de
la población, y a detener la descontrolada explosión demográfica, incentivando a la procreación de
2 hijos como máximo por pareja, o, que el nacimiento de los hijos se distancie entre sí por lo menos
con diez años de edad, aún si estos fueren divorciados, viudos o en unión libre por el término de sus
vidas; no a los garañones irresponsables ni a los vientres ansiosos de lástima y paternalismo, para
impulsar la toma de conciencia social y de rechazo absoluto a la procreación desenfrenada, como un
factor de desestabilización social y de riesgo para los futuros infantes.
La convicción ética para defender los derechos naturales de los más débiles, debe ser la consigna
de todo ser humano que tenga el sentimiento de filantropía y fraternidad por la raza humana, así
como la procreación responsable y el control de la natalidad, que debe figurar en el primer plano
de una política de Estado, no solo para los nacionales continentales sino también para todos los
inmigrantes.
Un referente bastante radical, es el Memorándum 200* que reafirma la preocupación por el cuidado
de la especie y del medio ambiente, y hace una profunda reflexión de los daños ocasionados por la
explosión de la natalidad descontrolada, situación que en algún momento del veleidoso transcurrir
humano, puede ser transformada por la llegada de un depredador o genocida, con medidas como la
esterilización masiva, la modificación genética, o la desaparición de gran parte de la especie
sapiente.
Debe existir una política estatal de enseñanza especial sobre reproducción humana, para controlar el
exceso de natalidad de forma responsable. El continente expedirá una ley unificada, y los Estados
velarán por la vida, reproducción, explosión demográfica y la conservación de la especie humana, y
mediante las leyes regulará las diferentes técnicas biológicas y eugenésicas.
¿Cabría preguntarse, cuál es el grado de responsabilidad de los moralistas políticos que posan de
grandes altruistas, que amargan la existencia e inducen a la frustración hacia la vida con prácticas
corruptas que oprimen el libre albedrío de sus pueblos? ¿Cómo desconocer el sufrimiento y la
desesperación, de quienes en silencio lloran su desgracia ante la indiferencia estatal y social,
especialmente los niños; cómo separar el avance tecnológico del atraso sociológico cuando se
pernocta en las cavernarias costumbres del pasado, sin que se vislumbre el progreso material y
cultural para los excluidos del sistema; por qué no hay correspondencia entre al avance
tecnológico, el fanatismo religioso, y la superación de los tabúes y los complejos raciales, para
eliminar el temor a la némesis etérea e insubstancial?
En virtud que las etapas aflictivas y el agotamiento psíquico, son períodos circunstanciales del
comportamiento -(salvo enfermedad manifiesta)- o del sentimiento individual, unipersonal e
intransferible, la inobservancia por seres individuales del instinto colectivo de conservación de la
vida, no debe ser óbice para no aceptar las múltiples decisiones que emanan del libre albedrío,
incluyendo el deseo de terminar la existencia física.
Se debe respetar el derecho individual -(o colectivo)- a la vida y a la muerte, a la eutanasia, y a
consagrar el deseo de auto-eliminación como un derecho natural del ser humano,
independientemente de las situaciones de extrema incapacidad y deterioro de la calidad de vida
cognitiva, física o psicológica, alejado de toda subjetividad o consideración ético-teológica, o de
consideraciones metafísicas.
La nación colombiana respetará y acatará la decisión individual o colectiva de poner fin a la
existencia física o material; de igual manera, respetará y acatará la decisión individual de la mujer

82
de poner fin al embarazo indeseado, para que no se dogmatice o pontifique sobre el tema,
apoderándose del derecho personal e intransferible a parir, por la consecución de un voto electoral o
de prosélitos para la vida celestial.
Las leyes latinoamericanas incluirán en sus respectivas legislaciones, el tráfico ilegal de órganos
humanos, como conducta de lesa humanidad; todo comportamiento que atente en contra de la
calidad de vida, o que mutile de forma grave o leve a la persona humana, mediante la extracción o
amputación de miembros u órganos, debe ser penalizada de forma severa.
Las leyes que regulen el desarrollo y aplicación de los avances científicos sobre la eugenesia, la
clonación humana, y la procreación controlada y responsable, deben velar por la explosión
demográfica y el cuidado de la especie, y no podrán ser aprobadas o reformadas sino mediante
referéndum, procurando que duren en el tiempo, lo mismo que las leyes que regulan el aborto; las
leyes tienen que contemplar que, si no hay consenso para la reproducción no debe haber embarazo,
pues quien resulta afectada es la criatura en gestación.
De igual forma, las leyes referentes a la eugenesia no podrán aprobar o establecer mediante
mandato legal, el cambio o manipulación intrauterina sexual del feto en formación, ni aún a pedido
de sus progenitores, para no desviar la evolución natural de la especie humana, pero sin llegar a
prohibir el deseo de procreación por fuera del marco tradicional de pareja heterosexual. En este
respecto brotan inquietudes no solo de tipo legal, sino de sentido común y seguridad familiar, por
razón que las mujeres solas que no desean cohabitar y procrear en pareja, -(que como madres
célibes anulan el sentimiento paterno que impone el ritmo de la naturaleza humana para los
infantes por nacer)- requerirán para sus bebés tratos especiales en la respectiva legislación para que
la futura criatura tenga asegurados sus derechos naturales y su calidad de vida.
Cómo un análisis económico se podría preguntar: ¿Cuál será el costo de la seguridad social para las
personas que nazcan por clonación, una vez que comiencen a aflorar sus "posibles debilidades" por
la geno-modificación o clonación biotecnológica, argumentación basada, en la falta del vigor
híbrido que proporciona la naturaleza a los seres procreados supuestamente "al azar"?
En consecuencia, se debe hacer un replanteamiento sobre la tasa de natalidad y sus medios
contraceptivos, y en las respectivas leyes de protección al menor se debe contemplar que, aquellas
parejas que no tengan un hogar o una relación constituida y estable, para responder por las criaturas
que traigan al mundo, reciban una educación formativa especial, sobre las repercusiones personales
y sociales, pues los Estados no pueden ignorar el problema de natalidad desproporcionada, y
convertirse en proveedores de asistencia sexual con incipientes planes de ayuda, para estos infantes
que nacen desprotegidos; en lo posible estas medidas deberán ser puestas en vigencia en todos los
países latinoamericanos, apoyando el aborto en los casos taxativos por la ley.
DOTE ESTATAL
Toda criatura humana que nazca a la vida debe tener sus derechos fundamentales tutelados por
derecho propio, y debe tener una dote estatal, con una cantidad apreciable en dinero, es decir, debe
venir al mundo sin el lastre de la pobreza.
Ésta dote o herencia estatal estará depositada en un fondo especial y generará un interés de
rendimiento financiero anual, sin tasas ni porcentajes de administración, de acuerdo a la práctica
del mercado bancario o con las políticas que fijen los respectivos gobiernos para las cuentas de
ahorros.

83
El nuevo ente o bebé tendrá derecho por el maravilloso hecho de llegar a la vida, a una dote estatal
de, por ejemplo: US$10.000,00 (DIEZ MIL DÓLARES) que será consignada en una cuenta especial
del Estado, en donde estará generando intereses, para ser entregada cuando cumpla sus 18 años, y
bajo ciertas condiciones, exigidas para la obtención de este capital base de subsistencia, para tratar
de erradicar la pobreza y mendicidad.
Con los rendimientos financieros o de ahorro -(que deberá estar entre las cuatro (4) mejores tasas
de interés del sector bancario)- de esta dote o herencia estatal, se comenzará a pagar
automáticamente lo correspondiente para la futura pensión de jubilación del favorecido, lo que
podría estabilizar la estadía de la población en el territorio patrio una vez culminados sus estudios, y
de esta forma evitar la emigración y la fuga del capital humano intelectual hacia otras latitudes.
La entrega de esta herencia estatal estaría condicionada a:
Haber nacido dentro del territorio nacional, de padres de nacionalidad colombiana o de residentes
legales en los últimos cinco 5 años, que no posean la doble o triple nacionalidad,
Haber demostrado una conducta recta y honorable, sin adicción a drogadicción o alcoholismo,
Haber cursado su educación secundaria; los promedios altos le darán acceso y predilección para la
educación superior, o acreditar la culminación de su Educación Media, o que demuestre la
continuación de sus estudios básicos,
Haber definido un oficio, arte o profesión, estar laborando, o estar cursando o ejerciendo la materia,
Para hombres y mujeres, que no procreen antes de los 18 años y con parejas plenamente
conformadas,
Podrá solicitarse por el beneficiario, cuando cumpla la mayoría de edad* que será de 18 años,
En caso de fallecimiento bajo cualquier forma, se perderá este derecho. Con excepciones, esta dote
podrá heredarse a los padres mayores y en fase de calamidad económica, o a otros parientes
siguiendo las líneas de consanguinidad, afinidad, y civiles legales. La ley reglamentará lo
pertinente.
Esta dote estatal podrá ser demandada -(como un derecho adquirido)-, si el deceso se produce por
culpabilidad de algún agente del Estado, para que lo reciban sus progenitores o como ayuda hacia
sus hermanos menores, o familiares en situación de extremada pobreza.
Estos recursos en ningún momento podrán ser invertidos en Bonos del Estado, o en el mercado
bursátil, debiendo ser depositados en una entidad financiera, libres de arandelas de administración o
manejo y demás exigencias bancarias, como una cuenta de ahorros que estará ganando
permanentemente intereses, para que así, al cumplir la mayoría de edad, el beneficiario pueda
disponer de un pequeño capital para iniciar su negocio o empresa. La ley regulará lo pertinente en la
materia, como rendimientos financieros, descuentos, porcentajes de corrección del IPC y otros.
No habrá excusa para no crear esta dote estatal, bajo los supuestos de la escasez monetaria, pues
observamos diariamente el despilfarro, el robo y el saqueo continuado a través de carruseles,
nóminas paralelas y de toda clase de truculencia política con los recursos públicos; además, que la

84
eficiencia del gasto público y el recorte del gasto estatal, permite asignar estos recursos; también
podrías ser depositados en los fondos pensionales en tanto que el adolescente adquiere su mayoría
de edad para reclamar su dote respectiva.
MATRIMONIO
La original y clásica fórmula matrimonial heredada del derecho romano, que define al matrimonio
como la unión entre un hombre y una mujer, definitivamente hay que actualizarla y transformarla,
haciendo una clara distinción entre el matrimonio con fines de reproducción y conformación de una
familia, y la unión con fines formales de compañía y usufructo comercial, en donde no se configura
una descendencia -(de momento)- por las vías naturales.
El mundo actual se halla entre la mojigatería y el debate trascendental, entre la permisividad y la
decadencia, estigmatizando las uniones entre parejas del mismo sexo, sin considerar que, en el
mundo antiguo la esclavitud y la homosexualidad eran instituciones claramente aceptadas, o por lo
menos permisivas, pero a su vez castigadas, pues ya vislumbraban la decadencia moral y el ocaso
de su sociedad al desaparecer las "costumbres naturales" entre la sodomía y la molicie, que a la
postre llevaron estos imperios al fracaso.
¿Cuál es la edad mínima requerida para contraer matrimonio en este tipo de parejas, en virtud que
las disposiciones canónicas arbitrariamente establecen los 14 años para la mujer y 16 para el
varón; cómo se establecería en esta clase de uniones (LGTBI+*) la edad para la parte "femenina",
o para la parte "masculina" dentro de la legislación ordinaria para que tuviera plenos efectos
civiles?
¿Hay un posible vacío legal sobre la unión de parejas del mismo sexo, y lo referente a los derechos
de sus padres sobre el patrimonio familiar, una vez que deseen desconocer su cuota parte
hereditaria para que no sea compartida con una persona del mismo sexo, que en un momento dado
no es de su aceptación?
¿Podría oponerse un juez o notario a la celebración matrimonial de dos personas: una de
condición LGTBI+ con evidencia clara y manifiesta de su tendencia sexual, con otra de género
antagónico de condición heterosexual?
Independientemente que se apruebe o no la legalización del matrimonio entre parejas del mismo
sexo, la legislación en ningún momento podrá desconocer, o discriminar los derechos legales
adquiridos de hecho, durante la vigencia en estas uniones en sana equidad de integración social, del
mismo modo que la convivencia heterosexual es aceptada y conlleva derechos y obligaciones tanto
económicos como jurídicos.
¿En las sociedades actuales, en qué afecta a la humanidad que se casen dos personas del mismo
sexo?
¿Pueden los legisladores desconocer el deseo de convivencia de los ciudadanos y discriminar su
conformación, ya sea ésta heterosexual u homosexual?
¿Cuántas parejas se casan y no procrean, cuántas parejas heterosexuales tienen con frecuencia
relaciones anales exclusivamente: ¿Podríamos catalogarlas como uniones excreto-sexuales o
escatófilos sexuales sin que sean catalogadas como homosexuales?

85
¿Es este comportamiento amoral, o, los gustos e instintos carecen de moral?
¿Cuántos hombres o mujeres tienen relaciones sexuales con personas de su mismo sexo, aun siendo
casado/as con parejas heterosexuales?, ¿Cuántos "varones" de pelo en pecho tienen hijos de
condición LGTBI+ y, a quienes podrían culpar por tal situación?
¿Por qué dos seres únicos e irrepetibles y con plena autonomía, tienen que pedir permiso para
casarse o convivir, por qué la necesidad de legalizar algo que ya de hecho existe, será tal vez para
ridiculizar la mojigatería que se esconde debajo de la ropa, o de largas túnicas de algunos
pederastas inconfesos?
¿Cuánto dinero dejarán de recibir los sistemas religiosos establecidos por este tipo de
celebraciones?, ¿Desde cuándo la carta magna otorga atribuciones para violar el derecho natural
de las personas a su libre desarrollo, intimidad y personalidad en el ámbito que mejor consideren?
¿Rechaza la humanidad el uso de los adelantos científicos y tecnológicos, desarrollados por
personas diferentes,... Si Ud., estuviese en peligro de muerte, recibiría una vacuna que podría
salvarlo, creada por un miembro de la comunidad LGBTI?
¿Son válidos los matrimonios "express" LGTBI+ celebrados fuera de Colombia; existe un tratado
o convenio con los países con los que se han firmado los TLCs; que repercusiones involucra en el
ámbito internacional; contempla la legislación nacional la cobertura social para este tipo de
parejas casadas en el extranjero? De existir: ¿Estaría violando el estatus constitucional para las
parejas nacionales, de contraer y tener acceso a la seguridad legal y social en igualdad de
condiciones?
No se puede pretender poseer la fabilidad angelical por lo errático de la malignidad humana, en
virtud que, se deben admitir las diferencias sexuales en todas sus manifestaciones, sin crear tanta
polémica ante una situación natural y universal. ¿No es la relación fraternal, honorable y
respetuosa el máximo interés de toda sociedad, por qué no rasgamos nuestras vestiduras de la
misma forma en contra de la corrupción política y criminal?
Lo único cierto es que el sustantivo "matrimonio" para las sociedades modernas no agrega ni opone
el verdadero significado de lo que en si representa: la unión de dos o más personas (monogamia,
poligamia, hetero u homosexual) legalizada mediante algún rito cavernario, civil o religioso, en
unión libre o amancebamiento, amparada o no en ley previa, consumado o no y sin mayores
formalismos dependiendo de la situación geográfica en donde se desarrolle; la denominación no
excluye la unión de dos personas del mismo sexo, que por obvias razones no pueden procrear una
descendencia natural e incrementar una familia de forma natural, situación muy parecida a la unión
heterosexual de un matrimonio clásico, en donde sus miembros son estériles o recurren a la
planificación familiar.
Es indudable que la población humana seguirá creciendo y podríamos preguntarnos: ¿Cuál es el
propósito de traer nuevas criaturas al mundo: para continuar la estirpe familiar, soledad y deseo
de compañía, el legado familiar, aportar un ser educado y civilizado a la sociedad, seguir el
instinto de procreación? ¿En qué proporción contribuye la comunidad LGTBI+ al control de la
natalidad en beneficio del planeta?

86
Por las razones que se puedan enumerar, es una de las cargas más pesadas para quien tiene
conciencia y responsabilidad para proyectar su responsabilidad a futuro, con el nuevo ser que ha
engendrado, o adoptado, porque el propósito no es verlos desarrollando actividades degradantes
para subsistir, sino, porque el reto es sacarlos adelante con el mayor esmero posible para que sean
útiles a la sociedad desde posiciones científicas, culturales, industriales o tecnológicas.
La organización o instituto gubernamental encargado de dar en adopción a los bebés, o a los niños,
debe contemplar un estudio bastante profundo en todas las variables de conducta de los futuros
adoptantes ­heterosexuales o de condición LGTBI+- no solo psíquico-emocional sino físico-
sanitario, antes de otorgar las adopciones, para proteger el futuro desarrollo de estos infantes,
mientras que, recuperar los valores familiares tradicionales perdidos y la aglutinación de las
costumbres morales de nuestros pueblos, debe ser la consigna.
Lo anterior bajo la premisa que, la Organización Estatal como defensora de los Derechos Naturales
Fundamentales, y del Estado Integral de Derecho, no debe descuidar ni perder la potestad de vigilar
y supervisar el desarrollo de los infantes dados en adopción, -independientemente de la condición
de los adoptantes-, hasta que estos alcancen la mayoría de edad, para evitar manipulaciones a su
desarrollo natural en franca armonía con los postulados familiares.
En este enfoque educacional, se debe considerar la posibilidad legal, que una mujer haga las veces
de aya permanente en la crianza de los niños adoptados por parejas de hombres de condición
LGTBI+, como representante del Instituto de Bienestar Familiar que garantice el respeto y
desarrollo normal de los infantes.
Las leyes estudiarán de forma exhaustiva, la prelación y el modo de dar niños en adopción, y en
casos especiales a parejas del mismo sexo, independientemente de conceptos y puntos de vista
neurobiológicos o psicológicos, discriminativos u homofóbicos, por la altísima responsabilidad que
involucra la educación y desarrollo de un infante.
¿Se podría negar el derecho que tiene el hermano o pariente homosexual o de condición LGTBI+ a
continuar con la crianza de su familiar menor de edad?
¿Podría un león enjaulado con su apetito alimentario satisfecho a plenitud, perder su gusto por la
comida y practicar la abstinencia? Y, si así fuese, ¿Por cuánto tiempo podría controlarla? ¿Qué le
sucedería a un niño que estuviera encerrado en su jaula cuando tuviese deseos de comer, sería
capaz de controlar su apetito y ayunar, o acabaría irremediablemente con su presa?, ¿Son la
pederastia y la sodomía enfermedades curables, o perversiones sexuales, o comportamientos
naturales del instinto humano que se refleja en determinadas persona? ¿Puede una madre lesbiana,
o un padre homosexual pervertir a sus hijos adoptados, o legítimos, o, podrá educarlos sin que
influya o trascienda su comportamiento sexual? ¿Podría una persona heterosexual convivir en la
misma jaula con una persona de sexo opuesto sin que se despertasen sus instintos?
ABORTO
Los países del continente americano respetarán el derecho a la vida y a la procreación y buscarán
por todos los medios disponibles, crear una conciencia de responsabilidad social bajo estándares
óptimos de calidad de vida para los futuros infantes.

87
En la explosión de la natalidad no se deben buscar culpables o inocentes, puesto que la especie
sigue el instinto natural de la reproducción, independientemente que tales nacimientos ocurran bajo
circunstancias culturales o socio-económicas diferentes; bajo este razonamiento, -aunque es
indudable que un buen apoyo económico puede y debe mejorar la calidad de vida del reciente
neonato- también es cierto, que la falta de madurez psicológica y la responsabilidad de la pareja, -o
de la madre soltera- determina el entorno amable y cariñoso que recibirá el nuevo bebé, de parte de
la mayoría de sus abnegadas madres que ya traen grabado en sus instintos, su responsabilidad
reproductiva.
En un suceso tan delicado y dramático que involucra la vida y los derechos naturales de los niños
por nacer, y el entorno económico-psicológico de sus madres, no se deben tomar decisiones
apresuradas, y debe ser la madre quien en última instancia tome la decisión más favorable para ella,
y naturalmente surgen inquietudes: ¿Se podría considerar el aborto como un derecho natural,
individual y soberano de la mujer, sin clasificar su voluntad desde un marcado sesgo científico o
religioso, independientemente que tenga o no la aprobación de su pareja, en el caso que ésta
existiere?
¿Es errónea la política de prohibición al aborto, se incrementaría el mercado oscuro ocasionando
mayores daños a la mujer al obligarlas a acudir al hecho clandestino y poner en peligro su
existencia... están los Estados en capacidad para mantener los infantes que nacerán sin un hogar
definido... qué suerte correrán estos niños en hogares adoptivos... es causal suficiente la
malformación del feto para desear el aborto... a qué edad psicológica es consiente la madre de las
situaciones derivadas de este hecho... cuál es la edad "legal" para que pueda disponer o desear el
aborto... es un retroceso jurídico a los derechos de las mujeres, el no respetar su decisión sobre el
embarazo?
Desde otro punto de análisis: ¿Hasta dónde llega la protección y cuidado de la vida de ese infante
tutelado, que creció bajo condiciones de extrema necesidad, y, qué pasa con la proyección de su
vida al tiempo adulto y en el ocaso de sus días, y que hoy se encuentra tirada a la intemperie y en
la miseria social, situación que se pretende legalizar en los códigos bajo el miserable e hipócrita
adjetivo de: "habitantes de la calle"... en una clara contradicción con el postulado constitucional:
Artículo 13 de la CN.*
No al alquiler de vientres para la reproducción humana que fomentan la trata de personas, y que
abusa de la necesidad económica, la falta de autoestima y amor propio afectando la dignidad
humana. ¿Contemplarán las legislaciones el procedimiento de gestación por sustitución o alquiler
de vientres, que mediante la reproducción artificial procrearan niños en un claro abuso de la
necesidad de los más pobres? ¿Se unificará la ley que autoriza la identidad de género para que las
personas puedan registrar sus datos bajo el sexo de su preferencia?
Los Estados desarrollarán políticas sociales para el control de la natalidad, y los programas de salud
incluirán ayuda psicológica y amplia cobertura para el aborto en los casos extremos en que se deba
practicar. Las leyes permitirán el aborto en casos de violación, incesto, malformación del feto,
escaso desarrollo físico-corporal o psicológico, demencia manifiesta o desordenes del sistema
nervioso central de algunos de los padres, por la posible transmisión de taras congénitas, síndrome
de Down*, o cuando la vida de la gestante esté en peligro inminente; asimismo pugnarán por la
asistencia y educación de la futura madre, la conservación de la vida intra-uterina y la tutela de los
derechos del niño por nacer bajo condiciones óptimas de seguridad social.

88
El fallo, sentencia o concepto de una corte, o de unos pocos individuos, no refleja la realidad o el
querer de una nación, en tanto que este tipo de situaciones tendría que ser dirimida mediante un
referéndum para que la sociedad en su conjunto se pronuncie, sobre la aceptación de un cambio en
las costumbres sociales sin que se pretenda violar los derechos naturales.
6)-EDUCACIÓN Y CULTURA
La Organización Estatal y la sociedad en su conjunto, deben recuperar la dirección del sistema
educativo de forma integral, y fijar pautas y propósitos en todo lo referente a su desarrollo nacional,
tanto para la educación privada como pública, -(incluyendo a sus componentes educadores y
prácticas de selección)- mientras que el método educativo, de forma magistral, debe ser
transformado en un sistema pragmático y práctico-tecnológico, teniendo como base el
funcionamiento, construcción y mantenimiento de los aparatos electrónicos, las máquinas y sus
aplicaciones en las diferentes modalidades, buscando la excelencia acorde con el desarrollo
tecnológico moderno para recuperar las épocas doradas de las civilizaciones, lo que permitirá el
intercambio de conocimiento y el desarrollo de nuevas tecnologías.
La Organización Estatal debe ser capaz de garantizar plena inclusión laboral y social de todos los
profesionales que se han graduado siguiendo las directrices del sistema educativo legal, sin llegar a
discriminar a las personas creativas e independientes.
Se dogmatiza mucho sobre el modelo socio-educativo en los niveles primarios, secundarios o
profesionales, ideales para nuestras sociedades, pero más allá de simples especulaciones, el sistema
no avanza en marcha abierta para lograr el anhelado cambio social, en tanto que despolitizar y
deselitizar la educación para lograr cohesión y uniformidad social, con unas exigencias de alta
calidad y cualificación técnica, debe ser la directriz más indicada si realmente queremos darle un
rumbo diferente a nuestras futuras generaciones, a las cuales se engaña con sofismas educativos
puesto que las carreras profesionales que ofrece el sistema oficial, no solo, no suplen ni aseguran las
expectativas laborales, sino que en su mayoría son deslucidas dentro del contexto de las necesidades
globales.
Desde el prisma pedagógico, no comparto el criterio de todos aquellos que afirman de forma ligera,
que el ser humano no utiliza sino determinado porcentaje de sus funciones cerebrales -(10%, por
ejemplo)- lo cual dista mucho de un juicioso análisis, basado en el siguiente razonamiento:
despejemos como base de partida solamente el desarrollo de la parte olfativa cerebral y
supongamos, que el sujeto en cuestión no adolece de enfermedades, y trata de conocer todos los
olores y da inicio con el conocimiento de los aromas vegetales existentes: en cuánto tiempo podría
asimilar las emanaciones de todas las plantas, sus flores, el olor de sus frutos, sus cortezas, raíces,
sus cambios por la maduración o putrefacción; continuemos con los olores químicos, incluyendo
todos los licores; los diferentes exudados animales de tierra, mar o aire; el olor de rocas y minerales,
la emanación de las enfermedades, o, las comidas y las diferentes especias, para no tornar la lista
interminable.
Continuemos con el conocimiento de los sabores, el desarrollo del tacto y sus diferentes formas,
temperaturas y texturas de todo cuanto existe; de la misma forma grabemos en nuestra mente los
sonidos, para finalmente tratar de ver todo cuanto existe sobre la faz de la tierra, o en el agua. En
esta secuencia podríamos continuar con el conocimiento anatómico, científico, filosófico,
geográfico, histórico, literario, matemático, taxonómico, zoológico, y demás ramas del compendio
humano y sus diversas variables.

89
Es a todas luces comprensible, que no le alcanzaría casi toda su existencia para conocer
someramente tan solo la rama de los olores y desarrollar esta parte cerebral, en el evento que tuviese
facilidad de acceso a todos ellos, no, porque nuestra facultad para aprender este incapacitada, sino,
por el tiempo que requeriría para lograr este cometido que muy seguramente sería logrado
parcialmente a una edad bastante avanzada; todo lo anterior bajo el supuesto, que el individuo posea
un cerebro funcional y desarrollado en un medio óptimo. Seguidamente tendríamos que preguntar:
¿Cuál sería la finalidad práctica de este aprendizaje y en dónde quedaría el conocimiento de las
demás ramas de la ciencia? Razones de peso más que suficientes por las cuales esta estructura,
hace énfasis en ciertas ramas de la educación por la corta duración de la existencia humana, y lo
inane y poco práctico de gran parte del pensum educativo que se imparte de forma ligera a nuestras
juventudes, que se pasan gran parte de su vida repitiendo historias inconducentes, alejadas de los
requerimientos tecnológicos modernos o futuristas, lo que obliga a buscar la especialidad en
determinada actividad fabril, o rama científica, o tecnológica.
Una vez que la sociedad se ha impregnado de los adelantos tecnológicos, es casi que imposible
devolver el tiempo o cambiar su apetencia por los mismos, a no ser que haya un gran cataclismo
universal que revierta el proceso a épocas prehistóricas, motivo que debe inducirnos hacia una
estrecha cooperación en todas las ramas socio-económicas y tecnológicas entre las naciones
americanas, para evitar la frustración de alguna de ellas, que inevitablemente irradiará sus
descontento hacia todo el conjunto social; estas son razones por las cuales se busca mejorar la
condición humana a través de la excelencia educativa acorde con el desarrollo tecnológico moderno
lo que permitirá el intercambio entre las naciones, haciendo énfasis en las áreas rurales sin temor a
que su adelanto socio-económico, pueda superar el conocimiento, la influencia, o el manejo citadino
por parte de los adueñados del sistema público-administrativo. Lo anterior, debe incluir la relación
entre el habitante citadino y el productor rural dentro de una sinergia de conocimiento agropecuario,
para que no se diluyan los rudimentos de producción alimenticia en las futuras generaciones.
La Academia no puede ser indiferente y permanecer afásica ante la decadencia moral de la
sociedad, y pretender que su función sea únicamente la comercialización de la educación,
permitiendo a través de su silencio, la tolerancia con el delito que se campea impune ante el
mutismo cognitivo que no ejerce contradicción racional frente al accionar al margen legal, pues se
halla inmersa en el enriquecimiento, la evasión fiscal y la veleidosa expansión de su infraestructura
en tanto que rinden culto al sistema "buro-democrático".
La Academia debe emerger de su etapa de hibernación público-administrativa, y asumir su
corresponsabilidad con las falencias sociales de las naciones que ha tratado de educar, bajo unos
postulados verdaderamente cohesivos e integrales, con la firme convicción, que no necesitamos
clases dirigentes o estructuras de poder político, sino guías sociales e Instituciones con un altísimo
grado de compromiso, para la preservación y progreso económico-moral de nuestras naciones, por
virtud que el punto de satisfacción social debe primar sobre las hegemonías grupales o familiares,
lo que nos compele a considerar que la Academia:
Debe ser coherente y no vaporosa para la opinión ciudadana, estando obligada a ser
exuberante en proposiciones sociológicas de fácil asimilación, y no plagada de tesis
inexploradas que no ha tenido experimentación ni se han concretado en beneficio social,
para buscar una transmutación verdadera en nuestras naciones,
No debe contextualizar sobre la creación de "clases sociales" o clasismo educativo por su
contenido económico, para que no reafirme la continuidad de sistemas elitistas y
discriminadores, en tanto que debe aprovechar en profundidad el capital humano que ha

90
preparado para sacar avante a la nación, con la reafirmación del valor cognitivo y moral
sobre la voracidad por la propiedad material,
No debe ser absorbible ni pulverizable por la globalización, más bien independiente del
compromiso veleidoso, para que realmente se configure como sentimiento de nación sin
promover el beligerante nacionalismo, apego que tiene que ser continental y no tribal, y que
debe armonizar con los conglomerados sociales y no con los partidos políticos,
No debe coadyuvar bajo argumentos fatuos la creación de pseudo-estados de corte arcaico,
que incluyan los mismos componentes bajo variables camufladas que conduzcan a lo
mismo, ni a revivir o exaltar soberbios abolengos o raigambres obsoletos que fueron
cimentados en el pillaje y la violación de nuestras naciones,
En otras palabras, no debe anatemizar las buenas costumbres ni permutarlas por conductas
foráneas de perdición, sin que pueda soslayar el aporte antropo-sociológico universal, para
que nuestras naciones se fundan bajo una sola argamasa fraternal.
Antes que formación política bajo el actual sistema, hay que educar en principios éticos y valores
morales, no sólo con retórica sino con el ejemplo, mientras que la actividad público-administrativa
debe sustentarse, no únicamente en el reparto de las cuotas burocráticas y el gasto del erario, sino
reafirmada sobre concepciones culturales y sociológicas dentro del contexto de nación,
reafirmando, que la meta educativa tiene que ser una sola y con objetivos definidos, que involucre
al sector público y particular de forma mancomunada, sin llegar a confundir la cultura con la
necesidad de incrementar la enseñanza de la cívica y la urbanidad, o, dar mayor prelación a la
cultura que al respeto por el contrario, o a la urbanidad necesaria para las buenas relaciones
interpersonales y el cuidado del medio ambiente. Capacitar al estudiante para que efectúe el
bricolaje doméstico para prolongar la vida útil de las cosas, y así disminuir los costos de la
fabricación industrial como causa del desperdicio y la sub-utilización, que daña el medio ambiente
por el consumo desenfrenado e irracional, motivos de peso para hacer énfasis en la educación
ecológica sobre los apetitos económicos, y heredar a la posteridades un planeta mejor.
Sin principios éticos y valores morales, ninguna clase de educación tendrá un valor agregado que
obre eficientemente en la sociedad, y nada ganaría una nación o un sistema educativo con pretender
obtener los primeros lugares en las pruebas internacionales de conocimiento, si no hay en dónde, o
cómo desarrollar estas potencialidades a través de la ocupación laboral, científica o tecnológica en
sus respectivos países.
Cuando se alcanza el desarrollo del criterio personal, la frustración por la enseñanza "ética" recibida
es palmaria, en cuanto que no tiene correspondencia entre contenido y empaque, entre concepto y
forma, o entre verdad y mentira de forma incoherente entre el postulado y el comportamiento, en
virtud de su contradictoria si no repugnante concreción en la manifestación social, lo que compele a
enseñarles a conjugar como un todo indisoluble, el comportamiento ético-moral con la actitud
intelectual.
Las sociedades modernas están obligadas a romper de raíz con el atavismo monárquico y feudal, y
cambiar el uso de terminologías obsoletas y el romanticismo por las costumbres regias, o la
magnificencia que imita el esclavismo y la vida palaciega; podemos observar permanentemente,
que los emergentes de turno tratan de emular la dolce vita regia y sus protocolos, que chillan con
nuestras sencillas costumbres alejadas de tanto boato y esplendor, que solo sirve para fragmentar la
cohesión social con un ralo entramado de indiferencia y segregación, que imitados al mejor estilo
imperial, son síntomas de enfermedad y trastornos de la personalidad nacional; sobre todas estas
consideraciones, se les debe instruir sobre el valor real de las personas que ocupan los altos cargos

91
de la nación, para que desmitifiquen y no sobre-dimensionen sus supuestas calidades ético-jurídicas
con santidades excepcionales como producto de la manipulación de los medios publicitarios.
¿Realmente se podría construir una sociedad diferente y cohesionada en torno a ideales morales y
sociológicos, cuando una parte de ella, no se siente como integrante del todo social, en virtud que
pretende auto-excluirse y elevarse como élite dominante imitando prácticas regias ajenas a la
nacionalidad continental?, inquietud que debe conducir a fragmentar los paradigmas de la
escolástica de antaño en el mundo moderno.
La Estructura del Estado, busca solucionar la raíz de los desajustes sociales a través de la
educación, como una necesidad primordial para el hombre de la era nuclear y nano-tecnológica que
debe imperiosamente solucionar esta falencia cognitiva, vacío que ha sido colmado por todos
aquellos que se han dedicado a explotar y subyugar psicológicamente a los conglomerados
humanos, con enseñanzas escolásticas obsoletas para la mentalidad moderna, que todavía pretenden
subordinar la razón a las creencias, y retornar al oscurantismo medieval.
Tendríamos que refutar el sofisma clásico, y realzar que, el ser humano no nace libre, en virtud que
el recién nacido no tiene capacidad de desplazamiento físico ni fortaleza de criterio mental para
desarrollar su libre albedrío cognitivo, y, que llega a la vida condicionado y participando de todas
las angustias, o los éxitos, que le son legados por la familia o sociedad a la cual pertenece, en tanto
que tampoco puede romper el cordón umbilical que lo mantiene atado a la irracionalidad de sus
actos y a la animalidad de sus instintos, fatalidad de la cual solo puede liberarse, al crecer y
fortalecerse a través de la educación y la corrección del carácter como integrante social.
También se debería inculcar, que el cultivo de la inteligencia a través del estudio, sirve para
irradiar al ignorante mediante el conocimiento, pero también para reconocer la insignificancia
microscópica del infundado poder animal, en tanto que el saber da libertad, la inteligencia delega
en la premeditación la crueldad, ya que la brutalidad carece de una conciencia moral, que la ate a
la incertidumbre o al triunfo social como don de la racionalidad, acciones con las cuales se
pretende cerrar el perímetro del accionar humano, mientras que el ignorante se desquita, aniquila
y extorsiona por la fuerza bruta al ente pensante, que una vez sojuzgado, se rebela para borrar de
la faz de la tierra a la atorrante bestia cavernaria.
Despejemos la inquietud social en lo referente al significado entre educación y cultura, y sus
prioridades desde la percepción general:
"(...) Educación: (Del lat., educatio, -nis). f. Acción y efecto de educar. || 2. Crianza, enseñanza y
doctrina que se da a los niños y a los jóvenes. || 3. Instrucción por medio de la acción docente. || 4.
Cortesía, urbanidad... *
Cultura: (Del lat., cultura). f. cultivo. || 2. Conjunto de conocimientos que permite a alguien
desarrollar su juicio crítico. || 3. Conjunto de modos de vida y costumbres, conocimientos y grado
de desarrollo artístico, científico, industrial, en una época, grupo social, etc...(...)" * DRAE
1
*
De estas proposiciones semánticas se infiere: que la educación y la cultura van de la mano, y que la
una sin la otra no pueden coexistir, y, mientras que la primera es la fase consubstancial que
construye las nociones elementales y sienta las bases y la esencia verdadera para un sólido
aprendizaje, la segunda es la culminación al desvelo cognitivo que pule desaciertos e
imperfecciones, y profundiza sobre el concepto que se tiene del desarrollo de la humanidad en sus
diferentes fases evolutivas, -en tiempo, costumbre y territorio- lo que exige un grado de mayor

92
erudición o especialización para poder conocer la extensa gama de culturas desarrolladas en las
diferentes regiones, -(domésticas o universales)- a través de los tiempos. La educación pertenece al
ámbito de los rudimentos esenciales para incursionar en el entendimiento de la complejidad natural
y el roce con la especie, en tanto que, el conocimiento cultural es la culminación del apetito
intelectual por el devenir pasado y presente de la sociedad universal: la primera se desarrolla en el
plano existencial por convención, la segunda es inmanente a la satisfacción del espíritu, en el
entendido que, debe ser absorbida a través del esfuerzo y búsqueda personal, con las nociones
recibidas en la fase esencial educativa.
Se deduce, entonces, que el embrión fundamental debe ser la educación de los rudimentos
esenciales, primero: para que las nacientes juventudes puedan generar una ocupación auto-
sostenible productiva, y segundo, para que puedan más adelante incursionar e incrementar su
conocimiento o cultura sobre el mundo; lo anterior significa, -desde mi concepción educativa- que
no se les debe hacer perder el tiempo con el aprendizaje de profundas disquisiciones filosóficas, o
con etéreas disertaciones apologéticas, o demagógicas, cuando todavía no han desarrollado el
criterio, o la capacidad de ser autosuficientes en materia laboral o creativa, o no han adquirido plena
independencia psico-cognitiva para confrontar este tipo de referente académico, que es narrado bajo
conveniencias coyunturales y que de una u otra forma aliena la mente y la formación del carácter,
bajo la premisa que, a la primera pertenecen las ciencias exactas y aplicadas base del crecimiento y
desarrollo de los pueblos, mientras que la segunda, hace parte obligada e indisoluble de las ciencias
liberales que permiten el crecimiento espiritual y humanista de las sociedades.
Desde otra perspectiva, el enciclopedismo es una práctica educativa, que aunque necesaria, es
obsoleta por virtud del ensanchamiento del conocimiento tecnológico que deja tiempo escaso para
su aprendizaje, según que los tiempos modernos obligan a dividir el conocimiento de la narrativa, -
(o de la noticia que nos entera del pasado o del presente social)- de aquella educación que
coadyuva para la creación de ciencia y tecnología, sin olvidar que ningún tipo de ciencia, educación
o tecnología posee valores absolutos intrínsecos, aun algunos conceptos deban ser memorizados; lo
verdaderamente importante, es que el estudiante o la persona aprenda a racionalizar y
conceptualizar a través de la capacidad comparativa y analítica, por razón que en el futuro mediato
pueden cambiar sustancialmente los valores científicos o matemáticos establecidos, por los
descubrimientos de otras formas de vida o la composición físico-cósmica.
Esto significa, ni más ni menos, que se debe hacer el mayor esfuerzo posible por localizar las
mentes superiores, para que sean capaces de incrementar la cadena inventiva a través de las
ingenierías en pro de nuestras sociedades, y no solamente, incrementar la filosofía y letras, o las
carreras o profesiones liberales que realmente no incentivan la creatividad tecnológica o el impulso
de la agroindustria, aun se consideren esenciales para nutrir las inquietudes del espíritu y las
necesidades de las relaciones modernas.
Una vez que el ser humano se ha desarrollado en plenitud: ¿Realmente necesita de tanto estudio
para comprender a cabalidad cuál es la finalidad primordial de su existencia, o, ésta
preocupación, tan sólo colma de inquietud la errática particularidad sensible, que no encuentra
mayor aplicación a sus desvelos cognitivos dentro de una sociedad inequitativa y sectaria, que los
empuja irremediablemente hacia la marginalidad social?
Se debe inculcar, no sólo el derecho sino también la obligación de recibir y raciocinar juiciosamente
el verdadero significado de la educación, como el único postulado de liberación y reivindicación
social, para romper con la opresión y el yugo impuesto sobre los más ignorantes, que
constantemente son acosados con retóricas foráneas, que les tergiversa cualquier instante de libertad

93
que puedan tener para analizar las desventajas del sistema socio-político imperante, que por obvias
razones, mantiene en la condición de minusválidos intelectuales a sus posibles contendores
cognitivos.
Uno de los factores si no el más importante, está basado en la falencia educativa, que no permite
desenredar el ovillo de la lucidez, en un intento por comprender el mundo físico que nos rodea,
alejado de especulaciones de tipo esotérico o fantasmagórico, que por obvias razones produce
desasosiego y temor hacia lo desconocido, provocando un estadio mental que es manipulado por
todos aquellos vivarachos que se proclaman como propietarios de la incógnita divina, que en un
momento dado también se apoderan de la deficiencia humana, para incursionar hasta en la vida
privada y el comportamiento sexual de las personas.
Otro ingrediente coadyuvante, es la inexistencia de unas leyes más restrictivas para proteger de
alguna forma el apetito desbordado convertido en avaricia por la posesión de las cosas materiales,
que dejan en desventaja a la población más vulnerable, y no permiten la irrigación de la riqueza
natural de forma equitativa y plural, sin que por esta razón se pretenda llegar al comunismo, o al
totalitarismo, o la confiscación de la propiedad privada.
También pretende situar en el contexto universal y abstraer de toda influencia parcializada, la
educación privada o pública, la par que anhela erradicar la apología del delito desde la órbita
educativa, y la magnificación de los prototipos de malignidad en el futuro desarrollo psicológico de
nuestras juventudes; de igual forma contempla, que cualquier persona o empresa privada, nacional o
internacional, que tenga las calidades e infraestructura adecuada, pueda fundar colegios, escuelas o
universidades cumpliendo con los requisitos de calidad y los pénsums académicos, destrabando el
engorroso trámite legal, teniendo en mente, que la educación debe ser un propósito de superación
universal, dentro de unos parámetros de desarrollo psicológico-cognitivo, alejado de cavilaciones o
especulaciones de tipo segregacionista o esotérico.
Cabría preguntar: ¿Cuál es el grado de frustración de una familia que trata de educar a sus hijos,
bajo la manipulada premisa de la superación profesional, o de la adquisición de mejores calidades
que sus progenitores, cuando -(un habitante agrario o rural por ejemplo)- vende paulatinamente sus
haberes hasta quedar en la miseria en tanto que enriquece al mediocre sistema educativo con su
esfuerzo, el cual no está en capacidad de ofrecer mayores oportunidades laborales..., por qué una
Organización Estatal y una sociedad verdaderamente comprometida con el progreso mancomunado
de sus poblaciones, no cesa en el engaño, y prepara a estas familias para que se especialicen en sus
actividades cotidianas en vez de ilusionarlos con falsas expectativas de inclusión social, o de
mejores oportunidades laborales, o profesionales, cuando, de por sí, ya poseen el capital y rentas
producto de su trabajo, que deben ser coadyuvadas para su tecnificación sin llevarlos bajo sofismas
distractivos hacia la pauperización social?
Se debe educar para que incrementen la auto-estima en toda su extensión, haciendo énfasis en la
importancia y funcionalidad de sus anatomías, para que no sean presa fácil de la sociedad de
consumo que a cada instante trata de reprogramar sus nacientes inquietudes, o de moldear con
formas extrañas y grotescas su apariencia humana; una educación basada en la aceptación del otro
como parte indispensable e indisoluble de la sociedad, sin importar figura, porte o defecto, estará
más cerca de alcanzar el verdadero afecto fraternal que debe caracterizar a la especie en su
conjunto.
Nuestras juventudes son la esperanza de transmutación social y no deben ser relegadas a un plano
insignificante, coartando su libertad de expresión y progreso en virtud que, fácilmente podrían

94
volcar todo su dinamismo para el cambio de nuestros países, con esa revolución silenciosa que
desarrolla el intelecto cuando se siente prisionero y hace causa común con todos aquellos
excluidos del sistema, costumbres que deben afrontar el embate de las grandes controversias
emanadas del constante deseo por vislumbrar los incomprendidos acertijos de la naturaleza
humana.
Así mismo, pretende que todas las decisiones de carácter investigativo o de innovación educativa o
tecnológica, sean tomadas siguiendo el esquema de "pluralidad de conceptual" de forma integral,
para enriquecer los debates en beneficio de la nación y de la comunidad científico-pedagógica,
pugnando por extirpar el romanticismo de la enseñanza de los postulados clásicos, -(en tanto que ya
nadie respeta estos principios filantrópicos, humanistas o libertarios)- que fueron creados sin
mayores ambiciones por la materia, nobles ideales que poco a poco sufrieron la transformación de
su esencia en manos de las multinacionales modernas, para aprisionar la libertad y doblegar
psicológicamente a las naciones de forma tiránica; desde otro plano, se pretende ignorar el aporte al
pensamiento del hombre moderno, como si éste no tuviera nada nuevo que aportar para la gnosis de
los pueblos, según que todo el criterio conceptual e intelectual ya fue desarrollado por los antiguos
pensadores clásicos.
Igualmente, el presente sistema respeta las formas de educación autónoma, de las comunidades
afro-descendientes -(raza melano-africana*, para usar la clasificación antropológica y respetar
susceptibilidades raciales)- y los conglomerados naturales de nuestros territorios, en una amplia
aceptación de la diversidad étnica y pluricultural, basada en una perfecta articulación y dinamismo
interdisciplinario institucional.
Para la seguridad de nuestras naciones -(con las cuales tenemos afinidad e identidad de
costumbres)- debemos educar nuestras juventudes con principios, no solo éticos y morales, sino
también enseñándoles las formas delincuenciales para que en un momento dado puedan repeler de
forma natural, la trata de personas, la esclavitud, el tráfico de órganos humanos y sustancias
nocivas, y no permitan que se les pervierta la conducta de forma criminal.
Quien tenga procesos penales pendientes, o haya estado involucrado en acceso carnal violento,
casos de abuso o acoso sexual especialmente con los niños, violencia intra-familiar dolosa, o
terrorismo, no podrá estar en el ejercicio de la docencia, o ejercer cargo público alguno, ni siquiera
a nivel administrativo dentro de las instituciones educativas.
Latinoamérica no usará términos discriminatorios en el uso del lenguaje, y tan sólo utilizará el
término de americano como gentilicio para referirse a sus connacionales, sin caer en el pecado de
nacionalismo o xenofobia por la condición natural de sus habitantes. Las naciones latinoamericanas
pugnarán por abolir de sus sistemas educativos, todos los adjetivos lingüísticos obsoletos que
propendan separar la unidad de cuerpo y alma continental.
Es difícil alcanzar los mejores promedios mundiales en razón al alto contenido conceptual,
filosófico e histórico de nuestra enseñanza, que hace gastar más de la mitad del tiempo de estudios
primarios o secundarios repitiendo los mismos acontecimientos, que por obvias razones y en la
medida en que transcurre el tiempo, se vuelven abultados mamotretos que absorben casi todo el
tiempo útil en las clases; por esta razón, la homologación de los pénsums académicos permitiría
elevar los niveles educativos para que sean comparables con el sistema pedagógico de los Estados
Unidos y los demás países industrializados, dejando el conocimiento histórico para el
enriquecimiento de la cultura general como una satisfacción intelectual de carácter personal.

95
Latinoamérica pugnará y proclamará como obligatorios la enseñanza del idioma inglés y la lengua
portuguesa, para romper la barrera lingüística que nos separa del Brasil y los Estados Unidos, y
lograr la comprensión del pensamiento latinoamericano, pugnando por homologar y unificar el
sistema educativo para que sea válido en cualquier parte del territorio continental.
La política educativa tiene que ser integral, pluricultural y universal, y los programas educativos
serán obligatorios para la totalidad de los habitantes, buscando involucrar a las comunidades de
naturales y afro-descendientes respetando sus costumbres ancestrales, medidas que deben impulsar
una verdadera revolución educativa para superar el oscurantismo bélico y cognitivo.
Se debe establecer la Jornada de Alfabetización Social (JAS) para los estudiantes de 9° a 11° para
que alfabeticen a los mayores y a los niños como requisito para su graduación; también crear
escuelas nocturnas, cátedras y conferencias abiertas, tertulias, reuniones, vespertinas en colegios,
escuelas, parques y zonas comunales para alfabetizar, por lo menos con 2 o 3 horas semanales, que
puedan coadyuvar en el conocimiento cultural.
¿Cuánto invierte el sistema educativo en ciencia y tecnología en Colombia, o en la totalidad del
continente?
De igual forma, enseñar todo lo relativo a las técnicas antiguas, para que llegado el caso, y ante una
caída en la transmisión de energía o tecnológica, nuestras naciones puedan sobrevivir ante el
embate de los más tecnificados, incluyendo el manejo del alfabeto Morse, la telegrafía, la
transmisión radial a través de las antenas terrestres; cómo se desarrolló la tecnología básica y los
principios elementales de las comunicaciones para recuperar la tecnología primaria; cómo producir
energía eléctrica, o empezar el fuego por los métodos nativos de fricción, para estar prevenidos por
la futura escasez de energía, lo que produciría el atraso inmediato de las naciones por la pérdida del
conocimiento, y esclavizaría a las naciones por el posible monopolio de aquellos países que han
alcanzado la tecnología satelital u otros métodos avanzados para la producción de energía,
incluyendo la energía nuclear o la transmisión de la energía reflectiva desde el espacio.
Aunque estas apreciaciones puedan ser catalogadas como retrógradas, es muy conveniente poder
contar con estas tecnologías obsoletas como auxiliares en una posible contingencia. ¿Podríamos
prescindir totalmente de la tracción animal aun en la presente era nanotecnológica?
También se debe instruir con verdadero sentido ecológico para la preservación del medio ambiente
y romper la cadena de la contaminación, en razón que, la propagación infecciosa que esparcen los
ríos como el Bogotá, que recoge los desperdicios de la Sabana de Bogotá y que vierte sus aguas
sobre el río Magdalena, que a su vez recoge casi todos los detritus y cañerías -o aguas negras- del
país con sus diferentes ríos tributarios ubicados en las vertientes oriental y occidental de las
cordilleras Central y Occidental, como el río Saldaña y el río Coello, y los originados en las
vertientes oriental y occidental de las cordilleras Central y Occidental como el Cauca, para no
mencionar los demás ríos nacionales, lo que aunado a los grandes ríos del mundo -que
indefectiblemente deben verter sus aguas al mar- nos induce, no solo a alimentarnos con especies
de aguas contaminadas, ya sean de agua dulce o marina con las consecuencias que todos
conocemos, si no, a destruir los ecosistemas acuáticos como fuente alimentaria.
Se debe eliminar el romanticismo por la enseñanza de la escolástica clásica, en virtud que el
crecimiento moderno no permite el tiempo suficiente para desarrollar estos postulados culturales, o
los conceptos retóricos de antaño, que fueron creados para aprisionar la libertad del pensamiento y
doblegar psicológicamente a las naciones, en tanto que existe una inversión radical de los valores

96
esenciales y su significado, desnaturalizando los fundamentos humanistas por la glotonería material,
y la expresión de movimiento conceptual que subyace opacado por la capacidad del desarrollo
tecnológico.
El grado de escolaridad como factor coadyuvante de los futuros ingresos socio-económicos, deben
tener correspondencia con los dineros y el tiempo invertido en su educación, para que su posición
en la escala económica tenga correlación y resultados, preparándoles de acuerdo con los
requerimientos futuros en sus respectivas especialidades, y no, bajo la educación escolástica en
serie que no les brinda un futuro cierto y defensible.
No quiero significar que las demás ocupaciones sean deshonrosas, sino, que si se les ha invertido
tiempo y dinero, es para que le aporten a la sociedad ciencia y tecnología y consecuentemente
incrementen sus ingresos económicos y su calidad de vida.
Unificar los días escolares o jornada escolar en Latinoamérica, lo mismo que desmantelar la cultura
sibarítica de los días feriados y aumentar la jornada educativa con el objeto de obtener mejores
resultados académicos.
Pugnar por la educación comercial, económica y tecnológica, y sobre todo, la capacidad de compra
y distribución del dinero; enseñarles los beneficios o los riesgos de cotizar en el sistema de
pensiones cuando pueden depositar sus ahorros en los bancos y controlar sus ingresos futuros de
forma responsable; demostrarles que es más barato comprar en tiendas de barrio en las cuales se
queda parte de las ganancias y beneficia socialmente al pequeño y mediano productor, y no en las
cadenas de hipermercados o multinacionales que no dejan el dinero en el país, ni siquiera como
patrimonio arquitectónico, ya que sus construcciones están planificadas para un lapso definido,
saqueando de este modo la economía y contribuyendo al empobrecimiento nacional.
Reducir al máximo las horas que se pierden repitiendo la historia de las distorsionadas luchas
culturales, ideológicas o teocráticas, que son anacrónicas y que no contribuyen proporcionalmente a
nivelar el avance tecnológico del mundo moderno, o el ingreso familiar, tratando de fijar nuevos
hitos en el devenir histórico de la humanidad y alejados de la manipuladora retahíla: "que quien no
conoce su historia tiende a repetirla", sofisma distractivo, por virtud que el hombre por su misma
esencia rapaz y veleidosa, inevitablemente está llamado a repetir su accionar mientras se duplica e
impulsa hacia el futuro sin haber decantado su indolencia y su tara contagiosa, así conozca sobre
sus causas y consecuencias. ¿Cuántas guerras civiles ha tenido Colombia, por qué se repitió la
Segunda Guerra mundial, o los diferentes conflictos internacionales: se podría argüir que sus
actores desconocían su historia o los sucesos acaecidos en el pasado; por qué sociedades
altamente educadas, repiten de forma permanente su accionar bélico?
Este planteamiento compele a fijar puntos, ya no determinando eras AC*, o DC*, sino a excluir el
periodo del oscurantismo, y partir de la Post-Industrialización hasta el Desarrollo del Internet, PI-
DW, y desde el desarrollo de la Web -D-Web -After-Web- y nanotecnológica, hasta el presente
desarrollo de la etapa de colonización espacial: Space Development -SD-, para no incrementar las
horas y mejorar el aprovechamiento del pensum académico sin repetir anécdotas ancestrales de
poca productividad y uso para las generaciones modernas.
Anular los periodos de oscurantismo en los cuales el conocimiento ha sido vedado, o no ha
avanzado lo suficiente por el egoísmo y temor al despertar social, con uso de lenguajes abstractos e
incomprensibles, y romper con el monopolio educativo nacional, homologar e internacionalizar la
educación creando cátedras exclusivamente en lenguas extranjeras, de preferencia el idioma inglés;

97
así mismo incentivar el intercambio cultural, teniendo en cuenta, que muchas personas de otros
países especialmente asiáticas desearán venir a estudiar y vivir en Latinoamérica, para que se ejerza
un estricto control migratorio en pro de nuestros nacionales.
En no pocas oportunidades se juzga la calidad del estudiante por el desarrollo de tal o cual
programa informático, sin tener en cuenta que en su desarrollo está involucrado todo un equipo de
profesionales, que muchas veces no cuentan con el apoyo estatal o tecnológico de avanzada.
Enseñar que la racionalidad debe primar sobre el gasto que a su vez incide sobre la inflación, y
evitar la programación del instinto de consumo así como la obsolescencia prematura de los bienes
materiales, como producto del apetito desmedido del fabricante que los induce a gastar los exiguos
ahorros; podríamos citar como ejemplo el crecimiento de la Economía China, que con base en la
racionalidad del gasto y la práctica del ahorro, han logrado alcanzar casi que el primer sitial en la
economía global, -(sus habitantes vivieron muchos años uniformados, usando casi que el mismo
estilo de ropa, para hacer crecer el ahorro interno)-. Igualmente, que la publicidad y el manejo de
imagen incrementa los precios innecesariamente, pues hay un valor extra sobre los precios reales
que engañan al consumidor, en tanto que influido por la propaganda compra artículos de "marca"
que tienen la misma finalidad que los de poco renombre o de escasa publicidad, medida elemental
que debe ser observada para la conservación del patrimonio familiar y del medio ambiente;
también, que deben romper con el ciclo costumbrista que les compele a gastar en determinadas
épocas del año -(la navidad por ejemplo)- provocando empobrecimiento, procesos inflacionarios y
encarecimiento de los precios por el exceso de demanda.
Una buena medida, es obligar a los fabricantes de productos industriales o mecánicos, para que los
artículos que se importen, o manufacturen en el continente, tengan un servicio de mantenimiento de
partes y repuestos, de por lo menos 10 años, media que alarga la vida útil de los electrodomésticos,
la maquinaria y la herramienta en tanto que previene el sobre-consumo, y permite recuperar el
medio ambiente y los recursos naturales.
Es un despropósito crear universidades con tipos de enseñanza elitista, pero debe existir un
programa clasificatorio para aquellos estudiantes con un alto rendimiento académico, que los exalte
y les ayude a culminar sus estudios dentro de los más altos estándares internacionales, con la
homologación de las carreras y lo títulos correspondientes. Lo anterior, bajo la premisa que, la
totalidad de las Universidades, -públicas o privadas- deben ofrecer calidad, y graduar a sus
estudiantes con los conocimientos necesarios, que incluyan las llamadas especializaciones,
maestrías, y posgrados dentro de un solo programa académico, para que una vez graduados, puedan
ejercer con los conocimientos necesarios, y sin las discriminadoras deficiencias de su enseñanza,
que les induce a buscar reconocimiento con los títulos de otras universidades, para de esta manera
poder validar su formación académica.
"(...)...Así como la Universidad no puede negarse a la realización del grado por temas económicos,
pues así lo estipuló la Corte en la Sentencia T-330 de 2008,
2
* en la que se determina que: "una vez
culminados sus estudios y presentadas las valoraciones y pruebas reglamentarias, la acción que se
revisa es procedente; porque el reconocimiento de la idoneidad de un profesional de parte del
establecimiento que impartió la formación correspondiente, en cuanto no pierde actualidad, puede
darse en cualquier momento"...(...)"*...así mismo, las Universidades deben actuar como
Instituciones de Control Profesional, con autoridad jurídica y capacidad moral, para revaluar los
logros académicos, y sancionar a todos aquellos profesionales graduados por sus facultades, que
ejercen actos delictivos y antiéticos, con autonomía obligatoria y vinculante, en consonancia con el
Órgano de Control Cognitivo para retirar las respectivas licencias o tarjetas profesionales para el
ejercicio de la profesión.

98
De igual forma, las facultades de derecho de las universidades deben fomentar y patrocinar el
fortalecimiento del Colegio de Abogados que tendrá entre otras funciones, coadyuvar con el Órgano
de Control Jurisprudencial el registro y selección de sus miembros, actualizar su curriculum,
impulsar sus conocimientos a través de seminarios, posgrados, especializaciones y maestrías con el
objeto de avalar sus nombres, para que puedan presentar el examen de conocimientos cuando
decidan aspirar a las altas magistraturas de la nación.
El derecho a la educación no tiene por qué partir de rogativas sociales para su implementación y
cumplimiento, puesto que es una obligación que debe contar como imperativo moral, con el apoyo
de todos los medios de la información, los grupos económicos y la sociedad en general, si realmente
queremos salir avantes a las exigencias y retos del futuro, en un mundo que cada vez se hace más
pequeño por la globalización.
Compete a los gobiernos y a la sociedad en general desarrollar las políticas educativas, teniendo en
cuenta que unos educan y otros destruyen el avance cognitivo con drogas, vicios, cigarrillos,
cervezas, bebidas alcohólicas, casinos, burdeles y demás, y que son los gobiernos los llamados a
corregir e imponer las medidas de rigor para salvar de las garras del vicio y la degradación moral a
las actuales y futuras juventudes, mientras que se debe regular de forma drástica en los TLCs la
importación de licores, cigarrillos y demás productos que inciten a la drogadicción.
El sistema educativo debe tener la potestad para exigir un estricto control sobre todos los programas
y juegos gratis en la WEB, en virtud que son un factor degenerativo de la calidad de la enseñanza, y
que sin importar la hora de clase o de descanso, influye poderosamente en la mente de las
juventudes en tanto que se encuentra latente a todas horas distrayendo la concentración de las
normas educativas, en el entendido, que las crisis no son sólo económicas y que se deben enfrentar
los retos del futuro tecnológico pensando más en las proyecciones cósmicas o siderales que en el
obsoleto clasicismo educativo.
No se debe culpar al sistema, de impartir mala o buena educación, ya que no importa que tan
acertada sea la pedagogía aplicada, si el sistema político de partidos corrompe con su accionar
cualquier avance en materia de valores sociales.
El fracaso del sistema educativo latinoamericano, que gradúa estudiantes con disfunciones
cognitivas, y profesionales desactualizados del avance científico o tecnológico universal, es un
hecho palpable en todos los países, sin excepción, por algunos de los siguientes razonamientos:
Los docentes se van a la huelga para pedir mejoras salariales, a la par que se crean
estímulos para la docencia rural o en partes alejadas de la ciudad para tratar de lograr una
mayor cobertura en zonas a las cuales a los maestros no les interesa asistir,
Aumenta la discriminación y el matoneo escolar (bullying), entre estudiantes, y hacia el
profesorado,
Se busca impedir la parálisis educativa con la creación de nuevas leyes que tratan de
maniatar el libre criterio pedagógico,
Se crean mayores requisitos para la implementación o apertura de nuevas aulas escolares,
Surgen huelgas, rechazos salariales, los pagos no llegan a tiempo,
Baja asistencia y pereza escolar, mala calidad de la educación, sanciones para los padres de
los niños inasistentes,
Proliferan los problemas de infraestructuras deterioradas o en peligro de caer,

99
Hacinamiento, carencia de aulas con sus respectivas dotaciones y servicios sanitarios,
espacios prestados y al aire libre, improvisaciones bajo carpas circenses,
Laboratorios con equipos obsoletos o fuera de servicio, anacrónicas técnicas de ensayo,
Comedores y cafeterías anti-higiénicos, costos impagables para los textos de estudio,
ausencia del servicio de Internet y comunicaciones,
Estas son algunas de las causas endémicas de nuestros sistemas educativos, independientemente de
algunas calificaciones aisladas, que no son la norma, obtenidas en el contexto internacional por el
crecimiento económico de nuestras naciones.
Es verdaderamente alarmante que ninguna universidad nacional o latinoamericana esté calificada
entre las primeras del mundo, debido a su baja calidad educativa, según los estudios de prestigiosas
universidades mundiales y otros organismos de evaluación, aunque se argumente, que se usan
diferentes métodos y parámetros de calificación que no están acordes con las enseñanzas
nacionales.
El Estado buscará traer doctores de doctores y especialistas en maestrías al país como catedráticos,
que serán menos onerosos que pagar becas en el extranjero, para que todos los estudiantes tengan
las mismas facilidades de acceso y preparación, tratando de buscar un nivel más alto de enseñanza,
y propenderá un mayor nivel en la calidad de la enseñanza en todos sus niveles, y dará amplias
facilidades destinando los recursos suficientes para elevar el grado de aprendizaje desde la
educación pre-escolar, con profesores altamente calificados.
Las universidades deben dejar de ser "toderas" y especializarse en determinadas ramas de la
ciencia.
¿Por qué la proliferación de universidades de garaje, casi todas dedicadas a enseñar las
disciplinas liberales o ciencias sociales, que no requieren de mayor andamiaje o infraestructura,
tal sólo las aulas, asientos o pupitres y toda la verborrea del mundo, que se puede condensar en
unos cuantos libros y un profesor bien versado, que no le aporta mayor adelanto tecnológico a la
nación, o, que no prepara a los estudiantes con conocimientos relevantes para su futuro
desarrollo? ¿En dónde están las universidades de carácter científico e investigativo dedicadas a las
ciencias exactas y aplicadas? ¿En dónde está la importación de verdaderos doctores para la
enseñanza en lugar de costosos deportistas o asesores políticos? ¿Y qué decir de las universidades
que absorben sus "mejores" estudiantes para convertirlos en decanos universitarios, tratando de
ahorrar costos de nómina, pero sin preocuparse por mejorar la calidad de la enseñanza?
Aquellas universidades que seleccionan a los mejores estudiantes, -con rarísimas excepciones- para
dejarlos como profesores -(semillero de profesores)- con el ánimo de bajar los costos laborales,
están cometiendo un gran fraude con sus estudiantes.
¿Qué porcentaje de aprendizaje podría asimilar un estudiante realmente aventajado de sus
profesores: un 20%, un 30%, un 40%, o un 50%?
Vamos a suponer un porcentaje verdaderamente alto, y digamos que asimiló un 60%, y que le
agregó otro 10% de su bagaje personal; doy ésta suposición, no porque el estudiante no esté
capacitado para aprender, sino porque no alcanzaría a asimilar en una cuantas horas de clase, lo que
le ha costado a su maestro años de aprendizaje y práctica, en el evento que dicho estudiante,
investigue y refuerce su conocimiento, sin dilapidar las horas de estudio en bagatelas, en bares de
ensoñación, o con los juegos de la WEB.

100
Éste estudiante en sana lógica, no podrá enseñar si no de su 70%, y automáticamente estaría
recortando el otro 30% que dejo de aprender de sus maestros; a su vez, sus alumnos más
aventajados le aprenderán otro 60% de su propio 70%, en el evento que disponga de tiempo para
transmitir su 70%, recortando aún más la transmisión del conocimiento, y así sucesivamente; sobra
mencionar que los adelantos personales para lograr la calificación de verdaderos maestros, llega con
los años y la constante actualización de sus conocimientos, pudiendo aquellos alumnos o profesores
virtuosos llegar a ser eminentes eruditos.
El papel de la psicología en el proceso educativo debe concentrarse, no sólo en el comportamiento
social, sino también en la vocación cognitiva y el rendimiento académico del estudiante, para que
cuente con un soporte especializado en la decisión de su futura carrera profesional; así, quien tenga
predisposición por las ciencias sociales, debe tener énfasis en dichas materias, y a quien tenga
habilidades industriales, matemáticas, o tecnológicas se le debe profundizar en dichas áreas para
que no se desvíe de su habilidad natural.
En la sociedad moderna hay una permanente comparación con los dioses mitológicos, las
mutaciones genéticas, las clonaciones, los injertos plásticos y las cirugías, que constantemente
envían mensajes sugestivos a la joven sociedad en formación y que integran la parte dañina de la
educación; el daño psicológico y las secuelas de las caricaturas o cómics modernos, el mensaje
subliminal que yace grabado indeleblemente en los adolescentes, y la influencia que ejerce sobre la
niñez, para que una vez adultos, puedan dar rienda suelta a su programación imaginativa de maldad
o de altruismo, puesto que es un hecho, que de tanto invocar e imitar a personajes fantásticos, estos
cobran apariencia propia y anidan en sus mentes, con los resultados que todos conocemos, aunque
se polemice que tales conocimientos harán parte de su desarrollo cognitivo a futuro.
Es de una extrema urgencia hacer un replanteamiento sobre la calidad de la educación en todo el
continente latinoamericano, y estudiar la posibilidad de extractar lo mejor de los procesos, en lo
atinente a la financiación de las universidades públicas y los modos de acceder a ella, a la par que se
debe pugnar por la unificación del pensum académico para todo el continente, sin que por este
motivo, el estudiante graduado se convierta en esclavo para poder pagar los préstamos de
financiación educativa; sólo así se podría pensar en evaluar el resultado de las llamadas pruebas
PISA*, o las que elabore el continente a través de métodos y exigencias americanas, como
comparación para la calidad educativa.
La unificación del pensum académico en el continente permitirá homologar la enseñanza, a la vez
que auspiciará la capacitación del magisterio para que pueda ensanchar la prestación pedagógica en
cualquier parte del continente.
Se anuncia pomposamente la inversión de cuantiosos recursos en el extranjero al exprimir la
economía doméstica, pero no se solucionan los problemas de orden interno especialmente todos los
relacionados con educación, salud y vivienda, situación que empuja a sus habitantes a las
contradictorias marchas de protesta con fuertes estallidos de violencia, pues no existe tal situación
de armonía e inclusión para las personas o estudiantes más desfavorecidos, en virtud que la
educación tiene unos costos altísimos, situación similar que prevalece en todos los demás países
latinoamericanos, incluyendo a Brasil*, sexta economía mundial según cálculos y estadísticas.
En estos momentos, hay fuertes estallidos de violencia en las principales ciudades brasileñas, -(lo
mismo que en Colombia y Chile)- como producto de la mala calidad de la educación, el servicio de
salud y de pensiones, y el altísimo costo del transporte, en un país catalogado como la sexta
economía más grande del mundo, en donde obviamente se han manipulado las cifras para ocultar la

101
desproporción social que es de magnitudes alarmantes, lo que demuestra una vez más, que su
publicitado crecimiento es más mediático que real, o que sus respectivas economías ya han sido
saqueadas dejando desamparado el sistema.
¿Por qué los inversionistas privados, que han lucrado con el sistema económico de sus respectivos
países, no invierten en el desarrollo y educación de sus regiones? ¿Si esto sucede en el país austral
que es el de mostrar, y que ha sido catalogado como una de las economías más desarrolladas del
orbe, que pueden esperar los estudiantes de los demás países latinoamericanos?
Las encuestas y exámenes educativos internacionales, en su gran mayoría, no son confiables; para
esgrimir un ejemplo claro y de actualidad, vemos publicitariamente, que Chile* clasificada como
potencia regional, en crecimiento económico y educativo, que nos inunda de peras, naranjas,
ciruelas, vinos, enlatados, salmón y demás productos, no ha podido implementar o mejorar su
sistema educativo, o de sanidad social, lo cual es un contrasentido que podría significar que,
se exporta una falsa idea de su verdadera realidad de nación, aunque se pondera por sacar uno -si no
el mejor- puesto en los exámenes de conocimiento internacional -PISA-* a nivel latinoamericano,
situación que fácilmente se puede dilucidar, en virtud que su crecimiento material no está
cimentado recíprocamente con la satisfacción social; podríamos concluir que gran parte de su PIB*
está basado en las exportaciones de cobre y alimentos procesados, situación parecida a la de
Colombia con Ecopetrol y su exportación de materias primas, que lidera junto con el sector minero
la economía de "mostrar" al mundo, pero en donde existen barreras sociales de pobreza y profundo
vacío educativo y moral, detentando a su vez el ignominioso segundo -(2
°
)- lugar en inequidad
social* del mundo.
Cómo ejemplo se podría citar el caso chileno en donde se reviven las demandas educativas, las
marchas estudiantiles y se exige un cambio del sistema educativo.
De la misma forma ocurren marchas similares en Argentina, Colombia, México, Venezuela, Brasil,
Perú y en todos los países latinoamericanos.
¿Por qué hacen huelgas los estudiantes, si las noticias y demás informes narran un verdadero
clima de adelanto y progreso, qué está fallando en el sistema educativo latinoamericano, será que
no hay suficientes elementos para incentivar el cambio en la conducta social y realizar un mayor
sacrificio gubernamental, o personal?
¿Por qué los docentes asociados en los sindicatos y sus filiales convocan a huelga y paralizan la
actividad educativa nacional, siempre en pos de mejoras salariales y beneficios colectivos, pero
nunca son los estudiantes o los padres de familia los que hacen una huelga para manifestarse sobre
la mala calidad de la educación que reciben, exigiendo verdaderos doctores y maestros que les
dicten las respectivas materias o cátedras con un nivel altamente especializado. ¿Cuál es la cuota de
responsabilidad de los Sindicatos y del Sistema Político que ha ocupado las plazas vacantes para
los verdaderos educadores, nombrando a sus "fichas o cuotas burocráticas", que muchas veces no
posee las calidades necesarias para ejercer tan noble y exigente labor y que arrastra por
consonancia a todo el conjunto educativo?
¿Por qué la mayoría de los padres de familia son los primeros en participar del sistema electoral,
pero nunca exigen de forma clara y definida unas políticas educativas fundamentadas, no en las
obsoletas prácticas de antaño, si no, basadas en las necesidades reales del mundo futuro, en dónde
está el criterio social y la proyección de nación?

102
Afortunadamente Colombia y el continente latinoamericano, no adolece de una discriminación o de
un racismo recalcitrante, y casi todos nuestros jóvenes tienen igualdad de oportunidades para
acceder a la educación pública, situación que eleva la autoestima y el progreso nacional.
Es un hecho, que a medida que la población crece, se agotan o escasean las oportunidades y baja la
calidad educativa, a la par con un aumento del desempleo y la pobreza familiar, más acentuada en
las minorías étnicas, o en las familias de estratos socio-económicos bajos, o en los habitantes
rurales.
Ésta situación requiere de mayores esfuerzos gubernamentales, teniendo como base la premisa, que
una mejor educación elevará a futuro el ingreso económico de las personas, y esto obliga a disponer
una mayor provisión de recursos para las generaciones venideras, que muy posiblemente se
incrementarán en proporciones alarmantes, bajo la premisa que: La educación es un derecho
natural y social de obligatorio cumplimiento para la sociedad en general, ya sea ésta civil, política
o militar. ¿En dónde quedan los postulados de enseñar al que no sabe esgrimidos por los credos
religiosos; cuáles son las obras de misericordia alejadas del carisma social que no están sujetas al
pago económico, o, a la manipulación política?
Se deben unificarlas las políticas crediticias de los bancos, o corporaciones financieras a nivel
continental: Corporación Andina de Fomento CAF*, Banco Centroamericano de Integración
Económica BCIE* y demás entidades , con base en la paridad cambiaria, para que coadyuven las
medidas del Banco Interamericano de Desarrollo BID*, bajo una sola sinergia continental
armonizada, que trabajará única y exclusivamente para la educación, fomento del empleo, salud,
vivienda, e infraestructura social, con fondos económicos propios.
Estas entidades contarán con un mecanismo legal y financiero que permita a las universidades,
colegios, e institutos tecnológicos, contratar con entidades de derecho público nacional, o
internacional empréstitos, para desarrollar centros de investigación, ya sean por contrato con firmas
privadas, o gubernamentales, en las diferentes áreas de su especialización.
También garantiza la libertad de enseñanza. El Estado tendrá sin embargo, la suprema inspección y
vigilancia de los institutos docentes públicos y privados, en orden a procurar el cumplimiento de los
fines sociales de la formación académica, física y moral de los estudiantes, en el entendido, que el
estado y el sector privado dedicado a la educación, realizará análisis y seguimientos permanentes de
la salud psíquica y física a los estudiantes.
La Estructura del Estado anhela que la evasión de impuestos de los grandes y pequeños entes
privados, de cualquier índole, sea eliminada a través de leyes más incluyentes que extingan las
llamadas "fundaciones", que captan gran parte de los recursos monetarios del país sin contribuir de
forma notoria al sistema fiscal, pudiendo de esta manera destinar mayores aportes económicos a la
educación y la salud de los más necesitados; también pretende, que las llamadas fundaciones
paguen impuestos sobre todo el dinero que reciben a través de ayudas, cofinanciación y exenciones
tributarias, y que estos recursos sean canalizados hacia los sistemas de salud y educación pública.
¿Para qué estudia una persona? Obviamente para poder producir a través de una profesión digna y
rentable que le reditúe lo invertido en su educación, y elevar su calidad de vida, y una de las formas,
es empleándose en las empresas ya constituidas; otra forma es la de empresarios innovadores que
saldrán adelante con su propia empresa, esto último para los estudiantes más aventajados y con
mayor capacidad creativa, anhelo que podrá ser logrado a través de la ayuda del "bono de
nacimiento estatal" que propone la presente Estructura del Estado.

103
El gobierno nacional invertirá no menos del 10% por ciento del presupuesto general de rentas y
gastos de la nación, en la educación pública directa, y contemplará que las demás entidades que
reciben recursos del presupuesto nacional, también deban destinar parte de ello para la educación y
asistencia pública, dentro de sus instituciones.
El Estado debe pugnar por una nivelación en los costos de la educación privada con beneficio de
fomento social, en atención, a que la mayoría de las instituciones de educación privada, se han
acogido a la figura de las "Fundaciones sin ánimo de lucro" que no pagan mayores impuestos, pero
que si devengan jugosas ganancias por los servicios educativos con excesivo lucro económico, que
finalmente desangra de forma aleve la frágil economía familiar.
El Estado no canalizará los recursos para la educación pública a través de las llamadas
"Organizaciones sin Ánimo de Lucro" (ONGs*) muchas de ellas con marcado acento sectario y
convertidas en cofradías y organizaciones político-económicas, o político-religiosas que propugnan
el cuidado de sus propios intereses, en virtud que la mayoría de ellas (si no casi todas), se
encuentran manejadas por políticos, o personas en claro conflicto de intereses, además que
constituyen una de las venas rotas del presupuesto, por donde se desvían los dineros públicos para
pagar favores políticos y evadir al fisco nacional.
Las naciones latinoamericanas deben propender la revisión y eliminación, de las Fundaciones sin
Ánimo de Lucro del carácter que fueren, en especial de todas aquellas que perdieron el rumbo
resocializador y humanitario, y que se han dedicado a explotar el sistema educativo, la prestación de
los servicios de salud, a invertir en mercados bursátiles y financieros y demás actividades
comerciales, contribuyendo a la anemia económica y al deterioro de la calidad de vida, pues el costo
educativo es un rubro bastante significativo en la economía familiar; estas fundaciones u
organizaciones, se enquistan en todos los estamentos de la economía nacional e internacional
creando verdaderas multinacionales, que generan muy poco o casi nada de empleo y no contribuyen
al fisco de forma significativa, evadiendo su responsabilidad con la riqueza pública, a la par que
extraen los recursos económicos y monetarios de las naciones.
Estas "fundaciones" han servido para escatimar o desviar los recursos de la nación, camufladas
como asociaciones altruistas del pensamiento, o del accionar social, que no son otra cosa que
variantes mercantiles, muchas de ellas de marcado acento partidista, que reciben recursos para
beneficiar a todos aquellos que han colaborado con el sistema; estas asociaciones practican un
desangre monetario permanente, pues no pagan impuestos como la generalidad socio-económica, y
canalizan o desvían sus pingües ingresos hacia otras entidades, practicando la fuga de capitales,
bajo el pretexto que son asociaciones sin ánimo de lucro con el consiguiente deterioro de la
economía nacional. El sistema educativo debe contemplar incentivos, para aquellos estudiantes
sobresalientes que no poseen recursos económicos, para que puedan culminar sus estudios y se
impida la deserción escolar; también pretende que sean los mismos estudiantes quienes obliguen al
maestro a actualizar la cátedra deficiente, por convicción, y no bajo la presión de las calificaciones.
En ningún momento y bajo ninguna circunstancia podrá estar más del 20% del sistema educativo
nacional en manos privadas; la educación a través de los sistemas de enseñanza, no puede ser de
propiedad privada, o de tal o cual grupo político, o religioso, o adjudicada a ninguna empresa
privada, o transnacional.
La infraestructura y las instituciones públicas de enseñanza en todos sus niveles, no serán
negociadas en Bolsa so pretexto de conseguir recursos para su financiación; la educación no será

104
privatizada y no habrá concesiones de áreas específicas de estudio, para ninguna clase de entidad
del orden gremial, estatal o particular, nacional o internacional.
En el evento que estas organizaciones educativas estén conformadas como multinacionales con
filiales en otros países, la legislación debe contemplar, que los bienes o inversiones nacionales de
tales empresas no sean cotizados en bolsa, o traspasados o vendidos a multinacionales, siendo la
opción preferente para la economía solidaria o los organismos nacionales.
El Estado a través de sus entes administrativos, Órganos de Control, o Ramas Público
Administrativas, no podrá crear, ni permitirá la existencia de colegios, o universidades de élite, de
marcado acento político o burocrático, fanático, o político- administrativo en donde sus egresados
sean los dueños imperecederos de las entidades estatales, en amañado contubernio con los
dirigentes de turno, que excluye a las personas que no hayan estudiado en dichos entes educativos,
constituyéndose en un atropello y un despropósito discriminatorio y anti-integracionista con el
conjunto social.
No habrá universidades, instituciones educativas, escuelas o institutos que pretendan formar
profesionales, dependientes directamente de ningún sector institucional que no sea el Ministerio de
Educación Nacional, que en un momento dado les faculte arbitrariamente para la continuación
laboral en los diferentes entes u Órganos de Control, o Ramas Público Administrativas, para que no
se apoderen o legislen en causa propia, o hereden los cargos públicos, o las altas dignidades del
Estado integrando organizaciones a perpetuidad, negando el acceso a los demás connacionales.
¿Por qué no quedan bien elaborados algunos estudios para el desarrollo de grandes obras, y su
construcción tampoco corresponde con la realidad, puesto que quedan mal diseñados y tienen que
rehacerse?
La competitividad educativa debe tener como fundamento principal, no la confrontación ideológica
nacional, si no la productividad que pueda generar nuevas fuentes de empleo o ingresos económicos
en los mercados tecnológicos internacionales. Las universidades, entes de control, comunidad
internacional y en general la población, deberá demostrar un alto nivel de interés por el manejo de
la estructura cultural y las inversiones del Estado en materia educativa.
La enseñanza tecnológica es vital para impulsar a las juventudes actuales y venideras, hacia el
mundo del futuro espacial y nanotecnológico, -(porque el reto es aportar ciencia especializada que
engrandezca aún más a las posteridades)- a la vez que impide el estancamiento y retroceso del
conocimiento hacia épocas pretéritas, que muy seguramente estarán acompañadas de barbarie y
oscuridad. El continente debe armonizar la enseñanza universitaria buscando la unificación del
pensum académico, y la homologación de las carreras bajo los mismos parámetros para evitar
desigualdades y discriminación internacional, sobre todo a nivel del continente americano.
Se debe desarrollar un proceso netamente latinoamericano, para calificar el verdadero avance
educativo de nuestros jóvenes en todas las áreas tecnológicas, haciendo énfasis en la educación
económica, alimentaria, agropecuaria, cuidado del medio ambiente y los recursos naturales, y las
innovaciones que puedan derivarse para dar mayor valor agregado a estas actividades; las
valoraciones o rankings internacionales no reflejan la realidad de la educación latinoamericana, y
hacen parte de la guerra psicológica para desprestigiar, descalificar, o sobrevaluar las universidades
de otras latitudes, con muy pocas excepciones como el MIT*, Harvard*, Cambridge* y otras de su
mismo nivel.

105
¿Cuántas cosas se inventan en la China, o en la India, y cuántas son plagiadas sin reconocer los
derechos de propiedad intelectual, naciones que aprovechan los vacíos y la fiebre de los TLCs,
escudados en la irresponsable política económica neoliberal, para inundar nuestros mercados, a la
vez que proyectan una falsa imagen como naciones innovadoras e investigativas?
Se debe impartir una educación con base en las teorías económicas, sin hacer demasiado énfasis por
el pasado histórico, teniendo en cuenta las necesidades materiales y tecnológicas del futuro, que
superen ampliamente la etapa del oscurantismo pedagógico con miras al desarrollo espacial.
Todas las instituciones educativas reglamentarán los procedimientos para fomentar la I+D+i*
(Investigación+Desarrollo+innovación*) en sus respectivos centros, aunque no es del todo
acertado argumentar la innovación y los adelantos tecnológicos, basados tan sólo en unas pocas
empresas, o universidades, que no integran la generalidad del conjunto académico, empresarial o
industrial.
Cada Departamento tendrá la responsabilidad y el control de la calidad de la enseñanza, y del
funcionamiento de sus entidades de educación pública o privada, y desarrollará programas de
calificación y monitoreo en el avance de las mismas. Los Departamentos serán los propietarios y
encargados de regir las políticas de educación industrial y tecnológica de los institutos de educación
nacional en sus territorios, y de sus ingresos, destinarán las partidas correspondientes para su
funcionamiento.
El Estado impulsará la creación de nuevas escuelas industriales y técnicas dirigidas por el Sena a
nivel nacional, propugnando la unificación del contenido educativo en el continente.
El Servicio Nacional de Aprendizaje, SENA*, como máximo ente de educación técnica del orden
nacional, será fortalecido y modernizado para que esté a la altura de los grandes colegios
tecnológicos y universidades del mundo.
Sus profesores y directores serán escogidos siguiendo los lineamientos expuestos en la presente
Estructura, y bajo las directrices del Órgano de Control Cognitivo en aras de buscar la excelencia
académica y el avance tecnológico para los estudiantes.
Debe existir un cruce permanente de información y de capacitación; actualizar y considerar al
SENA como el MIT* colombiano, más ligado a la educación tecnológica media y superior, y al
desarrollo de investigaciones conjuntas con las universidades privadas, bajo un régimen de
tratamiento económico amplio y abierto a la inversión nacional o internacional, sin descuidar las
necesidades básicas de las tecnologías domésticas, deseando que el país se convierta en uno de los
talleres especializados para la totalidad del continente.
Latinoamérica pugnara por intensificar el tiempo de transmisión, enlazar, homologar, y unificar sus
canales televisivos en todo el continente, haciendo especial énfasis en aquellos dedicados a la
programación cultural, educativa y enseñanza técnica, similar a la transmitida gratuitamente por los
videos de YouTube,* o los del MIT* en el Internet*.
Se debe educar desde los espacios periodísticos, radiales y televisivos, transmitiendo mensajes de
contenido cultural, o de carácter industrial y técnico, con especial énfasis en el bricolaje o
reparaciones menores caseras, con el fin de cuidar la extracción excesiva de recursos naturales, el
medio ambiente y prolongar la vida útil de los electrodomésticos y demás herramientas.

106
Recientemente se ha propuesto en el congreso de la república, la eliminación de las tareas para los
estudiantes: proposición incoherente y alejada de la realidad cognitiva. ¿No es mediante la práctica
de los ejercicios que se reafirman los conocimientos teóricos, ya sea que estos de desarrollen en el
aula escolar, o en la casa, bajo la tutela familiar?
Si se elaboran en el colegio o escuela: ¿En qué momento se estrechan los lazos familiares, cuántas
horas deberán pasar los niños en las aulas de estudio, independientemente que se argumente la
comparación con los: "niños de la China, o de Corea del Sur*, (que tiene la tasa más alta de
suicidios de escolares) que estudian 12 o 14 horas diarias, 220 días al año y, que supuestamente no
les pasa nada?
3
*
://www.uis.unesco.org/Education/pages/global-
education
www.uis.unesco.org/Education/pages/global-education
digest/
3
*
En mi sentir, no es con el aumento de la intensidad horaria, o con el incremento de los grados
escolares, -o bajo el pretexto de su imberbe madurez y que graduarlos muy jóvenes les va a
significar su fracaso- como se va a resolver la calidad de la enseñanza, sino: haciendo énfasis en la
estructura que debe desarrollarse con las llamadas competencias básicas, o mejor aún, en la
concentración de lo fundamental para la comprensión de aquello que se pretende implantar, antes
de profundizar con temas más avanzados, eliminando el ripio y estableciendo cuáles son los
conocimientos adecuados para determinado estudiante, haciendo hincapié en el factor matemático
y las ingenierías.
Lo esencial es no hacerles perder el tiempo con cátedras estériles e inoficiosas, a todos aquellos
estudiantes que no muestran un verdadero interés, o que no tienen la vocación natural por las
mismas, y en las cuales se gasta la mayoría de su tiempo escolar; otro factor de atraso, está en el
excesivo tiempo vacacional, semanas de receso, días festivos con puentes religiosos o cívicos, y
todo aquello que interrumpe sus estudios y les crea apatía al perder el ritmo de estudio, mientras que
otras culturas avanzan inexorablemente en la adquisición del conocimiento de forma más decidida
en el tiempo con los resultados por todos conocidos.
También se ha propuesto recientemente en los Estados Unidos, la abolición de la escritura manual,
por el uso del computador. Craso error que repercutirá en las habilidades motrices como actividad
natural e inherente a los miembros más especializados del cuerpo humano, como son las manos, que
a su vez involucra el desarrollo cognitivo y psicológico. ¿Qué pasará cuando no haya suficiente
energía para el funcionamiento de las máquinas: desaparecerán los lápices, podrán las futuras
generaciones conocer lo escrito en los libros, serán capaces de plasmar sus grafías de forma
manual?
¿Es la cantidad o intensidad horaria, o, es la calidad de la enseñanza el parámetro para medir el
adelanto cognitivo de nuestros jóvenes y futuros profesionales? Es precisamente la pauperización
educativa, cultural y social, el lastre que separa al género humano, y que lleva a nuestras naciones
hacia el abismo del desastre educativo.
De la misma forma se pretenden aprobar medidas para que los niños: "no madruguen tanto, porque
en la mañana hace mucho frío y se pueden enfermar", pueril argumento que tan sólo pretende
afeminar aún más las costumbres, con posiciones que ignoran, que el empuje concentrado en el
descanso nocturno se manifiesta vigorosamente en las primeras horas del día, debido al
metabolismo y a la recuperación del desgaste físico. ¿Qué tal este argumento en las disciplinadas
medidas educativas de nuestros abuelos, que abrieron este país y el continente entero a golpe de

107
hacha y de machete, a puro brazo muscular venciendo las inclemencias del medio ambiente,
levantándose a trabajar a las 4 o 5 de la madrugada?
Se deben implementar fuertes medidas educativas, y contemplar como un problema de salud mental
el desarrollo de actividades criminales; prevenir la adicción al juego de azar en todas sus
manifestaciones, que son una puerta de entrada, no solo hacia el ocio y la actividad delictiva, sino a
la conformación de pandillas al margen de la ley, haciendo énfasis, que una vez que se empieza la
carrera delictiva es muy difícil abandonar tal actividad o recuperar el comportamiento legal,
esgrimiendo como ejemplos a los criminales avezados, que aun después de viejos continúan
incrementando sus prontuarios judiciales; los juegos en Internet*, que en su gran mayoría son una
estrategia para anular la capacidad de concentración en los estudios de niños y jóvenes -(aunque
siempre existirá la polémica que tales actividades les despiertan la creatividad)- que una vez han
creado adicción, hace que se pierda el sustento real tornándolo en algo fantasioso y abstracto. Lo
expuesto anteriormente, sería lo mismo que implantar como cátedra universitaria especializada el
estudio genealógico de los héroes mitológicos, y de todos los protagonistas de las caricaturas,
cómics y demás historietas gráficas como aporte científico-tecnológico para el progreso de la
nación, y su preparación para las futuras colonizaciones espaciales, o intergalácticas.
¿Qué expectativas de éxito tendrán las juventudes actuales o futuras, ante el deterioro de las
costumbres morales, motivadas por la baja y deficiente educación, cuáles serán sus proyectos de
vida y por qué la incontenible degradación en muchos de nuestros adolescentes, que fácilmente
sucumben ante las veleidades mundanas?
Es una cuestión de trasfondo moral y de codicia material: la inmensa mayoría de los padres de
familia, al igual que nuestros hijos, vivimos la angustia existencial en mayor o menor proporción,
por las exigencias económicas del sistema educativo que arrastra hasta la desesperación y trastorna
el sentimiento de solidaridad; se podría inferir, que ningún padre desea que sus hijos ocupen las
posiciones más bajas de la escala socio-económica, o que vivan la tragedia social de mínima
subsistencia después de su nacimiento, reflexiones que deben ser coherentes y equilibradas en sus
progenitores antes de su concepción, pero por la inestabilidad e incoherencia del sistema político-
económico, no puede ser medida ni prevenida en su justa proporción.
Como una práctica medida filantrópica, todas las empresas deberán financiar o becar a los
estudiantes más aventajados de sus trabajadores, que sirvan para propósitos empresariales, los
cuales, una vez graduados, retornarán a la institución a través de la prestación de sus servicios lo
invertido en ellos.
El acceso a los programas de becas y especializaciones en el exterior, sistema de créditos
estudiantiles y otros que contemple el sistema educativo, serán definidos con los criterios integrales
de la nueva Estructura del Estado y serán sorteados entre los estudiantes favorecidos que hayan
obtenido los mayores puntajes académicos. En esta secuencia conceptual y a través de una
educación de calidad superior, podrán acceder a mejores bienes y servicios, créditos educativos,
puestos laborales, microindustria, acceso a los sistemas agroindustriales, y usufructuar de manera
directa sus conocimientos en el mercado productivo.
La verdad es que casi todos los colegios, y las universidades colombianas -(para no mencionar la
realidad latinoamericana)- desangran de forma alevosa la anémica economía familiar, al lucrar de
forma desproporcionada con los costos educativos, y transmitir una educación de baja calidad que
se irradia al futuro profesional. La educación tiene que tener una política de incentivos para la
innovación y el talento humano; las directrices educativas deben propender hacia la formación

108
desde la más temprana infancia, para grabar de forma indeleble la inquietud sobre la existencia del
conocimiento, sentando las bases para el desarrollo científico y tecnológico, siendo potestad de los
padres de familia escoger el sistema y contenido educativo apropiado para sus hijos,
independientemente de los lineamientos y políticas estatales.
Latinoamérica pugnará por el bilingüismo, o el trilingüismo: español-portugués o español-
portugués-inglés o español-portugués-francés, o español-francés-inglés como lenguas oficiales
continentales, sin que lo anterior sea óbice para la enseñanza de otros idiomas a voluntad y
capacidad del estudiante, respetando la práctica de las lenguas y dialectos naturales al continente.
So pretexto de políticas neoliberales, la educación pública no será privatizada, y Latinoamérica se
esforzará por la gratuidad de la educación pública en todos sus niveles, y hará especial énfasis en la
excelencia académica, insistiendo, para que los estudiantes con mayores aptitudes cognitivas y
sobresalientes por su dedicación al estudio, resulten favorecidos; no habrá discriminación educativa
por género, y en lo posible el sistema educativo deberá ser presencial sin exclusión racial o de
rechazo por la inclinación sexual. Tampoco se permitirá la instalación de escuelas, colegios o
universidades que tan sólo admitan estudiantes de una determinada nación o continente.
El Estado colombiano no financiará la educación de estudiantes cuyo estatus migratorio no sea legal
en el país, pero podrá llevar programas a través de tratados, o acuerdos homologados con las
naciones vecinas, o de otras latitudes no continentales.
Siempre existirán pugnas y controversias por las diferencias del talento cognitivo, porque existe la
falsa creencia que las personas con mayores ingresos económicos, o con un estatus social más alto,
necesariamente deben producir mentes más brillantes, y muchas veces con un proceder
esquizofrénico y mezquino, obstaculizan el éxito personal de los más desprotegidos, y por ende el
progreso de las naciones.
Es una verdad incuestionable, que la mala nutrición es una de las causantes para el bajo rendimiento
académico, razón por la cual los gobiernos deben hacer especial énfasis en la ingesta de proteína, de
preferencia de origen animal en la alimentación escolar; más allá de esta aseveración no existen
pretextos para no alcanzar la excelencia académica, más que las deficiencias del sistema nervioso
central y la mala calidad del entorno social, en virtud que las capacidades cognitivas son iguales
para todos los seres humanos, haciendo énfasis, que de acuerdo al entorno original del estudiante,
este aprendizaje adquiere mayor importancia dependiendo el medio en donde se desarrolle.
Se debe elaborar un programa educativo de avanzada en el continente latinoamericano, con
inclusión especial para la América indígena o natural; la razón es muy sencilla: somos un continente
pluriétnico y multicultural, y por lo tanto es muy difícil fijar los mismos parámetros educativos para
todos los grupos sociales. También, se debe estimular el programa de becas en el exterior para
beneficiar a los estudiantes más sobresalientes, en virtud que financiar becas en universidades
extranjeras a los estudiantes con bajo rendimiento académico, no es garantía de mejor capacitación
o rendimiento intelectual.
En los programas académicos -medios y universitarios- se debe contemplar la enseñanza
obligatoria de Administración Pública*, e implementar las Escuelas Superiores de Administración
Pública* en todo el continente, como herramienta necesaria para el conocimiento, y manejo
eficiente y transparente de las naciones, que contemple los mismos parámetros educativos para la
preparación de los diferentes aspirantes a las actividades de elección pública, o de manejo del

109
Estado, buscando obtener verdaderos Administradores Públicos, o mayor conocimiento de la
Organización Estatal, antes que aspiren a ocupar puestos y representaciones públicas.
Se creará un organismo multinacional que verifique constantemente la veracidad de la información
contenida en los textos de enseñanza.
Los países Latinoamericanos o americanos no variarán sus mapas o sus límites geográficos, ni
permitirán la enseñanza de textos mentirosos a las juventudes del mundo, y los tratados
internacionales en esta materia, contemplarán las correspondientes cláusulas compromisorias.
"(...) A la fecha hay 245.759 abogados registrados en Colombia. (...)"-* Registro Nacional de
Abogados ­ Bogotá 8 de Agosto de 2014*
Colombia tiene registradas aproximadamente 245.759 matrículas profesionales en derecho, es decir
245.759 abogados registrados desde que se inició esta especialidad académica en el país, aunque se
comenta que en realidad son más de 400.000 en virtud que muchos de ellos no poseen su respectiva
tarjeta profesional, y sin incluir los más de 600.000 u 800.000 litigantes o auxiliares jurídicos sin
licencia conocidos, popularmente como tinterillos, personas que forman parte del amplio aparato
jurídico-cognitivo nacional.
Cómo ejemplo simple y como una suposición: qué se encuentren vivos en la actualidad 120.000.
La inquietud es: ¿En dónde está la sapiencia jurídica de la nación, por qué de su ausencia en los
grandes debates nacionales -en casi todos los órdenes- sobre todo a nivel legislativo, por qué se
permite tanta improvisación e imprudencia de aquellos menos letrados que se han apoderado del
manejo de la nación, por qué no se pronuncian en su conjunto? ¿No es para sacar adelante a la
nación, el objetivo de su estudio y preparación? Otro tanto podríamos decir de los integrantes de
las demás ramas del conocimiento.
Las naciones no son ricas tan sólo por la cantidad de sus recursos naturales, en virtud que el mayor
producto con valor agregado, es la calidad de sus ciudadanos y la riqueza de sus instituciones
culturales como resultado de la óptima educación recibida, que es finalmente la que saca a sus
respectivos países del atraso socio-cultural y económico.
La educación es un servicio público y una obligación moral de los estados en su totalidad, en tanto
que deber emanado de la totalidad social, que debe vincularse en el proceso educativo de sus
juventudes.
¿Podría contemplarse como discriminatorio el no brindar la misma oportunidad para los
estudiantes, a sabiendas que no todos pueden asimilar el mismo rendimiento académico esperado
en sus estudios, o alcanzar los tan anhelados doctorados?
¿Se debe lucrar con la enseñanza? ¿No debe ser una obligación natural, altruista y filantrópica
como premisa natural, guiar desinteresadamente a las juventudes para que en el día de mañana
cuando alcancen su profesionalismo, le retribuyan a la sociedad su conocimiento?
EXÁMENES
Los exámenes de conocimiento, podrán serán realizados sobre los cuestionarios elaborados por los
diferentes profesionales de los Órganos de Control, o de las Ramas Público Administrativas, o por

110
las universidades, o por el ICFES*, para cada una de las materias a investigar, con la debida cadena
de custodia.
Las preguntas deberán ser claras y concisas sin dejar vacíos especulativos o de libre
conceptualización; la calificación de las mismas, deberá hacerse a viva voz, en presencia de los
participantes, (podría ser en el mismo recinto, o en recintos aislados, o con el seguimiento a través
de circuito cerrado de televisión) sin que en este momento, los aspirantes puedan argumentar o
deliberar el resultado de las calificaciones.
De cada sesión calificatoria, se deberán dejar sendas copias de las deliberaciones con grabación de
audio y video, para que los participantes puedan verificar e interponer los recursos de ley que
consideren necesarios para la corrección o reclasificación de los mismos.
La educación no puede seguir siendo manipulada ni comercializada por el sistema económico de
libre empresa; la educación pública no será privatizada bajo ningún esquema o argumento
neoliberal; no a la mercantilización de la enseñanza pública, y en ningún momento los criterios para
la educación estarán basados en la cantidad, o ausencia de estudiantes, o profesionales, en
cualquiera de las diferentes disciplinas saber.
Los Departamentos tendrán autonomía para fijar sus propias directrices educativas en consonancia
con las políticas de pensum nacional e intra-continental; la educación pública elemental, media y
superior, tiene que ser costeada con recursos provenientes, no sólo de la nación sino con los aportes
departamentales y municipales.
Los maestros deben recuperar el sitial de honor dentro de nuestras sociedades, como los tutores de
nuestros hijos en su formación académica; desde esta posición conceptual se debe contemplar, que
los maestros desde el primer grado elemental de enseñanza, sean personas mayores y ojalá padres
de familia que ya han desarrollado el instinto y la paciencia para comprender las inquietudes de los
niños, alejando los traumatismos por los gritos y malos tratos emanados de personas psico-rígidas
muy jóvenes, que todavía no entienden a la inocencia que apenas balbucea.
Nada gana una sociedad con poseer los mejores profesores, o que sus altos dirigentes sean personas
educadas, si aflora la herencia idiosincrásica de la corrupción, en tanto que como un irónico
contrasentido, son ellos mismos los encargados de fijar las pautas educativas.
Como piedra angular del sistema educativo, estará el esmerado cuidado de la educación elemental o
primaria, requisito fundamental para lograr excelentes estudiantes que puedan terminar sus estudios
secundarios y profesionales. Hay que enseñarle a los muchachos que deben escoger una profesión
rentable y con amplias probabilidades de oferta laboral, haciendo énfasis, en que no deben dejarse
programar, y que el hombre de honor con arraigados valores morales, debe cumplir su palabra y
cancelar sus deudas del tipo que fueren, a la par con un excelente comportamiento moral.
Uno de los factores que más dificulta la expansión de una buena educación, es el exagerado costo
de los textos de estudio, que de manera abusiva se incrementa cada año a precios internacionales,
negando el acceso a los estudiantes de menos recursos económicos; tenemos con frecuencia
campañas periodísticas en contra de tales abusos pero de allí no pasa, pues no se posee la capacidad
para controlar estos desmanes, sin mencionar a profundidad el excesivo pedido de libros, que en los
contados días escolares no alcanzan ni siquiera a ojear, obligando a las familias a realizar
exorbitantes desembolsos monetarios.

111
La nación deberá imprimir como una política de Estado, los libros o textos educativos básicos, y los
proveerá de forma gratuita como una forma de incentivar la educación pública, procurando que
haya uniformidad en la calidad de la enseñanza y unificación de criterios pedagógicos, es decir, que
los libros contengan lo mismo, para que puedan ser utilizados por todos los estudiantes del sistema
educativo, pues difícilmente los postulados cognitivos truecan su esencia de un año para otro,
especialmente en los referente a las enseñanzas sociales.
Los libros de texto estarán traducidos simultáneamente a dos lenguas: español-portugués, o,
español-inglés. Los idiomas oficiales para Latinoamérica serán: español, francés, inglés, y
portugués, sin que estas sean coercitivas, respetando la autonomía en el uso de las lenguas nativas, o
la preferencia por el uso de otros idiomas.
Pregunto con el debido respeto por el disenso ajeno: ¿En qué ha cambiado la enseñanza, -(para
esgrimir un ejemplo)- de la gramática castellana? ¿No son los mismos verbos, adjetivos,
sustantivos, pronombres, conjunciones, y demás partes de la oración del habla cotidiana? Lo
mismo podría conceptuarse sobre las lenguas extranjeras.
Para el caso de aritmética, matemáticas y geometría, es lo mismo hasta la secundaria, con pocas
variables; de igual forma podríamos decir de Física y Química, en, donde cambian algunos
procedimientos y técnicas de laboratorio, pero se continúa trabajando con los mismos elementos,
los mismos ácidos, y fórmulas idénticas.
La profesión de credo es el que le enseñan a uno en casa; la enseñanza de geografía es la misma,
nadie se la ha llevado, no se ha extinguido, continúa en el mismo lugar de siempre; la historia por su
misma esencia es dinámica y repetitiva, así se desarrolle con diferentes actores en escenarios
diversos, y su narrativa se manipula dependiendo de los intereses económicos y políticos del
momento, situación que desarrolla el eclecticismo individual por determinadas situaciones.
De igual forma sucede con: filosofía, urbanidad, cívica, la moral y las buenas costumbres; Sócrates,
Platón, Aristóteles y los grandes maestros griegos, latinos, y europeos, al igual que los clásicos
incluyendo el Contrato Social de Rousseau* y su "Emilio"*, continúan allí y no han variado su
discurso; la concepción cognitiva es la misma con diferentes nombres e idénticos dioses
mitológicos; de igual forma para los iluminados del pensamiento de todas las épocas, sin que sea
necesario citar sus nombres pues se tornaría en una lista interminable.
¿Por qué, si el cambio ha sido mínimo, los niños y jóvenes no pueden estudiar en los mismos libros,
y cada año se exprime de forma vergonzosa a los padres de familia, obligándoles a comprar los
mismos textos que han sido sometidos a variaciones de presentación, pero cuya esencia es la misma
de siempre, situación que contribuye, no solo a menguar el ingreso familiar, sino a devastar el
planeta y afectar el medio ambiente?
Debe existir una política única en materia de educación matemática y tecnológica, para todo el
continente latinoamericano, -o americano- independientemente de las enseñanzas de tipo social, la
ayuda financiera y las reformas sociales de cada país en particular, teniendo en cuenta que, los
estudiantes no reprobarán el año lectivo en ninguna materia, ni perderán la promoción a los grados
siguientes.
La formación primaria y secundaria debe completarse hasta los 15 años de edad del estudiante, esto
permite su ingreso a estudios superiores, o al mercado empresarial, o laboral a edad más temprana;
deben operar establecimientos educativos exclusivamente para la enseñanza de las áreas sociales

112
para quienes tienen esta vocación, y anular los exámenes de conocimiento sobre estas materias para
aquellos que no tienen tal vocación; igualmente deben de existir escuelas o colegios de formación
netamente matemática, o química, para aquellos estudiantes que poseen la vocación y habilidad de
la exactitud numérica.
Ahora, no quiero significar con esta apreciación, que no pueda existir una formación integral, que es
necesaria en el adolescente, pero se debe contemplar la posibilidad de esta propuesta, ya que hay
jóvenes que no sienten ningún atractivo por uno u otro aprendizaje, y finalmente se inclinan por su
vocación natural, cuando no es que terminan fastidiados por la imposición a la que han sido
sometidos. ¿Qué tipo de políticas se adoptarían para el intercambio estudiantil con otras naciones,
quién asumiría el costo económico y sus implicaciones sociales, ha cuánto equivaldría el gasto
económico por la educación que en un futuro pudiere impartirse a estudiantes extranjeros,
mediante Tratados Internacionales, y cuántos jóvenes nacionales dejarían de recibir educación, en
el evento de que no existiesen cupos suficientes, ocupados por estudiantes foráneos?
Se debe rechazar la mediocridad educativa y la formación profesional deficiente. Debido a los altos
costos para la educación universitaria o superior, y para evitar programas a medias tintas debido a
lo escaso del presupuesto, estos estudios deben estar dirigidos hacia los estudiantes con
rendimientos académicos superiores. Las empresas podrán becar a sus empleados y deducir su costo
de los impuestos, para que puedan llevar a cabo estudios de post-grado o especializaciones
contratadas directamente con las universidades.
La Constitución Política Colombiana* y las demás Constituciones políticas latinoamericanas, deben
prohibir la apertura de universidades de marcado sesgo elitista, político o religioso, que conduzcan
al fanatismo y a la discriminación social. Latinoamérica debe unificar conceptos en lo atinente al
nombre de las especializaciones académicas; ¿Por qué no se puede cambiar el nombre a las
profesiones, es acaso discriminatorio no titularse bajo determinado adjetivo calificativo, como
sinónimo de capacidad cognitiva, produce más por su título, o por su conocimiento y habilidad
creativa?
La Organización Estatal con el dinero de los contribuyentes, no financiará bajo ningún argumento,
universidades, colegios, o instituciones privadas, ni aún las llamadas fundaciones sin ánimo de
lucro. Las universidades públicas serán financiadas en su totalidad, con los recursos que producen
los ciudadanos y la infraestructura agro-industrial y tecnológica nacional, a través de la
Organización Estatal, brindando facilidades para su acceso a todos los estudiantes, pero exigiendo
un alto grado de compromiso, excelencia y rendimiento académico con disciplina moral.
Se debe contemplar la admisión de otros Estados no latinoamericanos, en los diferentes contextos
pedagógicos y educacionales, y su aporte para el adelanto cognitivo a través de la apertura de
universidades y centros educativos, en consonancia con las políticas culturales latinoamericanas, o
americanas, que promuevan la ciencia y la tecnología, como requisitos coadyuvantes en el futuro de
nuestros pueblos.
Hacer especial énfasis en las carreras administrativas e investigativas, para manejar tanto los
sectores privados como públicos en donde existe una carencia absoluta de verdaderos doctorados, y
en donde constantemente vemos la ineficiencia de los administradores públicos en todas las ramas
de la administración pública, o privada. De la misma forma se debe educar a nuestras juventudes
para que un futuro no lejano, puedan incursionar en los repoblamientos espaciales, submarinos, o
subterráneos con las enseñanzas y especializaciones adecuadas para la materia.
Existen muchas clases de educación dependiendo del fin que se persiga, pero, por encima de estas
consideraciones, siempre estará la educación moral, los principios mismos de la convivencia sana y

113
coherente colmada de valores, que enriquecen el carácter del individuo social y afianzan su
proyecto de vida, requisito sin el cual no es posible impulsar el avance socio-cognitivo y
tecnológico de las naciones.
Ello no significa, que la educación deba seguir siendo maniquea, plasmando en sus mentes lo bello
y armonioso de las virtudes y los principios morales, e ignorando el principio creador del mal, que
debe ser por lo menos mencionado y discutido desde su temprana formación académica.
Como base firmemente cimentada y sosteniendo la fortaleza cognitiva, estará el conocimiento de la
Constitución Nacional, en tanto que para modelar el cuerpo y propiciar salud física y mental, se
incrementará el deporte, para lo cual, los estados destinarán una buena parte de sus recursos, como
disciplina coadyuvante en la educación de los pueblos; de igual manera, la práctica de los valores
culturales autóctonos y musicales, deben incluirse en la enseñanza.
La enseñanza primaria y secundaria será gratuita en las escuelas y colegios del Estado, y obligatoria
en el grado que señale la ley.
Como norma general, habrá un límite hasta los 15 años, para la terminación de la escuela media o
secundaria, intensificando la jornada horaria y pugnando por abolir el exceso de días festivos y
vacacionales; lo anterior no obsta, para que a través de la Organización Estatal se brinden las
facilidades necesarias a todos aquellos, que por una u otra circunstancia se han quedado rezagados,
para que culminen su educación primaria, secundaria, o universitaria, aun en su edad adulta.
Será obligatoria, desde el primero de elemental (1°) hasta el onceavo (11°) grado de educación
media, -(en la medida más indicada posible y sin caer en la obcecación por los acaeceres
prehistóricos, o pretéritos teológicos)- la enseñanza de las siguientes disciplinas: alemán, francés,
inglés o portugués -(cualquiera de ellas como segunda lengua)-; comportamiento criminal y sus
consecuencias penales; comunicación social; dialéctica o lógica; filosofía; geografía; gimnasia
corporal; gramática; historia: nacional o universal; literatura; música; nociones de derecho, cívica,
urbanidad, constitucional y formas de gobierno; responsabilidad y conducta social; retórica;
anatomía; aritmética y matemáticas; astronomía; biología; botánica; economía; física; geometría;
mecánica y mecatrónica; química; reproducción humana; zoología; sistemas y tecnologías de la
comunicación y la información.
En ningún momento, la enseñanza de las disciplinas: comunicación social; dialéctica o lógica;
filosofía; geografía; gimnasia corporal; gramática; historia: nacional o universal; literatura; música;
nociones de derecho, cívica, urbanidad, constitucional y formas de gobierno; responsabilidad y
conducta social, y retórica, serán coactivas o calificables, y su intensidad horaria no debe superar
más del 20% del total del pensum académico, en tanto que deberán enseñarse de forma magistral.
La enseñanza del comportamiento criminal y sus consecuencias penales, será de obligatorio
cumplimiento, y debe incluir la responsabilidad penal que se deriva del uso de drogas
alucinógenas, psicotrópicas, alcohólicas, o, el uso de las armas de fuego relacionadas con el crimen
y el asesinato; sobre todo, hacerles vislumbrar las consecuencias de sus actos y su influencia futura
sobre todos sus ascendientes o descendientes, que recibirán la impronta de su accionar al interior de
la sociedad; esta enseñanza debe ser impartida por expertos, haciendo especial énfasis en la
responsabilidad civil y penal, no sólo al conducir un vehículo en estado de embriaguez, sino
también en la violación de los derechos humanos como el genocidio, el sicariato, la tortura, y los
excesos cometidos bajo la influencia de factores psicoactivos, entre otros.

114
También debe haber una cátedra obligatoria sobre reproducción humana, con las explicaciones
sobre el contenido genético, la paternidad responsable, y las recurrentes y desestabilizadoras
demandas por alimentos, que trastornan la vida del causante para siempre.
Las instituciones educativas y el sistema legislativo en general, debe pugnar por la aprobación de
una ley que especifique, que: no basta con estar casados legalmente y que ésta condición no es una
aceptación tácita para dar por aceptada la procreación, en virtud que ésta debe ser consensuada y en
lo posible plasmada en un acuerdo o contrato escrito, en el cual se estipule la voluntad de los dos
contrayentes a procrear familia.
Otra solución sería que los contrayentes no puedan procrear, sino, pasado un lapso prudencial de
acoplamiento en el cual habrán tenido el tiempo suficiente para planificar su descendencia con
responsabilidad.
El alumno, una vez que haya calificado las pruebas correspondientes, recibirá un certificado y un
carnet que lo acredita como versado en las consecuencias que puedan derivar de su conducta
dolosa; una copia de este certificado formará parte de los registros, de las autoridades viales y
judiciales para que en un futuro, puedan otorgar la correspondiente licencia de conducción de
aeronaves, o vehículos, o para el porte de armas de fuego, y en caso de responsabilidad manifiesta,
el causante no pueda alegar desconocimiento o responsabilidad culposa, pues ya habrá recibido
educación y aceptación expresa al respecto.
Idéntica medida debería operar para toda aquella persona, mayor de edad, que solicite una licencia
de conducción.
La enseñanza de: alemán, francés, inglés o portugués -(cualquiera de ellas como segunda lengua)-,
anatomía, aritmética y matemáticas, astronomía, biología, botánica, economía, física, geometría,
mecánica y mecatrónica, química, reproducción humana, zoología; sistemas y tecnologías de la
comunicación y la información, serán de obligatorio cumplimiento en un 80%, para completar el
pensum académico como disciplinas de importancia suma, y serán calificables y coactivas como
prueba soporte del rendimiento académico, que será el criterio para futuras admisiones a la
educación superior, haciendo énfasis en la formación de las ingenierías y demás ramas científicas y
tecnológicas, no en cuanto a su cuantificación sino a su cualificación profesional.
Las tecnologías de la informática deben ser asequibles a todos los estratos socio-económicos de la
población para tratar de erradicar la educación meramente formal y mecanicista, que no prepara
adecuadamente las exigencias del futuro laboral. Es un imperativo educar a nuestra juventud con
nociones sobre chantaje, criminalística, estupro, extorsión, perfidia, secuestro, y darles a conocer
todas las prácticas delincuenciales que emanan de conductas administrativas, tales como:
romper los andenes (banquetas) para instalar cableados ficticios con el fin de crear
contratos sobre necesidades inexistentes,
cambiar las tapas de las alcantarillas y la nomenclatura urbana, aun así no se necesite
porque todavía están buenas,
comprar equipos de oficina, electrodomésticos o herramientas para la ciudad, para
archivarlos en bodegas de donde después los desguazan, o los olvidan para que sean
robados con sus compinches,
pasar un examen copiando, o a "punta de pierna", o emborrachándose con el profesor,
cambiar las redes eléctricas so pretexto de renovación,

115
adulterar la medicinas o cambiar la fecha de vencimiento para poder venderlas como
nuevas,
entregar cajas vacías que después desaparecen sin que el producto haya ingresado
realmente,
rellenar o sobreponer una calle con un pavimento nuevo sin profundizar en su cimentación,
para después bajar a su nivel original la vía en cuestión, recoger el asfalto y reparar otras
vías con el mismo relleno para robar a la nación.
Como corolario, enseñarles el resultado de tales comportamientos, las secuelas psico-sociales y los
antecedentes judiciales que marcarán sus prontuarios criminales para siempre, y que en un futuro
serán un impedimento para ocupar las altas dignidades nacionales, o desempeños empresariales.
De igual forma se les debe enseñar cómo es que las industrias cometen fraude con el consumidor,
alterando la calidad y composición de los productos, o dejando imperfecciones de acabado para
obligar a un mayor consumo por el desperdicio; enseñarles que un kilo ya no tiene 1.000 gramos,
que un litro ya no tiene 1.000 cc
3
, y que una tonelada ya no es de 1.000 kilogramos; que un metro es
de tan solo 0.97 cms., y que 10 milímetros ya no son 10 milímetros sino ocho (8 mm) milímetros.
De idéntica manera, se les debe inculcar, que las corrientes clásicas del pensamiento son pasajeras
como las modas que van y vienen con el cambio del tiempo, y que los románticos que las exponen
sufren de melancolía depresiva, pues una vez que pasa la euforia caudillista por la novedad
publicitaria, la conducta criminal (inherente al ser humano) resurge con mayor fuerza y retoma el
manejo y dominación de los pueblos, que no han tenido la fuerza suficiente, o la motivación
necesaria, para lograr un cambio radical en las costumbres y fortalecer la pureza del espíritu.
Se les debe mostrar la inexistencia ética en la mayoría de las actuaciones públicas y privadas: -
(cómo es que un gerente o director de empresa pública, compra conciencias y asegura votación
electoral a través de excesivas concesiones en los pliegos petitorios de algunos sindicatos, que a su
vez se comprometen con determinada elección; cómo se pierde o se gana un proceso judicial con
dádivas monetarias -el clásico chanchullo, el soborno, la compra ilícita de los contratos y demás
triquiñuelas- o, como se alteran los sistemas electrónicos para desviar los procesos y adjudicarlos
para que fallen a favor- o como se reparten amañadamente las audiencias a funcionarios venales)-
para que cuando ejerzan sus profesiones, estén preparados y no sufran la decepción ante un sistema
embustero plagado de falsos y vaporosos valores morales.
Continuará el espionaje industrial y tecnológico a través de la incontrolada informática y las redes
sociales, cada vez más sofisticadas e inexpugnables para el común mortal; esto nos obliga a ilustrar
a los muchachos sobre: cómo es que se hace el espionaje industrial, para que cuando viajen al
exterior vean que se puede imitar adquiriendo las muestras necesarias; tenemos muchísimos
ejemplos de cómo el resto del mundo nos plagia, tal como sucedió recientemente -(para citar un
solo ejemplo)- con los sombreros "vueltiaos" de nuestro país provenientes del Asia.
Estos conocimientos serán reforzados con la instrucción de las diferentes modalidades delictivas, de
la vida real o del mundo adulto, tales como: intriga, espionaje, fraude y estafa a través de
movimientos bursátiles, testaferrato, adulterio, y demás modus vivendi del accionar delictivo, para
que una vez que abandonen sus estudios, no sean sorprendidos por las mañas consuetudinarias del
maligno accionar humano.
Todo esto por supuesto, con las correspondientes inducciones sobre derecho penal, para que sepan a
qué atenerse por su conducta delictiva.

116
Sacarles de su etapa de ensoñación juvenil sin pretender madurarlos biches, y quitarles el velo que
les impide ver la realidad de la existencia, para que enfrenten los embates de la malignidad, como
una prevención contra el delito, debe ser la constante; cuándo hay culpa, cuándo hay dolo o preter-
intención y sus consecuencias jurídicas en el mundo real, que es muy diferente al romántico y
sugestivo ideario de los valores morales, que termina domesticando el espíritu contestatario y
rebelde, contra la desigualdad social, haciéndoles ignorar la perversidad de la especie a la que
pertenecen.
Hay que enseñarles que se encontrarán, y a que deben de atenerse cuando se enfrenten con el
mundo adulto, porque no sólo el conocimiento académico rige las normas de convivencia social,
sino que se encuentra influido profundamente por su antítesis delincuencial.
Educar para que sepan sortear los conflictos con serenidad y sin mayores aprensiones, y clarificar el
concepto de paz en el léxico de nuestros jóvenes, y el profundo compromiso que adquieren con la
nación a la cual pertenecen, lo que les obliga moralmente a velar por su respectiva seguridad;
entrenarlos para no que vivan sugestionados por el miedo al derramamiento de sangre, mientras los
más despiadados y sanguinarios expanden sus fronteras aniquilando a aquellas personas a quienes
se les ha doblegado psicológicamente, para que sean víctimas fáciles de los más brutales y
despiadados, al exponer la otra mejilla.
¿Por qué siempre nos quejamos de la mala calidad en la educación elemental, media o superior,
cuál es el mayor esfuerzo en la investigación, en qué fallamos, será que no falta educación si no
una política más decisiva, más influyente y de amor propio por lo nuestro, será que adolecemos de
un claro (malinchismo*) rechazo por lo netamente doméstico?
¿Por qué hay fuga de cerebros -(sin que estos sean la norma)- pues de vez en cuando aparecen
como cosa perdida y son ilusionados por mejores espejismos laborales en otros países, será que
nos falta despojarnos del egoísmo por los logros personales, y trabajar más en equipo haciendo
una sola causa común?
¿Cómo influye la nefasta calidad de los mensajes de la WEB*, la desmotivación, la preferencia por
la mano de obra, o de directivos extranjeros, motivado por prácticas políticas de favorecimiento
para otras nacionalidades extra-continentales?
¿Cuáles son las directrices educativas, quién y cómo se fijan las políticas educativas, que interés
existe de parte de quienes esperan de estos educandos, un verdadero sitial en la sociedad, o en el
mundo de los negocios, la ingeniería, la agroindustria o en la actividad científica o fabril?
Como un imperativo de conciencia social, se debe patrocinar la educación como un medio
fundamental para eliminar la delincuencia y la pobreza social, en el entendido que: " un esquema
educativo que no cumpla su función social de enseñanza de lo práctico y elemental, como un deber
altruista para el necesitado de pedagogía, y, que es manipulado como una industria de altos
rendimientos financieros por dirigentes sin mayores logros académicos, o aportes significativos a
la ciencia": debe desaparecer.
La buena educación empieza en el seno familiar, y debe ser reforzada con educadores realmente
calificados en el ejercicio de esta dignificante labor, para que recuperen el sitial de honor y respeto
que merecen dentro de la sociedad. No es dable al entendimiento, por pobre que éste sea, el pensar,
que educador alguno desee coartar o rebajar la calidad de la enseñanza en sus educandos; esta
afirmación es irresponsable y grosera con el apostolado pedagógico, que como proyecto de vida,

117
aporta cada profesor hacia sus estudiantes; hay que extirpar el apetito mercantilista de las entidades
educativas, y recuperar el imperio de los sentidos cívicos y sociales, como una obligación moral
para el necesitado de pedagogía, que no dispone de los recursos económicos suficientes para lograr
la superación cognitiva.
¿De qué sirve hacer declaraciones póstumas grandi-elocuentes sobre sus legados, como grandes
educadores y proto-ejemplos de pulcritud, si, sus discípulos en el ajetreo del diario vivir dejan
aflorar sus perversos instintos, olvidando las enseñanzas sobre ética moralista y elevados
preceptos etológicos?
Los estudiantes, tanto universitarios como colegiales podrán implantar el derecho de veto, en contra
de los educadores que no reúnan las condiciones exigidas, para que tengan un control más amplio y
verdaderamente integral, contra los profesores mediocres y los dirigentes deshonestos, que les
permita afianzar y reafirmar sus valores éticos.
Los logros académicos deben ser universales y deben cobijar a todos los estudiantes sin distingo de
grado o escolaridad en sus diferentes niveles cognitivos; los Movimientos Estudiantiles serán
responsables de mantener una política de fiscalización y oposición a los malos manejos en materia
educativa, y hacia todas aquellas conductas dolosas que perduran en el tiempo, y que son
practicadas por la mayoría de los mismos estudiantes, una vez que acceden a los cargos públicos o
de elección popular.
Los Movimientos Estudiantiles tienen que tener una constante fiscalizadora en el desarrollo de los
pueblos, no pueden ser una moda, o simplemente una reunión de veleidad transitoria, y deben
coadyuvar en la creación y desarrollo de políticas claras y viables para el desarrollo educativo.
Si bien es cierto que la eficiencia en la educación se mide por diferentes parámetros, también es
verdad, que un gran número de estudiantes no salen del promedio, llegando hasta la mediocridad,
pues no se ven sus logros académicos, ya que la mayor parte de su tiempo libre se gasta en bares y
discotecas, y es muy poco el tiempo que dedican para la fase investigativa, o para adelantar sus
estudios, culpando a los profesores por la baja calidad de la enseñanza.
El sistema educativo tiene que tener criterio y franqueza pedagógica, -(sin que en algún momento
ésta evaluación pueda ser catalogada como delito, o que el estudiante se queje de tortura
psicológica)- y, sin cortapisas, decirle al muchacho para qué sirve, o para qué no sirve, y no crearle
falsas ilusiones, ya que en el caso que logre salir cuasi-avante, sus capacidades y conocimientos no
serán los de un estudiante sobresaliente en esa determinada área que haya seleccionado; debe haber
un momento para hacer un alto en el camino del aprendizaje, y dejarle la puerta abierta, para que si
más adelante sus capacidades intelectuales mejoran, pueda continuar y retomar su carrera
profesional, pero no llenarlo de falsas expectativas que a la larga perjudican enormemente al
estudiante, y al mismo sistema educativo.
Hacer énfasis en la educación tecnológica desde la temprana edad, y acentuar la especialización de
profesionales con vocación, en aquellas áreas de mayor demanda; es obligación de la institución
educativa, hacer un seguimiento a los estudiantes y analizar en cuáles áreas del conocimiento se
encuentran sus afinidades, para encausarlos desde la temprana edad; así, sería un despropósito
educativo, forzar a un estudiante a aprender determinada materia cuando no se siente atraído hacia
la misma, y su interés no emana libre y gustoso por su aprendizaje: la enseñanza forzada nunca es
aprendida y menos de buen agrado, en virtud que tiene que haber amor y disposición del estudiante
por su estudio.

118
El aprendizaje de cívica, urbanidad, sistemas políticos y constitucionales a la par con el
conocimiento de los derechos humanos, deberán ser cátedras obligatorias para la enseñanza
elemental y secundaria en todas las instituciones educativas, lo mismo que la enseñanza sobre
responsabilidad sexual, obligatoria en escuelas y universidades para elevar la auto-estima, y evitar
el alquiler o la venta del pubis. El aprendizaje de cívica, urbanidad, y sistemas políticos y
constitucionales, serán requisito indispensable para la obtención de la respectiva cédula de
ciudadanía.
Al encontrarse la especie sapiente entre los pocos animales que rompen los dictados de la
naturaleza, como ente poseedor de capacidad cognitiva y racional, debe necesariamente recibir una
educación que le ayude a controlar sus instintos reproductivos y sexuales; por esta razón, la
educación sexual como una cátedra para alcanzar un comportamiento y una reproducción
responsable es un tema bastante delicado, y cualquier aproximación en la materia, debe ser
aprobada e impartirse en asociación de los respectivos padres de familia y de personas calificadas.
La educación, o las nociones sobre el comportamiento sexual, deben apartarse de toda concepción
religiosa o teológica, para no entorpecer la enseñanza de algo tan natural e inherente a la especie
sapiente, que termina siendo manipulada como un tema tabú, por el despiste visceral que confunde
la educación con el crecimiento y desarrollo hormonal, apreciaciones aisladas que pretenden influir
psicológicamente en su desarrollo sexual, sin tener en cuenta que: sensualidad y sexualidad forman
parte indisoluble del comportamiento natural del ser humano, a la cual tienen que ser aplicadas las
más estrictas normas de higiene, para evitar embarazos indeseados, o la propagación de
enfermedades de transmisión sexual. De la misma forma, enseñarles cómo es que los venden, o los
inician en la prostitución, el homosexualismo, o el consumo y tráfico de drogas. En este orden
analítico sobre el concepto de educación y comportamiento sexual, -(disímil por la intensidad,
origen, instintivo, e influencia idiosincrásica del sujeto, activo o pasivo)- los colegios y escuelas
elementales y de secundaria, deben expedir el correspondiente "certificado de conocimiento y
comportamiento sexual y causa teórica" a sus educandos, sobre las consecuencias económicas,
jurídicas, y psicológicas del abuso sexual que puedan cometer, -o al que puedan ser sometidos-, en
etapas posteriores de su desarrollo cronológico o psicológico, sin que esto sea óbice para que las
entidades de educación superior refuercen permanentemente sobre la materia.
Este certificado deberá ser tenido en cuenta para las actuaciones futuras y la responsabilidad de su
titular frente al sistema jurídico en general.
Es un imperativo para todo el continente bajar el grado de analfabetos, con una excelente calidad de
enseñanza, presencial, o, a distancia, o de forma virtual, por tanto que el derecho a la educación no
es canjeable, en tanto que inalienable e imprescriptible, y que el Estado representado en sus
administradores y dirigentes, tiene que asegurar la prestación del servicio de forma permanente y
racional.
En materia educativa, no puede operar el silencio administrativo, o la ausencia de diálogos de parte
del Estado y quienes lo representen, debiendo dar respuestas y soluciones inmediatas a las
inquietudes de la comunidad. No habrá vacíos académicos basados en prejuicios institucionales,
morales, o esotéricos, que afecten la calidad de la enseñanza, preceptos que tienen que ser claros y
constructivos para nuestros infantes, con el grado adecuado para su nivel psicológico.
El objeto primordial en la educación del niño, o del adolescente, no debería ser exclusivamente el
conocimiento general sobre la historia y desarrollo del hombre, o las nociones biológicas, o
matemáticas, sino, que también debería incluir el significado de la economía sustentada por el

119
ahorro, haciendo énfasis, que a compras racionales y menor consumo de bienes suntuarios, habrá
más ahorro y capitalización, y que una sociedad educada bajo las premisas de la austeridad y la
racionalidad del gasto familiar, alejará de forma permanente el recurrente discurso de la inflación,
otorgando un mayor poder adquisitivo cifrado en el ahorro; que su verdadera finalidad en el
transcurso social, es la obtención y manejo del dinero obtenido con el esfuerzo personal, para que
estos logros monetarios no se escurran o dilapiden sin sentido práctico, mientras que, los esfuerzos
para motivar el gasto del consumidor a través de productos de una rápida degradación u
obsolescencia, -como herramienta para incentivar crecimiento económico- son errados en virtud
que se les incita al gasto compulsivo mermando sus escasos ahorros, que finalmente van a parar a
las voraces instituciones financieras, mientras que contribuyen a dañar el medio ambiente y a
malgastar los recursos naturales.
El apetito compulsivo necesita ser educado para que se consuma lo esencial y verdaderamente
fundamental; se debe enseñar como cátedra obligatoria el manejo del ahorro y las finanzas desde la
temprana edad; el comportamiento adquisitivo no debe tornarse en coercitivo e irracional motivado
por el permanente bombardeo publicitario, si no, en una conducta ponderada para reprimir el apetito
de compra y consumo innecesario.
Recalcar que: sin trabajar y esforzarse la vida no tiene sentido, e incentivar la cultura del ahorro y el
sacrificio personal para la vejez, o para cuando lleguen los tiempos de crisis; que no tengan como
ejemplo a las personas exitosas económicamente que se ganan la vida exhibiendo su figura
corporal, o desnudándose...porque con esta actividad ganarán demasiado dinero; a evitar la
programación de sus instintos con pseudo mensajes de triunfo, o con proto-ejemplos de algunas
personas exitosas en estos medios, pues estos atributos constituyen lo efímero e insustancial de la
existencia misma.
Enseñar economía desde la temprana edad e inculcar como se regula el dinero a través de políticas
diseñadas para la racionalidad del gasto, indicando que la compra de artículos suntuarios conduce al
despilfarro y genera complejos sociales, al pretender alcanzar estos elevados y exclusivos artículos,
de los cuales se puede prescindir, pues existen opciones múltiples en el mercado que los puede
reemplazar fácilmente a costos más racionales.
Se debe pugnar por una educación de tipo más industrial y tecnológica, basada en obtener un buen
ingreso familiar y social. De otra parte, los entes de control encargados de la educación, deben
impartir formación sobre los hábitos de consumo, indicando a los estudiantes, trabajadores y
población en general, la economía de llevar el refrigerio o lunch desde la casa para que no se dejen
succionar sus ahorros por las cooperativas, o tiendas de colegio, de la mano con una buena
educación sobre alimentación nutricional, basada especialmente en la ingesta de proteínas, de
origen animal o vegetal en cantidad suficiente, y de acuerdo a las ofertas del mercado.
También inducir la compra en las tiendas de barrio, que a su vez se convierten en pequeños silos
alimentarios, para que haya una mayor irrigación sobre los sectores marginados; enseñarles que es
más barato no consumir en los grandes hipermercados, -(para que no sigan enriqueciendo a las
multinacionales puesto que estas grandes cadenas anulan al pequeño intermediario y productor
independiente)- que a la vez auspician el monopolio.
Hacer énfasis que el fin del comercio en todas sus modalidades, -(independientemente que consiga
calmar la ansiedad o necesidad de los mismos)- lo que persigue es captar el dinero de los demás
mediante la venta de bienes y servicios, casi siempre sugestionados por los diferentes medios
publicitarios a través de campañas muy bien organizadas; que se debe evitar la compra de artículos

120
suntuarios y otras baratijas por el simple hábito compulsivo de adquirir, incrementando con este
proceder el ahorro personal, o familiar.
Hay que enseñar el costo-beneficio de lo que se adquiere, y que el verdadero valor de la economía
doméstica, -(y de la economía nacional o internacional)- está fundamentada en gran medida, en la
adquisición de bienes de consumo de excelente calidad para que tengan duración en el tiempo; los
electro-domésticos, como ejemplo, no se compran todos los días, y si estos no son de buena calidad
siempre se tendrán que reponer, gastando para ello lo ahorros, o sacrificando otras necesidades por
conseguirlos; lo propio sucede con los automóviles, la maquinaria industrial, la ropa, los zapatos,
las herramientas y demás.
Si las enseñanzas y los razonamientos no son coherentes con las necesidades poblacionales, -(de
acuerdo a la secuencia de los cambios sociológicos y concordantes con un mundo cada vez más
estrecho y globalizado)- y estos no contienen un imperativo ético mínimo y proporcional, a las
exigencias de permutación de las costumbres sociales y público-administrativas, entonces, que se
enuncie claramente y sin tapujos, que el manejo transparente de la nación y la opción de cambio
social, sólo podrá realizarse con la derrota militar a través de la confrontación armada, y que los
ideales de libertad física-cognitiva, tan sólo son un sofisma distractivo que se aloja en la parte
idílica y alienada de la conciencia social, que solo se puede transmutar a través de una buena
educación.
En consecuencia, no se debe seguir engañando a la población y a sus juventudes, con enseñanzas
obsoletas que pregonan la moral, las buenas costumbres y el mejoramiento socio-económico, a
través de sofismas filosóficos y despistes ideológicos, que pretenden proyectar proto-ejemplos de
adalides pretéritos, con falsas expectativas de cambio para el mundo moderno.
Bibliografía
DRAE.
1
Corte en la Sentencia T-330 de 2008.
2
www.uis.unesco.org/Education/pages/global-education digest/.
3
7)-LIBERTAD DE EXPRESIÓN
¡No existe sistema alguno sobre la faz de la tierra, -por perfecto, incluyente, e integral que sea- que
pueda ofrecer la libertad absoluta, o la igualdad social, pues ésta brota equilibrada como resultado
natural del esfuerzo colectivo, cuando logra el justo reparto de la riqueza nacional, y fractura el
oscurantismo cognitivo a través de la educación y la cultura, como propósito excelso y fin supremo
del hombre humanista y racional con las causas sociales, para el progreso de la especie!
La Estructura del Estado contempla que, el espectro electromagnético lo mismo que las órbitas
geoestacionarias del planeta, sean de uso comunitario para la nación y el mundo,
independientemente de quién o quiénes logren alcanzar o utilizar estos medios naturales, de forma
inalienable e imprescriptible, y que ninguna persona, o entidad nacional, o internacional, pueda
arrogarse la potestad de conferir derechos o permisos de uso sobre los mismos.
Desde esta concepción, se debe contemplar, que toda la información que fluya a través del espectro
electromagnético, o de los medios impresos, una vez que sea transmitida al público, pase a ser de
dominio público, y que pueda ser citada con el nombre de su autor*, sin necesidad de solicitar
ninguna clase de franquicias o permisos, en virtud que, no se puede monopolizar o declarar de
dominio privado la información que ha sido transmitida con fines comerciales, publicitarios,

121
educativos, formativos, o como coadyuvantes para el sistema de justicia, sin que esto signifique,
que se puedan desconocer o violar los respectivos derechos de autor.
Las políticas contra la libertad de prensa, conciencia y culto, afortunadamente está superada para el
hombre de la modernidad, pero los estériles programas "proactivos" desde donde se practica el
acoso personal, la deshonra y el descrédito, con emisiones irresponsables colmadas de alias, apodos
y arremedos sin control, fomentan de forma abusiva la injuria desde la libertad de prensa, a la par
que son caldo de cultivo e inconformismo que fácilmente crean una situación de retaliación y
violencia, puesto que no son programas edificantes o enriquecedores, cultural o emocionalmente
para nuestras sociedades, que viven entre el odio y la parodia, entre la desinformación y la
retaliación, involucrados en la turbulenta e irresponsable difamación a través del espectro
electromagnético, en pos de lograr un alto rating publicitario.
La Organización Estatal podrá tener sus propios canales de información de forma proporcionada
para difundir mensajes de contenido cultural, económico, tecnológico, educativo y desarrollo social,
alejado de consignas partidistas, grupales, sectarias, o de corte religioso que distorsionen la realidad
de nación.
Por qué los Estados Unidos, que se auto-proclaman como grandes defensores de la libertad y de los
Derechos Humanos, tienen relaciones comerciales y culturales con países dictatoriales y totalitarios,
en dónde queda la libertad de expresión y la convicción por la defensa indeclinable e
imprescriptible de estos postulados, hacia dónde partieron los valores morales y la defensa por las
libertades y garantías civiles, base de la Constitución Norteamericana y de sus doctrinas de libertad?
¡ Los principios morales cimentados en el respeto por la libertad de expresión ajena, son la esencia
fundamental para la coexistencia social, no obstante que la protección de los Derechos Humanos
soporta la dignidad y el desarrollo libertario del hombre, alejado de todo tipo de constreñimiento;
sin la observancia estricta de estos postulados naturales, cualquier concepción que pretenda
pugnar por la elevación filantrópica o humanista del individuo, no pasa de ser una simple parodia
sociológica sin mayor proyección en la ecuación de nación. La función primordial del hombre, ya
sea como habitante rural o citadino, es esencialmente asociativa, en su rol como integrante de un
conglomerado en permanente evolución; negar su injerencia es, no solo coaccionar su libertad de
expresión sino restringir su deseo de superación y su formación psico-cognitiva, que se prepara
cada vez más para inter-relacionarse con su entorno. Por éstas razones, el libre pensador no puede
llegar a una conclusión unigénita en una especie de dialelo nihilista, en el cual, él se pregunta y su
alter ego le contesta, o su subconsciente reconsidera y su otro Él se opone, en un soliloquio de
concepción indiferente que se niega a aceptar o refutar las transacciones conceptuales que pugnan
con su efímero socio-cognitivo, o político-económico, que es lo que sucede actualmente bajo el
sistema político-democrático imperante!
Desde la perspectiva sociológica, no concibo, que los medios de la información puedan ser
desnaturalizados con pseudo-argumentaciones, por todos aquellos que ven como un peligro a su
accionar delictivo, que éstos participen en las contiendas nacionales, y divulguen el comportamiento
-legal o delictivo- de los actores de la vida pública, como tampoco comparto el concepto, de su
paulatina desaparición por el desplazamiento de los medios electrónicos, en virtud que, la forma
más positiva de transmitir la realidad social, es a través del contacto físico y la experiencia vivencial
con los afectados directos, y no mediante la información transmitida de forma virtual, que no da
lugar a la comprobación real de la situación, en tanto que sin las denuncias de la prensa, nuestras
sociedades jamás hubieran conocido las aberraciones delincuenciales al interior del sistema
policivo-militar, público-administrativo, o teocrático-religioso de nuestras naciones, sin olvidar que,

122
muchos de los medios actúan como un cajón de resonancia que amplifica la tensión y la
confrontación social irresponsablemente.
Los medios de la información alejados del ajetreo político, o del devenir socio-económico y cultural
de los conglomerados humanos, es simplemente un ilógico y aberrante sofisma conceptual, lo que
supondría que estos deben actuar simplemente como lectores de noticias, disc-jockeys,
comentaristas deportivos, transmisores de radio novelas, o dedicados exclusivamente a leer pauta
publicitaria, y pretender, que sus integrantes no han alcanzado excelentes grados de formación
académica en las diferentes áreas del conocimiento, que los autoriza para que puedan opinar y
participar en profundidad con el desarrollo de la nación y de la sociedad en su conjunto.
¿Cuántos integrantes de los medios de la comunicación tienen familiares, o allegados dentro del
aparato público-institucional, y cuántos han sido recomendados por el dedo político, jurídico, o
administrativo, que les impide elucidar con total equidad sus críticas o apreciaciones, que muchas
veces causa daños irreparables sin que se pueda juzgar a ciencia cierta si existe intencionalidad
preconcebida, lo que les compele a tratar de lograr un cambio verdaderamente significativo en las
costumbres, desde su propia individualidad con la equidad correspondiente?
Los medios formulan inquietudes que deben ser corregidas o solucionadas, porque conforman una
parte de la corriente crítica del pensamiento, de la actuación social y público-administrativa, pero
más allá de estas cavilaciones o denuncias, su preocupación no transforma u obliga de forma
significativa para la erradicación del germen infeccioso dentro del caos social, que continúa
incólume y desbordado.
También coexisten otros que narran epopeyas y genocidios, desde la binocular e intocable atalaya,
sin sentir el olor de la pólvora quemada y el dolor de la metralla, sin percibir ni comprender el
quejido del herido, el aterrador y lastimero drama de sangre en el campo de batalla, y la barbárica
miseria en los aislados cordones periféricos de las ciudades; interrogante inmortal e interminable
en la metempsícosis del juicio que no avanza, que no evoluciona y no alcanza su transformación de
oruga de la guerra, en ninfa de brisas de mar y alas de liberación.
En aquellos, la visible ambición y el desenfreno por la posesión de la primicia y del furtivo secreto,
intocables que condenan prejuzgando, sin el pleno resarcimiento del daño al honor y a la moral de
sus víctimas, en actuación proclive y contaminante del mandamiento de la verdad sabida y buena fe
guardada, incitando al odio y la locura colectiva.
La agonía produciendo dividendos económicos, con incoherentes sentimientos filantrópicos
disfrazados de generosidad, mostrando a través de documentales la desnudez y la miseria del resto
del mundo, en pos de conseguir jugosas pautas publicitarias, colmando su ambición ego-centrista y
su frustrada pasarela.
También abundan los manipuladores de conciencias dueños de la envidia y del menosprecio, con
rapaz avidez por adueñarse del éxito y del esfuerzo ajeno, seres sin producción edificante y
enaltecedora, personas que venden su perversa motivación a las multinacionales plutocráticas,
concluyendo, que casi todas las noticias son maquilladas a su conveniencia; también existen
informadores sin ideas coherentes, que se dejan arrastrar por la corriente del compromiso
monetario, y postergan el cometido modelador del criterio independiente, ofendiendo y adjetivando
a diestra y siniestra escudados tras los linotipos e impresoras, con enfermizo e irresponsable afán,
permutando la valiosa formación de la crítica pedagógica, por lo pueril y abyecto del oscuro interés
político, la pauta publicitaria y el rating económico; personajes que están constantemente

123
endiosando o mitificando, al mísero animal detentador del momentáneo poder terrenal,
megalómano que un día de pronto se fastidie con las evaluaciones constructivas y sin alabanzas, y
en un acto soberbio y demencial, haga desaparecer asesinadas a las áulicas ninfas de su artificioso y
dictatorial mandato, cuando su egocentrismo narcisista sea relegado en el humillante calabozo del
repudio publicitario, como podemos apreciar con frecuencia en los regímenes totalitarios.
La nominación de personas para que ocupen cargos públicos, originada en algunos medios de la
información, es indebida, mientras que estas actuaciones polarizan la opinión pública, y tratan de
influir en las decisiones nacionales, situación que debe desaparecer, en aras de la ecuanimidad
social y la independencia del sistema laboral; de igual manera, la transmisión al aire de supuestas
denuncias anónimas, citando nombres propios de los supuestos involucrados, es una conducta
punible que enloda el buen nombre de las personas, -(aun antes de haber sido vencidas en juicio y
con el debido proceso)- y debe acabarse para no desgastar más, el ya de por sí atiborrado aparato de
justicia.
Con frecuencia se escucha a algunos clasificadores de intelectos y opiniones, que desde sus diarios,
noticieros y programas televisivos, abusivamente tergiversan a sus lectores y oyentes, con diferentes
consignas e inclinaciones partidistas dejando encerrada y en la incertidumbre, la veracidad de las
informaciones y la libre amplificación del discernimiento; inexactitudes capciosas dependiendo de
su procedencia, pues si la opinión o el análisis lo expone la contraparte, sus destinatarios serán los
culpables, caso contrario si su origen emana de otras latitudes y de alevosas premeditaciones. Lo
anterior sin olvidar que hay reporteros a la caza de las contradicciones que brotan de los divinizados
candidatos, y que olvidados de lo fundamental para el cambio social, distraen a la opinión pública
con cuestionarios y entrevistas insulsas carentes de contenido programático.
Los diagnósticos políticos no logran romper el esquema de la crítica personal sobre tal o cual
miembro político, dejando incólume el foco de perversión del sistema público-administrativo,
cotejos que deben ser clasificados como crisis personales o grupales, ausentes de mayor contenido o
esencia social, lo que conduce a virajes conceptuales erráticos para llegar al mismo punto etéreo de
partida, después de incursionar en las nebulosas públicas sin mayores postulados ideológicos o
doctrinales.
En algunos otros, el dignificante y encomiable apostolado, la admirable entrega y la dedicación de
sus desvelos, en incidentes de valor y arrojo por transmitir a través del espectro electromagnético la
cruda condición, de los aberrantes crímenes de lesa humanidad cometidos en las conflagraciones;
comunicadores probos y valientes, que denuncian las situaciones de extremo infortunio, los abusos,
robos y despilfarros, en un tremendo y letal intento por destapar los focos de corrupción y la compra
de prosélitos, que se manifiestan en todas las entidades públicas y privadas de sus respectivas
naciones, aun si sus denuncias e investigaciones involucren sus familiares o allegados.
De la misma forma, el permanente y subliminal mensaje, desarrolla una impresión casi que
indeleble en la conciencia ciudadana, que supone de antemano, que la cosa pública le pertenece por
derecho propio a las familias o sujetos más promocionados desde sus medios informativos, lo que
asfixia el deseo de permutación al presentarlo como algo imposible de obtener para los nuevos
participantes. La libertad de expresión como cimiento esencial de las relaciones sociales entre las
comunidades, es violada constantemente por la indebida manipulación mediática a favor o en contra
de determinada persona, sistema, gobierno, o tendencia religiosa, en virtud que se pretende poseer
no sólo el poder de información, sino el poder económico y político-militar para continuar con la
domesticación de las naciones.

124
Teniendo en cuenta la profesión de credo como respaldo supersticioso para la conservación del
manejo político, la mayoría de los medios de la información están polarizados teológicamente, y
apoyan la actuación celestial promocionando toda clase de corrientes religiosas representadas por
iluminados y profetas, para coadyuvar con la subyugación de los pueblos en tanto que pretenden
minimizar sectas incipientes, en una clara continuación de la posesión del poder secular y seglar por
los mismos conciliábulos, aun así se justifique con el derecho a la libertad de conciencia.
Sin unos medios de comunicaciones totalmente libres e imparciales, se cae fácilmente en la
opresión y la tiranía, pero a su vez, con una prensa desbordada y en conflicto de intereses político-
económicos plenamente establecidos, las naciones quedan sujetas a la manipulación de los
acontecimientos mediáticos.
La Estructura del Estado, concibe a los medios de la información como los depositarios -por
excelencia- para que ejerzan como críticos de la conciencia social y del accionar público-
administrativo, y no como simples intermediarios económicos o partidistas que desvían, o
tergiversan a la opinión pública, medios que, entre otras consideraciones, no tienen mayor
disyuntiva para cambiar el retorcido accionar político, o pugnar por transformaciones sociológicas
profundas en beneficio de la nación, por la ausencia de unos ordenamientos verdaderamente
integrales y vinculantes, que los faculten para cambiar la realidad nacional.
El esfuerzo tiene que ser colectivo, una rueda suelta no ejerce mayor tracción cognitiva, tan sólo
reconocimientos aislados del sentir comunitario que por obvias razones no tiene mayor peso en la
conciencia ciudadana, y mucho menos peso jurídico, para procesar a los responsables.
Constantemente escuchamos, que se justifica la actuación de algunos integrantes de la tertulia
política, que de forma desvergonzada asumen diferentes posiciones, o cargos públicos, que son
abiertamente incompatibles o van en contravía con su dudosa trayectoria ético-social, en pugna con
la justicia y en contradicción ideológica con los conceptos y corrientes políticas que dicen profesar,
con el pueril argumento que: "la política es dinámica", y que su mismo dinamismo permite un
cambio y la impulsa a continuar con los mismos actores, sin que estos a su vez sean corresponsables
o hayan reparado las faltas y los atropellos cometidos, dándole un toque de jocosa complacencia
que desvanece y disimula totalmente sus faltas, sin advertir que: no hay tal dinamismo en su
comportamiento político, sino un verdadero retroceso moral de la conducta social.
También se trata de confundir a la audiencia, -inadvertida o premeditadamente- para suavizar y no
zaherir a los involucrados, con el eufemístico término de "reparto de mermelada", cuando en
realidad se trata de verdaderos actos de corrupción, en razón que, no importan los eufemismos, o
que tanto se pretenda disfrazar su significado, su contenido es simple y llanamente producto de la
aberración del sistema político y la decadencia moral de sus componentes, definición absurda que
para nada impulsa el razonamiento conceptual de la ética socio-administrativa.
De la misma forma, se juzga que se ha faltado a la ética política, como si esta actitud del recto
comportamiento se pudiera circunscribir a tan solo la órbita política, ignorando la unicidad del ser
que ha sido compactada en un sólo cuerpo, un sólo espíritu, lo que significaría, que podrían existir
diferentes clases de ética para cada actuación del ser humano, y que en consecuencia, sería válido
para el sujeto activo ignorar la censura social sin el mayor asomo de vergüenza, pues ha mudado su
comportamiento, y ahora se ciñe a los dictados y calificaciones de su nueva actuación corpórea.
En dónde está la censura moral que deben ejercer los medios, para no endiosar a personajes
inmorales y no volverlos galanes de cine o telenovela, o promocionarlos en las llamadas "páginas

125
sociales", así se esgriman argumentos constitucionales o legales para el libre desarrollo de la
personalidad, o el derecho al buen nombre y todas las demás argucias sobre el comportamiento
ético que deben guardar todos aquellos que propenden el bien social, en tanto que las lecciones de
moral que imparte el pecador después que la justicia lo condena y purga su reparación, son tan
válidas como las parábolas más excelsas del misticismo dogmático.
¿Cuántos delitos se tapan a través del llamado sigilo o secreto profesional, que superpone la
conveniencia de la convención jurídica al deber moral de salvaguardar la sociedad?
Desde otra óptica, al desconocer este anacrónico acuerdo para los tiempos modernos, se obliga a sus
componentes a actuar dentro de los mandatos legales, en especial en cuanto al encubrimiento de los
delitos que les son revelados a través de la confesión, o la consulta profesional.
¿Cuál es el costo del daño psicológico que se causa a la población, a través del amarillismo
periodístico que magnifica la desgracia social, sin que se formulen propuestas para su
erradicación?
Los medios están dispersos y existe un profundo choque personal e ideológico, de contradicción y
negación entre sus integrantes, pues permanentemente se disfraza la realidad de país a través de la
distracción noticiosa,